Inicio > Mis eListas > andalucialibre > Mensajes

 Índice de Mensajes 
 Mensajes 261 al 290 
AsuntoAutor
nº 266 - Andalucía Andaluci
nº 267 - IX Congre Andaluci
nº 268 - Economia Andaluci
nº 269 - 70 Aniver Andaluci
nº 270 - PSOE/PP c Andaluci
nº 271 - Ceuta y M Andaluci
nº 272 - Ceuta y M Andaluci
nº 273 - Acuerdo P Andaluci
nº 274 - Así está Andaluci
nº 275 - Manifesta Andaluci
nº 276 - (1) Pacto Andaluci
nº 276 bis - Anexo Andaluci
nº 277 - (2) Andal Andaluci
nº 278 - (3) '¿And Andaluci
nº 279 - (y 4) La Andaluci
nº 280 - Pobreza - Andaluci
Foro Independencia Andaluci
nº 281 - Bolivia: Andaluci
nº 282 - Urbanismo Andaluci
nº 283 - Sumarios Andaluci
Manifestación por Andaluci
Ante la presencia Andaluci
nº 284 - Andalucía Andaluci
nº 285 - 'Andalucí Andaluci
nº 286 - España la Andaluci
nº 287 - ETA decla Andaluci
nº 288 - Carta Ab Andaluci
nº 289 - Diaspora Andaluci
nº 290 - Cataluña Andaluci
nº 291 - 'PA no ac Andaluci
 << 30 ant. | 30 sig. >>
 
Andalucía Libre
Página principal    Mensajes | Enviar Mensaje | Ficheros | Datos | Encuestas | Eventos | Mis Preferencias

Mostrando mensaje 364     < Anterior | Siguiente >
Responder a este mensaje
Asunto:[AndaluciaLibre] nº 289 - Diaspora - Crisis PA/PSOE
Fecha:Martes, 28 de Marzo, 2006  23:54:37 (+0200)
Autor:Andalucia Libre <andalucialibre @.......es>

No a un nuevo Estatuto de Dependencia: Soberanía Nacional
Contra el Paro y la Precariedad: Derecho Laboral Andaluz

nº 289
 
En este Correo
 
*Andalucía - Gobierno andaluz aprueba proyecto de Estatuto para Andaluces en Diaspora
*La prosperidad perdida de Andalucía, Rocio Martín
*UE aconseja Andalucía reciba un tercio de sus fondos para España
- Estatuto - Crisis entre el PSOE y el PA
*PA enviará 500.000 cartas para movilizar contra el agravio a Andalucía
*Documentos del PA sobre el Proceso Estatutario
*El PA se retracta de su propuesta y rompe relaciones con el PSOE
*PSOE desvela que Álvarez exigió a Chaves dejar fuera del Estatuto a PP e IU
*Comunicado del PA
*PSOE da por hecho que el PA no apoyará el nuevo Estatuto
*Propuestas de Preambulos para el nuevo Estatuto
*Chaves confirma veracidad de propuesta Álvarez sin el término nación
*Alvarez afirma que no está dispuesto a tener otra reunión más con Chaves hasta que pida disculpas
*El Remate, El palo del PSOE y las debilidades del PA, Andalucía Libre 
Sugerencias:
- Acto en Granada en solidaridad con SEAT
- Encuesta
*Andalucía Libre es Andalucía Laica
*Directorio de Andalucía en Internet
*Musica de fondo
--oOo--
 
 Diaspora andaluza
Gobierno andaluz aprueba proyecto de Estatuto de los Andaluces en el Mundo
Los emigrantes andaluces recibirán más prestaciones sanitarias y educativas con la nueva ley
ANTONIO MONTILLA/SEVILLA Sur
 
El Consejo de Gobierno ha aprobado esta semana el proyecto de Ley Reguladora del Estatuto de los Andaluces en el Mundo. Esta norma, que derogará a otra vigentes desde 1986, supera el actual reconocimiento a este colectivo como raíz de un movimiento asociativo internacional y se centra en los derechos y deberes individuales de estos emigrados.
 
Celebrando el Dia de Andalucía en Cataluña
 
Una persona que se plantee regresar a Andalucía con su familia tras años en el exterior -ya sea en otra comunidad autónoma o en otro país- gozará, cuando entre en vigor este Estatuto, de nuevos argumentos para el retorno.
 
Los hospitales andaluces estarán abiertos desde el primer día para estos ciudadanos. Lo mismo ocurrirá con las plazas escolares o las ayudas sociales. Antes, para solicitar una vivienda protegida, el retornado debía acreditar una estancia mínima en Andalucía de tres años. Ahora lo podrá hacer a partir del primer día en que se empadrone en un municipio andaluz.
 
Los que opten por quedarse también salen ganando con esta ley. Podrán, por ejemplo, pedir el amparo de Defensor del Pueblo Andaluz en cuestiones puntuales o presentarse como candidato a unos comicios andaluces, siempre que cumpla con el requisito previo de ir en una lista electoral por una de las ocho circunscripciones andaluzas. No obstante, una de las causas que retrae a una parte de esos 1,8 millones de emigrantes andaluces es la necesidad de seguir con su pequeña o mediana empresa. Para intentar combatir esto, la Junta prevé ayudas económicas concretas para que puedan trasladar sus negocios a Andalucía.
 
Desde el Gobierno andaluz se asegura que este estatuto es una demanda de las más de 350 comunidades de andaluces registradas en el mundo. La mayoría están en otros territorios del Estado español, pero también existen asociaciones repartidas por distintos países de Europa, América e, incluso, Oceanía, donde hay un colectivo. La Junta, además, quiere que estos andaluces, que contribuyeron al relanzamiento de Andalucía con el envío de divisas, puedan disfrutar de la Comunidad que ellos han contribuido a crear.
 
Andalucía cuenta en la actualidad con unos dos millones de habitantes que residen de forma estable fuera de sus fronteras, producto de una emigración económica que fue especialmente intensa entre los años 1960 y 1975, y que a partir de entonces comenzó a disminuir hasta casi desaparecer hacia el extranjero y reducirse el flujo hacia otras zonas de España. En los últimos años, parte de estas personas han comenzado a retornar mientras que, entre sus descendientes, Andalucía también se contempla como un lugar donde establecerse o estudiar.
 
El estatuto del emigrante dedica específicamente al regreso su título V, que centra sobre las 'Medidas sociales para facilitar el retorno de los andaluces en el exterior'. En él se establece que los andaluces podrán acceder a las prestaciones y programas sociales, educativos y sanitarios en las mismas condiciones que cualquier otro residente en la comunidad autónoma sin tener que acreditar un tiempo mínimo de estancia en ella. En aquellos programas cuyo acceso esté limitado a las personas que hayan permanecido en un municipio durante un mínimo de tiempo, se contabilizará como tal la estancia fuera de las fronteras de Andalucía. Respecto a las convocatorias de adjudicación de viviendas de promoción pública, no se les exigirá que acrediten ningún periodo de residencia previa en el municipio, de forma que podrán acceder a éstas en las mismas condiciones que el resto. Además, cuando se trate de personas especialmente desprotegidas por razones socioeconómicas, de edad o de salud, la condición de retornado se podrá establecer como mérito en la convocatoria de viviendas. Además, a los andaluces en el exterior se les proporcionará información sobre las ofertas gestionadas desde la Administración autonómica (a través del SAE), y podrán inscribirse y acceder a los puestos de trabajo en condiciones de igualdad.
 
El conjunto de medidas previstas se desarrollará a través del denominado Plan Integral para los Andaluces en el Mundo, que tendrá una duración cuatrienal y deberá estar elaborado en un plazo de dos años tras la entrada en vigor de la ley.
 

Más de 1,6 millones de andaluces viven en otras comunidades autónomas, y 135.000 en otros países.

Entrevista a Evangelina Naranjo, Consejera de Gobernación de la Junta de Andalucía

Usted ha visitado comunidades andaluzas, tanto en España como en el exterior. ¿Estos andaluces siguen fieles a sus raíces?

