Inicio > Mis eListas > apdha > Mensajes

 Índice de Mensajes 
 Mensajes 91 al 120 
AsuntoAutor
2011-10-13 Infoapdh
2011-10-13 Infoapdh
2011-10-24 Infoapdh
2011-11-07 Infoapdh
2011-11-07 Infoapdh
2011-11-22 InfoAPDH
2011-12-07 InfoAPDH
2011-12-21 InfoAPDH
2012-01-19 InfoAPDH
2012-02-10 InfoAPDH
2012-02-24 InfoAPDH
2012-03-09 InfoAPDH
2012-03-23 InfoAPDH
2012-03-23 InfoAPDH
2012-04-13 InfoAPDH
2012-04-26 InfoAPDH
2012-05-14 webmaste
2012-06-01 InfoAPDH
2011-06-11 infoapdh
2012-06-22 infoapdh
2012-07-09 infoapdh
2012-09-20 InfoAPDH
2012-10-11 infoapdh
2012-10-31 infoapdh
2012-11-29 infoapdh
2012-12-26 infoapdh
2013-01-25 infoapdh
2013-02-15 infoapdh
2013-03-20 infoapdh
2013-04-18 infoapdh
 << 30 ant. | 30 sig. >>
 
Derechos Humanos de Andalucia
Página principal    Mensajes | Enviar Mensaje | Ficheros | Datos | Encuestas | Eventos | Mis Preferencias

Mostrando mensaje 1253     < Anterior | Siguiente >
Responder a este mensaje
Asunto:[InfoApdha] 2012-02-24
Fecha:Viernes, 24 de Febrero, 2012  13:28:18 (+0100)
Autor:InfoAPDHA <infoapdha @.....org>

Si no ves correctamente este mensaje, haz clic aquí

cabecera
              InfoApdha 

 InfoAPDHA, Boletín Digital de la APDHA - 24 de febrero de 2012, 10.909 suscriptores
 

 Síguenos en:

 facebook    twitter
   

Colabora con la APDHA en la defensa de los Derechos Humanos 

 Hazte socio/a
 
 
sumario 
   

 APDHA - - - - - - - - - -

 otros - - - - - - - - - -

 

 

 

 

 

 

Por la libertad de expresión y contra la Justificación y la Práctica de la Tortura

Comunicado de la CPDT. 15 de enero de 2012 

Comunicado sobre la rueda de prensa celebrada en Sevilla, en la que han intervenido Maribel Mora (Coordinadora General de APDHA) como portavoz de la Coordinadora para la Prevención y Denuncia de la Tortura (CPDT), Luis de los Santos, abogado defensor y miembro del Grupo 17 de Marzo y Agustín Toranzo, activista del Centro Social Casas Viejas. 

La Coordinadora para la Prevención y Denuncia de la Tortura (CPDT) es una plataforma integrada por organizaciones de lucha contra la tortura y la defensa de los derechos humanos agrupadas con el objetivo principal de velar por la aplicación y el seguimiento de los mecanismos internacionales de prevención de la tortura en el Estado español, de manera especial el Protocolo Facultativo de la Convención contra la Tortura y otros Tratos o Penas Crueles, Inhumanos o Degradantes de las Naciones Unidas.

Se ha tenido conocimiento por parte de esta Coordinadora de la Sentencia recién notificada del Juzgado de lo Penal nº 13 de Sevilla en la que se condena al activista Agustín Toranzo por un delito de calumnias al calificar como torturas las acciones efectuadas por la Policía Nacional en su persona, durante el desalojo del Centro Social “Casas Viejas”. Desde la Coordinadora para la Prevención y Denuncia de la Tortura no podemos sino manifestar nuestro rechazo y estupor por las argumentaciones jurídicas que en ella se plantean.

Legitimar una justificación del exceso de la fuerza por parte de los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado, en determinados casos, a nuestro juicio podría suponer una justificación de la tortura y malos tratos en circunstancias excepcionales, suponiendo, si esto es así, y  a nuestro entender una clara vulneración del derecho a la vida y a la integridad física. Justificar la necesidad del uso excesivo de la fuerza en determinados casos, argumentando que el fin justifica los medios, relativiza el daño que la tortura provoca en la configuración de nuestra sociedad.

Lo anterior se resume en un párrafo de la sentencia que expone  "las alegaciones sobre detener a los encerrados, imputarles delitos de atentado, o insinuar el empleo de gases, deben interpretarse como medidas de presión empleadas por los agentes dirigido a un único fin que es liberar a los encadenados y no con el fin discutido de causarles un daño y dolor innecesario". El desobedecer una orden o una resolución judicial como era un desalojo NUNCA puede justificar el uso de de estas prácticas.
Pero es que además la Convención de Naciones Unidas contra la tortura y otros tratos o penas crueles, inhumanos y degradantes, de aplicación en España, recoge un concepto más amplio que el argumentado por la sentencia y subsume incluso la intimidación o coacción por cualquier razón y sin posibilidad de justificación.

Incluso la Instrucción 12/2007 de la Secretaria de Estado de Seguridad sobre los comportamientos exigidos a los miembros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado para garantizar los derechos de las personas detenidas o bajo custodia policial, al regular las situaciones en que resulta legitimado el uso de la fuerza exige que la misma sea conforme con los principios de oportunidad, congruencia y proporcionalidad, así como que la intensidad utilizada sea la más adecuada y acertada. Ninguno de estos requisitos, a nuestro entender, se han dado en este caso. Es más, en la misma Instrucción se determina que el agente que aplica el empleo de la fuerza debe determinar si la detención puede realizarse mediante la utilización de otros medios no violentos que la técnica profesional pone a su alcance. En este caso sí existían otros medios que no quisieron ser empleados, como excavar otra galería o extraer la tierra por encima del agujero, si bien, tomaban más tiempo y recursos.

Por otro lado la libertad de expresión constituye uno de los fundamentos esenciales de una sociedad democrática, una de las condiciones primordiales de su progreso y el desarrollo de las personas. Esta sentencia, dentro del derecho a crítica de las resoluciones judiciales, entendemos vulnera el derecho a la libertad de expresión contemplado en la legislación estatal e internacional, de las personas que denuncian malos tratos por parte de las fuerzas y cuerpos de seguridad en el estado español. No es razonable que las personas no juristas que denuncian a los  cuerpos y fuerzas de seguridad del estado por la aplicación de técnicas que le infringen dolor, le provocan isquemia de órganos, imputación de delitos no cometidos, o insinuar el empleo de gases, tengan que conocer los límites, requisitos y excepciones del término legal jurídico de la tortura, que por otra parte requiere una interpretación técnica.

Esta práctica, cada vez ocurre más: la denuncia penal interpuesta contra personas y organizaciones defensoras de derechos humanos. El denunciante, en estos casos, pasa a ser denunciado, lo cual cercena. Máxime en este caso cuando según la sentencia se ha reconocido que los hechos sucedieron tal y como los contó la víctima Agustin Toranzo, y relató un perito independiente en su informe: “el estiramiento de miembros u órganos con posibilidad de desgarros, mutilación o enucleación, posición y estiramiento extremo de los miembros, y limitación prolongada de movimientos en posturas forzadas, isquemia de extremidad superior por uso repetido de torniquetes colocados por los policías, a lo que cabe añadir (...), el uso de intimidaciones y coacciones y otros métodos de presión psicológica”.

Pues bien, no parece que las autoridades del Estado español respeten y cumplan escrupulosamente las obligaciones contraídas en el seno de la comunidad internacional, sino que más bien, al contrario, se ha puesto el acento y la voluntad en la descalificación, obstrucción y criminalización de aquellas personas y organismos sociales y profesionales comprometidos en la tarea de la denuncia. De hecho,  la persecución de las personas que denuncian la tortura y los malos tratos se practican en más de la mitad de los países del mundo, incluido el Estado español. En este último caso, son múltiples los informes y denuncias que apuntan desgraciadamente a la realidad de esta afirmación, en relación a centros de internamiento de extranjeros, prisiones, calabozos etc.

