Inicio > Mis eListas > abrailovsky > Mensajes

 Índice de Mensajes 
 Mensajes 61 al 80 
AsuntoAutor
Afortunadamente no Antonio
Zlovsky <brailovsk Brailovs
Afortunadamente no Antonio
Agua sin residuos Antonio
Uno: ¿Qué onda tie Brailovs
Dos: ¿Qué onda tie Brailovs
Tres:¿Qué onda tie Brailovs
Hay PCB en el Río Brailovs
Una biblioteca amb Brailovs
Zlovsky <brailovsk Brailovs
¿Una Reserva Ecoló Brailovs
Nos estamos yendo Brailovs
Uno: ¿Quién contro Brailovs
Dos . ¿Quién contr Brailovs
Transporte ilegal Brailovs
Reanudan el monito Brailovs
Los ritmos de la n Brailovs
Proyectos audaces Brailovs
Los explosivos no Brailovs
Ésta, Nuestra Únic Brailovs
 << 20 ant. | 20 sig. >>
 
Defensoría Ecológica
Página principal    Mensajes | Enviar Mensaje | Ficheros | Datos | Encuestas | Eventos | Mis Preferencias

Mostrando mensaje 62     < Anterior | Siguiente >
Responder a este mensaje
Asunto: Afortunadamente no tengo cáncer
Fecha:Lunes, 27 de Octubre, 2003  17:24:08 (-0300)
Autor:Antonio Brailovsky <abrailovsky @..............ar>



 
 
Queridos amigos:
 
Les pido que miren atentamente la foto que acompaña este mensaje. El objeto en forma de hongo que ven allí es un pólipo (afortunadamente benigno) que acaban de extraer de mi intestino. Lo sacaron a tiempo, porque por sus características es de los que suelen formar tumores cancerosos si no se los extrae a tiempo.
 
No debería hablarles aquí de una cuestión personal, pero tal vez no sea tan personal como parece.
 
Porque en nuestra sociedad hay una explosión de casos de cáncer sin que nadie parezca muy preocupado por descubrir por qué. Todos conocemos situaciones trágicas de personas que sufrieron esta enfermedad sin haber podido encontrar las causas. De modo que les cuento lo que llegué a saber sobre este caso en particular. Tal vez nos ayude a entender un poco más la cuestión general. 
 
¿Esto me habrá aparecido por tomar agua de la canilla?
(Paciente: Antonio Elio Brailovsky. Pólipo colónico de 1,5 cm de diámetro.
Adenoma tubulovelloso con glándulas benignas)
 
Qué sabemos del cáncer de colon

La mayoría de los cánceres colorrectales proceden de un adenoma, previamente benigno y posteriormente malignizado. Los adenomas son los tumores benignos más frecuentes del intestino, la mayoría de ellos localizados en colon y recto. El tiempo necesario para que se produzca la transformación adenoma-carcinoma  es superior a los 5 años, con una media entre 10-15 años. (Artículo: "Pólipo de colon", en: Enciclopedia Libre Universal en Español)

El cáncer colorrectal es la neoplasia maligna más frecuente del tubo digestivo y engloba un conjunto de cánceres de colon y recto que se localizan en lugares diferentes del intestino grueso, que según la localización se presentan como síntomas diferentes, pero que comparten muchas características comunes y sólo se diferencian en el tratamiento el cáncer de colon del de cáncer de recto. Algunas pruebas diagnósticas son mejores para detectar cáncer en la primera porción del colon o colon ascendente, mientras que otras son mejores para detectarlo en el lado izquierdo del colon (colon descendente) o en el recto.

Se cree que el cáncer colorrectal se desarrolla lentamente en el transcurso de varios años. Antes de que se presente un cáncer real, normalmente se forma un pólipo, el cual con el tiempo se puede transformar en cáncer. (Artículo: "Cáncer colorrectal", en: Enciclopedia Libre Universal en Español).

¿Estoy en contacto con sustancias cancerígenas?

En esta situación, me hice esa pregunta, la misma que se puede formular cualquier persona que encuentre su salud amenazada. ¿Hay algún cancerígeno metido en mi vida, algo que pueda estar dañándome sin que yo lo advierta? ¿Habrá algo en mi casa, en mi lugar de trabajo, en lo que yo como, bebo o respiro, que pueda provocar cáncer? Y, como tantas personas en una situación semejante, no advertí nada anormal en mi vida, hasta que en el reciente corte de agua apareció una pista. Como muchos otros ciudadanos, desconfiaba del agua de la canilla, especialmente por conocer el estado del agua del Río de la Plata. Me preguntaba a menudo si el procedimiento de potabilización (que no tuvo cambios importantes desde la época de Sarmiento) sería suficiente para eliminar todos los contaminantes que se arrojan al río.