Una de las cuestiones más gratificantes de mi trabajo como consejera de Gobernación es ver y conocer a los andaluces y andaluzas que viven a miles de kilómetros de nuestra tierra. Ellos sienten a Andalucía más, incluso, que los que vivimos aquí, con un sentimiento de pertenencia.

 

¿Quieren regresar o ya no porque tienen sus vidas resueltas?

En la mente de muchísimos de ellos está la vuelta a su tierra. Algunos como jubilados, para terminar aquí sus días en compañía de los familiares y amigos, y otros para establecerse junto a sus hijos y descendientes, porque Andalucía les garantiza ahora mismo unas cotas de bienestar y oportunidad, que no tienen garantizado ni ellos ni sus descendientes en los lugares donde ahora viven.

 

¿Han calculado cuántos del 1,8 millones de andaluces que viven fuera podrían retornar?

No hay una estadística previa, pero existe una aportación a la Ley de las comunidades de andaluces en el extranjero. Se han llevado a cabo grupos de trabajo en los diferentes continentes y territorios. La sensación que nos han transmitido es que esta ley va a ayudar a decidirse a aquellos que dudaban en regresar a su tierra, o a la tierra de sus padres y abuelos.

 

Algunos no vuelven porque tendrían que abandonar sus pequeños o medianos negocios...

La Ley contempla este problema. En su título V, se enuncian una serie de medidas para facilitar el retorno de estos pequeños y medianos empresarios y que puedan seguir con su negocio en Andalucía. Lo mismo ocurre con los jóvenes investigadores que opten por desarrollar en su tierra un potencial laboral y de inteligencia dinámico que tienen las puertas abiertas para regresar a su tierra.

 

¿Un andaluz o descendiente de andaluces que resida en el extranjero podrá operarse en hospitales de Andalucía?

Si un andaluz que vive en el exterior tiene definitivo este derecho, puede solicitar una prestación sanitaria en Andalucía, pero eso ya ocurría antes. Las mayores ventajas afectan a la educación y a los programas de acceso a viviendas. Antes, un retornado tenía que acreditar unos años previos de residencia para poder optar a estas ayudas mientras que, cuando entre en vigor el Estatuto, accederán automáticamente a los mismos servicios que los que viven en Andalucía.

 

La ley habla de derechos políticos para los retornados, ¿a qué se refiere?

Los andaluces que estén incluidos en el censo de extranjeros, que depende del Gobierno central, ya pueden votar. Los derechos políticos a los que nos referimos son, por ejemplo, el poder pedir información o asistencia al Defensor del Pueblo, como cualquier otro ciudadano que reside en Andalucía. También podrá establecer fórmulas para desempeñar medidas legislativas al Parlamento de Andalucía, con los mismos derechos de los que residen en Andalucía. Y además, podrán ser personas electas a las convocatorias de los comicios andaluces a través de una circunscripción.

 

El nuevo Estatuto define al andaluz en el mundo como una persona física o jurídica que tiene derecho a una serie de servicios por parte de la Junta de Andalucía y puede tratarse de alguien nacido en Andalucía -aunque no tenga nacionalidad española ya o tenga adscripción consular-, sus hijos y descendientes, las comunidades andaluzas en el exterior, los colectivos de retornados y las personas especialmente vinculadas a Andalucía. El Consejo Consultivo de Andalucía, animó a los redactores de este Estatuto a aclarar quién se podía considerar como andaluz en el mundo para lograr una mayor efectividad de la norma.

 
Andalucia Libre nº 262, 20 de Abril de 2005
 
La prosperidad perdida de Andalucía
Durante los dos últimos siglos, el peso de Andalucia sobre el PIB español ha caído a la mitad, al pasar del 25,7% al 13,6% actual 
ROCÍO MARTÍN - Granada Hoy

La última década ha supuesto para Andalucía un importrante salto en lo que a convergencia con las economías de su entorno se refiere. El tirón del consumo privado (alentado por los bajos tipos de interés) y el boom del sector de la construcción han sido los grandes protagonistas de un avance del PIB que ha llegado a duplicar las medias europea y española, con tasas que en algunos ejercicios superaron el 5%. Pese a este dinamismo, cuya solidez algunos cuestionan porque los tipos empiezan a subir y el mercado de la vivienda a desacelerarse, la comunidad andaluza aún se encuentra entre las que Bruselas denomina como regiones Objetivo 1 (su renta no alcanza el 75% de la comunitaria) y está a un abismo de la riqueza –en términos relativos– que ostentaba a principios del siglo XIX.

Así se desprende de Estadísticas históricas de España, publicación de la Fundación BBVA, donde las cifras perfilan a una Andalucía que en el año 1802 aportaba el 25,7% de lo que producía la economía española, frente al 8,3% de Cataluña  o el 2,7% de Madrid, autonomías hoy de referencia. Rogelio Velasco, catedrático de Análisis Económico, explica que la proyección de Andalucía en aquella época responde a varias circunstancias. La primera, y quizás la más significativa, es que la agricultura era el sector dominante en la estructura del PIB y los recursos de los que disponía la comunidad andaluza facilitaron que se conviertiera en una potencia dentro de ese ámbito. También influyeron su población (duplicaba a la de otras zonas), la intensidad de la actividad comercial del Puerto de Cádiz con América, la industria y el comercio malagueños o la minería almeriense.

No es de extrañar, por tanto, que el PIB per cápita andaluz representara el 142,7% de la media de la Monarquia española, la cota más alta después de Baleares, que suponía un 144,4. En la actualidad, nuestro peso en la economía española no llega al 14% (13,6%) y el PIB per cápita está en torno al 74% del nacional, según datos de Caixa Catalunya y Funcas.
 
¿Qué ha ocurrido para que en este periplo de algo más de dos siglos hayamos perdido tantos puntos? José Ignacio Rufino, profesor de la Facultad de Económicas y Empresariales de la Universidad de Sevilla, señala, grosso modo, que la estructura de la economía española ha cambiado –la agricultura ya sólo pesa un 4%–, que la fase industrial por la que pasaron otras comunidades autónomas actuales no cuajó aquí y que los sectores de valor añadido se distribuyeron por otras zonas, en algunos casos gracias al apoyo de determinados gobiernos y en otros por iniciativa propia.

En relación con esto último, y a modo de curiosidad, Velasco recordaba en un artículo reciente que el atraso que tenían a mediados del XIX las industrias textil y siderúrgica de Cataluña y el País Vasco se compensó con una elevada protección aduanera para defenderlas de la competencia británica. El cierre de nuestras fronteras a los productos de ese país dio lugar, a la postre, al cierre de las fábricas de fundición de Manuel Agustín Heredia en Málaga, pues ya no pudo importar carbón para sus altos hornos. En esa época (1841), la fortuna de este empresario era de las más importantes de España.

A partir de esa fecha, y al compás de la decadencia de la industria andaluza, la renta de las familias y la aportación de Andalucía al PIB estatal cayeron en picado. En este proceso, 1930 marcó un punto de inflexión o, más bien, de estabilización. De acuerdo con las propias cifras y con la explicación de Joaquín Aurioles, profesor de la Universidad de Málaga, poco más arriba o poco más abajo, Andalucía se ha mantenido desde entonces prácticamente igual en lo que a su aportación a la economía española y a PIB per cápita sobre la media se refiere. La peor etapa que vivió Andalucía se dio entre la década de los 30 y la de los 60, con la Guerra Civil en medio y la emigración de 2 millones de andaluces. Aurioles subraya que no se puede decir que la comunidad autónoma empezase a converger de verdad hasta 1997. Las políticas de solidaridad territorial del Estado, las transferencias de fondos europeos y un mayor dinamismo de la economía han contribuido a ello. En la actualidad, el 7,3% del PIB andaluz procede del sector primario, el 2,5 del energético, un 10% de la industria y el 8,5 de la construcción. Un informe de Caixa Catalunya apunta que en los últimos 4 años el peso de Andalucía en la economía española ha subido 3 décimas, hasta el 13,6%. 
 
