Inicio > Mis eListas > atlantologos > Mensajes

 Índice de Mensajes 
 Mensajes 1407 al 1436 
AsuntoAutor
Congreso científic Georgeos
Antigua ciudad cir Georgeos
¡Riesgo de Tsunami Georgeos
Re: ¡¡ La Ciencia Mayte
Re: Antigua ciudad Jose Ant
Problemas en el ac Castro V
Re: Problemas en e Mayte
La Atlántida de Pl Civiliza
El célebre cráneo atlantol
Re: ¡¡ La Ciencia Toni
Re: ¡¡ La Ciencia MysteryP
Re: ¡¡ La Ciencia MysteryP
La Atlántida de Pl atlantol
Re: La Atlántida d Mayte
Re: ¡¡ La Ciencia Abyssini
Re: La Atlántida d MysteryP
¡¡Segunda Parte de georgeos
¡¡Cuenta de correo georgeos
Re: ¡¡ La Ciencia MysteryP
Re: La Atlántida d georgeos
Re: ¡¡ La Ciencia Abyssini
Re: ¡¡ La Ciencia georgeos
¡¡ Ayúdanos a Divu georgeos
Re: ¡¡ La Ciencia MysteryP
Re: La Atlántida d MysteryP
Re: La Atlántida d georgeos
Re: La Atlántida d Abyssini
Re: ¡¡ La Ciencia Toni
Re: La Atlántida d georgeos
Re: La Atlántida d MysteryP
 << 30 ant. | 30 sig. >>
 
ATLANTOLOGÍA CIENTÍFICA
Página principal    Mensajes | Enviar Mensaje | Ficheros | Datos | Encuestas | Eventos | Mis Preferencias

Mostrando mensaje 1500     < Anterior | Siguiente >
Responder a este mensaje
Asunto:Re: [atlantologos] La Atlántida de Platón y la de los Esoteristas
Fecha:Martes, 18 de Enero, 2005  16:10:26 (-0300)
Autor:MysteryPlanet <mysteryplanet @.......ar>

Perdón, pero si es por lo que puse yo ¿Dónde entra el esoterismo? Estoy hablando
de historia y de mitos, de construcciones que evidencian una alta o diferente
tecnología miles de años atrás (más de lo que se piensa). 
 
Platón describe claramente un Imperio, dice que los atlantes comienzan a oprimir
a los "Pueblos del interior" y a conquistarlos. Luego menciona la gran guerra que
se arma para acabar con los atlantes. Los "Pueblos del Interior" se unen, la
rebelión comienza en Egipto (según yo interpreto), y los demás, hasta lo que hoy
es Grecia, se les unen en la que pudo ser la primera Guerra Mundial, en donde los
atlantes fueron derrotados, su tierra se hundió en el mar y su "raza guerrera" en
el interior de la Tierra. Y así liberan a todos los que se encontraban dentro de
"los horizontes de Heraklos". (lo dice Platón, no yo). 
 
Y, he aquí, que una gran guerra entre dos bandos de "dioses", también se relata
en la mitología hindú. 
 
Además, Georgeos está hablando de la ubicación de Atlantis, creo que ese es el
punto principal de su investigación, yo estoy hablando de la historia y de los
mitos (y su fondo histórico real). 
 
Cita del Critias: "... es necesario llamar la atención sobre un detalle, para
que no os sorprendáis si escucháis a hombres bárbaros con nombres helénicos
(griegos). Conoceréis ahora la causa de esto. Solón quería utilizar el relato
para su poesía, investigó el significado de las palabras y la fuerza de los
nombres, y halló que los egipcios fueron los primeros que a su propia escritura y
a su propia lengua los transfirieron, y él mismo otra vez revirtiendo el
significado de cada nombre, los vertió a la nuestra cuando los escribió". 
 
Como podrán ver, y según lo que yo interpreto, el mismo Solón, al igual que los
egipcios, alteraron nombres y demás datos de acuerdo a su conveniencia, sólo
manteniendo la esencia de la historia en el fondo. Algo que yo llamo código
mitológico. No sería la primera vez que ocurre que algo que sucedió realmente se
altera con diferentes nombres o datos para adecuarlo a cierta cultura. Lo mismo
que pasa con los mitos creacionistas, todos relatan lo mismo con diferentes
personajes y nombres.  
 
Por ultimo, ¿si la Atlántida era un Imperio (o al menos un pueblo conquistador),
por qué no pensar que tenían colonias alrededor del mundo? 
 
Saludos. 
 
Arkantos. 
 
PD: Toni, espero tu respuesta ;-) 
 
 
  ----- Original Message -----  
  From: atlantologia@...  
  To: atlantologos@...  
  Sent: Tuesday, January 18, 2005 4:18 PM 
  Subject: [atlantologos] La Atlántida de Platón y la de los Esoteristas 
 
 
  La Atlántida entre Iberia y Mauritania. El Enigma de Gibraltar. Introducción a
la Atlantología Científica y a la Atlántida de Platón. 
 
  Estimados colisteros: 
 
  A raíz de los últimos mensajes, creo que sería conveniente recordar el
artículo-reflexivo sobre la Atlántida de Platón y la Atlántida de los esoteristas
que publicó Georgeos Díaz hace ya un par de años atrás. 
 
  Espero que os resulte de interés, sobre aquellos que aún no lo habían leído. 
 