En el momento del corte de agua, se nos informó que se había autorizado a distribuir por la red de servicio público agua con niveles altos de fenoles, los que podrían darle olor o gusto degradable al agua de la canilla. Por el tono de naturalidad con que lo dijeron, todo indicaba que esa sustancia estaba con mucha frecuencia en el agua de bebida, sólo que esta vez parecía estar en una cantidad mayor, y eso se notaba ahora en el sabor y olor del agua.

Sin embargo, los fenoles están calificados como residuos peligrosos por la Ley nacional 24.051, la que establece límites estrictos para su presencia en el agua que debe ser tratada para potabilización. El fenol es cáustico y provoca diversos daños a la salud. Sin embargo, nada dice la bibliografía disponible sobre el riesgo de cáncer. ¿Había otro dato que se nos estaba escapando?

Un residuo peligroso + cloro = un cancerígeno

El dato que nos faltaba es que de la canilla no sale agua sino agua clorada. El cloro se le agrega para eliminar las bacterias fecales, provenientes de las cloacas que van a parar al Río de la Plata sin tratamiento alguno.

Sucede que el cloro es una sustancia muy activa, que se combina fácilmente con muchas otras. Los fenoles también lo son. ¿Podría el cloro que se le echa al agua reaccionar con los fenoles y darnos alguna sustancia nueva, diferente de la que teníamos antes de comenzar la potabilización? ¿Puede ser que para tratar de evitar las consecuencias de una contaminación estemos empeorando los efectos de otras?

Nuevamente, la bibliografía nos dice que sí, que cuando uno trata con cloro un agua contaminada con fenoles, se pueden formar nuevos compuestos por la reacción del cloro con esos contaminantes."Asimismo, al ser cloradas algunas aguas con cargas organicas elevadas -por ejemplo, las aguas contaminadas con efluentes municipales- forman subproductos como: clorofenoles". ("Uso de cloro para la desinfección de agua para consumo: efectos en la salud humana", por Química María Luisa Castro de Esparza. Hojas de Divulgación Técnica 49-50. Ed. Cepis, Madrid, Marzo-Junio 1992.

De modo que tenemos una sustancia nueva, que se forma durante el proceso de cloración del agua para consumo. Se llama clorofenol y tal vez merezca que le sigamos la pista. La primer respuesta aparece muy rápidamente: "Los clorofenoles están clasificados como cancerígenos por la Organización Internacional del Trabajo" (Paolo Boffetta, Rodolfo Saracci, Manolis Kogevinas, Julian Wilbourny Harri Vainio: "Cancerígenos profesionales", y Bruce K. Armstrong y Paolo Boffetta: "Cáncer de origen ambiental", en "ENCICLOPEDIA DE SALUD Y SEGURIDAD EN EL TRABAJO", disponible en Internet.)

Por esta razón, en Suecia está prohibido el uso de todos los clorofenoles desde 1978. Los toxicólogos lo saben, como lo demuestra cualquier relevamiento superficial de las ponencias presentadas habitualmente a los congresos profesionales. Citamos al azar una en la que se afirma que catorce plaguicidas han sido clasificados, por el IARC, como "posiblemente carcinógenos para el ser humano”, entre ellos: (...) los clorofenoles". (Jornadas Internacionales Multidisciplinarias y Tripartitas Agro: ”Trabajo y Salud” Resistencia, Chaco, Argentina.   14, 15 y 16 de agosto de 1999 "PLAGUICIDAS, NECESIDAD Y POSIBILIDADES DE LIMITAR SU USO"Presentación de Carlos Aníbal Rodríguez).  

Un texto más completo detalla que: "La Agencia Internacional para la Investigación en Cáncer (IARC) ha concluido que existe evidencia sobre la carcinogenicidad humana del amitrol, chlordano, heptacloro, clorofenoles, creosotas. Además de las exposiciones listadas en las tablas, otras sustancias químicas industriales o circunstancias de exposición fueron consideradas como posibles/probables carcinógenos para el hombre y requieren evaluación posterior (Grupos 2A y 2B). Entre ellas se incluyen acrilonitrilo, sílice, formaldehído, y algunos solventes orgánicos, así como clorofenoles, herbicidas fenoxiacéticos y otras sustancias químicas industriales".