UE aconseja Andalucía reciba un tercio de sus fondos para España
Agencias

Andalucía recibirá algo más de la tercera parte de los fondos europeos para acciones estructurales que están asignados a España para el periodo 2007-2013, según la recomendación de la Comisión Europea. Según una información publicada hoy por los diarios del Grupo Joly, del total de 31.441 millones de euros que corresponderán a España, Andalucía debería recibir en siete años casi 11.750 millones, lo que supone el 37,45% del total asignado.

La cantidad correspondiente a Andalucía es inferior en 2.000 millones de euros a la percibida por la comunidad autónoma en el periodo anterior, 2000-2006, ya que la cifra que se cerrará en diciembre próximo se situará en torno a los 13.913 millones de euros. La mayor parte de los fondos destinados a Andalucía, unos 10.305 millones, habrán de invertirse en desarrollo regional, formación profesional y modernización agraria y pesquera.

Tras Andalucía, quien más dinero recibiría en el reparto recomendado por la Comisión Europea es Galicia, que obtendrá 3.162 millones sin contar los fondos tecnológico, de cooperación y cohesión; Extremadura, con 1.920 millones; Castilla-La Mancha, 1.897 millones; la Comunidad Valenciana, 1.815 millones; mientras que Cataluña será la sexta, por encima de Canarias y Castilla-León, séptima y octava, respectivamente. Estas recomendaciones, que se contienen en una carta enviada en enero pasado al Gobierno español por el director general de Política Regional, el británico Graham Meadows, no son obligatorias
 
 Negociaciones Estatuto - Crisis PSOE-PA
El PA envía 500.000 cartas a militantes y simpatizantes en las que insta a movilizarse contra el agravio a Andalucía

El Partido Andalucista enviará esta próxima semana un total de 500.000 cartas a militantes, simpatizantes y colaboradores del partido en las que pide 'disposición a movilizarse' contra el agravio que puede sufrir Andalucía por la negativa del PSOE a que nuestra tierra tenga los mismos derechos que Cataluña.

En un comunicado remitido a Europa Press, el PA explicó que la decisión de enviar esta misiva fue tomada por el secretario general, Julián Álvarez, tras la 'gravísima decisión' del PSOE de 'vetar' la posibilidad de que Andalucía
'se equipare con Cataluña' al rechazar, junto al PP, una proposición no de Ley en la que los andalucistas solicitaban reconocer el referéndum del 28-F como 'seña de identidad política de Andalucía y manifestación de los andaluces de su afirmación como nación'.

En la carta, el dirigente andalucista advirtió de que, a su juicio, 'la situación política que vive Andalucía en estos momentos es muy delicada', ya que afirman que las 'sospechas' que tenían de que el actual proceso de reformas de estatutos de autonomía 'iba a aprovecharse para devolver al pueblo andaluz al pelotón de las autonomías de segunda, va siendo cada día más realidad'.
 
En este sentido, Julián Álvarez manifestó que el acuerdo del Gobierno con los partidos catalanes en la reforma del Estatuto de Cataluña 'vienen a consagrar una nueva clase de autonomías que se denominan nación, que les permite tratar al Estado de tú a tú, disponiendo de una autonomía en financiación para no tener que contar con transferencias del Estado y que administran todo lo que afecta o puede afectar a sus intereses, como servicios, inversiones, programas o acción exterior'. 'No es sólo que nieguen a Andalucía lo que acaban de reconocer a Cataluña, es aún más grave, el pacto con Cataluña también pasa por haberles garantizado que tendrán una situación de privilegio, de que lo que les reconocieran a Cataluña no se iba a generalizar a Andalucía ni a otros', apuntó el líder andalucista.

Asimismo, el PA acusó al Grupo Socialista de ser el 'autor intelectual' de esta discriminación, a lo que agregó la denuncia de que 'es el PSOE, el mismo que hace 28 años pactó con UCD que existieran dos tipos de autonomía, las del 143 y las del 151 de la Constitución'. Además, se mostró criticó con los acuerdos alcanzados entre los socialistas e IU, al que le recriminó
'que ya ha firmado el proyecto de reforma del Estatuto de Autonomía de Andalucía, que consagra que Andalucía va a carecer de la autonomía financiera que se le ha concedido a Cataluña, y que rebaja el techo competencial y de autogobierno que el Estado ha pactado con Cataluña'.

Por su parte, en relación a la postura mantenida hasta el momento por el Grupo Parlamentario Popular, sobre el que opinó que 'guarda silencio temeroso de que si dice algo contra las propuestas del PSOE, éste vuelva a recordarles el lamentable papel que jugaron el 28 de Febrero'. Así, lamentó que 'el PSOE siga jugando con el 'escaso interés', según ellos, que el pueblo andaluz tiene con respecto a su propio Estatuto, y que no es más que consecuencia directa de la desactivación política tras 25 años de gobierno socialista'. En esta línea, Julián Álvarez recordó que 'tienen el poder mediático, el poder económico y el poder político y están convencidos de que nadie va a complicarles el guión que tienen predeterminado'.

Ante esta situación, Álvarez abogó por que 'la única voz discordante sea la del Partido Andalucista, la de sus militantes, la de sus simpatizantes, la de su dirección'. Por ello 'nos proponemos emprender cuantas acciones sean necesarias en el plano político para desbaratar este plan y estamos decididos a provocar tal rechazo a la discriminación que el PSOE tenga que dar marcha atrás por el único motivo que les vale, los posibles perjuicios electorales', sentenció. Por estos motivos, Julián Álvarez concluyó la misiva pidiendo a los militantes y simpatizantes
'disposición de movilizarte, de buscar nuevos escenarios para la protesta mediática, más allá de lo institucional, y te prepares para el acoso político y mediático a que nos va a someter el PSOE, que se cree dueño de Andalucía'.
 

La noticia-bronca
El PA se retracta de su propuesta y rompe relaciones con el PSOE
La dirección andalucista niega ahora la existencia del documento entregado en mano por Julián Álvarez a Manuel Chaves, en el que propuso obviar en el Estatuto el término "nación" para sustituirlo en el articulado por el de "nacionalidad histórica" y por "realidad nacional" en el preámbulo
JAVIER CHAPARRO - Diario de Sevilla
 
Julian Alvarez (PA) saluda al Presidente Chaves (PSOE
 
La dirección nacional del Partido Andalucista anunció ayer la ruptura de relaciones con el PSOE después de que este periódico y otros medios informasen de la existencia de un documento en el que el secretario general de los andalucistas, Julián Álvarez, redactó una propuesta de reforma del preámbulo y del artículo 1 del Estatuto de Autonomía en la que no se identifica a Andalucía como "nación", sino como "nacionalidad histórica" y "realidad nacional". El documento fue entregado en mano por Álvarez a Manuel Chaves en una reunión mantenida a comienzos de mes, en vísperas de la cumbre de líderes políticos andaluces celebrada en la Casa Rosa el pasado día 6, y respondía a la petición que el presidente de la Junta había trasladado al PA para que renunciara a las posiciones que defendía y defiende públicamente en torno a la denominación de Andalucía.
 
A través de dos agencias de noticias, el PA difundió ayer un comunicado en el que informó de su decisión de "romper de manera inmediata las relaciones bilaterales con la Ejecutiva andaluza del Partido Socialista, en todos los asuntos de ámbito nacional y no sólo en lo que afecta a la reforma del Estatuto de Autonomía" por la difusión del citado documento, que tildó de "falso".
 