  Saludos, 
 
  María 
 
  ============================================================= 
  La Atlántida entre Iberia y Mauritania.  
  El Enigma de Gibraltar. Introducción a la Atlantología Científica y a la
Atlántida de Platón. 
 
  La Atlántida de Platón y la de los Esoteristas. 
 
 
----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

  Link al artículo original: http://usuarios.lycos.es/atlantisiberia/cultura/atlantis_esoteristas.htm

 
----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

 
 
 
  Como ya expliqué en un mensaje anterior en mi Lista de Atlantología Científica

  [ http://www.elistas.net/listas/atlantologos/ ], todas esas hipótesis de que
los egipcios y otros pueblos del Mundo, pudieron tener su origen en la
desaparecida Atlántida, así como las múltiples e infinitas localizaciones
infundamentadas de la Atlántida provienen, en su raíz, de autores modernos de
finales del S. XIX y de otros muchos más recientes y actuales que siguen
contribuyendo a la ceremonia de la confusión, hasta un punto tal que, la mayoría
de las personas que se muestran interesadas por estos temas, apenas saben qué fue
lo que en realidad dijo Platón sobre la Atlántida, que de paso sea dicho, nada
tiene que ver con lo defendido por los citados autores modernos. 
 
  Muchísimas personas creen que la Atlántida fue una Supercivilización poseedora
de grandes poderes energéticos y tecnológicos que tenía hasta aparatos voladores
y que fue la cuna de todas las grandes civilizaciones del Mundo, no solo de la
Egipcia. Pero esta opinión generalizada se debe a la proliferación de las obras
de Ignatus Donnely, H.P.Blavatsky, Elliot Smith, Edgar Cayce y todos sus
discípulos y seguidores que aún perduran, y son muchísimos en el Mundo. 
 
  Los maestros Blavatsky, Smith y Cayce basaron sus informaciones sobre sus
"Atlántida fantásticas" en revelaciones oníricas o telepáticas, y en
contactos espirituales con supuestas entidades de los tiempos antiguos que habían
vivido en la Atlántida. Esta corriente esotérica (lo digo sin sentido peyorativo)
ha influido muchísimo en la sociedad mundial actual y por ende en la opinión
generalizada que se tiene hoy en día de todo lo relacionado con la Atlántida.  
 
  Platón fue, según los datos corroborados, el autor original de esta historia,
y nunca dijo haberse basado en espíritus o en revelaciones de divinidades [a
pesar de ser un hombre extremadamente religioso y esotérico, además de filósofo].
En efecto, él no basó sus afirmaciones ni en espíritus ni en videntes; ni en
revelaciones oníricas y divinas sino en simples seres humanos. 
 
  Los Maestros esotéricos modernos citados arriba -responsables de todas estas
ideas ajenas a las fuentes clásicas de la antigüedad y a lo que realmente dijo
Platón sobre la Atlántida- se apoyaron en sus pretendidas revelaciones
extrasensoriales, espirituales o divinas; y sus seguidores actuales en lo que
estos Maestros esotéricos dijeron antes sobre la Atlántida. Esta ha sido la
cadena de transmisión. 
 
  A Ignatus Donnely ( foto ), sin embargo, no se le puede meter en este mismo
saco, porque aparte de haber sido el primer autor de los tiempos modernos que
escribió un tratado sobre la Atlántida -ya que publicó su obra un año antes de
que aparecieran las extrañas y esotéricas teorías de Blavatsky [la única manera
posible de poder competir con la magnífica y erudita obra de Donnely]- su estudio
fue mucho más riguroso y metódico. El estudio de Donnely sobre todo lo referente
a la Atlántida se basó en la recopilación de datos documentales y comparaciones
arqueológicas, mitológicas y geológicas. Creo, sinceramente, que al menos fue el
primer intento serio y pretendidamente científico de enfrentar el tema de la
Atlántida. Es un clásico en el que todos los q ue le han seguido han bebido y
bastante, aunque muchos parecen olvidarse hasta de incluirlo en la bibliografía. 
 
  Lo que vino después de Donnely no fue mas que una amalgama o mezcla de sus
teorías e hipótesis [basadas en datos mas o menos sólidos] con otras afirmaciones
dogmáticas esotéricas de origen espiritual y de carácter revelacional o
mesiánico, proveniente de autores esotéricos y teósofos o bien de investigadores
sin una formación científica, antropológica, filológica e historicista adecuadas.
No todos, por supuesto. 
 
  Pienso que cada cual es libre de optar por el camino del conocimiento que su
nivel evolutivo e intelectual le permita. Así pues, en este sentido, es decir, en
lo referente a la Atlántida, tenemos dos caminos u opciones: o seguimos las
versiones especulativas y subjetivas de los seguidores de los maestros esotéricos
de los tiempos modernos y contemporáneos -versiones no documentadas ni por Platón
ni por ninguna fuente de la Antigüedad- o bien seguimos el camino que nos traza
la razón y el sentido común sobre la base de datos sí documentados por el propio
Platón y otros autores de la Antigüedad, quienes nos ofrecen una Civilización,
poderosa sí, pero desde el punto de vista militar y organizativo, no por ningún
extraño poder energético. Una civilización que era muy similar a las
Ciudades-Estados propias del Mediterráneo y la Península Ibérica del Bronce
Final, que no constru ía ni pirámides ni aparatos voladores y que tampoco había
sido cuna de todas las grandes civilizaciones del Mundo. Esto último, nos guste o
no, es lo que realmente nos cuentan las únicas fuentes existentes en la
antigüedad sobre la Atlántida. 
 