"Los tumores que han sido asociados mas frecuentemente con un origen en exposición ocupacional (mayoritariamente industrial) han sido los de pulmón, vejiga urinaria, cavidad nasal, hígado (angiosarcoma), mesotelioma, leucemia, linfomas y cánceres de piel no melanocíticos. Se sospecha también asociación entre exposiciones industriales y cánceres de páncreas, cerebro, laringe, próstata, colon, riñón, así como sarcomas de tejidos blandos y mielomas". (
Número 33 - May/1997 de la Revista Gerencia Ambiental: "Riesgo de cáncer en exposiciones ocupacionales", por Dra. Elena L. Matos).

En otras palabras, que la sospecha resultó cierta: si tomé clorofenoles con el agua de la canilla, esa pudo haber sido la causa del pólipo que ustedes ven en la foto de este mensaje.

¿Cuántos clorofenoles tengo que beber para correr el riesgo de contraer cáncer?

Nuevamente, recurrimos a la bibliografía disponible. "En el caso del cáncer, la existencia de niveles umbral de exposición a carcinógenos es un tema todavía muy controvertido. Puesto que una única mutación en una única célula puede dar lugar teóricamente a un tumor maligno, se ha argumentado que no existe un nivel seguro de exposición. La cuestión permanece incierta y las estrategias preventivas han adoptado habitualmente una aproximación conservadora, estableciendo la exposición cero a cancerígenos como un objetivo. ("Guía de prevención y control de cancerígenos laborales". Primera edición: enero 2003 Elabora: Secretaría de Salud Laboral de CC.OO.-Madrid Promueve: Unión Sindical de Madrid Región de CC.OO. Financia: Fundación para la Prevención de Riesgos Laborales).

Todo indica que no estamos expuertos a niveles cero de cancerígenos sino a niveles mucho mayores. Esta presunción se agrava cuando leemos el Contrato de Concesión de la empresa Aguas Argentinas y vemos la frecuencia con que la empresa tiene que realizar los análisis del agua que se entrega al consumo. Lo siguiente es textual del Contrato de Concesión, que ustedes pueden consultar en Internet.


(Análisis de calidad del)
III AGUA POTABILIZADA EN LA SALIDA DE ESTABLECIMIENTO POTABILIZADOR
 
** Datos básicos, ph, turbiedad, alcalinidad (cada 2 horas)
** Análisis bacteriológico (cada 2 horas)
** Análisis químicos + DBO + OC + HC + fenoles + metales pesados (una vez al mes).

Es decir, que se analiza la presencia de residuos peligrosos en el agua para consumo una sola vez al mes. Si los encuentran hoy, eso puede significar que hace 29 días que estamos tomando agua con residuos peligrosos, sin que nadie lo advierta. Y ni siquiera están obligados a informar al público qué es lo que encuentran.
 
Con este grado de protección a la salud, ¿cómo extrañarse de que aumenten los casos de cáncer?
 
Está claro que se necesita de un control mucho más estricto y más frecuente de la presencia de residuos peligrosos en el agua de la canilla. Y, además, que ya es hora de controlar seriamente la contaminación del agua. No podemos seguir usando el Río de la Plata al mismo tiempo de tanque de agua y de inodoro. Simplemente no da más.
 
Un gran abrazo a todos.
 
Antonio Elio Brailovsky
Defensor del Pueblo Adjunto
de la Ciudad de Buenos Aires    
  
 

Estamos en Venezuela 842 - 3º Piso, Tel.: 4338-4900, internos 7538; 7544; 7545 y 7547 La página de Internet de esta Defensoría Adjunta es: 

 http://www.ecoportal.net/defensorecologico

Todas nuestras informaciones pueden reenviarse, reproducirse o publicarse libremente sin necesidad de autorización previa.
Para darse de alta en nuestra lista y recibir nuestros boletines: abrailovsky-alta@elistas.net
Si no desean seguir recibiendo nuestras informaciones, envíe un mail en blanco a abrailovsky-baja@elistas.net
El teléfono particular de Antonio Elio Brailovsky es 4957-3465. El celular es: 15-4413-9389. El mail de su domicilio es: brailovsky@infovia.com.