Esta redacción, sin embargo, se puso en contacto por teléfono el pasado sábado con un cualificado miembro de la dirección del PA que confirmó que Álvarez había entregado a Chaves el documento, cuyo contenido fue confirmado por el mencionado dirigente tras serle leído de forma íntegra. Este dirigente, que pidió de forma expresa mantenerse en el anonimato, mostró su sorpresa y malestar por la difusión del texto, además de subrayar que la propuesta presentada por Julián Álvarez era más amplia y estaba supeditada a que el PSOE aceptase en el Estatuto "ampliar las competencias de Andalucía, las fuentes de financiación de la comunidad y establecer un estatus jurídico equiparable al que se ha dado a Cataluña" en su proyecto de Estatut. Junto a ello, según el dirigente andalucista, el PA reclamó un impulso a la comarcalización de Andalucía, la no coincidencia de los comicios andaluces con otros procesos electorales y la limitación a dos de los mandatos de los presidentes de la Junta.

El PA dio ayer marcha atrás. En el citado comunicado calificó de "hecho gravísimo, ruin e inverosímil" que el Gobierno de la Junta de Andalucía "distribuyese a varios medios de comunicación un documento falso, cuya autoría atribuye de forma también falsa e indecente al secretario general del Partido Andalucista". "Ante un hecho como éste, es imposible sostener ningún tipo de confianza ni de entendimiento con quienes hacen de la mentira, de la patraña y del engaño su razón de ser", dice el comunicado, que añade que la ruptura, "de momento, no afectará a las relaciones que mantiene el Partido Andalucista a niveles provinciales y locales". El PA indicó que su objetivo es defender Andalucía y para ello es necesario "luchar por su reconocimiento como Nación, al igual que se le ha concedido a Cataluña", ya que "si no se reconoce a Andalucía como Nación, no seremos iguales ni tendremos los mismos derechos que Cataluña".
 
La veracidad del documento, no obstante, fue confirmada también el mismo sábado por el portavoz del Gobierno andaluz, Enrique Cervera, quien dijo a esta redacción que el texto en cuestión fue entregado por Álvarez en los términos expresados. "El secretario general del PA formuló esa propuesta por escrito al presidente, pero también hizo otras", indicó Cervera sin querer entrar en detalle sobre esas últimas. Ayer, el portavoz volvió a ratificarse en lo dicho, lo que provocó que la secretaria de Organización del PA, Antonia Agudo, pidiese su cese en el cargo. "Ante un hecho como éste, es imposible sostener ningún tipo de confianza ni de entendimiento con quienes hacen de la mentira, de la patraña y del engaño su razón de ser", dijo en declaraciones a Europa Press, a la vez que exigió la "rectificación y el desmentido" del portavoz del Gobierno y su cese por parte de Manuel Chaves en el caso de que no se produzca tal retracto. "Es intolerable y no puede mantenerse un minuto más en su puesto a alguien que utiliza su posición privilegiada, la de portavoz del Gobierno de todos los andaluces, para agredir sin justificación a un partido democrático", aseveró.

Minutos después, Cervera respondía sin dar mayor trascendencia a su petición de cese, hecho que calificó de "anecdótico". "Como portavoz del Gobierno me he limitado a confirmar a los medios de comunicación la veracidad del documento, un extremo en el que me ratifico por responder, sencillamente, a la verdad de las cosas", manifestó. El portavoz expresó su "convicción de que el señor Julián Alvarez tendrá tiempo y ocasión de exponerle personalmente al señor Chaves su particular opinión sobre la cuestión", a la vez que lamentó que "quienes se autocalifican como políticos nuevos", en alusión a la dirección del PA, "hayan caído tan vertiginosamente en viejos vicios de la política como el insulto y la descalificación personal".
 
El pasado jueves, el Parlamento de Andalucía rechazó una proposición no de ley en la que el PA propuso que el Estatuto defina a Andalucía como "nación". La iniciativa tan sólo sumó el apoyo de IU, que, sin embargo, no hace casus belli de la cuestión y está abierta a negociar. El PSOE cree que la proposición supuso un paso atrás respecto a la propuesta presentada por Álvarez a Chaves y que los andalucistas quieren boicotear la reforma. Ayer, el consejero de la Presidencia, Gaspar Zarrías, reclamó al líder del PA "responsabilidad" y que no anteponga sus "problemas de equilibrio interno" a "los intereses generales" de Andalucía.
 
El PSOE desvela que Álvarez exigió a Chaves dejar fuera del Estatuto a PP e IU 
Los andalucistas anuncian la "ruptura" de las "relaciones bilaterales" con los socialistas

LOURDES LUCIO / LUIS BARBERO  -  Sevilla EL PAÍS - 27-03-2006
 
El secretario general del PA, Julián Álvarez, exigió al presidente de la Junta de Andalucía, Manuel Chaves, "dejar fuera del Estatuto" al Partido Popular e Izquierda Unida, para jugar un "papel igual" al de CiU en Cataluña, según reveló ayer el secretario de Organización del PSOE, Luis Pizarro. Esta fue la reacción de los socialistas al anuncio del PA de "romper de manera inmediata las relaciones bilaterales" con el PSOE. Pizarro y el consejero de la Presidencia, Gaspar Zarrías, confirmaron que Álvarez entregó a Chaves una propuesta, publicada el domingo por varios medios, sobre la definición de Andalucía en la que no aparecía la palabra nación. Los andalucistas insistieron ayer en que ese documento no es suyo.
 
La decisión del PSOE de dar a conocer el pasado sábado un documento entregado "en mano" por Julián Álvarez a Manuel Chaves, en una entrevista celebrada una semana antes de la cumbre de líderes del 6 de marzo, generó un monumental enfado en el PA que desembocó en una declaración de ruptura de relaciones.

A través de un comunicado, la vicesecretaria general andalucista, Antonia Agudo, anunció que la Comisión Ejecutiva Nacional de su partido había decidido "romper de manera inmediata las relaciones bilaterales" con el PSOE y acusó a los socialistas de distribuir un documento "falso". En la nota, el PA habla de "hecho gravísimo, ruin e inverosímil" del PSOE y emplea términos como "patraña", "mentira", "solemne embuste" o "engaño". Personalmente, la nota de Agudo arremete contra el portavoz del Gobierno andaluz, Enrique Cervera, quien el sábado se limitó a confirmar que el líder andalucista había entregado a Chaves un documento en el que el PA no incluía la definición de Andalucía como nación en el Estatuto. Los andalucistas exigen una rectificación de Cervera y añaden que si ésta no se produce "no puede mantenerse ni un minuto más" como portavoz del Ejecutivo andaluz. El portavoz consideró "desproporcionada" la reacción del PA.

En este texto que el PSOE facilitó el sábado, los andalucistas renunciaban a incluir al término nación tanto en el Preámbulo como en el artículo 1.1 del Título Preliminar, optando por la fórmula identidad y realidad nacional, fórmula ésta que ha sido asumida por el PSOE en sus enmiendas a la proposición de ley del Estatuto. Los socialistas entendían que al aceptar esa definición habían movido ficha del tablero tanto en dirección al PA como a IU. Ambas formaciones, que suman el 10% de los diputados del Parlamento, defienden el término nación, frente al 90% (PSOE y PP) que optan por el nacionalidad histórica.También consideraron que al ser similar a la fórmula defendida por el ex ministro ucedista Manuel Clavero -padrino político de Javier Arenas- en el Parlamento (una semana después de conocer el texto andalucista), el Partido Popular podría estar dispuesto a entablar una negociación. La decisión de asumir realidad nacional para el Preámbulo generó un debate interno en el PSOE andaluz, cuyos dirigentes y militantes para nada son proclives al uso de la terminología nacionalista.

Entrega en mano

Ayer, tanto Luis Pizarro como el consejero de la Presidencia, Gaspar Zarrías, confirmaron lo dicho el día anterior por el portavoz del Gobierno andaluz, Enrique Cervera, acerca de que Álvarez entregó "en mano" al presidente la propuesta de definición sin referencia alguna a la palabra nación. Es más, el secretario de Organización del PSOE, reveló que en la conversación que el dirigente andalucista mantuvo con Manuel Chaves éste le exigió "dejar fuera" del Estatuto tanto a PP e IU y "negociar con el presidente una fórmula ellos solos". Según este dirigente, el presidente andaluz contestó con una negativa y se mostró dispuesto "a buscar una solución" en la que los cuatro grupos del Parlamento se sintieran cómodos. También a dar protagonismo al PA en este debate al presentar una enmienda con el término realidad nacional, como afirma el documento entregado por Álvarez, a una proposición de ley andalucista en la que el PA defendía nación. Esta versión fue confirmada por una alta fuente del Gobierno.