  Es cierto que también podríamos optar por un tercer camino, el del medio [como
el Buda], pero yo, quizás por no estar tan evolucionado, no puedo comprender la
posibilidad de un camino intermedio que pueda conciliar los dos caminos
anteriormente citados, ya que ambos son excluyentes el uno del otro y totalmente
contradictorios. Intentar conciliar ambos caminos en unos solo sería recurrir a
la ambigüedad y a la manipulación de los datos y de las evidencias. En ese
sentido, prefiero optar por uno sólo de los dos caminos: el de la razón, el
sentido común y la argumentación basada en datos y evidencias verificables por
todos. Prefiero la fuerza del argumento antes que el argumento de la fuerza.
Prefiero el camino de la ciencia antes que el de la creencia. Valga la rima. 
 
  Ahora bien, como ya dije al principio, el que quiera puede seguir creyendo en
lo que desee, a pesar de los verdaderos datos y de las únicas evidencias. La
mente es libre y la imaginación también. Pero una cosa es la creencia, y otra
bien distinta la ciencia. 
 
  Espero que mis consideraciones, al menos os resulte de cierta utilidad, ya que
sinceramente, otra cosa nunca espero. Sé perfectamente [no soy ningún iluso] que
jamás conseguiré convencer a ningún creyente de las teorías esotéricas de lo
contrario, por muchas pruebas irrefutables que pueda mostrar en latín, en griego,
en egipcio [da igual, en la fuente que sea] de que jamás en la Antigüedad se dijo
nada que permita considerar [ni siquiera como una simple especulación] otra
ubicación de ATLANTIS, fuera del área existente entre el actual Estrecho de
Gibraltar y las Islas Madeiras, como punto más remoto; ni la existencia de una
"Super-Atlántida" poseedora de "Grandes Energías" o "Grandes tecnologías". 
 
 
  Platón. El genial filósofo ateniense, autor de los diálogos del Timaios y el
Kritias. Foto. 
 
 
  No existe nada más poderoso en el mundo que la fuerza de un dogma. Razón por
la cual, hace ya mucho años, me hice un juramento: Buscar la verdad, esté donde
esté, sea cual sea y caiga quien caiga. Aunque sean mis propias teorías y
concepciones las que caigan. De hecho, le aseguro que muchas de mis antiguas
concepciones, y hasta cierto punto, muchas de mis creencias han caído; y una de
ellas ha sido, precisamente, esa visión de la Super-Atlántida, Super-Esotérica y
Super-Tecnológica ubicada en el medio del Atlántico, en América o en Creta. Esa
creencia general que todavía miles de personas en el Mundo siguen aún profesando.
Creencia que como todas se merece el más profundo de los respetos. De hecho,
jamás he manifestado ningún tipo de repudio o discriminación contra lo esotérico.
Sólo he manifestado, cada vez que ha sido conveniente hacerlo, mi postura ante lo
qu e considero la manera mas lógica, coherente y rigurosa de enfrentar la
búsqueda de la verdad, esté donde esté, sea cual sea y caiga quien caiga. Pero
nunca he despreciado al esoterismo, en todo caso he manifestado mi desacuerdo con
las afirmaciones dogmáticas de la mayoría de los autores esotéricos, que es algo
bien distinto. 
 
  El esoterismo, según su verdadera acepción, es un concepto que proviene del
helénico "eso", "lo interior, lo íntimo", por oposición a "exo", "lo exterior".
Quiere esto decir que, lo esotérico sería pues "lo interno", "lo que es íntimo".
Sin embargo, su asociación con doctrinas ocultistas y de iniciaciones a los
misterios es mucho más reciente. En la antigüedad parece haberse usado por los
estoicos y los pitagóricos como una forma de conocimiento mas interno o de
reflexión interior y metafísica. 
 
  Un ejemplo habitual del uso gramatical común del término esotérico, sin
connotaciones metafísicas, se halla en el siguiente pasaje de "las Historias" de
Heródoto, Libro 8, Capítulo 66, sección 2: 
 
  "... esôterô tês Hellados ..."  
 
  "... hacia el interior de la Hélade (Grecia)..." 
 
  Ateniéndonos pues a su uso posterior de lo esotérico como lo relacionado con
lo "interno" o "íntimo", el concepto no implica mas que eso, es decir, cualquier
tipo de información o conocimiento que sólo es concebible de manera interna o
íntima o sea, personal.  
 
  Todas las antiguas Civilizaciones [desde los orígenes mismos del pensamiento
humano] practicaron una especie de conocimiento interno, íntimo o elitista, que
es lo que se viene a llamar, conocimiento esotérico u ocultista. Estos
conocimientos, en principio, sólo eran transmitidos por vía sectaria y de
iniciación. Desde los orígenes mismos de la Humanidad el conocimiento o la
información era el poder. Todavía hoy sigue siendo así. Quien tiene mas
información [según el tipo de información] posee mas poder. 
 
