Inicio > Mis eListas > andalucialibre > Mensajes

 Índice de Mensajes 
 Mensajes 331 al 338 
AsuntoAutor
nº 331 - Andalucia Andaluci
nº 332 - "De la De Andaluci
nº 333 - ANDALUCIA Andaluci
nº 334 - URGENTE M Andaluci
nº 335 - Cataluña, Andaluci
nº 336 - Jornadas Andaluci
nº 337 - VIDEOS Jo Andaluci
nº 338 - Nuestro V Andaluci
 << 30 ant. | -- ---- >>
 
Andalucía Libre
Página principal    Mensajes | Enviar Mensaje | Ficheros | Datos | Encuestas | Eventos | Mis Preferencias

Mostrando mensaje 343     < Anterior | Siguiente >
Responder a este mensaje
Asunto:[AndaluciaLibre] nº 277 - (2) Andalucía traicionada
Fecha:Jueves, 1 de Diciembre, 2005  00:43:41 (+0100)
Autor:Andalucia Libre <andalucialibre @.......es>


nº 277
 
 
Presentación
4-D: Se acumulan las sombras
Andalucía Libre
 
Presentación Manifestación 4d
Pérez (PA), Távora (Andalucía por SÍ), Caballero (PCE-IU), González (PA) y Gordillo (CUT-BAI).
De pie: Velasco (Jaleo!), García (CUT-BAI) y Acuña (PCE-IU)
 
A cuatro días de la manifestación, pretendidamente de ámbito nacional, convocada para el próximo 4 de Diciembre en Sevilla se acumulan las sombras. De entrada ya se sabia que sus circunstancias y consecuentes expectativas sociales no tenían punto de comparación con las de 1977 o 1979, pero el desarrollo de los acontecimientos van confirmando paso a paso los más desfavorables pronósticos.
 
El ambiente social al respecto es gélido. La repercusión mediática de la convocatoria ha sido mínima, cuando no prácticamente inexistente en prensa, radio y televisión. El despliegue propagandístico realizado hasta el momento, nulo. El compromiso logístico de las mayores organizaciones convocantes -los parlamentarios PA y PCE/IU- intangible.
 
A esta hora y en este día, no hay prácticamente carteles de la manifestación por las calles andaluzas ni tampoco organizados autobuses unitarios para desplazamientos, o al menos no conocidos públicamente. Parece que no se está por la labor de acercar a Sevilla a nadie no previamente controlado y ubicado como afín. A modo de ejemplo, el sitio en Internet de la sucursal andaluza de IU colocó sólo anteayer una primera referencia a la manifestación. No lo hay aún en los de sus organizaciones provinciales. En el caso andalucista, la primera referencia se ha subido ayer miércoles tarde y tras cerrar rápidamente un foro de participación que se les estaba desmandando. PCE-IU y PA están demostrando, en definitiva, que a lo que aspiran el día 4 es sólo a una foto de sus dirigentes a la cabeza de una controlada y modesta manifestación de Sevilla y provincia, todo lo más con algunos añadidos, que puedan vender simultáneamente como apoyo a sus políticas y justificación de sus cesiones.
 
Todo el peso de la difusión realizada hasta el momento -por modesta que sea- ha recaído, paradójicamente, entre las fuerzas y colectivos de izquierda independentistas y nacionalistas.
 
Juntándose el hambre con las ganas de comer, esta levedad ha hecho que no se fuerce debate social alguno. Sindicatos y multitud de organizaciones sociales andaluzas -exceptuando al SOC, ya implicado a priori- ignoran sin costes la convocatoria y con ella la cuestión de la relación entre las demandas y protestas sociales en curso y la satisfacción de los derechos nacionales de Andalucía. Tanto aquellos bajo el área de influencia del PSOE -directa o indirectamente- ya poco propensos de entrada a poner en riesgo amistades e influencias; como aquellos otros situados fuera de su ámbito de poder pero sin compromiso expreso con Andalucía, eluden con comodidad cualquier necesidad de pronunciarse o comprometerse. Lo hecho hasta ahora en los prolegómenos del 4D en lo organizativo y especialmente en lo político -de lo que abajo nos ocupamos específicamente- con el pacto PSOE-IU sobre financiación en primerísimo lugar, facilitan esta actitud generalizada de desmovilización y han conferido nuevos bríos al escepticismo entre quienes ya lo tenían de antemano.
 