En una muestra de humanidad y progreso, la tortura fue prohibida a escala internacional consiguiendo un gran consenso por parte de muchas naciones. Hoy, tenemos que mostrar nuestra preocupación y más absoluto rechazo ante este tipo de sentencias que parece retroceder a otros tiempos.
 

Coordinadora para la Prevención de la Tortura

 

 volver al sumario

 

El suicidio  “de una austeridad creciente”

Comunicado AEDH. 13 de febrero de 2012. 

La Asociación Europea para la Defensa de los Derechos Humanos (AEDH), la Liga Helena para los Derechos Humanos (HLHR) y la Liga Francesa de los Derechos Humanos (LDH) considera que las medidas de austeridad impuestas a Grecia conducen a la sociedad a una situación dramática y suicida.

Más reforma, más economía, más austeridad, sobre todo más austeridad. El mensaje enviado a Grecia por  la Unión Europea, el Banco Central Europeo y el Fondo Monetario Internacional se puede resumir de la siguiente manera: Para que el gobierno griego sea considerado cualificado para recibir la ayuda de 130 billones, se exige encarecidamente que ponga en orden sus cuentas a tres niveles:


Primero, asegurar que el Parlamento griego apruebe el nuevo plan de austeridad, sin deliberación. Segundo,  encontrar vias y medios de ahorrar 325 millones de euros, de lo contrario, la economía griega ya en bastante recesión, estará forzada a tomar otra dirección. Tercero, asegurar un compromiso formal de los partidos en el gobierno que pondrán en práctica las reformas planificadas, sean cuales sean los resultados  de las próximas elecciones nacionales.


Esta loca carrera de austeridad creciente sólamente puede empeorar la drástica situación social y económica de recesión  en unas condiciones  de vida ya extremadamente degradadas para los griegos. No es de extrañar que esta política siga adelante con la obligación  de “ninguna crítica” y con la intención de “sustituir el gobierno del pueblo por la administración de las cosas”.


Ante estas nuevas circunstancias, es el futuro de las personas y el de la nación el que está condenado al subdesarrollo, es la Unión Europea la que se hace vulnerable y finalmente se juega con la democracia europea
La AEDH, la HLHR, y  la LDH consideran que las soluciones de la crisis sistémica, especialmente de la eurozona, no puede reducirse a medidas de austeridad, ignorando tanto los derechos sociales y económicos como la libertad democrática de la gente, incluyendo el derecho a elegir a sus representantes y a determinar libremente la dirección de su política.


En este sentido, para la Cumbre de Bruselas, que trata del crecimiento y de la solidaridad con los extrajeros, es no sólo decepcionante sino profundamente inquietante. Lejos de ser un estímulo, un signo positivo de una Europa atenta a la emergencia social y las condiciones de un desarrollo incluyente y sostenible, puede ampliar la brecha que está creciendo entre el pueblo y la idea de la construcción europea.


Hacemos un llamamiento a las instituciones  de la Unión Europea contra estas políticas que conducen a un estancamiento económico y social, que socavan los derechos sociales legítimos de la población griega, así como todos los residentes de la Unión Europea que están  o que se verán afectados por estas políticas suicidas de austeridad.

La Asociación Europea para la Defensa de los Derechos Humanos (Asociación Europea para la Defensa des Droits de l'Homme - AEDH) se compone de las asociaciones y ligas de defensa de los derechos humanos en los países de la Unión Europea. AEDH es miembro asociado de la Federación Internacional de los Derechos Humanos (Federación Internacional para la Defensa des droits de l'Homme - FIDH). Para obtener más información, visite www.aedh.eu

 

volver al sumario 

 

Jornada XVII aniversario Diamantino García

El pasado domingo 12 de febrero tuvo lugar en Osuna (Sevilla) esta jornada que se celebra anualmente y que este año llevaba por título La Crisis y el Nuevo Orden Internacional. Un ataque a los Derechos Humanos. La jornada fue muy concurrida y despertó un gran interés entre los asistentes. En los siguientes enlaces os ofrecemos todas las intervenciones de la jornada:

> Ver imágenes de la jornada en flickr

> Vídeo de la intervención de Arcadi Oliveres (7'19'')

> Vídeo de la intervención de Alberto Garzón (5'10") 

> Escucha la intervención completa de Arcadi Oliveres. Crisis y nuevo orden internacional (66')

> Escucha la intervención completa de Alberto Garzón. Hay alternativas a la crisis (33')

> Audio de la conferencia de Pablo Gutiérrez. Transnacionales y Derechos Humanos (27')

> Audio de la conferencia de Teresa Aranguren. Intervenciones militares y guerras (35')

> Audio de la conferencia de Javier Couso. Intervenciones militares y guerras (27')

 

volver al sumario

 

Crónica del encuentro "Creando puentes, derribando muros"

El pasado 11 de febrero, la Asociación Tawassol y la Asociación Pro Derechos Humanos de Andalucía, organizamos un nuevo encuentro en la localidad marroquí de Asilah bajo el lema Creando Puentes, derribando muros.

En torno a 100 personas, entre ellas unas 30 que nos desplazamos desde Andalucía, asistimos a este Encuentro. Destacar la presencia de una delegación de Pateras de la Vida de Larache y de amigos y amigas de Iniciativa Cambio Personal – Justicia Global y de Tareas Solidarias

La acogida fue extraordinaria en un local excelente en plena medina de Asilah, y los objetivos se cumplieron con creces. El saludo-reflexión inicial a cargo de la delegada de la APDHA en Cádiz , María Casso, profundizó en lo que había significado para nuestra asociación el conjunto de actividades de hermanamiento e intercambio con las asociaciones marroquíes, superando en mucho el contenido protocolario de estas intervenciones. También intervinieron el Presidente de Tawasssol y un representante de la municipalidad.

Tras ello Rafael Lara presentó el Balance Migratorio 2011 que ha realizado la APDHA y unas reflexiones en torno a la influencia de las revueltas árabes en las migraciones. Como anécdota, la visualización en el Balance de un mapa en el que el Sahara Occidental aparecía claramente diferenciado de Marruecos, originó un encendido debate. Intervenciones de Tawassoll y de varios representantes de la sociedad civil de Asilah en torno al tema de las revueltas árabes, dio paso a un debate en el que hubo una sorprendente y nutrida participación.

La sesión de la tarde se centró en reflexiones sobre las relaciones “dos orillas” entre la sociedad civil, con intervenciones de Abdellhalak El Hamdouchi, de Pateras de la Vida, que hizo un repaso del proceso dos orillas desde el primer encuentro que organizamos en Cádiz nada menos que en 1998, y de Tawassol que enfatizó las excelentes relaciones con la APDHA y las muchas posibilidades futuras de trabajo en Común. Por parte de APDHA intervino Marisol Gómez haciendo una muy interesante reflexión sobre todo lo  que había significado el proceso “Creando Puentes” que iniciamos en 2006. El debate posterior manifestó sobre todo la voluntad y el interés en seguir trabajando juntos por un mundo mejor, cabalgando entre dos orillas y superando los muros que están construyendo para separar nuestros pueblos.

> Ver imágenes en filckr

> Ver vídeo del encuentro

 

volver al sumario

 

Inmigración. Los menores que Francia encarcela.

Agathe Logeart

Para llegar a conseguir las cuotas de expulsión, se ha arrestado a familias enteras. En 2012, 356 menores se han encontrado tras los barrotes de los centros de detención.


Puesto sobre una sábana de hospital, el bebé, vestido con un pijama y un gorro blancos, parece dormir. Sus piernas están plegadas y sus puños cerrados. Parece un duende tan pequeñito. Es la primera y última foto de esta niñita, muerta unas horas después de nacer, a las 2 horas y media exactamente, el pasado 21 de septiembre en Clermont-Ferrand, acta de defunción nº 657. Veton Bejzaku, de 29 años, muestra su imagen que guarda en su teléfono móvil. Se llamaba El Medina y era su hija. Para él, esta muerte no fue un accidente.