  Pero el simple hecho de adquirir "conocimientos esotéricos" no es ninguna
garantía alguna de que tales conocimientos sean verdaderos. Es obvio que muchos
conocimientos de la antigüedad que eran patrimonio exclusivo de determinadas
castas sacerdotales o sectas no eran mas que conocimientos científicos, es decir,
descubrimientos de leyes de la naturaleza. Principios físicos y químicos.  
 
  También es obvio que existen otros tipos de conocimientos que escapan bastante
a la razón y al sentido común. Esa parte del conocimiento esotérico, que los
antiguos griegos denominaron metafísica o sea, "mas allá de la física", desde
luego escapa a la comprensión natural de la razón y de la lógica más coherentes. 
 
  No es mi intención [nunca lo ha sido] desmeritar la vía del conocimiento
esotérico o sea, el conocimiento interior, intimista y personal. Sería un gran
absurdo que intentara luchar contra algo que es incuestionablemente existente, ya
que, no sólo las religiones, determinadas organizaciones y sectas son poseedoras
de ciertos conocimientos esotéricos o internos, íntimos y personales, sino que
todos los seres humanos tenemos nuestros propios conocimientos esotéricos:
aquellos que son los más internos, íntimos y personales. Pero también es obvio
que nunca deberíamos confundir conocimientos esotéricos con la realidad misma. Lo
mismo es un error que los científicos crean que sus conocimientos son los únicos
verdaderos, como que los esotéricos crean que son los suyos, no ya los únicos
verdaderos, sino hasta superiores. 
 
  Ambos caminos buscan un tipo de conocimiento en dos direcciones opuestas.
Mientras los esotéricos buscan el conocimiento interior, íntimo y personal o sea,
esotérico, los científicos buscan el conocimiento exterior, público, general y
válido para todos, no sólo para una elite determinada de "iniciados" o seres
"superiores". El esoterismo es intimismo y ocultismo de información y
conocimientos determinados, mientras que la ciencia es exoterismo, es decir,
exteriorización de los conocimientos y de la información. Aunque muchas veces
aplica también los principios esotéricos al ocultar determinados conocimientos e
informaciones. 
 
  Aclarado estos puntos, sólo me resta definir, una vez mas y en lo referente a
la Atlántida de Platón [ya que ha sido este asunto el detonante de estas
disertaciones entre ciencia y esoterismo] que independientemente de lo que
significa el esoterismo y su validez como vía de información y conocimiento,
existen los hechos y los datos, tanto para los investigadores esotéricos como
para los científicos.  
 
  Reitero que jamás ni Platón ni ningún autor de la antigüedad describió
absolutamente nada que permita considerar -ni tan siquiera como una mera
especulación- la existencia de una Atlántida Super-Esotérica y Super-Tecnológica.
No se puede sostener ni defender -salvo por medio de la fe en las doctrinas
esoteristas de H.P.B y Cayce, entre otros- una Atlántida más fantástica e
increíble aún que la creada por Disney, sólo por que los citados "maestros
esotéricos" nos digan que esas informaciones las han recibido de espíritus,
maestros espirituales evolucionados o por que afirman haber consultado mediante
desdoblamientos astrales los archivos akhásicos o registros etereos donde se
conserva la memoria de todos los sucesos de la historia.  
 
 
  Helena Petrovna Blavatsky. Foto. 
 
 
  No existe ni una sola referencia en la antigüedad que corrobore o apoye estas
fantásticas afirmaciones de los citados Maestros esotéricos sobre la Atlántida.
¿Que seguridad podemos tener que estas informaciones no sean mas que el producto
de la imaginación o sea, una mera invención?  
 
  Es posible que las increíbles afirmaciones sobre la Atlántida de autores
esotéricos, teósofos, y demás seguidores y simpatizantes de estas doctrinas
puedan resultar ciertas algún día, aunque sea de manera parcial, pero es
necesariamente inevitable que diferenciemos bien tales informaciones esotéricas
de lo que realmente dijeron Platón y los demás autores de la antigüedad sobre la
Isla-Península Atlantis, que no tiene nada que ver con las afirmaciones de los
autores esotéricos, que son las que predominan en la bibliografía mundial. 
 
  Como ya he dicho en muchísimas ocasiones, se puede creer a pie de juntillas,
sin lugar a la duda incluso, en las afirmaciones de los esotéricos y teósofos
sobre la Atlántida. Por supuesto que sí, pero es innegable que el aceptar esta
visión -indiscutiblemente fantástica- exige de cualquier mente un super-esfuerzo,
un gran ejercicio de fe, donde no tienen cabida ni la razón ni el sentido común. 
 
  Yo no me considero una persona religiosa, mas bien creo ser un filósofo
mastêrósofo o filaletheo, o sea, un buscador del conocimiento verdadero, de la
aletheia (alethia) o veritas. Y como no soy religioso, no puedo aceptar -sin
recurrir antes a la razón y al cuestionamiento- las afirmaciones dogmáticas de
los autores esotéricos y teósofos, sólo por cuestión de fe. Y no nos engañemos,
todos los que conocemos las afirmaciones de Madame Blavatsky en su "Doctrina
Secreta" [nombre absurdo, por cuanto es una obra editada o sea, pública], sabemos
que estas forman parte de un dogma o doctrina, como bien explica su nombre. Y
estas nunca son cuestionadas dentro del seno de cualquier secta (sin sentido
peroyativo) u organización esotérica o teosófica.  
 