Las contradicciones y ambigüedades políticas de la convocatoria y de los convocantes -tomados individualmente y como conjunto- se amontonan, retroalimentan y agudizan exponencialmente.
 
La convocatoria común parte con un lema inspirado en el agravio comparativo sud-español, que centra la reivindicación andaluza en la exigencia "por un Estatuto de Primera", donde se introduce a continuación con calzador la palabra "nación" referida a Andalucía sin mayores consecuencias. Sigue con un Manifiesto envejecido que se sitúa en esos mismos parámetros políticos de dependencia -dentro siempre de los márgenes de lo políticamente correcto- y que incluso tiene la desfachatez de incluir la palabra "soberanía" desposeyéndola por enésima vez de todo el sentido del concepto y de todo su fundamento político, insertándola en un texto que la niega para Andalucía desde un principio. Concluye con un discurso publico homogéneo -ver Andalucía Libre nº 276- que reproduce la versión españolista al uso en Andalucía en la determinación de quienes son los enemigos y objetivos prioritarios ('Cataluña' y 'parar a los catalanes'), distorsionando la realidad -que nos mandan desde Madrid y no desde Barcelona- y deformando cuales han de ser las metas andaluzas: emanciparse de la tutela española (sin que ello implique la menor simpatía en relación al actual Gobierno tripartito catalán y su propuesta estatutaria).
 
Los objetivos iniciales del PCE-IU y del PA ya los describimos en el Andalucía Libre nº 275. La CUT-BAI, por su parte, entendía la convocatoria como prueba de su capacidad para justificar en este circo su política de presencia simultanea en dos pistas: dentro y fuera de IU. Y de ahí en la declaración de su Permanente Nacional el sobredimensionamiento del significado político de haber conseguido incluir la palabra "nación" en el lema y la significativa lectura selectiva triunfalista de los hechos: ahí es nada la omisión del papel completo de su socio Martín Recio y el olvido de las posiciones políticas efectivas de las fuerzas parlamentarias en presencia, incluida especialmente aquella de la que forma parte. Finalmente, las organizaciones de izquierda independentista, nacionalista y soberanistas por lo que les tocaba -y especialmente la gente joven-  primaban la oportunidad de encontrar un acto unitario en donde manifestar su conciencia y rebeldía nacional.
 
El pacto PSOE-IU sobre financiación en la Ponencia estatutaria (al que el PA aún no se ha apuntado formalmente quizá por estar ahora empeñado en sus primarias internas) ha alterado irreversiblemente para todos los términos políticos de la ecuación. Fuerza definiciones. Abre también oportunidades. Está por ver si se aprovechan.
 
Más de una semana después de su firma, entendemos quienes hacemos ANDALUCÍA LIBRE que hora es ya de pronunciarse al respecto, para evitar que la prudencia sea confundida con complicidad.
 
Pacto estatutario PSOE-IU
Andalucía traicionada
Andalucía Libre
 
En la rueda de prensa de presentación de la convocatoria de Manifestación del 4D, realizada tres días después de la firma del pacto PSOE-IU, el despacho de Europa Press que informó del evento recogió así la intervención del líder del CUT-BAI, Juan Manuel Sánchez Gordillo: "Advirtió al PSOE y especialmente al Gobierno andaluz de que no 'pueden traicionar al millón de andaluces que conquistaron la autonomía para Andalucía'. En este sentido, denunció el intento por parte del presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, de impulsar una 'confederación, situando una España dividida en pueblos del norte ricos y pueblos del sur pobres'. Así, advirtió de que la manifestación del próximo 4 de diciembre sólo es el principio de la 'lucha que vamos a poner en marcha en favor de Andalucía'".
 
 
Dejemos de momento a un lado la carencia de vigor y coherencia políticas que denota el uso que hace Gordillo del argumento españolista sobre las confederaciones, tan del gusto de Alcaraz, Romero y Caballero (¿porque no puede haber, por ejemplo, una confederación con Andalucía de sujeto beneficiado?).
 