En el terreno de las interpretaciones, los socialistas consideran que el PA pretende jugar "el papel de CiU" y aparecer como el partido que desbloquea el Estatuto. Sería una forma de reproducir lo ocurrido con la reunión celebrada el pasado 21 de enero entre el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, y el líder de CiU, Artur Mas, que sirvió para cerrar los puntos más conflictivos de la reforma del Estatuto de Cataluña.

Un portavoz del PA afirmó ayer que la única reacción de los andalucistas era el comunicado de su vicesecretaria general y que no era posible contactar con algún miembro de la dirección. Este portavoz insistió en la tesis de que Julián Álvarez no entregó un documento a Chaves en el que el PA renunciaba al término nación en el Estatuto. El comunicado de prensa andalucista sostiene que la ruptura de relaciones con el PSOE se extiende a todos los asuntos de "ámbito nacional", no sólo al Estatuto. Excluyen de esta ruptura las relaciones entre los partidos a escala provincial y local. En la nota, Agudo afirma que "la dirección del PA no tiene interés en mentir".

Del abandono de la ponencia a la ruptura de relaciones 
EL PAÍS  -  Sevilla
La ruptura de relaciones del Partido Andalucista con el PSOE viene precedida de distintos encontronazos entre ambas formaciones como consecuencia de la inclusión o no del término nación en el Estatuto de Autonomía.
- Abandono de la ponencia. El 17 de enero, el PA abandonó la ponencia que estudiaba el proyecto de reforma del Estatuto. El argumento que dio, y que sirvió de excusa al PP para sumarse al plantón, es que Andalucía podía resultar agraviada con la reforma del Estatuto de Cataluña. Los andalucistas exigen la inclusión del término nación. Luego volvieron a la ponencia.
- Primer documento: seis fórmulas para nación. A mediados de febrero, el PA entregó al PSOE un documento en el que plantea seis redacciones distintas para incluir el término nación en el Estatuto, ya sea en el Preámbulo o en el texto articulado. Los socialistas se niegan a incluir la definición de Andalucía como nación.
- Segundo documento: desaparece el término nación. A finales de febrero, Chaves se reunió, por separado, con los tres líderes de la oposición antes de la cumbre que se celebró el 6 de marzo. Es en esta reunión donde Álvarez, según el PSOE, entrega a Chaves una propuesta alternativa que ya no incluye el término nación. La propuesta habla de identidad nacional y realidad nacional, fórmula ésta asumida finalmente por el PSOE.
- Ejecutiva andalucista: la estrategia del no. El 4 de marzo, se reúne la ejecutiva del PA en la que se habla de la estrategia del no al Estatuto en caso de que no se incluya el término nación. La cita es dos días antes de la cumbre de líderes.
- Preámbulo del PSOE: realidad nacional. El pasado 23 de marzo, el PSOE anuncia en el Parlamento que asume la definición de Andalucía como realidad nacional en el Preámbulo. El anuncio se produjo en el debate de una iniciativa del PA para definir a Andalucía como nación.
La propuesta andalucista en la que se excluía ya el término nación es la siguiente:
 
Preámbulo. "En las reivindicaciones históricas del 4 de diciembre y en el masivo respaldo ciudadano a una autonomía de primera el 28 de febrero de 1980, los andaluces y las andaluzas expresamos la identidad nacional de Andalucía y nuestro deseo de configurarnos como nacionalidad según lo previsto en la Constitución en su artículo 2, para lograr así el reconocimiento del máximo estatus jurídico y político que otorga nuestra Carta Magna.
A lo largo de su historia, los hombres y mujeres de esta tierra han sabido compatibilizar e integrar un sentimiento común de pertenencia e identidad diferenciada que configuran a Andalucía como una auténtica realidad nacional, con nuestra integración en esa otra realidad plural que es España y, hoy en día, con nuestra participación en la Unión Europea.
El autogobierno de Andalucía se fundamente también en los derechos del pueblo andaluz que derivan de su historia, que el presente Estatuto reconoce y desarrolla al amparo de la Constitución, lo que determina una posición singular de Andalucía en relación con su habla, con su cultura, con la proyección de éstas en el ámbito educativo y con el sistema institucional de la Junta de Andalucía".
Artículo 1. 1. Andalucía, como expresión de su identidad nacional, se constituye en nacionalidad histórica de acuerdo con lo establecido en el artículo 2 de la Constitución y el presente Estatuto.
Artículo 3. Símbolos nacionales. El Museo de la Autonomía que se está creando en Coria, en terreno de la que fue casa de Blas Infante, se denominará oficialmente Museo Nacional de Andalucía.
El patriotismo también se mide en Euros
Colabora para que continúe en la red
una voz por una Andalucía Libre, Independiente y Socialista
Ayuda a ANDALUCÍA LIBRE:
Déjate caer e Ingresa tu contribución en la Cuenta Corriente del BBVA:
0182  3344  24  0202889151
 
Comunicado del PA
El PA rompe las relaciones con el PSOE tras la atribución a Julián Álvarez de un documento falso por parte de los socialistas
Hace algo más de un año que los y las militantes del Partido Andalucista eligieron a la actual Comisión Ejecutiva Nacional. En este breve pero intenso periodo de tiempo hemos aprendido muchas cosas, pero por encima de todas ellas, nos hemos ratificado en una: el único objetivo del Partido Andalucista ha sido, es y será siempre defender aquello que beneficia a Andalucía, y al mismo tiempo denunciar aquello que perjudica a nuestra tierra. Hoy, defender Andalucía para el Partido Andalucista es luchar por su reconocimiento como Nación, al igual que se le ha concedido a Cataluña. Y al mismo tiempo, denunciar que si no se reconoce a Andalucía como Nación, no seremos iguales ni tendremos los mismos derechos que Cataluña.

Fuera de eso, de la defensa de Andalucía, la dirección del Partido Andalucista no tiene ningún otro interés. No tiene siquiera interés en mentir. Los miembros de esta dirección nacional del Partido Andalucista somos políticos nuevos. No mentimos. No entendemos la política como un juego de trileros. No intoxicamos. No vendemos a Andalucía por estrategias partidistas o electoralistas.

Por eso, ante el hecho gravísimo, ruin e inverosímil que ha protagonizado el Gobierno de la Junta de Andalucía al distribuir en varios medios de comunicación un documento falso, cuya autoría atribuye de forma también falsa e indecente al Secretario General del Partido Andalucista, y que según ese mismo Gobierno del PSOE se circunscribe a una reunión privada entre el Presidente de la Junta y el Secretario General del Partido Andalucista, la Comisión Ejecutiva Nacional del Partido Andalucista ha decidido romper de manera inmediata las relaciones bilaterales con la ejecutiva andaluza del Partido Socialista, en todos los asuntos de ámbito nacional y no sólo en lo que afecta a la reforma del Estatuto de Autonomía. Ante un hecho como éste, es imposible sostener ningún tipo de confianza ni de entendimiento con quienes hacen de la mentira, de la patraña y del engaño su razón de ser.

Esta decisión, de momento, no afectará a las relaciones que mantiene el Partido Andalucista a niveles provinciales y locales.

Asimismo el Partido Andalucista exige de manera inmediata la rectificación y el desmentido del Portavoz del Gobierno, o en caso contrario, su cese por parte del Presidente de la Junta de Andalucía. Es intolerable y no puede mantenerse un minuto más en su puesto alguien que utiliza su posición privilegiada, la de portavoz del Gobierno de "todos los andaluces", para agredir sin justificación a un partido político democrático, a sus dirigentes, y a sus votantes. Es intolerable y no puede mantenerse un minuto
más en su puesto alguien que utiliza su posición privilegiada, la de portavoz del gobierno "de todos", para mentir sobre el contenido de reuniones privadas mantenidas por el Presidente de la Junta y el líder de un partido político democrático.