  Las afirmaciones fantásticas sobre la Atlántida de la Doctrina Secreta de
H.P.B. y de otros autores, discípulos de ella, y miembros de las múltiples
Sociedades Teosóficas y Filosóficas Esotéricas del Mundo se transmiten y
defienden como dogmas de fe, como verdades absolutas y consagradas, con la misma
convicción y virulencia que cualquier fundacristiano o fundamusulman defiende
como verídico e incuestionable su Dogma o Doctrina Religiosa. El prefijo funda-
lo uso como distinción de aquellos religiosos sanos y equilibrados que no son
fanáticos. 
 
  Yo, sin embargo, sólo defiendo aquello que siendo demostrable y verificable
por cualquiera, no ha sido aún notado o percibido; sin exigir que mis
conclusiones o mis interpretaciones sean aceptadas como dogmas de fe, y mucho
menos sin exigir como condición fundamental el ser un superdotado ser superior o
un iniciado para poder entender y aceptar mis conclusiones. Cualquiera con una
formación culturall elemental podría contrastar perfectamente lo que defiendo,
que no es mas que lo mismo que Platón y los demás autores de la Antigüedad
dijeron sobre la Isla-Península Atlantis o de Atlas: que esta se encontraba junto
a las  
 
  Columnas de Hercules (Gibraltar), cerca de Gades (Cádiz), Olisippo (Lisboa) y
el Atlas (Marruecos), en la boca misma del Golfo Atlántico (Golfo de Cádiz); así
como que su civilización era muy parecida a las civilizaciones mediterráneas de
Ciudades-Estados de Finales del Bronce y principios de la Edad del Hierro. Sin
Super-Poderes energéticos, tecnológicos, esotéricos u ocultistas. 
 
  Parece que todo sigue siendo cuestión de opciones. Desgraciadamente hay
muchísimas personas que no les interesa en lo mas mínimo la búsqueda de la
verdad, esté donde esté, sea cual sea y caiga quien caiga. Al contrario, la sola
lectura de estas sentencias les produce una molesta reacción alérgica. Les
asustan demasiado estos principios.  
 
  Muchos están contentos con aquello que creen saber, y no soportan la idea de
que pueda aparecer alguien que de pronto les haga ver que a lo mejor, alguna de
las cosas en las que han creído siempre o bien no son ciertas o bien no son del
todo precisas y correctas. Esto realmente nos molesta a todos. Es muy difícil
estar por encima de los conocimientos mismos, hasta el punto de importarnos solo
la verdad, sea cual sea y caiga quien caiga. Muy pocos estamos dispuestos a
admitir que sean nuestras verdades las que caigan. Mejor que caigan las verdades
de otros, antes que las nuestras. Así solemos pensar la mayoría. Así pensaba yo
hace no muchos años atrás. 
 
  Pues bien, como ya dije, cualquiera puede optar por ejercer ese esfuerzo de
fe, casi ciega, que exigen las fantásticas afirmaciones esotéricas sobre la
Atlántida realizadas por autores modernos y contemporáneos [nunca por Platón ni
ningún otro filósofo o autor de la Antigüedad] Por supuesto. Pero lo que ya es
mas que preocupante es que muchísimas personas prefieran creer estas afirmaciones
esotéricas y sin embargo no se hayan ni tan siquiera tomado la molestia de leer
las fuentes originales primero. Las verdaderas y únicas informaciones sobre la
Atlántida que se sustentan en tradiciones orales y escritas de la Antigüedad y
que han sido corroboradas por las fuentes epigráficas y arqueológicas. Fuentes
que reflejaban historias e informaciones narradas por seres humanos como
nosotros, no por videntes con grandes poderes super-sensoriales, telepáticos o de
desdoblamiento, capaces de poder viajar en el ti empo y en el espacio para
consultar directamente unos supuestos archivos akhásicos donde todo lo ocurrido
está registrado y al que, por supuesto, solo grandes iniciados y superdotados
mentales [como ellos] podrían acceder.  
 
  Las fuentes antiguas que narran los hechos sobre la Atlántida fueron escritas
por seres humanos inteligentes y cultos, sí, pero sencillos. Eran investigadores,
filósofos y hasta cierto punto científicos, pero nunca alardearon ni presumieron
de poderes super-sensoriales telepáticos ni de tele-transportación, ni mucho
menos de que sus conocimientos o informaciones fueran de origen revelacional,
mesiánico o de iniciación. Los verdaderos Maestros de la antigüedad no eran ni
tan fantasiosos ni tan megalómanos. Desde luego.  
 
  Platón, al hablarnos sobre la Atlántida, se nos mostró como un filósofo
sencillo y modesto que nos decía que lo que nos contaba sobre la Atlántida era
una Historia verdadera no un mito o símil simbólico. Y sinceramente, Platón -que
nunca presumió ni alardeó de poseer super-poderes-sensoriales de ningún tipo- no
me parece a mi un ser inferior a Madame Blavatsky. En realidad, me parece que ni
ella ni Cayce ni ningún otro autor teósofo o esotérico de los tiempos modernos,
por muy evolucionado que fuera, ha podido llegar ni siquiera a la altura de las
rodillas del maestro Platón. 
 