El reciente pacto PSOE-IU -ver Andalucía Libre nº 276-  en un aspecto central del debate estatutario le plantea a Sánchez Gordillo y a CUT-BAI una tesitura política de la que no pueden escapar. Su firma sobrevenida le impide seguir practicando el juego habitual de estar en misa y repicando.
 
O el pacto es bueno a sus ojos y entonces no hay ya nada que advertir al PSOE, ni en Madrid ni en Andalucía (e incluso la misma declaración de la CUT sobre la Reforma Estatutaria, "Soberanía, ahora es el momento", donde se reclamaba un Concierto Económico para Andalucía queda reducida a mero papel sin valor alguno).
 
O si el pacto no lo es; ya no es sólo el PSOE de Zapatero o el Gobierno andaluz del PSOE sino también la IU de Alcaraz y Romero... y la de Caballero y Martín Recio la que ha rubricado ya esa traición de la que alertaba Gordillo.
 
El Contexto del Pacto PSOE-IU
 
El Pacto sobre financiación PSOE-IU es una consecuencia derivada de las actuales prioridades españolas de coyuntura del PP. El ultraespañolista PP -heredero del franquismo y de la CEDA- está jugando fuerte a desgastar por su flanco al PSOE a cuenta de su apoyo al proyecto neocamboniano de estatuto catalán. Tiene interés en centrar toda la atención posible en esa batalla, haciendo ver que el PSOE se pliega a las pretensiones catalanas, poniendo en peligro a España. Todo lo condiciona a la resolución de este pleito de donde espera obtener nutrientes electorales, vía catalanofobia.
 
Lo de menos en esta cuestión es que el propio PP -tanto en la Propuesta Piqué de Financiación como en el Documento interno del PP catalán recientemente filtrado- esté sobradamente dispuesto a conceder a Cataluña en su momento todos los tratos privilegiados que se encarten... siempre y cuando se haga sin que Madrid y consecuentemente España pierdan el control y la llave de la caja fuerte y de ahí su rechazo a que las concesiones queden fijadas dentro del texto estatutario. Admite el huevo pero no el fuero. En esto, el PP es continuador directo de una arraigada tradición española, operativa como mínimo desde 1845 cuando mientras se inventaba España se ponía en marcha su Hacienda única y con ella, mientras otros se desarrollaban, España coadyuvaba al subdesarrollo de Andalucía.
 
El PSOE no puede hacer lo mismo que el PP porque depende para seguir en el Gobierno español de los votos de sus socios partidarios catalanes ERC e ICV. En lo que a los andaluces interesa, el PSOE, para avanzar y ante el boicot del PP, se ha vuelto ahora hacia unos PCE-IU y PA ansiosos de ser tenidos en cuenta y con los que no tiene sustanciales diferencias estratégicas. Con ellos tiene mayoría parlamentaria suficiente en Andalucía y además puede reproducir un amago de repetición del esquema del 28-f que se llevó por delante a la UCD (antecedente del PP), a modo de amenaza y línea discursiva.
 
Nuevamente -como en 1980- el PSOE juega a dos bandas y utiliza su posición dominante en Andalucía en pro de sus intereses españoles. De un lado, presenta como 'propuesta andaluza' -con el apoyo del PCE/IU y si se confirma, del PA- lo que es expresamente una posición de ordenación general española -que niega la singularidad nacional andaluza- desde la que presionar a sus socios catalanes. De otra, tiene siempre libre el utilizar su posición en Madrid para hacer lo propio vistiéndolo de 'propuestas de interés general'. Y aún tiene a Alfonso Guerra de propina para enarbolar la visión del recorte del recorte... Lo cierto es que cara a Andalucía en todas sus versiones, lo que plantea es una uniformidad española que -bajo la argucia de enarbolar la llamada 'solidaridad'- mantenga el poder español residenciado en Madrid y congele el actual reparto de papeles dentro del Estado español en detrimento de Andalucía.
 