Un mes antes de esta foto, el padre, la madre embarazada y los tres hijos Bejzaku habían sido conducidos, bajo orden del prefecto de Puy-de-Dôme, de Clermont-Ferrand, donde residían desde hacía unos meses, al centro de detención administrativa de Lille-Lesquin. El abogado de la familia Bejzaku, Norbert Clement, de la abogacía de Lille, acaba de presentar ante el tribunal administrativo una demanda de peritaje para determinar si el parto prematuro de la mujer de Veton, Basrije, de 30 años, a los cinco meses de embarazo, puede constituir una falta administrativa por el alojamiento de la pareja y sus tres hijos de 10, 7 y 4 años en el centro […].


La cara oculta de la política de las cifras


Menores, mujeres embarazadas y familias enteras son desplazadas de una punta a otra del territorio francés para ser encerrados en lugares de detención administrativa: es la cara oculta de la política de las cifras en materia de expulsiones realizada por Nicolas Sarkozy mientras desempeñaba su cargo de ministro del interior. Política que sus sucesores han seguido después y han ampliado. Claude Gueant, de hecho, ha fijado su objetivo en 30.000 “alejamientos” para este año.


Sin embargo, tras las cifras hay caras, nombres e historias que los poderes públicos no quieren mostrar para que la prensa no entre en los centros de internamiento, esas antecámaras encadenadas de la reconducción a la frontera. Por ello, hay que actuar con astucia para descubrir estos lugares que encierran a menores al abrigo de miradas y sin ningún tipo de proceso […].


Tanto en la metrópolis como en los territorios de ultramar, diez de los 27 centros de detención existentes en Francia “acogen” (según el término oficial) a menores acompañados por sus padres. Ese es el único lugar en Francia (si no se considera la sesentena de bebés que nacen al año en prisión) donde se encierra menores de 13 años. Una excepción, que el Ministerio del Interior se afana en sacar de sus estadísticas, que no debe ser muy de fiar, ya que se intenta que no se haga pública junto con las cifras de estos detenidos algo especiales […].


La familia Dzhanaraliev expulsada a Polonia

La familia chechena Dzhanaraliev ya no se encuentra en Francia para testificar. Ahora erran por alguna parte de Polonia tras su expulsión de la Roche-sur-Yon el pasado 29 de septiembre en un avión fletado especialmente para tal efecto. Dos días antes, cuando todavía era de noche, unos cincuenta vehículos policiales acompañados de representantes de la prefectura cortaron la circulación para despertar a la pareja y a sus ocho hijos con el objetivo de llevarlos al Centro de Detención de Rennes […]. Francia, según la aplicación de la directiva de retorno, determinó reenviarlos a Polonia, el primer país del espacio Schengen por el que entraron en Europa.
Una familia chechena arrestada.


Carole Bohanne, miembro de RESF (Red de educación sin fronteras) asistió a un arresto de la familia y después a su expulsión dos días después. “La madre intentó resistirse poniéndose en cuclillas. Al hijo mayor lo ataron y lo llevaron en posición horizontal hasta el avión donde otros dos chicos estaban atados. Cuando llegaron a Polonia, les dejaron en el aeropuerto. Solos y sin dinero”. En lo que utilizaban como casa, los amigos de la familia encontraron el cochecito del más pequeño, los zapatos y libretas escolares en perfecto estado […].


(Léase la entrevista completa "Ces enfants que la France enferme" en "le Nouvel Observateur" del 15 de diciembre de 2011)

 

volver al sumario 

 

Reforma laboral del PP: la voladura controlada del derecho protector del trabajo

Juan Torres López y Alberto Garzón

El pasado viernes el gobierno del PP anunció una nueva reforma laboral que se tramitará como proyecto de ley en las próximas semanas.

Como en ocasiones anteriores, el gobierno la presenta como el camino imprescindible y seguro para solucionar el problema del paro que es el que más preocupa desde hace años a los españoles. Ahora se dice textualmente en el texto con el que ha sido presentada en sociedad que gracias a ella habrá más empleo, más empleo estable, más flexibilidad interna en la empresa, más eficacia del mercado de trabajo, más control y lucha contra el fraude…

Muy buenas palabras para que la opinión pública sienta confianza y acepte sin rechistar la nueva reforma.

¿Quién podría negarse a apoyar unas medidas que pretenden estos objetivos tan deseables?

El problema radica en que, aunque se oculte, ya disponemos de suficiente experiencia sobre lo que de verdad se consigue con el tipo de medidas flexibilizadoras, de recorte de derechos laborales y de abaratamiento del trabajo que de nuevo se vuelven a imponer.

En esta primera valoración de urgencia de la reforma no podemos hacer una análisis exhaustivo de todas ellas así que nos vamos a limitar a poner de manifiesto que, a nuestro juicio, la estrategia general que persigue y las medidas concretas más relevantes que contiene no han permitido nunca alcanzar los objetivos que dice el gobierno que van a conseguir ahora (más empleo, más empleo de calidad y mejores condiciones de la economía en general). Y que, por tanto, no hay razones para esperar que ahora puedan lograrlo.

La estrategia de la reforma

Las diferentes medidas que contiene la reforma no comportan una a una grandes novedades (salvo las referidas a la negociación colectiva que comentamos más abajo) y podrían incluirse fácilmente en las grandes líneas estratégicas de las reformas laborales que se vienen llevando a cabo desde los años ochenta:

- Abaratar el despido:

La nueva reforma reduce la indemnización de 45 días por año con un limite de 42 mensualidades en el despido improcedente y a 33 días con un limite de 24 mensualidades en todos los contratos indefinidos; modifica las causas de despido para evitar el control judicial; elimina la autorización administrativa en los despidos colectivos; y facilita el despido por absentismo y el debido a enfermedad.

-  Flexibilizar el marco general de las relaciones laborales:

La nueva reforma amplía las posibilidades de movilidad geográfica; facilita al empresario la posibilidad de modificar las condiciones de trabajo; y permite suspender o reducir temporalmente la jornada de trabajo, sin autorización administrativa.

- Promover la negociación individual de las condiciones de trabajo acabando con la colectiva:

La nueva reforma permite la inaplicación de los convenios mediante el arbitraje obligatorio; acaba con la prórroga automática de los convenios colectivos a los dos años de la terminación de su vigencia inicial; y da preferencia siempre al convenio de empresa respecto al sectorial.

- Abaratar el empleo (especialmente de los jóvenes) permitiendo la existencia de auténticos contratos basura y la intensificación del trabajo femenino:

La nueva reforma crea un nuevo tipo de contrato indefinido que podrán utilizar el 95% de las empresas españolas y que podrá extinguirse durante su primer año sin indemnización alguna por la simple voluntad del empresario; también otro contrato para la formación y el aprendizaje que se desvincula de la formación del trabajador; modifica el contrato a tiempo parcial para permitir la realización de horas extraordinarias y se fomenta este último tipo de contratación, como dice textualmente la propia nota informativa, para compatibilizar el empleo con la vida familiar y personal, lo que, en ausencia de políticas de corresponsabilidad, especializará a las mujeres en este tipo de empleos.

Además de todo ello conlleva otras medidas como las de bonificaciones y subvenciones, cambios institucionales significativos (como acabar con el monopolio de la formación de patronales y sindicatos lo que aún es pronto para saber el efecto práctico que pueda tener), la posibilidad de que los organismos públicos lleven a cabo expedientes de regulación de empleo, más privilegios a las grandes empresas de trabajo temporal y,como corolario de todo lo anterior, facilitar la reducción de los costes laborales y la moderación salarial.

Aparentemente, a grandes rasgos, la reforma podría simplemente considerarse como realmente limitada y una más en la línea de las anteriores y tendría la misma utilidad que han tenido y que ya hemos denunciado en otros textos (¿Qué se pretende con la reforma laboral?). Pero creemos que sería un gran error no descubrir la auténtica carga de profundidad que llevan consigo estas nuevas medidas laborales.

A nuestro juicio, la reforma del Partido Popular comporta una gran novedad y es que prácticamente renuncia a llevar a cabo modificaciones profundas en las condiciones relativas al entorno general en el que se mueven las relaciones entre empresarios y trabajadores (en la flexibilidad del mercado) para centrarse en la protección de los intereses del empresario, aumentando la flexibilidad interna de la empresa por la vía de darle a un poder de decisión frente a los trabajadores mucho mayor que el que hasta ahora tenían.