  Sinceramente, pienso que aquellos que estén realmente interesados por la
Atlántida deberían antes estudiar los textos originales, es decir, las fuentes
primarias: los diálogos de Platón del Timaios y el Kritias, tanto en sus
versiones griegas como latinas. Primero Platón y después, si sus palabras no nos
convencen lo suficiente; si la naturalidad y sencillez de su historia sobre
Atlantis no nos basta, si se prefieren historias más fantásticas, misteriosas y
rebuscadas [aunque sean indocumentadas] entonces y sólo entonces, debería
recurrirse a las versiones de los autores esotéricos, teósofos y demás
investigadores de enigmas de los tiempos modernos. 
 
  No creo, sinceramente, que nadie con sentido común -que realmente busque la
verdad por encima de todas las cosas- que haya leído a Platón y a otros autores
antiguos, necesite acudir a las afirmaciones dogmáticas y ocultistas de H.P.
Blavatsky basadas en el Maestro Invisible K.H o a las no menos fantásticas
afirmaciones de Edgar Cayce o a las basadas en Ramtha un espíritu o fantasma de
la Atlantida? 
 
  Me parece mas que vergonzoso, que se haga una constante apología y un
proselitismo de las indocumentadas afirmaciones dogmáticas de Blavatsky, Cayce y
demás seguidores, mientras que por otra parte se intente ignorar o despreciar a
los que simplemente defienden [como es mi caso] las verdaderas afirmaciones
originales de Platón y de otros autores antiguos como Chalcidio, Heródoto,
Eurípides, Apollodoro, Plutarcho, Hippias, Platón, Hesiódo, Strabón y Flavio
Josefo, entre otros.  
 
  Esas personas que profesan una ferviente admiración y fe por los citados
autores esotéricos, teósofos y demás célebres investigadores de las antiguas
civilizaciones desaparecidas, parecen no considerar el hecho de que si Platón no
hubiera escrito nunca la historia de la Atlántida o simplemente si no nos hubiera
llegado hasta los tiempos modernos ni una sola de las antiguas referencias sobre
la Atlántida, probablemente ni Blavatsky ni Cayce ni nadie hubiera jamás tenido
ninguna "revelación espiritual" o "divina" sobre la misma. Claro que me temo que
esto nunca lo sabremos. 
 
  Las afirmaciones de los esotéricos y teósofos -y demás buscadores o
fabricadores de misterios- sobre la Atlántida, lamentablemente y de manera
incongruente, se defienden [no solo en esta Lista sino en muchísimas otras] como
más creíbles y verídicas que las propias palabras de Platón y demás autores
antiguos. O sea que, increíblemente, y aunque parezca mentira, tienen mucho más
peso las fantásticas afirmaciones dogmáticas de autores modernos basadas en
revelaciones espirituales, viajes astrales en el tiempo y el espacio, y "cartas
precipitadas desde el cielo" [el método mas usado por Blavatsky] que todos los
datos coherentemente aportados sobre la Atlántida por el autor original de la
historia o sea, Platón. A esto es a lo que me refería en mi anterior mensaje con
lo de invertir los valores en la búsqueda de la verdad. Y esto está ocurriendo
hoy en día por todas partes.  
 
  En efecto, son más las personas dispuestas a creer las afirmaciones dogmáticas
sobre la Atlántida provenientes de autores esotéricos modernos, por muy
fantasiosas e increíbles que sean, que las verdaderas referencias originales y
primarias ofrecidas por Platón y demás autores antiguos; las cuales nada tiene de
fantásticas e increíbles cuando se leen en sus versiones originales greco-latinas
y dentro de su contexto histórico. Las afirmaciones de Platón sobre la
Isla-Península Atlantis no se basan en fantasías desproporcionadas ni en
especulaciones absurdas. Son perfectamente posibles, además de creíbles. Pero a
veces me de la sensación que estoy perdiendo el tiempo.  
 
  Sinceramente, creo que a muy pocas personas les podría realmente interesar las
verdaderas afirmaciones de Platón; los verdaderos hechos. En fin, la búsqueda de
la verdad, esté donde esté, sea cual sea y caiga quien caiga. 
 
  No se está discutiendo aquí, cuánto hay de verdad o no en lo que Platón y
otros autores de la antigüedad dijeron sobre la Atlántida, sino, simplemente que,
lo que los autores modernos esotéricos y teósofos afirman sobre la Atlántida no
se corresponden en lo más mínimo con las afirmaciones de Platón y demás autores
originales de la antigüedad. 
 
  Las afirmaciones de Platón sobre la ubicación de la Atlántida junto a
Gibraltar, a Cádiz, al Atlas y a Lisboa, así como sus características culturales
son perfectamente creíbles, muy probables y sobre todo demostrables y
verificables mediante las investigaciones científicas, como ya está ocurriendo en
la actualidad. Sin embargo, una Atlántida Super-Esotérica y Super-tecnológica con
aparatos voladores y grandes fuentes energéticas provenientes de cristales
mágicos y poderosos, me temo que es muy difícil de corroborar, no solo por que
nada de ella dicen las fuentes antiguas conocidas, sino porque es prácticamente
imposible de demostrar científicamente que hace 12000 años existiera una
civilización tan fantástica e increíble (con aviones incluidos) como la que
afirman los esotéricos y teósofos. 
 