El contenido del Pacto PSOE-IU
 
En la Constitución española puede encontrarse un articulo -el 129.2- que dice:"Los poderes públicos promoverán eficazmente las diversas formas de participación en la empresa y fomentarán, mediante una legislación adecuada, las sociedades cooperativas. Tambien establecerán los medios que faciliten el acceso de los trabajadores a la propiedad de los medios de producción". Este texto es el resultado de una enmienda propuesta por el exministro franquista Licinio de La Fuente, entonces diputado por AP (el predecesor directo del PP). Recordamos su existencia aquí para llamar la atención sobre cómo hay que leer los textos constitucionales y estatutarios; porque obviamente ni estamos hoy en transición al socialismo -como pudiera pensarse después de leer este mandato constitucional- ni siquiera esa era la intención del proponente. Tambien pudiera releerse al efecto el articulo correspondiente sobre Reforma Agraria del Estatuto andaluz vigente -el 12.3.11- para refrescar otro ejemplo del mismo fenómeno.
 
Toda la retórica sobre 'suficiencias', 'igualdades' y 'servicios' que engorda la letra del acuerdo PSOE-IU sobre financiación autonómica en el proyecto de nuevo estatuto andaluz es vana. Repite lo que está mil veces dicho en anteriores textos legales y siempre se ha concretado en perjuicio andaluz y aún así se refiere sólo a los servicios públicos y no al desarrollo y la estructura económica general de Andalucía. Sólo su descrédito notorio ante su fracaso evidente hace que en toda la retahíla que citan PSOE e IU en prensa omitan referirse al Fondo de Compensación Interterritorial (artºs. 157 y 158.2 de la Constitución española) que hace 25 años vendieron ellos mismos como mágico soporte de igualdad y desarrollo; tal y como ahora hacen con los cuentos que hoy propalan. Por no incluir, su pacto ni incluye el reconocimiento y la satisfacción de la llamada "deuda histórica" (realmente deuda autonómica) -que remotamente recuerda el expolio español de Andalucía- ni aún el compromiso verbal de igualación en la financiación por habitante entre el régimen común -que se aplica a Andalucía- y el llamado 'régimen foral', del que disfrutan en exclusiva las comunidades autónomas vascas (aunque luego, sin instrumentos efectivos, quedara condenado a eternizarse como mero brindis al sol).
 
Lo importante políticamente del modelo pactado por PSOE-IU es que deja el control del conjunto del sistema tributario andaluz en manos españolas, tal y cual está ahora. España es la que establece qué tributos deja en manos de Andalucía y cuales no y en qué dimensión y tramos, reservándose todas las potestades y recursos esenciales. España le deja también a Andalucía recaudar los tributos que gentilmente le cede para trabajarle a su servicio e incluso le permite pensar en colaborar, si se porta bien, como subcontrata a sus ordenes en la de los que no les cede; pero siempre bajo la normativa y el control español. En resumen, España impide a Andalucía tanto jugar a cualquier opción de federalismo competitivo como dotarse de recursos propios previo control fiscal de su economía al servicio de sus prioridades sociales y nacionales.
 
A renglón seguido y una vez que tiene bien atenazada a Andalucía, España es también -siempre según el acuerdo PSOE-IU- la que determina a su conveniencia qué transferencias hace a Andalucía para el mantenimiento de los mínimos que estime pertinentes y siempre en un marco que coloque a Andalucía difuminada dentro de la recua de Comunidades Autónomas y en posición mendicante.
 
La 'multilateralidad' del PSOE-IU -que todo lo remite al Consejo de Política Fiscal y Financiera- frente a la bilateralidad del Concierto Económico, es la diferencia entre la caridad controlada y mezquina frente al derecho político pactado; entre la opacidad pretendidamente técnica y la claridad política controlable por la ciudadanía. La multilateralidad no es garantía de igualdad sino al contrario de dependencia y subdesarrollo. Lo que presentan y pretenden no es una "respuesta a Cataluña" -como dicen- sino un servicio a España -incluida Cataluña, en tanto actúe como española- en perjuicio, como siempre, de Andalucía.
 
¿Donde quedó lo del "Estatuto de Primera"?
 
El acuerdo PSOE-IU sobre financiación imposibilita ya de entrada un "Estatuto de primera"; incluso insertándolo en los términos castrados y tramposos de su discurso. Modelo de financiación "de primera" sería, en todo caso, el del Estatuto vascongado de diciembre de 1979 o el Amejoramiento del Fuero navarro de agosto de 1982; que no por casualidad todo el empeño del Proyecto catalán es acercarse a ambos.
 