Lo que esta reforma busca no es, como en otras ocasiones, que el mercado de trabajo español responda en mayor medida a los principios que vienen sosteniendo los economistas neoliberales, que todo él sea más flexible para facilitar un mejor ajuste entre oferta y demanda de trabajo. No. Lo que creemos que el gobierno ha buscado ahora es limitarse a proteger y ampliar el poder de decisión de las empresas españolas a costa de los derechos de los trabajadores, posiblemente en la previsión de que no va a ser capaz de mejorar las condiciones del entorno económico a corto y medio plazo y que lo que se avecina es, por tanto, muchos más y peores nubarrones en el panorama económico.

Por eso la reforma va a ser mejor recibida por la patronal que por los analistas económicos neoliberales que, en realidad, han visto frustradas sus propuestas de los últimos años (sobre todo, la del contrato único) orientadas a desregular la totalidad del mercado y no solo la actividad en el interior de la empresa (aunque valoren positivamente lo que la reforma propone en este campo).

La reforma es efectivamente tímida desde el punto de vista neoliberal en lo que se refiere a la macroregulación del mercado laboral pero posiblemente sea la reforma más profunda y radical de los últimos treinta años desde el punto de vista de la distribución de los poderes de decisión y por tanto de apropiación entre propietarios del capital y los trabajadores. Y esto es lo que no debe pasar desapercibido.Es una reforma decisiva no por lo que va a conseguir a corto plazo sino por las condiciones que establece para el futuro de la economía española que, con el nuevo diseño del marco laboral que se le impone, no podrá especializarse sino en el suministro de servicios de baja calidad y valor añadido para ponerse a la altura, en todo caso, de las economías más empobrecidas de nuestro entorno.

El gobierno no ha planteado una reforma para crear empleo, ni para crearlo de calidad, ni para disminuir la temporalidad, ni la dualidad, ni mejorar la formación sino para proteger a los empresarios cuando sabe que la economía no se va a recuperar y que, como consecuencia de las políticas de austeridad que aplica y de las concesiones que hace a la banca, sus negocios tendrán menos demanda y menos actividad productiva y, por tanto, menos necesidad de empleo.

Las medidas verdaderamente relevantes de la reforma son las encaminadas a dar prioridad a los convenios de empresa, a permitir que los empresarios puedan modificar unilateralmente las condiciones individuales de los trabajadores (con control judicial ex post) y las condiciones laborales y salariales de los convenios colectivos, especialmente las relativas a jornada, y a eliminar la prórroga automática indefinida de los convenios (la ultraactividad).

Así, el artículo 12 del proyecto modifica el Estatuto de los Trabajadores estableciendo que a partir de ahora “la dirección de la empresa podrá acordar modificaciones sustanciales de las condiciones de trabajo cuando existan probadas razones económicas, técnicas, organizativas o de producción. Se consideraran tales las que estén relacionadas con la competitividad, productividad u organización técnica o del trabajo en la empresa”. Y esas modificaciones se considerarán sustanciales cuando afecten a materias como jornada de trabajo,
 horario y distribución del tiempo de trabajo, 
régimen de trabajo a turnos, sistema de remuneración y cuantía salarial, sistema de trabajo y rendimiento 
y, en algunos casos, funciones. Es decir, a la práctica totalidad de las que tienen que ver con las condiciones de trabajo.

Este es el cambio radical que comporta la reforma. Radical pues lo que hace en la práctica es una auténtica voladura controlada de los derechos laborales y de los principios que dieron lugar al Derecho del Trabajo. En lugar de que el legislador admita que en la relación laboral hay una asimetría profunda porque empresario y trabajador parte de situaciones diferentes y disponen de un poder de negociación muy desigual, y que, por tanto, el segundo necesita normas que lo protejan, se concede ahora todo el poder de decisión a quien lo tiene de partida por ser el propietario del capital frente a quien solo dispone de su fuerza de trabajo.

A nuestro juicio, la nueva reforma laboral se basa en el principio más reaccionario e injusto que puede tener una norma: tratar igual a los desiguales. Poniendo al empresario frente al trabajador individual, sin que a éste le pueda apoyar un convenio que es el resultado del poder colectivo mucho mayor que el suyo propio, la consecuencia inevitable no va a ser otra que la degradación de las condiciones laborales.

Y lo cínicamente paradójico es que el gobierno y los economistas neoliberales llamen a eso “modernización de la negociación colectiva” cuando lo que hace la reforma en realidad es retroceder a la forma en que se contrataba a los trabajadores en el sigo XIX.

Todo lo demás de esta reforma es accesorio y en el debilitamiento del poder negociados de los trabajadores en donde se encuentra su núcleo duro de la reforma.

A medio y largo plazo, como queda dicho, no va a traer otra consecuencia que el deterioro del mercado laboral y la degeneración de las condiciones de trabajo y, con ello, el de toda la economía. Y está por determinar cuál va a ser su efecto definitivo a corto plazo teniendo en cuenta que el gobierno ha puesto al alcance de los empresarios dos vías de respuesta ante la mala coyuntura en la que estamos que provocarán efectos diferentes según se use preferentemente una u otra: el despido más barato para aliviar plantillas y el reajuste interno, ahora más cómodo, para evitarlo.

¿Qué podemos esperar de la reforma?

¿Llevarán razón los neoliberales y el gobierno y será verdad que con el despido más barato las empresas contratarán a partir de ahora más empleo indefinido que temporal?

¿Optarán mejor la mayoría de las empresas por aprovecharse en los próximos meses del despido más barato para desembarazarse de contratos indefinidos y sustituirlos por temporales o por los más precarios que crea la reforma?

¿O aprovecharán las empresas las facilidades que le concede la reforma para llevar ajustes internos sin recurrir a despidos, consolidando entonces plantillas más precarias, versátiles y baratas?

¿Es cierto, como creen los dirigentes empresariales, que lo que se necesita para salvar a las empresas españolas en esta coyuntura crítica es darle más poder a los empresarios y reducir los derechos laborales y el coste del trabajo? ¿Será suficiente con eso para evitar que sigan cerrando miles de empresas y perdiéndose cientos de miles de empleos?

Naturalmente no tenemos la intención de jugar a ser adivinos ni tampoco queremos ser agoreros. Pero resulta, como decíamos al principio, que hoy día sabemos lo que ha ocurrido en España y en otros países cuando se han tomado este tipo de medidas y que, en consecuencia, se puede aventurar lo que va a volver a suceder con las que se van a aprobar ahora.

La evidencia empírica nos dice con bastante claridad lo que suele suceder cuando se reduce el coste del despido, que es lo que viene haciéndose desde los años ochenta y en España en mayor medida que en ningún otro país de la OCDE. A saber:

- No se crea empleo neto porque facilita mucho su destrucción en etapas de recesión como la actual.

- No disminuye el nivel de desempleo porque también se ha demostrado hace tiempo que las decisiones sobre contratación de los empresarios dependen de otros factores distintos a los costes del despido.

- No reduce la temporalidad ni se produce un incremento sustantivo de la contratación indefinida.

Por tanto, ahora, en una coyuntura recesiva como la actual, lo que con toda probabilidad cabe esperar de la medida que ha tomado el gobierno es que produzca lo mismo que se consiguió con las sucesivas reducciones del coste del despido: que aumenten los despidos.

Por otro lado, la evidencia empírica también demuestra justamente lo contrario de lo que afirman quienes defienden este tipo de reformas. La mayor flexibilidad interna en las empresas puede ser generadora de empleo en algunas. En realidad, casi exclusivamente en las que no resulten muy afectadas por la caída en la demanda que inevitablemente lleva consigo la reducción de los ingresos que produce la mayor precarización del empleo cuando se recortan los derechos y el poder de negociación de los trabajadores.