  De todas maneras, siempre existirán individuos que seguirán prefiriendo creer
en estas "Atlántidas fantásticas", reubicadas y re-localizadas en casi todos los
puntos de la Tierra, antes que aceptar la única Atlántida y su única ubicación
descrita por Platón. Siempre existirán los científicos, los esotéricos, los
fantasiosos, los creyentes... Sí, siempre existirán los filósofos y los
científicos, pero también los ignorantes. Y por desgracia para el futuro de la
Humanidad el número de los ignorantes [por propia voluntad o no] es aún
inmensamente mayor que el de los instruidos y cultos. 
 
  Ciertamente, las vías del conocimiento son múltiples, pero un conocimiento que
exija el ejercicio de la fe para ser aceptado, y que desprecie a su vez a la
razón y al cuestionamiento objetivo, sinceramente no tiene derecho a ser
reconocido como un conocimiento verdadero, ni tan siquiera fiable, puesto que no
es susceptible de cuestionar, verificar y refutar. Es un dogma. Y los dogmas, ya
sean esotéricos o científicos no son conocimientos verdaderos, son solo
informaciones aceptadas por una comunidad determinada, sobre la base de un
consenso general regido por determinados paradigmas. Y el conocimiento verdadero
siempre deberá estar, necesariamente, por encima de todo consenso y de cualquier
paradigma vigente, ya sea esotérico o científico. 
 
  La verdad, que es verdadera, es irrefutable. Quiere esto decir que, si algo es
verdadero no puede ser refutado por nada por mucho que se intente hacerlo desde
cualquiera de las vías del conocimiento existentes y por existir. Si asistimos a
un parto y comprobamos con nuestros propios ojos como un ser nace de otro ser,
ese hecho es una verdad irrefutable. Ese ser ha nacido del otro ser que le ha
dado luz. Es su hijo. Por tanto, ese hecho en concreto es una verdad irrefutable.

 
  Así pues, si tenemos unos documentos históricos que narran las características
y la ubicación de una antigua Civilización llamada Atlantis, y esos documentos,
hasta la fecha, son los más antiguos conocidos, tales documentos serán entonces
por lógica y por fuerza mayor mucho más fiables que cualquier otro documento
moderno o más reciente que trate sobre lo mismo. Para el caso que nos ocupa nadie
podrá resultar más creíble y fiable que el propio Platón; el primero que habló
sobre la Atlántida, según los datos actuales. 
 
  Es un hecho, absolutamente irrefutable, la afirmación de Platón de que la
Atlántida era poderosa, pero similar a las Civilizaciones Clásicas del
Mediterráneo. También es un hecho irrefutable que Platón afirma que la
Isla-península ATLANTIS se hallaba ubicada junto a Gibraltar, Cádiz y el Atlas.
Estas afirmaciones son irrefutables, porque lo demuestra la simple lectura de los
textos originales, es decir, en latín y griego. Estas afirmaciones son,
sencillamente, lo que él mismo dijo. 
 
  Por otra parte, resulta cuando menos curioso, que las videncias y revelaciones
de Cayce y de Blavatsky, en cuanto a la ubicación de la Atlántida se basen
justamente en lo que decían las traducciones gramaticales al uso de los diálogos
de Platón, existentes en sus respectivas épocas. De esas traducciones frásticas
se desprendía que la Isla Atlantis se hallaba "más allá de las Columnas de
Hércules, en el medio del Océano Atlántico"; así como que esta era "más grande
que Libia y Asia juntas". Sin embargo, he demostrado a travéz de traducciones
literales o metafrásticas -por primera vez en la historia- y mediante un
detallado y profundo estudio etimológico y lexicográfico realizado sobre los
textos originales en griego y en latín, que esas traducciones frásticas usadas
por Blavatsky, Cayce, y todos los autores esotéricos y buscadores de enigmas
hasta hoy, era n erróneas en aspectos muy fundamentales como en los anteriores
pasajes citados.  
 
 
  Edgar Cayce. Foto. 
 
  En los textos originales greco-latinos ni tan siquiera se menciona la palabra
"Océano". No aparece escrito en ningún pasaje de los diálogos del Timaios y el
Kritias de Platón esa afirmación común en las traducciones al uso que dice "mas
allá de las Columnas de Hércules, en el medio del Océano Atlántico" sino
simplemente, "junto o delante de las Columnas de Hércules", "en el vestíbulo, en
la boca misma del "Golfo Atlántico", donde se abre el Estrecho, "ante la boca o
puerta del Estrecho Hercúleo o de Gibraltar". 
 
  En cuanto a las dimensiones, tampoco se dice que la Isla ATLANTIS fuera "más
grande que Libia y Asia juntas o reunidas", sino que era "Dueña o más Poderosa
que Libia o Asia" y en otro pasaje "más Fértil y Productora que Libia o Asia". 
 
  Si las "videncias" y "revelaciones" de los maestros esotéricos citados
tuvieran algo de realidad, ¿cómo es que estas se ajustan a unos errores de
traducción frástica y no a lo que en realidad dijeron Platón y los autores
antiguos, como se demuestra en las traducciones metafrásticas?. Esto me recuerda
los casos de los falsos videntes sorprendidos con cámaras ocultas. Nunca se
percataron, a pesar de ser unos "videntes con grandes poderes super-sensoriales",
que les estaban tramando una trampa o sea, que les estaban engañando. A pesar de
que alardeaban de que ellos siempre se darían cuenta si alguien tratara de
engañarles. 
 