Ésta es la segunda vez que el PSOE desde el Gobierno de la Junta intenta usurpar la libertad del Partido Andalucista y utilizar de forma indecente los mecanismos públicos de poder contra la acción política de sus actuales dirigentes. Recordemos que hace pocos meses recurrieron a los mismos métodos en el intento de designar, al margen de esta dirección, a una persona elegida por ellos como representante de este Partido en el Consejo Audiovisual de Andalucía.

En este sentido, resulta todavía más indignante que los autores de este solemne embuste ni siquiera se hayan preocupado por pulir los errores de bulto que hoy se aprecian en las distintas informaciones publicadas. En unos periódicos el falso documento aparece proporcionado por "el Portavoz del Gobierno", en otros por "fuentes socialistas". En unos casos se afirma que el Presidente de la Junta y el Secretario General del PA han mantenido tres reuniones, en otros que una. Y en unos periódicos se afirma que el documento se entregó antes de la última reunión de la dirección andalucista, en otros que el día 6 de marzo (en la cumbre de líderes), y en otros que después de la cumbre. Todo esto, por tanto, resulta de una irresponsabilidad y gravedad extremas precisamente cuando Andalucía se juega ser o no ser una autonomía con los mismos derechos que Cataluña.
El PSOE da por hecho que el PA no apoyará el nuevo Estatuto,
pese a que Chaves aún confía en el consenso
M. CORREA/SEVILLA - ABC

Aunque el PSOE trató ayer de quitar hierro al contencioso abierto con los andalucistas, las cosas están bastante espinosas. El PA no perdona a los socialistas que filtraran este fin de semana un documento, según el cual el secretario general de los andalucistas, Julián Álvarez, había propuesto a Manuel Chaves la definición de «realidad nacional» para Andalucía en el nuevo Estatuto, y parecía haber aparcado el término «nación». Muy disgustado con lo que parecía haber sido un cambio de actitud, ya que el PA ha seguido condicionando su apoyo al texto estatutario a que la comunidad fuera definida como «nación», el Gobierno andaluz difundió, además, que Julián Álvarez había llegado a proponer al presidente un acuerdo sobre el Estatuto a dos, del que se excluyera al PP y a IU.

Esta batalla mediática obedece a que el PSOE está convencido de que el PA ya ha decidido desvincularse de su apoyo al nuevo Estatuto, razón por la cual ha optado por evidenciar a los andalucistas difundiendo lo que a simple vista pudiera parecer una actitud errática acerca de la definición de Andalucía en el nuevo texto del Estatuto.

El PA, que ha venido manteniendo que la información difundida por el Gobierno y el PSOE es falsa, ratificará hoy la «ruptura de relaciones» con los socialistas. La vicesecretaria general del PA, Antonia Agudo, expresó ayer su decepción por el «montaje y el engaño monumental» que ha articulado el presidente de la Junta contra los andalucistas. «Tal es el engaño, que nos sentimos defraudados en lo político y en lo personal», aseguró Agudo. «El PSOE sabe que ya son muchos los andaluces que empiezan a darse cuenta de que el que nos está mintiendo realmente es Manuel Chaves, que le concede a Cataluña el rango de nación y se lo niega a Andalucía», subrayó.

Las dos verdades
 
Sin embargo, era el propio presidente de la Junta quien confirmaba ayer que Julián Álvarez le entregó «personalmente» la propuesta del PA en la que se obviaba el término «nación», en la cumbre de líderes que tuvo lugar el pasado día 6 en la sede de la Presidencia. Pero Chaves no quiso ayer echar más leña al fuego de la confrontación con los andalucistas, y se limitó a mostrarse sorprendido de que el PA haya decidido rechazar la fórmula de «realidad nacional» cuando se trataba de una defición que Álvarez aceptaba en su propuesta del día 6. Respecto a la veracidad del documento, el presidente sentenció: «El documento es el que es
y es real».

Fuentes del Ejecutivo andaluz aseguraron ayer a ABC que la fórmula de «realidad nacional» planteada por los socialistas para definir a la comunidad y rechazada de plano por los tres partidos de la oposición, «estaba muy lejos» del ideario socialista; sin embargo se optó por esta definición porque había sido propuesta por el ex ministro de UCD Manuel Clavero, con lo que se planteó con la idea de lanzar un guiño al PP -formación a la que Clavero es más cercano- y al PA -ya que estaba exactamente en la línea de lo que su secretario general había trasladado al presidente andaluz-. En este sentido, el presidente de la Junta señalaba ayer que la propuesta del PSOE se formuló «en el marco de un proceso de aproximación a las posiciones de todos los grupos». Sin embargo, la respuesta que encontraron los socialistas fue de rotundo rechazo del PP, IU y el PA.

La definición, el gran escollo

Esta enconada situación entre socialistas y andalucistas provocará que el PSOE comience las negociaciones sobre las enmiendas al texto estatutario sólo con el PP e IU. De momento, ni siquiera convocarán al PA («hasta que su Ejecutiva Nacional determine definitivamente qué va a hacer», apuntaba ayer el portavoz parlamentario del PSOE). Así las cosas, los miembros de la ponencia que analizan la reforma han optado por dejar para el final de las conversaciones el Preámbulo del Estatuto y su Título preliminar, donde se recogería la definición definitiva de la comunidad, ya que son conscientes de que es el asunto que concentra
mayores discrepancias. Para que las cosas no se irriten más de lo que ya están, Chaves dejaba caer ayer que «la denominación de Andalucía en el Estatuto no es el único tema importante», sino que existen otros asuntos relevantes, entre los que citó la financiación, las competencias, las relaciones bilaterales entre el Estado y la comunidad autónoma o la «deuda histórica», en los que a su juicio «hay muchas posibilidades de aproximación con los partidos políticos».

En este sentido, el jefe del Ejecutivo andaluz indicó que está abierto a la «negociación bilateral» con el resto de partido, tanto PP e IULV-CA como PA porque «el consenso se tiene que dar entre los cuatro partidos y mi acción política irá dirigida en ese sentido», señaló descartando la posibilidad que le plantearon todos los partidos, según dijo, de llegar a un acuerdo estatutario sólo a dos. La ejecutiva nacional del PA se reúne esta tarde para debatir qué decisión adoptar tras esta primera reacción de interrumpir las relaciones bilaterales con el PSOE a nivel nacional.
 
 
Chaves confirma veracidad de propuesta Álvarez sin el término nación 
La ejecutiva andalucista tiene previsto ratificar hoy la "ruptura" con los socialistas
ISABEL PEDROTE  -  Sevilla EL PAÍS - 28-03-2006
        
Manuel Chaves hizo frente ayer a la polémica con el PA y confirmó personalmente que el líder de este partido, Julián Álvarez, le entregó en mano una propuesta para el Estatuto en la que no aparece el concepto nación para definir a Andalucía y sí "realidad nacional" e "identidad nacional". Tras el enérgico desmentido de los andalucistas -quienes sostienen que es un "embuste" y una "indecencia"-, Chaves manifestó: "El documento es el que es, y es real". A renglón seguido se mostró sorprendido del rechazo del PA a las fórmulas que ellos mismos habían sugerido.

Los andalucistas se mantuvieron en silencio durante toda la mañana y parte de la tarde de ayer, mientras los teléfonos de su sede alcanzaban el punto de fusión. Pese al apremio de los medios, se resistieron a dar la más mínima explicación del enorme contrasentido que se ha planteado con la disparidad de las versiones. Una vez que el presidente de la Junta, Manuel Chaves, decidió encarar la polémica y confirmó personalmente a mediodía que el documento sobre el preámbulo y el artículo 1 del Estatuto, que omite el término nación, se lo había entregado en mano Julián Álvarez, el PA hizo público un comunicado que insiste en que todo es un "montaje y engaño monumental" de los socialistas.

