Inicio > Mis eListas > abrailovsky > Mensajes

 Índice de Mensajes 
 Mensajes 240 al 259 
AsuntoAutor
Volvemos a dictar Antonio
La educación ambi Antonio
La naturaleza, ca Antonio
La nieve sobre el Antonio
Minería en un áre Antonio
El agua como Dere Antonio
Los ritmos de la Antonio
El costo de priva Antonio
¿Qué plaguicidas Antonio
Los ritmos de la Antonio
Buenos Aires, ciu Antonio
Mariposas migrator Antonio
El sol demora sob Antonio
"Las centrales ató Antonio
Presentación del Antonio
Los ritmos de la Antonio
Educación ambient Antonio
Faltó la sentencia Antonio
Los ritmos de la Antonio
Naturaleza y Ecol Antonio
 << 20 ant. | 20 sig. >>
 
Defensoría Ecológica
Página principal    Mensajes | Enviar Mensaje | Ficheros | Datos | Encuestas | Eventos | Mis Preferencias

Mostrando mensaje 274     < Anterior | Siguiente >
Responder a este mensaje
Asunto: Mi curso de Historia Ecológica de Iberoamérica
Fecha:Martes, 24 de Julio, 2012  01:21:17 (-0300)
Autor:Antonio Elio Brailovsky <brailovsky @...............ar>

http://www.elistas.net/lista/abrailovsky/archivo/msg/273/cid/8087575BD95F4BA6A06E9C9B771A2927@Negrita

Queridos amigos:

En el mes de agosto vuelvo a dictar en forma presencial mi curso de Historia Ecológica de Iberoamérica. Va ser en la Fundación PROSAMA, donde también el Dr. Jorge Herkovits dictará un curso de Ecotoxicología y Desarrollo Sustentable.

Les envío el programa de ambos cursos.

También les agrego un texto de mi libro "Historia Ecológica de Iberoamérica", con un comentario sobre uno de los proyectos más irracionales desde el punto de vista ambiental, generados por las dictaduras latinoamericanas. Me refiero al intento del dictador cubano Fulgencio Batista (que gobernó entre 1940-44 y 1952-58) de construir un canal de navegación que partiera en dos la isla. La obra hubiera permitido el ingreso de agua de mar a las tierras afectadas, provocando la salinización de las napas subterráneas y la pérdida irreversible de las tierras de cultivo en una muy amplia zona azucarera.

La obra de arte que acompaña esta entrega es “Cortadores de caña”, del cubano Mario Carreño, pintada en 1946. Carreño es uno de los artistas que representó los tipos populares y las situaciones sociales de su país hacia mediados del siglo XX.  

Un gran abrazo a todos.

Antonio Elio Brailovsky

http://3.bp.blogspot.com/_3d90OuWYl7Y/TPKy4oAtFfI/AAAAAAAACKo/O0tiw4nmD5Q/s400/mario+carre%25C3%25B1o+pintor+cubano+1.jpg+16.jpg

Mario Carreño, cubano, “Cortadores de caña”, 1946. 

 

Mi próximo curso de Historia Ecológica de Iberoamérica.

Los actuales problemas y conflictos ambientales que afectan a los países latinoamericanos se han ido construyendo a lo largo del tiempo. Precisamente, una de las causas del fracaso de muchas gestiones ambientales ha sido el no poder reconocer el carácter histórico de las situaciones que debían enfrentar. Por eso, la historia ecológica no es un entretenimiento de cultura general sino una herramienta de gestión.

Con este enfoque, en agosto vuelvo a dictar mi curso de Historia Ecológica de Iberoamérica, sobre la base de la detallada investigación que publiqué con las editoriales Le Monde Diplomatique y Kaicron. Esta vez lo hago con la Fundación PROSAMA, una institución científica que investiga los problemas de salud y medio ambiente.

Aquí tienen el programa del curso y mis antecedentes académicos:

https://dl.dropbox.com/u/18205050/Documentos/Iberoamerica.doc

 

 

CURSO HISTORIA ECOLÓGICA DE IBEROAMÉRICA

Antonio Elio Brailovsky

 Los días jueves 9, 16, 23 y 30 de agosto, de 19 a 21 horas. En el Instituto de Ciencias Ambientales y Salud de la Fundación PROSAMA, Paysandú  752, Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

Aranceles: $ 350.-

Informes e inscripción:

Tel:

4432-1111
4431-2445

prosama.cursos@gmail.com

 

 El curso de Ecotoxicología del Dr. Jorge Herkovits.

Como ustedes saben, hay una tendencia importante en los estudios ambientales a omitir lo que les ocurre a los seres humanos. Nos resulta más fácil pensar en especies en peligro de extinción que en seres humanos amenazados por sustancias tóxicas vertidas en su ambiente.

Hay un interés económico en esconder el daño de la contaminación sobre las personas. Si analizan el documento final de la reunión de Río+20, verán que no aparecen las palabras  "intoxicación", "tóxico", "toxicidad", "toxicología" ni "ecotoxicología". Apenas la mención obvia del efecto positivo sobre la salud de una hipotética reducción de la contaminación. Es su manera de confesar que no se les ocurrirá tocar los intereses de quienes ganan dinero a costa de la salud humana.