Y es fácil constatar que ha sido precisamente la progresiva flexibilización de las relaciones laborales que se viene produciendo en los últimos treinta años la que ha traído consigo el empleo de baja calidad, los salarios más bajos y el fenómeno de la “dualidad” en el mercado de trabajo, esto es, la existencia, por un lado, de trabajadores con contratos indefinidos, alto grado de seguridad y aceptables condiciones de trabajo y, por otro, de otros con empleo temporal, inseguro y mal pagado. Y, como resultado de todo ello, una menor demanda y ritmos más bajos de crecimiento de la actividad económica y en la creación de empleo.

Es por eso que se pueda aventurar que si las empresas españolas optan por el reajuste interno haciendo uso de la mayor flexibilidad interna que ofrece la nueva reforma, quizá podría mantenerse el empleo pero esto siempre que existiese suficiente demanda efectiva. Pero incluso en ese caso, lo que ocurriría sería que empeoraría la situación de los trabajadores con mejores empleos sin mejorar a los precarios de contratos temporales. Una vía retrógrada de “luchar” contra la dualidad.

Pero sin mejorar las condiciones de entorno del mercado de trabajo, manteniendo las políticas de restricción del gasto y de moderación salarial, lo que inevitablemente va a ocurrir es que habrá menos demanda y que la inmensa mayoría de las empresas (las que no disponen de gran poder de mercado o de yacimientos de actividad en el mercado global) no van a poder sobrevivir ni mantener el empleo actual por mucho poder de decisión que acumulen los empresarios. Imponiendo salarios cada vez más bajos y reduciendo el gasto en la economía, ese poder no les va a servir de mucho. Nadie puede salir de un hoyo tirándose de los pelos que es lo que en realidad le ofrece el gobierno a los empresarios con este nuevo marco de legislación laboral tan favorable para ellos.

En definitiva, esta nueva reforma sigue dejando sobre el cuello de las empresas y los trabajadores españoles la misma espada de Damocles que se obstinan en no tener en cuenta ni la patronal ni los economistas neoliberales: la falta de actividad y las malas condiciones macroeconómicas. Un gran número de análisis empíricos han mostrado que, incluso si se pudiera aceptar que actuar sobre algunas de las variables institucionales que las tesis ortodoxas consideran como causa del desempleo tuviera un efecto significativo sobre el nivel de empleo o sobre su calidad cuando se analizan aisladamente, lo que generalizadamente ocurre cuando se toman en consideración otras variables es que o no lo tienen o es mucho menos determinante que otros factores relativos a las condiciones macroeconómicas en que se desenvuelve el mercado de trabajo (Ver V. Navarro, J. Torres y A. Garzón, “Hay alternativas. propuestas para crear empleo y bienestar social en España”, Sequitur, pp. 83 y siguientes).

Dicho de otra forma: incluso si ocurriera que las empresas españolas vayan a optar en esta situación recesiva que va a ir a peor por reajustar internamente sus plantillas y no por despedir con menos coste a sus trabajadores, los fundamental está sin resolver: en la economía española no hay demanda suficiente ni la financiación necesaria para que las empresas pueden crear o incluso mantener el empleo por muy protectoras del empresariado que sean las nuevas normas laborales.

En lugar de abordar este asunto, que es el prioritario y del que realmente depende que se mejore el mercado laboral y se salven miles de empresas y millones de empleos, el gobierno del Partido Popular ha preferido ir por la vía más fácil de concederle más poder a los empresarios ya de por sí más poderosos y de quitarle derechos y capacidad de decisión a los trabajadores. Pero ni siquiera a la inmensa mayoría de los empresarios les va a compensar disponer de estos privilegios decimonónicos porque empobrecer a los trabajadores es empobrecer a la sociedad y, a la larga, a los propios empresarios que realmente se dedican a crear riqueza y empleo.

¿Quién se puede creer que de verdad se puede progresar en el siglo XXI tomando como referencia los principios de actuación y las normas del XIX?

 

volver al sumario

 

Condena Internacional al Estado español

periodismohumano.com - 16/02/12 

El Comité contra la Tortura de Naciones Unidas obliga al Estado español a hacer justicia en el caso de Lauding Sonko, inmigrante senegalés muerto en 2007 a manos de la Guardia Civil, cuando intentaba cruzar a nado hacia Ceuta.

El Estado, en su defensa, explicó que los hechos habían sido archivados por un juzgado de Ceuta, pero el Comité considera que “cabe al Estado parte explicar las circunstancias de la muerte del Sr. Sonko, toda vez que le han rescatado con del agua con vida. El Comité considera, asimismo, que independiente del hecho de que los guardias civiles hayan pinchado el flotador del Sr. Sonko o a qué distancia de la orilla lo hayan depositado, este fue dejado en condiciones que le causaran la muerte”. Ya que el comité observa que “los guardias civiles mantuvieron el  control sobre las personas a bordo y eran por tanto responsables de su integridad”.

Además, el Comité considera la imposición de “sufrimiento físico y mental antes de su muerte, agravada por la particular vulnerabilidad del autor como migrante”. El Comité condena al Estado español por violación de los artículos 16 y 12 de la Convención Contra la Tortura y Otros Tratos o Penas Crueles, Inhumanos y Degradantes. El comité “insta al Estado parte a efectuar una investigación adecuada e imparcial de los hechos que se produjeron el 26 de septiembre de 2007, a perseguir y condenar a las personas responsables de esos actos y a conceder una reparación integral que incluya una indemnización adecuada a la  familia del Sr. Sonko… el Comité desea recibir en un plazo de 90 días, a partir de la fecha de transmisión de la presente decisióm, información sobre toda medida que hay adoptado en respuesta a las observaciones formuladas supra”.

El caso de Lauding, que acabó en una tragedia irreparable, forma parte de una lista interminable de devoluciones ilegales e inhumanas efectuadas en la frontera de Ceuta.

El protocolo de devoluciones aplicado por la Guardia Civil a Sonko consistía en recoger a los inmigrantes mientras estaban nadando, subirlos al barco, y volver a tirarles al agua, para que volviesen a nadar en dirección a la playa marroquí. Muchas personas que habían sufrido esta práctica llegaban extenuadas, con hipotermias y eran detenidas por la gendarmería marroquí. Se quejaban también los inmigrantes que los guardias civiles les hacían fotos antes de volver a obligarles a nadar.

Así fue devuelto dos veces Smael, tras haber pedido asilo. Una de las veces casi pierde la vida y tuvo que recibir asistencia médica en Castillejo, ciudad fronteriza con Ceuta. “No me extrañó la muerte de Sonko, lo que me sorprende es que no hayan muerto muchos más, aunque claro no cuentan las personas desaparecidas a las que sus familias siguen buscando. La familia de Sonko al menos tiene la suerte de saber lo que pasó con él y dónde está enterrado”, Smael habla desde un profundo dolor porque en una de esas “deportaciones” de nuestras fuerzas de seguridad estuvo desaparecido para amigos y familiares durante quince días.

Lo peor de todo esto es que la muerte de Sonko no fue provocada por unos guardias civiles actuando de forma arbitraria, sino por un cuerpo de seguridad que cumplía órdenes de la Delegación de Gobierno de Ceuta. Esta práctica era institucional, lo que dificultó las investigaciones del caso Sonko y provocó que nuestra justicia ordenase el archivo de las actuaciones derivadas del fallecimiento de Launding.

Sonko fue trasladado al cementerio de Santa Catalina de la ciudad autónoma y enterrado como un número. Otros compañeros en el bosque de Ben Younes, próximo a Ceuta, habían guardado algunas de sus pertenencias. Entre ellas, había unas pulseras y la carta de inscripción consular. Con ese documento se logró poner nombre y apellidos a la víctima. Tras diversas averiguaciones se contactó con su familia en Senegal y con otros familiares residentes en Almería.

Sonko no estaba solo aquella madrugada del 26 de septiembre de 2007, las tres personas que le acompañaban, dos hombres jóvenes y una mujer de cincuenta y dos años, fueron deportadas al desierto, en la zona de Argelia, tras ser detenidas por las autoridades marroquíes. Así, se perdían los testigos de un hecho delictivo.

Buscarles no fue fácil pero no hubo ninguna dificultad en que colaborasen en dar su testimonio sobre los hechos, mostrando una gran valentía y solidaridad con su compañero muerto.