La nota, emitida sobre las 19,00 horas, no se refiere explícitamente al documento de la controversia y abunda más en el mensaje de que Andalucía debe llamarse nación para igualarse a Cataluña, aunque el jefe de prensa andalucista, Isaac Martín, aclaró los términos: "Es absolutamente falso que el secretario general del PA haya entregado ese papel al presidente de la Junta, jamás ha pasado por sus manos, ni por la suyas ni por la de ningún miembro del PA". Es lo máximo que consintieron decir.

Los andalucistas celebraron una reunión de la comisión delegada (órgano de unos seis miembros que dirige el día a día del partido) para convocar a la ejecutiva para hoy con un solo punto del día: "Ratificar la ruptura de relaciones con la ejecutiva andaluza del PSOE". Como única respuesta a las palabras de Chaves, la vicesecretaria andalucista, Antonia Agudo, suscribió un comunicado muy parecido al emitido el día anterior, en el que se acusa al PSOE de ir a por el PA y emprender una especie de campaña de acoso y derribo con "infamias" y "embustes" por defender que Andalucía es una nación igual que Cataluña.

El comunicado usa unos términos similares a los que emplea Álvarez en una carta que ha remitido a militantes y simpatizantes para animarles a la movilización y avisarles de que el PSOE, y el poder que este partido tiene en todos los ámbitos de Andalucía, va a arremeter contra los andalucistas con una estrategia de asedio. La carta tiene matasellos del jueves 23 de marzo, cuando el PSOE rechazó en el Parlamento la proposición no de ley del PA para definir a Andalucía como nación, y justo dos días antes de que el PSOE diera a conocer el documento que atribuyen a Julián Álvarez. Además de confirmar que el secretario general le entregó la propuesta del Estatuto sin nación, Manuel Chaves se mostró ayer sorprendido de que el PA rechazara finalmente la fórmula "realidad nacional", al ser, dijo, una sugerencia de autoría andalucista facilitada en el transcurso de las conversaciones bilaterales con el líder del PA.

No obstante, el socialista quiso dejar claro que "la denominación de Andalucía en el Estatuto no es el único tema importante", sino que existen otros asuntos relevantes, entre los que citó la financiación, las competencias, las relaciones bilaterales entre el Estado y la comunidad autónoma o la deuda histórica, en los que, aseguró, "hay muchas posibilidades de aproximación con los partidos políticos". Chaves señaló que ha tenido "planteamientos de negociación bilateral" del Estatuto con los tres partidos de la oposición, dentro de un proceso, que calificó de "legítimo", "de protagonizar el consenso en relación con el Estatuto". No obstante, añadió: "No sería muy bueno que el consenso se pueda dar sólo entre dos partidos; el consenso en torno al Estatuto se tiene que dar entre los cuatro partidos y yo voy a trabajar por ello". Fuentes socialistas señalaron que la propuesta que el PA proporcionó al presidente de la Junta es muy extensa y en ella se toca otros muchos aspectos de la reforma del Estatuto.
 
Alvarez (PA) afirma que no está dipuesto a mantener ninguna reunión más con Chaves hasta que pida disculpas y rectifique
Acusa al presidente de la Junta de romper "el secreto de unas conversaciones privadas para obtener réditos políticos"
MALAGA, 28 Mar. (EUROPA PRESS) -
 
El secretario general del Partido Andalucista, Julián Alvarez, recalcó hoy que "jamás he aceptado ni verbal ni documentalmente otra cosa que el reconocimiento de Andalucía como nación y no he entregado ningún documento que acredite eso durante la pasada cumbre de líderes". Además, aseveró que no está dispuesto a mantener ninguna reunión más con el presidente de la Junta, Manuel Chaves, "hasta que pida disculpas y efectúe las rectificaciones debidas a mí y, sobre todo, a la verdad". Alvarez señaló en Málaga que, de haber estado dispuesto a aceptarlo el PA, "ya hace tiempo que habríamos alcanzado un acuerdo y si no hay acuerdo es porque nunca hemos estado dispuesto a aceptarlo", al tiempo que resaltó que "fui la última persona en llegar a la citada cumbre y no estuve en ningún momento a solas con el presidente de la Junta de Andalucía y hay múltiples testigos que lo pueden acreditar".

No obstante, admitió que durante dicha reunión sí entregó un documento a todos los líderes políticos en el que el PA dio una respuesta a lo que se había llamado decálogo de Chaves y en el que recogió la propuesta de que Andalucía se defina como nación, a la vez que reconoció que "documentos hemos entregado muchísimos y algunos de ellos establecen hasta seis fórmulas distintas para un preámbulo que reconozca Andalucía como nación". Por ello, insistió en que "no hemos renunciado al reconocimiento de Andalucía como nación, no porque seamos nacionalistas", sino por que "Andalucía se juega la igualdad con el término nación". Así, pidió explicaciones a Chaves acerca de "por qué acepta que Cataluña sea una nación y Andalucía no".

Alvarez acusó a Chaves de romper "el secreto de unas conversaciones privadas pretendiendo obtener réditos políticos", lo que consideró "gravísimo e inédito en las relaciones entre partido". "Este comportamiento es un auténtico atentando contra la más elemental ética y no lo debe cometer nadie y menos el presidente de todos los andaluces", incidió. "He debido de pecar de ingenuo y no me podía imaginar que el líder del PSOE y presidente de la Junta fuese capaz de romper la privacidad de reuniones convocadas por él, a las que me convocaba diciéndome que eran reuniones secretas, y menos de dedicarme nada menos que el informativo de Canal Sur y buena parte de los medios que es capaz de dirigir sencillamente para poner este tema encima de la mesa", precisó.

El secretario general del PA criticó que Chaves haya prescindido del "más mínimo respeto que se le debe a un interlocutor" y lamentó haber tenido que asistir "al espectáculo de sufrir su manipulación". Por ello, subrayó que lo ocurrido es "de tal gravedad, que no estoy dispuesto a mantener ninguna reunión más hasta que pida las disculpas y efectúe las rectificaciones debidas a mi y, sobre todo, a la verdad". Asimismo, recordó que "nuestra primera reacción ha sido interrumpir o romper inmediatamente las relaciones bilaterales a nivel nacional", al tiempo que anunció que esta tarde convocarán una ejecutiva extraordinaria del PA para debatir qué decisión tomar.    No obstante, adelantó que su intención es que esta ruptura no alcance a ayuntamientos u otras instituciones, "porque donde se ha perdido la quiebra del respeto o de la credibilidad es en un ámbito y nosotros no somos los que vayamos a extender esa decisión a otros ámbitos".
 
En cuanto a las declaraciones realizadas por el secretario del PSOE de Cádiz, Francisco González Cabaña, en las que afirmó que en la próxima ejecutiva provincial socialista planteará la rutpura del pacto de gobierno con los andalucistas en la Diputación gaditana y la retirada del apoyo en San Fernando, Alvarez reiteró que "no queremos generalizar esta situación y no estamos animando a que se produzca una medida que llegue a sitios donde no se ha planteado el problema" aunque "cada uno es muy libre de hacer y decir lo que crea conveniente y asumir las consecuencias de sus actos".

Sin embargo, este asunto, para el secretario general del PA "afecta no sólo al Estatuto sino también a las relaciones entre dos partidos políticos", por lo que "me sorprende que Chaves calificara ayer nuestra respuesta como desproporcionada, ya que es la justa y la coherente cuando nos sentimos burlados".  Al mismo tiempo, manifestó que "Chaves, una vez más, nos está dejando tirado a los pies de Cataluña" y que "ellos creen que tienen todo el poder, el dinero y los medios de comunicación y que, por tanto, pueden conseguir convertir una mentira en verdad". "En esta batalla somos David y Goliat, eso sí, con una onda que es la de verdad".  Al respecto, apuntó que "Andalucía no se merece un presidente que mienta, que no crea en ella y que esté dispuesto a traicionarla por intereses personales o políticos".