La firma del acuerdo con el PSOE implica no sólo que IU ha roto y vulnerado ya los mínimos políticos pactados de la convocatoria conjunta del 4D sino que ha generado una situación en la que la desnaturalización y perversión absoluta de sus iniciales objetivos está planteada en términos ineludibles ante el resto de fuerzas convocantes.
 
Volvemos pues a la encrucijada inicial.
 
Si el pacto es bueno (y si así se admite, sea por acción u omisión) la manifestación del 4D se convierte así en una iniciativa de apoyo critico al Gobierno Chaves y a sus cómplices y aliados.
 
Si no lo es, no cabe ir de la mano de los que acaban de traicionar nuevamente a Andalucía en cuestión tan fundamental. Se impone declarar el hecho públicamente, desvincularse a los cuatro vientos de la convocatoria unitaria y convocar separadamente en su caso sólo quienes están con claridad por la Soberanía Nacional de Andalucía y su dignidad. Más aún, se ha de aprovechar la ocasión para silbar y denunciar a los traidores que estén a mano (porque Chaves, Griñan y Zarrias y demás jerarcas del PSOE no estarán... pero Alcaraz, Valderas, Caballero, Martín Recio y demás dirigentes de IU, sí).
 
¿Qué hacer?.
 
Las fuerzas andaluzas convocantes (CUT-BAI, Jaleo, Nación Andaluza, Liberación Andaluza, ANA, SOC...) están obligadas a clarificar la situación ante la opinión pública andaluza y a aprovechar la manifestación del 4D para hacerlo, obteniendo el máximo de repercusión mediática posible. Es su obligación ante el pueblo andaluz. El silencio es hoy, aquí y ahora, complicidad.
 
Esto implica, primero, comunicar públicamente su desvinculación de la convocatoria conjunta y su rechazo del pacto PSOE-IU como traición a los intereses y derechos andaluces.
 
Segundo, convocar bajo consignas propias y banderas exclusivamente andaluzas y de clase en cortejo claramente separado.
 
Tercero, aprovechar la manifestación para difundir la demanda de Soberanía Nacional y denunciar a quienes han traicionado nuevamente a Andalucía, aprovechando para ello el recorrido y el acto final masiva y estentoreamente desde abajo o bien organizando uno propio aparte.
 
Si se hace así se habrá podido evitar un nuevo secuestro político y aunque la correlación actual siga siendo la que es, se habrá posibilitado cara al futuro generar un polo de referencia nacional y de izquierda alternativo al Regimen. Si no se hace, cada cual habrá demostrado cuales son sus prioridades reales y a qué altura vuela.
 
Asi están las cosas.
 
Sobre el Proceso de Reforma Estatutaria
Ver análisis en:
Andalucía Libre nº 266, de 24 de julio de 2005
 
Las banderas del enemigo son españolas
El 4D sólo banderas nacionales y de clase:
Verdiblancas, rojas y rojinegras
 
Historia del proceso autonómico andaluz
 
Carteles de la Campaña del Referéndum de Iniciativa Autonómica del 28 de Febrero de 1980
       
La estafa estatutaria de 1980-1981 se repite...
El patriotismo también se mide en Euros
Colabora para que continúe en la red
una voz por una Andalucía Libre, Independiente y Socialista
Ayuda a ANDALUCÍA LIBRE
en la Cuenta Corriente del BBVA: 0182  3344  23  0201544428
 
 
Respuestas a la Encuesta
Andalucía Libre
 
En nuestro numero 276 reproducíamos un correo remitido a diversas organizaciones y asociaciones andaluzas en las que al poco de informarse de su realización les preguntábamos sobre su posicionamiento ante la manifestación del 4D. Damos cuenta, a continuación, de las respuestas recibidas.
 
Pegatina 1977
 
Del Centro de Estudios Históricos de Andalucía nos dicen que "apoyan la convocatoria aunque hubiésemos deseado que participando de sus pormenores. Lamentamos en este sentido que la sociedad andaluza sólo pretenda movilizarse desde posiciones políticas –craso error histórico-, y que nuestra existencia socio-cultural, creemos que indiscutiblemente comprometida desde 1996 con la causa, haya pasado inadvertida para grupos que de sobra nos conocen. En paralelo, aplaudimos que los andaluces, aún cada uno en nuestro partido, den visos de unidad y estrategia común ante los retos que tenemos abiertos en esta nación."
 