El relato de los testigos y también víctimas de tortura, daba luz a lo que había sucedido esa madrugada.

“El barco que nos ha sacado del agua se ha dirigido hacia la costa marroquí. Los guardias nos han empujado al agua. Antes de ello, uno de los guardias ha sacado un cuchillo y pinchado los salvavidas de los hombres. El chico costamarfileño vomitaba porque estaba muy cansado y gritaba que por favor no le tiraran que quería pedir asilo, que era refugiado. En ese momento uno de los guardias civiles le ha dado un golpe en la nuca y también le han tirado al agua. El costamarfileño se las ha arreglado para llegar a la playa.

El senegalés gritaba que no sabía nadar, y gritaba constantemente que no sabía nadar, y los guardias le han tirado al agua y reían, parecía como si pensaran que todo era una broma.  Al principio se ha agarrado a algo del barco, pero los guardias le han soltado del barco a la fuerza. Ya en el agua, el chico senegalés ha  bajado y subido a la superficie tres veces y a la tercera  ya no gritaba y entonces uno de los guardias, se ha tirado al agua para sacarle.

Ya en la costa, en el lado marroquí de Ben Youness, estábamos los cuatro en la playa. El costamarfileño había perdido el conocimiento por el esfuerzo y estaba medio ahogado. El senegalés estaba muerto.

La gendarmería marroquí se ha quedado con nosotros pero le ha dicho a la Guardia Civil que el muerto era de ellos, que ellos lo habían provocado.

Del lado español ha llegado la ambulancia. La guardia civil ha abierto la puerta de la frontera y dos camilleros han entrado unos metros, dos guardias han metido al senegalés sobre la camilla y le han transportado hasta la ambulancia española junto con los guardias.

Hemos pasado tres días en el puesto de la gendarmería a unos cincuenta kilómetros de Tánger, después nos han tirado a la frontera de Argelia”.

Después de identificada a la víctima y obtenidas las pruebas, la profesionalidad, la paciencia y el tesón del gran abogado Alberto Revuelta han hecho ver la luz de la justicia después de cuatro años. Mostrando así que el trabajo con migrantes debe salir del asistencialismo, tan cómodo para el Estado, y asentarse en la lucha por los derechos humanos y la recuperación de la ciudadanía.

Las fronteras  no pueden ser territorios sin ley de nuestra monarquía bananera. En Ceuta y en Melilla debe aplicarse la ley de procedimiento administrativo de negación de entrada y respetarse los Convenios Internacionales firmados por el Estado español.

Esperemos que esta condena sirva de precedente y logre frenar las vulneraciones diarias de derechos que se producen allí donde es fácil hacer desaparecer a las víctimas.

 

volver al sumario

 

Grecia en el espejo mexicano

Alejandro Nadal - 19/02/12 - sinpermiso.info
 

¿La crisis económica y financiera global? Mucha gente piensa que se trata de un accidente. Algo inesperado, un tropiezo. Después de la caída, vendrá la recuperación. Hacia el futuro, habrá que tener más cuidado.

Sólo que las cosas no son así. La crisis es inherente al capitalismo. Sólo porque la gente se acostumbra a vivir bajo esta forma de producción, termina por verle como algo ‘natural’. Por eso la inestabilidad y los problemas que acarrea aparecen como ‘accidentes’.

Hay que subrayarlo: la crisis no es un accidente, es consubstancial al capitalismo. Tiene muchas formas de manifestarse. Frecuentemente germina cuando la gente piensa que se abre una época de bonanza. Eso sucedió en Estados Unidos y Europa. Un “momento Minsky” de proporciones históricas: la estabilidad engendró la inestabilidad y la crisis.

Después viene la pregunta obligada: ¿cómo paga el capital por las crisis que genera? De ser necesario, sacrificando una generación, quizás todo un país.

Grecia atraviesa hoy por este calvario, anuncio de lo que espera a otros pueblos europeos. Esta semana continuaron las negociaciones para reestructurar la deuda con los acreedores privados. Se habla de una quita de 50% y rebajas en tasas de interés, pero los privados todavía titubean. Quizás se llegue a un acuerdo pronto, pero eso no resolverá los problemas.

Para empezar, varios fondos de cobertura son acreedores de setenta mil millones de euros y no han aceptado la reestructuración. El primer ministro Papademos amenaza con activar las cláusulas de acción colectiva para forzarlos a aceptar el recorte de 68% (50% en el principal y reducciones varias en tasas de interés según los plazos de vencimiento). Los fondos han respondido que llevarían el caso a la Corte europea. Por su parte, el Banco central europeo (BCE) también tiene una buena parte de la deuda griega, pero insiste en no aceptará quitas porque no es un acreedor privado.

Una parte importante de la deuda griega es detentada por bancos y compañías de seguros de ese país. La reestructuración afectará sus estados financieros y eso reclamará más recursos para recapitalizarlos. No se ve qué entidades podrían aportar esos recursos. Por eso se sigue discutiendo el duro ajuste fiscal que se quiere imponer a Atenas. Las negociaciones involucran un paquete de “rescate” de 130 mil millones de euros (mmde) que debe ser aprobado por las autoridades políticas del país. El ajuste fiscal conlleva la pérdida de 15,000 empleos este año y la desaparición de otros 150,000 empleos en los próximos cuatro años. Además del recorte en el gasto, se incluye la disminución de 20% en todos los salarios del sector privado. Con elecciones en abril, este paquete será el suicidio político de muchos.

Hace días Alemania propuso un control supranacional sobre las finanzas públicas griegas para otorgar prioridad suprema al servicio de la deuda. Se trata de un diktat brutal que, desde el punto de vista político, presagia la destrucción de la democracia y de la Unión Europea. La propuesta fue rechazada pero ahora se busca el mismo objetivo con la creación de una cuenta especial de garantía (una “escrow account” manejada por el FMI y el BCE) en la que se colocarían los recursos destinados al “rescate” para entregarlos a los acreedores.

¿Por qué se insiste tanto en el control de las finanzas griegas? Porque claramente ese paquete de 130 mmde es insuficiente. Alemania y Holanda han indicado que no aportarán ni un céntimo más por arriba de ese monto. Se espera que con la cuenta de garantía se podrían atraer más recursos. No es seguro. Con una reestructuración tan problemática con los acreedores privados, lo más probable es que Grecia caiga en moratoria y salga de la eurozona.

Afuera del parlamento griego, decenas de miles de trabajadores en huelga mantienen su rebeldía frente a esta injusta hipoteca sobre el pueblo griego. Tienen razón.

La historia económica de América latina, en especial de México, en los últimos treinta años es la lección que Grecia y Europa no deben olvidar. En 1982 México cayó en moratoria sobre su deuda externa y precipitó una crisis de la que nunca se recuperó. Los programas de ajuste de la década de los ochenta fueron seguidos por la imposición del modelo neoliberal en su versión más pura. A principios de los noventa el gobierno pudo fabricar expectativas favorables y buena parte de la población compró la ilusión neoliberal, sólo para ver la crisis explotar en 1994. Esa crisis fue presentada como una simple crisis cambiaria, pero en realidad se trataba de la quiebra de un modelo económico fallido. A raíz del ajuste brutal que se impuso en 1995, quebró todo el sistema bancario. Se requirió su ‘saneamiento’ con recursos públicos para poder entregarla a la banca extranjera, todo ello violando la legislación federal en materia de títulos, instituciones y operaciones de crédito. La nueva y pesada hipoteca que quedó sobre las finanzas públicas se sigue pagando al día de hoy. El señor Gurría, secretario general de la OCDE fue uno de los arquitectos de este terrible episodio. El saldo ha sido terrible, pero él sigue clamando en sus discursos por las reformas para lograr más competitividad.