Por eso nos parece importante el conocimiento preciso de esas amenazas. Para eso, quiero invitarlos al curso sobre Ecotoxicología y Desarrollo Sustentable, que dictará en agosto el Dr. Jorge Herkovits, Presidente de la Fundación Prosama.

Aquí tienen el programa del curso y los antecedentes académicos del Dr. Herkovits:

https://dl.dropbox.com/u/18205050/Documentos/Ecotox.doc

  

CURSO ECOTOXICOLOGÍA Y DESARROLLO SUSTENTABLE

Jorge Herkovits

Los días miércoles 8, 15, 22 y 29 de agosto, de 19 a 21 horas. En el Instituto de Ciencias Ambientales y Salud de la Fundación PROSAMA, Paysandú  752, Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

Aranceles: $ 350.-

Informes e inscripción:

Tel:

4432-1111
4431 2445

prosama.cursos@gmail.com

 

 

EL IMPACTO AMBIENTAL DE LAS DICTADURAS

Por Antonio Elio Brailovsky, de “Historia Ecológica de Iberoamérica”

 

Las obras públicas de los dictadores de  esta etapa pueden llegar a tener un absoluto desprecio por sus consecuencias ambientales. El dictador imaginario de García Márquez entrega a los norteamericanos el mar territorial, lo que en la novela significa que se llevan el agua con grandes exclusas y dejan la capital –antes costera- junto a un gran desierto de arena. 

En 1954, el dictador cubano Fulgencio Batista proyectó construir un canal de casi 100 kilómetros de largo que atravesara la isla entre las bahías de Cárdenas y de Cochinos, en el occidente del país y permitiera a los buques de ultramar acortar distancias hacia o desde el Canal de Panamá. El Canal Vía Cuba estaba proyectado con un ancho de 40 metros y un calado de 50 pies (16 metros), lo que significa que el agua salada estaría en  contacto lateral con los acuíferos que abastecen de agua a numerosas ciudades.  “Con respecto a este último proyecto, (Batista) afirmó que sería construido por empresas privadas, con un costo de 500 millones de dólares, dando trabajo a 25.000 obreros, en un período de cinco años.

A pesar de que el gobierno afirmaba que el canal traería extraordinario progreso a una zona actualmente inhóspita y que el pasaje de barcos por el canal significaría un ingreso notable, las voces que surgieron criticando el proyecto indicaron la gravedad del mismo. Se enajenarían por 99 años extensas regiones del territorio nacional arruinando miles de hectáreas por la infiltración de salitre en los mantos de agua.

 ¿Por qué el canal de Batista era ambientalmente distinto del de Panamá? La diferencia sustancial es que el Canal de Panamá es un complejo sistema de exclusas para elevar y descender los barcos, que funciona exclusivamente con agua dulce, tomada de los ríos de las zonas que atraviesa en su camino entre ambos océanos. Tal vez no haya habido una intención ambiental en esta decisión. Es probable que sus constructores hayan encontrado más barato hacer bajar agua dulce por gravedad que subir agua salada desde el mar por bombeo. El resultado, sin embargo, es un impacto ambiental de menor envergadura. 

Pero el canal en el que pensaba Batista era un gigantesco tajo que dividiría por dos el país y que se llenaría con el agua del Atlántico y del Caribe. Su impacto ambiental habría sido equivalente al de un gran proceso geológico. El descenso del agua marina hubiera salinizado irreversiblemente las napas subterráneas, que, como en toda zona húmeda, se encuentran a poca distancia de la superficie. Esto no sólo anularía las reservas de agua dulce de una muy extensa zona del país, sino que también provocaría daños irreversibles en los suelos, que perderían su aptitud productiva. Se generaron intensas protestas, encabezadas por los profesores de la Universidad de La Habana. El rechazo al canal de Batista fue uno de los primeros movimientos sociales exitosos de América Latina que expresó reivindicaciones claramente ambientales.

(Ver: Latendorf, Abel Alexis: “Nuestra América difícil”, Buenos Aires, Editorial S.A.G.A. 1957.  Aún en la actualidad algunos disidentes cubanos elogian este proyecto irracional).

 

Todas nuestras informaciones pueden reenviarse, reproducirse o publicarse libremente sin necesidad de autorización previa. Para darse de alta en nuestra lista y recibir nuestros boletines, hacer clic aquí y seguir las instrucciones: http://www.eListas.net/lista/abrailovsky/alta

Mis mensajes anteriores están en: http://www.elistas.net/lista/abrailovsky/archivo/indice/1 
Los cursos que estoy dictando están en:

http://www.ambienteacademico.com.ar

Si no desean seguir recibiendo nuestras informaciones, escríbanme.

 Mi teléfono particular es: 4957-3465. Los correos electrónicos de mi casa son: brailovsky@uolsinectis.com.ar  y antonioeliobrailovsky@yahoo.com.ar