Por su parte, la Junta Directiva de la Asociación Andaluza por la Solidaridad y la Paz (ASPA) nos informa que "reunida en Granada el pasado sábado, 26 de noviembre, ha aprobado apoyar la manifestación del día 4 de diciembre (día de Andalucía) en Sevilla y participar en ella bajo la convocatoria común."
 
Finalmente, Jana Vidal desde la Asociación Pro Derechos Humanos de Andalucía nos hace saber que "nosotros no convocamos la manifestación del 4-D y que nuestra participación será a nivel personal. En la APDHA se ha dado información sobre dicha manifestación para que cada uno si lo cree conveniente participe. Esto lo hacemos así puesto que en la APDHA no hemos realizado un debate interno lo suficientemente amplio como para tener una opinión consensuada de la Asociación".
 
Aunque respetemos, como es natural, la decisión de quienes han decidido no respondernos, hemos de agradecer expresamente la cortesía de quienes sí lo han hecho.
 
Avisos y Sugerencias
Autobús confirmado desde Costa del Sol-Málaga a la Manifestación de Sevilla.- Desde Nación Andaluza confirman el siguiente autobús que saldrá de Mijas y recorrerá alguna localidad más hasta Málaga, para posteriormente dirigirse a Sevilla. Es importante que las personas interesadas pongan pronto en contacto a través de la dirección de más abajo:
AUTOBÚS 4-D
*SALIDA MIJAS: 8 DE LA MAÑANA (FRENTE AL AYUNTAMIENTO)
*SALIDA FUENGIROLA: 8:30 (AV. CLEMENTE DIAZ-JUNTO EDIF. MERCACENTRO)
*SALIDA DE MÁLAGA: 9:00 (FINAL ALAMEDA DE COLON)
CONTACTO:
miha-x@wanadoo.es 
Por otro lado, se está gestando la tradicional acto y ofrenda de flores en el lugar donde fue asesinado Caparrós en 1977 (Puente de la Diputación esquina con la Alameda), sería el sábado 3 de diciembre sobre las 19 horas, y se haría de forma conjunta con Er Llano.
Acotaciones al Anexo Científico, 276 bis.- Hemos recibido algunos correos de suscriptores, varios de ellos de América Latina, deseosos de ahondar en las aportaciones de nuestro anterior numero especial, el Anexo Científico 276 bis, accediendo a sus fuentes para aprehender en toda su intensidad sus aportaciones. Puestos en contacto con nuestro amigo Hamete Benengeli, nos indica amablemente que su descubrimiento referido, la por él llamada Tonalidad Conceptual Apócrifa de Coyunda Estatutaria, puede encontrarse detallado en letra -en una de sus versiones- y también una referencia al allí citado precursor-difusor en los enlaces aquí introducidos en el texto.
 
Otros lectores se han interesado, asimismo, por su persona y por su casta familiar; en particular en lo relacionado con su más famoso antepasado. No es tema que precisamente agrade tocar a nuestro colaborador, un tanto harto de lidiar con el asunto tras muchos años de intentar alumbrar mentes oscurecidas por tópicos e infundios y además propenso a la reserva sobre determinados asuntos, por tradición familiar nacida de la necesidad. No obstante, su generosidad pedagógica le ha podido nuevamente -lo que públicamente le agradecemos- y aunque de momento se niega a publicitar lo que sabemos ya tiene descubierto y elaborado de su mano al respecto, nos obsequia a titulo divulgativo con enlaces a los trabajos de Medina Molera y Case e incluso a los de Maestro y Moreno, sin que ello implique aval expreso y total a sus tesis -reitera y subraya- que pondrán en situación a las más curiosas y a los más inquietos.
 
--oOo--
 
Música de fondo: Vamos a Andar, Silvio Rodriguez
PUBLICIDAD DEL SERVIDOR E-LISTAS:













[Adjunto no mostrado: Silvio Rodriguez - Vamos a andar.mid (audio/mid) ]

Free Website Counter
Hit Counters