La economía mexicana ha permanecido estancada ya por tres décadas. El gasto público (en términos reales) en salud, educación, vivienda y otros rubros clave para el bienestar de una población se ha mantenido en niveles peligrosamente bajos. En cambio, el análisis de la cuenta pública revela cantidades astronómicas destinadas a pagar cargas financieras. Para frenar las presiones inflacionarias el salario real también fue castigado a la baja durante treinta años. El resultado fue el sacrificio de una generación y hoy enfrentamos la desintegración del Estado mexicano. La violencia que recorre el país es el legado de treinta años de neoliberalismo salvaje, con todo y sus finanzas sanas y su estabilidad macroeconómica. En este espejo puede verse reflejado el futuro Europa si sus pueblos fracasan en la  lucha.

 

volver al sumario

 

Enfermedad y muerte en la cárcel 

ASDECOBA

Es un hecho que en las cárceles españolas la muerte se hace presente demasiadas veces; la enfermedad mental afecta a más de 18.000 personas y las drogodependencias al 50% de las personas internas en prisión.

Resulta, cuando menos, muy preocupantes, yo diría que escandalosos estos datos que la realidad actual de las cárceles españolas nos presenta.

“Recordar que la Administración ostenta un singular deber legal de aseguramiento de la vida y de la integridad física y psíquica por parte de quien ejerce una función de custodia”, (“Otro derechopenal es posible, documento 2º”). Este recordatorio contrasta con la realidad de la muerte casi permanentemente en las cárceles del Estado, con el número de personas enfermas mentales absolutamente inadmisible, y con el tanto por ciento preocupante de personas dependientes y consumidoras de estupefacientes.

Me resultan imprescindibles y necesarias estas reflexiones, ante hechos que se repiten lamentablemente con demasiada frecuencia. ¿Cómo es posible que permanezca en un Centro Penitenciario una persona enferma de SIDA en fase terminal; o un enfermo en fase de postración con una enfermedad sin solución, como el cáncer; o un enfermo mental; o un consumidor habitual de drogas, incluso hasta llegar a fallecer en el Centro?.

La humanización y los Derechos humanos que esta sociedad dice defender deberían hacerse realidad constante y eficiente en el tratamiento de tantos y tantos casos que exigirían que estas personas estuvieran en los mejores lugares para un adecuado tratamiento, o en el ámbito del cuidado familiar, si estamos hablando de personas en situación de sufrir enfermedades en fase irreversible.

Entre los años 2.000 y 2.008, según fuentes de la S.G.I.P, y que recoge el libro “Andar un Km. En línea recta”, fallecieron por diversas causas más de 1.500 personas en las cárceles españolas, de las cuales llama poderosamente la atención de que sólo en 2.008, 94 fallecieron por sobredosis o por SIDA.

En este mismo libro afirman sus autores que, “en las cárceles no hay ni la adecuada asistencia sanitaria, ni sobre todo la asistencia en materia de salud mental que la prevalencia de trastornos mentales en prisión exigiría”.

La anterior Secretaria General de Instituciones Penitenciarias llegó a afirmar que las cárceles españolas estaban llenas de pobres y enfermos mentales.

El Observatorio Europeo de las Drogas y Toxicomanías calcula “que en España la población reclusa que presenta problemas de consumo de sustancias ilegales supera el 50%. Lo que equivale a más de 25.000 personas drogodependientes en prisión”.(XV Congreso Políticas Sociales para abolir la prisión).

En este mismo informe del Congreso, dice que, “la demanda de droga va en aumento dentro de las prisiones, siendo difícil el control de la oferta por razones sanitarias y estructurales”; Y continúa, “la prisión como espacio cerrado y aislado activa el contagio de conductas y estrecha la relación entre prisión y drogas”.

En este mismo informe se recoge que “Instituciones Penitenciarias estimaba un 25,6 % de población presa con diagnóstico psiquiátrico y de trastornos de personalidad”.

De esta manera las cárceles se han convertido en psiquiátricos sin serlos.

A esta tremenda realidad me surgen preguntas como, ¿Por qué alguien que no puede responsabilizarse de su delito, debe pagar por él?. ¿No es sintomático el número de muertes dentro de las cárceles para considerar la ineficacia de los procesos utilizados con personas en situaciones agudas y de trastornos graves? ¿No debe replantearse la política del sistema penitenciario ante la ineficacia en estos casos? ¿Qué pensar desde estos casos, demasiados, ante el coste de una persona presa, más de 40.000 € al año, y la falta de capacidad de respuesta?.

Probablemente el Sistema de seguridad carcelaria que apoyamos con tanta fuerza desde la sociedad de manera indiscriminada, debiera considerar algunas propuestas urgentes como, ningún enfermo mental o crónico en la cárcel; que la sanidad penitenciaria pase a ser gestionada en su totalidad desde el Sistema Público de salud, tal como está contemplado, pero no hecho efectivo; que la drogodependencia pase a ser considerada como una enfermedad para ser tratada desde el sistema Público de Salud y no desde los Servicios Sociales; o que casos extremos sean tratados de forma especial con los tratamientos adecuados fuera siempre de las propias cárceles, evidentemente, no preparadas para estos tratamientos.

Muchos pasos habrá que dar y muchos medios hay que comprometer, pero nunca se debe renunciar a actuar y a utilizar los medios y las herramientas más adecuadas para procurar humanización. 

 

volver al sumario 

 

El nuevo fetiche 

Frei Betto - 15/02/2012

La modernidad, período que se extendió durante los últimos cinco siglos, está en crisis. Hoy vivimos, no una época de cambios sino un cambio de época. En este milenio que comienza emerge algo impropiamente llamado posmodernidad, que parece muy diferente de todo cuanto nos ha precedido, conformando un nuevo paradigma.

En la Edad Media la cultura giraba en torno a la figura divina, en torno a la idea de Dios. En la modernidad se centra en el ser humano, en la razón y en sus dos hijas preferidas: la ciencia y la tecnología.

Uno de los símbolos que mejor expresa este paso es la pintura de Miguel Ángel “La creación de Adán”, que está en el techo de la Capilla Sixtina: Dios Padre, con una larga barba, recubierto de vestimentas, representa el teocentrismo de la época ante el hombre desnudo, fuertemente atraído hacia la Tierra.  El hombre extiende el dedo para no perder el contacto con lo trascendente, con lo divino. La desnudez de Adán traduce la llegada del antropocentrismo y de la revolución que la modernidad representa en nuestra cultura.

El episodio  característico de la modernidad sucedió en 1682, cuando el señor Halley, basado exclusivamente en cálculos matemáticos -pues no disponía de instrumentos ópticos-, previó que un cometa volvería a aparecer en el cielo de Londres dentro de 76 años. Muchos le tomaron por loco. ¿Cómo, encerrado en su gabinete, basado en cálculos hechos sobre un papel, iba a poder predecir el movimiento de los astros en el cielo? ¿Quién sino Dios domina la bóveda celeste?

El señor Halley murió en 1742, antes de que se cumplieran los 76 años previstos. En 1758 el cometa, que hoy lleva su nombre, volvió a iluminar los cielos de Londres. ¡Era la gloria de la razón!

“Si es así -dijeron-,  si la razón es capaz de prever los movimientos de los astros, como demostraron Copérnico y Galileo, y después Newton, uno de los pilares de nuestra cultura, entonces ella podrá resolver todos los dramas humanos. Pondrá fin al sufrimiento, al dolor, al hambre, a la peste. ¡Creará un mundo de luces, progreso y felicidad!”.

Cinco siglos después, el saldo no es de los más positivos. Muy al contrario.  Los datos son de la FAO: somos 7 mil millones de personas en el planeta, de las que la mitad vive por debajo del nivel de pobreza, y 852 millones sobreviven con hambre crónica.

Hay quien afirma que el problema del hambre es causado por el exceso de bocas. Y por eso propone  el control de la natalidad. Yo me opongo al control, aunque estoy de acuerdo con la planificación familiar. El primero es impositivo, el segundo respeta la libertad de la pareja. Y no acepto el argumento de que hay excesivas bocas; ni que faltan alimentos.

Según la FAO, el mundo produce lo suficiente para alimentar 11 mil millones de bocas. Lo que hay es falta de justicia, de compartimiento y excesiva concentración de la riqueza.