Además, mostró su disposición a un "cara a cara con Chaves en Canal Sur TV para que el presidente del Gobierno andaluz pueda desvelar todas las cuestiones que le haya comentado, pero pido el mismo derecho a poder decir todas las cosas".
 
 El Remate
El palo del PSOE y las debilidades del PA
Andalucía Libre
 
En estos días coinciden en el tiempo dos procesos de linchamiento político y mediático auspiciados desde el PSOE.
 
Uno en Cataluña -con la entusiasta colaboración de CiU- toma como objetivo a ERC con la excusa de sus requerimientos a militantes y cargos de designación colocados en la Generalitat para que contribuyan a su financiación.
 
Otro, en Andalucía, se emplea con virulencia sobre el PA a cuenta de sus hipotéticas debilidades o incoherencias en la defensa de la definición de Andalucía como Nación en la elaboración estatutaria. Ambos nacen de interesadas filtraciones a la prensa.
 
El origen político de los dos es similar. Tanto en Cataluña como en Andalucía, el PSOE golpea inmisericorde a quienes se atreven a discutirle la hegemonía o no se le someten con toda garantía. El PSOE se revalida como fiel instrumento de España.
 
En Cataluña el propósito de la maniobra es presionar a ERC, para que del NO al estatuto se pase al . En Andalucía, poner de manifiesto las contradicciones y titubeos del PA y hacérselos pagar y sobre todo advertirle de lo que le espera si se atreviera a afirmarse en el NO; una vez que Chaves y el PSOE ya cuentan de antemano con la capitulación del PCE-IU (salvo decisión en contrario de sus bases, si son convocadas a Congreso).
 
En uno y otro país, el PSOE se aprovecha de las inconsecuencias y debilidades de sus socios o aspirantes a socios y de sus fallas de apreciación sobre lo que es y representa el PSOE.
 
En Andalucía, el PSOE utiliza el error del PA al centrar su discurso sólo en la palabra "Nación" y especialmente en su empecinamiento en sostenerla y justificarla a partir sólo del agravio comparativo con Cataluña. El PSOE se aprovecha -además- del hecho evidente de que el PA ha mantenido a lo largo de todo el proceso, sucesivas posiciones al respecto y que su énfasis sobre la cuestión viene de tiempos recientes.
 
Para responderle eficazmente al PSOE, al PA le falta valentía -de momento- para decir con claridad dos cosas: que Andalucía es una Nación, al margen de lo que sea o deje de ser Cataluña y que lo es, también, porque España no lo es.
 
Le falta también al PA argumentar en extenso sobre las necesidades de Andalucía para, a partir de ahí, plantear todo un diseño competencial distinto que conlleva para sostenerlo un modelo de financiación asentado en un Concierto Economico.
 
Esas carencias del PA no nacen de la nada. Provienen en ultima instancia -en lo doctrinal y estratégico- de su resistencia a asumir como condición política la Soberanía Nacional y la no españolidad de Andalucía y se exacerban -en lo táctico y coyuntural- por la duda que aun mantiene la dirección andalucista sobre si quiere o no sumarse como ultima rueda -aunque sea en el ultimo momento- al modelo de reforma estatutaria que impulsa el PSOE.
 
De ahí el cruce de papeles que provoca este ultimo episodio; con sus añadidos de ingenuidad del PA y la nada novedosa deslealtad del PSOE.
 
Las debilidades del PA operan también a la hora de criticar los efectos sobre Andalucía del pacto PSOE-CiU que ha dado lugar a la ultima redacción del Estatuto catalán. Es evidente que el acuerdo Zapatero-Más lleva implícito en sus disposiciones de financiación -al menos al nivel de propósitos- una apuesta expresa por mantener a Andalucía en posición relegada y subordinada y en congelar el reparto de papeles dentro del Estado español en nuestro perjuicio. Lo que el PA hace como que ignora es que este pacto es tanto o más una tradición política española que catalana.
 
Y lo que aún no aprecia es que la única forma de combatirlo y resolverlo desde Andalucía -al menos transitoriamente- y de responder ahora eficazmente al PSOE y a sus secuaces -aquí, en Madrid y en Barcelona- es mediante la defensa vigorosa de una relación bilateral compensatoria con España asentada en la soberanía fiscal andaluza y en la devolución española. Cegados con Barcelona -para evitar enfrentarse frontalmente al españolismo- el PA siempre olvida que Andalucía sufre las consecuencias de estar integrada en un Estado español, no catalán; lo que significa que los derechos y requerimientos de Andalucía existen y existirían con o sin nuevo Estatut catalán.
 
Más allá de la charlotada o de los aspectos esperpénticos, lo que denota la crisis animada desde el PSOE es que si el PA quiere resistirse a su presión y a su chantaje y ganarse una posibilidad de futuro ha de clarificar y desarrollar su discurso y cohesionarse. Y eso requiere un Congreso Nacional extraordinario.
Para contexto general del proceso, ver Andalucía, a la hora de la Reforma Estatutaria, Andalucia Libre nº 266, 24/7/2005
Sobre el PA, ver ultimo tratamiento específico en El Andalucismo hace Turismo, Andalucia Libre nº 274 - 17/11/2005
Para ampliar ver Recopilación en Andalucía Libre nº 278 y nºs 279 y 280 y siguientes
Sobre ultima coyuntura ver: Andalucía: Un Estatuto para la Dependencia (1), Andalucia Libre nº 284 - 1/3/2006 y
Carta Abierta a la militancia del PA e IU, Andalucía Libre nº 288, 25/3/2006
 
Sugerencias
Acto de Solidaridad con los Despedidos/as de SEAT-Cataluña
Las deslocalizaciones a debate
Diosdado Toledano
Coordinador Plataformo estatal Solidaridad con SEAT y despedido
Granada: miércoles 29 de marzo a las 20h
Facultad de Ciencias Políticas -salón de grados
Organiza: Foro Social de Granada
 
ENCUESTA. Mantenemos abierta la Encuesta: ¿Solidaridad con Andalucía?., tanto para votar, modificar el voto remitido o consultar la marcha de la votación. A la pregunta que hemos planteado: "¿Puede la nación andaluza confiar en obtener respeto y apoyo a sus derechos desde las izquierdas de España y los nacionalistas de Euskadi o los Países Catalanes...?" están respondiendo las direcciones suscritas a ANDALUCÍA LIBRE, tanto de dentro como de fuera de Andalucía, con un sensible nivel de participación y con significativos sesgos según sean o no andaluces quienes opinen. Recordamos que se puede votar bien vía web en el sitio de la Encuesta, bien remitiendo un correo electrónico a la dirección escogida de las tres opciones propuestas que aquí reproducimos:  1) SÍ, nos respetan y apoyan 2) NO, Andalucía sólo puede confiar en si misma y 3) Nos respetaran y apoyaran sólo cuando seamos fuertes y les interese. Al concluir la votación, daremos cuenta de sus resultados.
 
--oOo--
Andalucía Libre es Andalucía Laica
Contra los Clericales de TODAS las Religiones
POR UN SISTEMA ANDALUZ DE ENSEÑANZA , LAICO, PUBLICO, NACIONAL.
NINGÚN PRIVILEGIO LEGAL NI FISCAL PARA LAS ENTIDADES RELIGIOSAS.
POR LOS DERECHOS DE LAS MUJERES Y LOS HOMOSEXUALES:
TOLERANCIA CERO A LAS INTROMISIONES CLERICALES
 
  
¿Inquisiciones, Teocracias, Integrismos...?. NUNCA MÁS
 
 
Música de fondo: Si tu me dices ven, Los Panchos
PUBLICIDAD DEL SERVIDOR E-LISTAS:











[Adjunto no mostrado: Los Panchos - si tu me dices ven.mid (audio/mid) ]

Free Website Counter
Hit Counters