Por atravesar un período de mucha inseguridad, las personas buscan respuestas fuera de lo razonable. Obsérvese, por ejemplo, el fenómeno del esoterismo: nunca Dios estuvo tan en boga como ahora. Suscita pasiones y fundamentalismos, a favor y en contra.

La crisis de la modernidad culmina en el momento en que el sistema capitalista alcanza su suprema hegemonía con el fin del socialismo, y adquiere un nuevo carácter, llamado neoliberal.

¿Cuáles son las claves de lectura de dicho cambio del liberalismo al neoliberalismo? Bajo el liberalismo se hablaba mucho de  desarrollo. En la década de 1960 surgió la teoría del desarrollo, que incluía también la noción de subdesarrollo; y se creó la Alianza para el Progreso, destinada a “desarrollar” América Latina.

La palabra “desarrollo” tiene cierto componente ético porque al menos se imagina que todos deben resultar beneficiados.  Hoy el término es “modernización”, que no tiene contenido humano sino una fuerte connotación tecnológica. Modernizar es equiparse tecnológicamente, competir, lograr que mi empresa, mi ciudad, mi país, se aproximen al paradigma primermundista, aunque ello signifique sacrificio para millones de personas.

El Mercado es el nuevo fetiche religioso de la sociedad en que vivimos. Antes por la mañana nuestros abuelos consultaban la Biblia. Nuestros padres el servicio de meteorología. Hoy se consultan los índices del Mercado.

Ante una catástrofe o un acontecimiento inesperado dicen los comentaristas económicos:  ”Veamos cómo reacciona el Mercado”. Y yo imagino un señor, el señor Mercado,  encerrado en su castillo y gritando por el celular: “No me gustó el discurso del ministro. Estoy enojado”. Y a esa misma hora los telediarios destacan: “El mercado no reaccionó bien ante el discurso ministerial”.

El mercado ahora es internacional, globalizado, se mueve según sus propias reglas, y no de acuerdo con las necesidades humanas. De hecho predomina la globocolonización, la imposición al planeta del modelo anglosajón de sociedad. Centrado en el consumismo, en la especulación, en la transformación del mundo en un casino global.

Ante la crisis financiera  que afecta al capitalismo, y en especial a los derechos sociales conquistados en los últimos dos siglos, es hora de preguntarse cuál será el paradigma de la posmodernidad. ¿Mercado o “globalización de la solidaridad”, en expresión del papa Juan Pablo II? 

 

volver al sumario 

 

 

Actividades de la APDHA

 

 Delegación Campo de Gibraltar

Concentración frente a las puertas del CIE

Fecha y hora: Sábado 25 de febrero 2012, 12 horas
Lugar: Frente a la antigua cárcel de La Piñera

POR EL CIERRE DEL CIE DE LA PIÑERA Y EL USO SOCIAL DEL EDIFICIO DE LA ANTIGUA CARCEL. Os Esperamos.

Algeciras Acoge, Asociación Pro Derechos Humanos en el Campo de Gibraltar, Izquierda Unida, Sindicato Unificado de Policías, Andalucía Acoge, CGT(Confederación General de Trabajadores), Republicanos Federados.

   
 Delegación de Bahía de Cádiz

La delegación de Cádiz de la APDHA ha iniciado un ciclo de análisis sobre las revueltas árabes desde la solidaridad y el compromiso de su lucha por la libertad. El primer acto estará dedicado a Siria y se desarrollará el próximo día 1 de marzo, jueves, a las 7 de la tarde, en la Asociación de la Prensa de Cádiz. Se proyectará y presentará por primera vez en España el documental que acaba de cerrar el periodista y documentalista italiano Flavio Signore con el título “Siria: ¿rebelión, revolución o guerra santa?”  Un debate con el autor tras una introducción sobre la situación Siria completará el acto.

> Más info en facebook

   
 Delegación de Granada

Arde la memoria 2012

Fecha: Sábado 25 de febrero a las 12h
Lugar: Plaza Bib-Rambla

La plataforma Granada Abierta, de la que forma parte la APDHA, organiza una nueva edición de "Arde la Memoria", con motivo de la quema de libros en Plaza de Bib-Rambla, ordenada por el cardenal Cisneros en 1499, que supuso un atentado contra la cultura y los derechos básicos de los granadinos de ese momento. El acto consistirá en una lectura de poemas en árabe, castellano y chicano para reivindicar el plurilingüismo, la interculturalidad y la convivencia y para denunciar las tropelías que en la actualidad se están llevado a cabo en nuestra ciudad en esa misma línea.

   
 Delegación de Sevilla

En la asamblea de familiares de personas presas de la delegación de Sevilla se ha comenzado a poner en marcha la campaña de denuncia por la falta de transporte a prisión. Se han elaborado materiales para informar y sensibilizar sobre este problema  y para recoger firmas de apoyo que se trasladarán a las administraciones correspondientes.

Actividades programadas:

Lunes 5 de Marzo: Nos concentramos en el Ayuntamiento de Sevilla a las 7 de la tarde y recogeremos firmas.
Domingo 11 de Marzo: Iremos a la prisión de Sevilla I para recoger firmas entre los familiares, dar a conocer nuestras demandas y la asamblea.  

   

 

volver al sumario

 

Propuestas

 

Médicos Sin Fronteras lanza una nueva campaña para detener el ataque de Novartis contra los medicamentos genéricos producidos en India.

Para informarse y apoyar:
http://www.msf.es/noticia/2012/msf-lanza-una-nueva-campana-para-detener-ataque-novartis-contra-medicamentos-genericos

   
Campaña de organizaciones francesas para acabar con el encierro de menores extranjeros que ha sido impulsada por la Red Educación Sin Fronteras.   Informarse:
http://www.educationsansfrontieres.org/article41143.html#petition
   
Curso gratuito: “Repensar el desarrollo. Cooperación, derechos humanos y empresas transnacionales” organizado por el Observatorio de las Transnacionales en America Latina (OMAL)

Madrid, 12, 13 y 14 de marzo en la Universidad Complutense de Madrid (UCM)
Informarse e inscribirse: www.omal.info

   
II Seminario Internacional de Educación Crítica para la Cooperación al Desarrollo En Madrid durante los días 1 a 3 de marzo. La organización del evento está coordinada por IEPALA.
Más información: http://iepala.es/IMG/pdf/Programa_IISeminario_1a3Marzo.pdf
   
Finalmente, después de un largo proceso, la Asamblea General de las Naciones Unidas ha adoptado el tercer Protocolo para la Convención sobre los Derechos del Niño, mediante su Resolución 66/139, de 19 de diciembre de 2011.  Descargar protocolo aquí
   
Informe, “el derecho de los extranjeros a la protección a la salud en España”, de la Asociación Salud y Familia  Descargar informe aquí
   

 

volver al sumario

 

AVISO LEGAL
Le informamos que si usted no es el destinatario legítimo de este mensaje, no tiene autorización para copiarlo, almacenarlo o distribuirlo. Cualquier información contenida en este e-mail no debe considerarse como emitida ni aprobada por la entidad titular del dominio desde el que le ha sido remitido.
Asimismo, le informamos que, de acuerdo con lo dispuesto en la Ley 34/2002, de 11 de julio, de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico, este correo electrónico se envía en nombre de ASOC. PRO DERECHOS HUMANOS DE ANDALUCÍA, con CIF G41502535.
Si usted no quiere volver a recibir futuras comunicaciones nuestras, simplemente reenvíe este correo electrónico a la dirección de e-mail: infoapdha@..., escdibiendo en el asunto del mismo la palabra "Baja" y su dirección de correo será excluida de nuestra base de datos.
Dado que no es voluntad de nuestra entidad realizar envíos de comunicaciones electrónicas no solicitadas, si ésta tuviera tal carácter, le agradeceríamos que así nos lo comunicara a infoapdha@..., a en de excluir su dirección electrónica de nuestras bases de datos. 


La APDHA no se responsabiliza necesariamente de las opiniones vertidas por los autores de los artí­culos publicados








[Adjunto no mostrado: icono-facebookpq.png (image/png) ]
[Adjunto no mostrado: icono-twitterpq.png (image/png) ]