  Mis descubrimientos sobre los textos originales greco-latinos ponen en tela de
juicio la más que dudosa credibilidad de las afirmaciones esotéricas sobre la
Atlántida. Y sé que soy generoso. Ya que otros dirían, no que las ponen en tela
de juicio, sino que demuestran su evidente falsedad. 
 
  Platón jamás situó a la "Atlántida mas allá de las Columnas de Hércules y en
el medio del Océano Atlántico". Platón ni sus comentadores afirmaron jamás que
"la Atlántida fuera mayor en tamaño que toda Libia y Asia juntas". Sin
embargo, ni Blavatsky ni Cayce se percataron de ello [a pesar de sus grandes
poderes], mientras que las revelaciones recibidas de sus "Maestros Invisibles" y
"Espíritus de la Atlántida" coincidían con las descripciones erróneas o
malinterpretadas de las deficientes traducciones frásticas comunes en lengua
inglesa de los diálogos de Platón, existentes en la época en que dichos "Mestros
Invisibles" decidieron revelar sus "sagrados conocimientos" sobre ATLANTIS a
Blavatsky y a Cayce. 
 
 
  H.P. Blavatsky y los Maestros Invisibles Kuthumi, El Morya, St. Germain. Foto.

 
  ¿Cómo es posible que tanto el Maestro Invisible K.H. de Blavatsky, el Espíritu
de la Atlántida Ramtha o los maestros espirituales de Cayce, no se hayan
percatado de esos errores de traducción e interpretación de los textos? 
 
  ¿Cómo es posible que ni K.H. ni Ramtha ni el resto de los maestros invisibles
y espíritus del pasado, en sus grandes facultades y poderes sobre la sagrada
verdad, no se hayan percatado de que Platón ubicó siempre a la Isla Atlantis
junto al Estrecho de Gibraltar, cerca de la región de Cádiz y el Atlas, y nunca
más allá de este lugar ni mucho menos en el medio del Océano?  
 
  ¿Cómo es posible que estos seres especiales y sagrados, poseedores de la
Verdad Suprema, no se hayan tampoco percatado de que Platón ni siquiera menciona
la palabra Océano? 
 
  Sinceramente, ¿no parece todo esto demasiado sospechoso? 
 
  ¿No parece, más que sospechoso, muy extraño, que las supuestas revelaciones
recibidas por los citados "maestros esotéricos" se ajusten a los mismos detalles
de las traducciones erróneas existentes en su época y no a lo que verdaderamente
dijo Platón? 
 
  Creo que el verdadero esoterismo no necesita de falacias, manipulaciones ni de
seres mitómanos y megalómanos. 
 
  Reflexionemos detenidamente sobre todo esto. Existe un refrán que -como casi
todos los refranes populares suelen encerrar mucha más sabiduría que todas las
dogmáticas afirmaciones esotéricas o científicas- dice así:  
 
  "A buen entendedor, pocas palabras bastan".  
 
  A lo que añado estas otras palabras de un destacado filósofo de la
Ilustración: 
 
  "...Para la verdad es un triunfo suficiente si la aceptan pocos, pero buenos.
Su esencia no consiste en complacer a todos..." Denis Diderot S.XVIII 
 
 
  Denis Diderot S.XVIII. Foto. 
 
 
  Copyright: Georgeos Díaz-Montexano 
  GeorgeosDiaz@...  
 
 
 
----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

  Link al artículo original: http://usuarios.lycos.es/atlantisiberia/cultura/atlantis_esoteristas.htm

 
----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

 
  CONTACT INFO: 
  Noticias "Atlantis News". Civilizations Origins Scientific Society 
  María Fdez-Valmayor 
  Francisca Armada 33 
  Madrid, Madrid 28047 
  Spain 
  Phone: (34) 91 479 91 20 
  atlantis-info@... 
  http://AtlantisDiscovery.com/news/ http://DiscoveryAtlantis.sytes.net 
 
 
 
 
------------------------------------------------------------------------------ 
 
 
 
 
 
 
------------------------------------------------------------------------------ 
 
 
              Algunos de los cientos de artículos en venta o subasta en
eGrupos.net  
              
                a..  
             Cuadro: Mujer Sublime ( 150 USD)   
              
                a..  
             Cybershot DSC-P150 ( 1.7e+06 VEB)   
              
                a..  
             Vendo PC (Puja a 200 USD)   
              
               ¿Tienes algo que deseas vender? ¿O comprar? ¿Quieres ver tu
anuncio aquí, gratis?  
              ¡ Visita hoy mismo EGRUPOS.NET !  
                 
        
 
 
        BOLETÍN DE ATLANTOLOGÍA  
         
        Extensión de la Lista de Atlantología. Creado por Georgeos Díaz   
 
        SUSCRÍBASE A EGIPTOSOFÍA  
         
        Extensión de la Lista de Atlantología. Creado por Georgeos Díaz   
 
  ¡¡Atención!! para suscribirse a nuestras Listas de EgiptoSofía: Egiptología
Científica o Boletín de Atlantología. Escriba su correo en los formularios y
envíelos accionando sobre las fotos de la Esfinge y sobre el Mapa de Atlantis o
sobre la tecla Enter de su ordenador.  
 
 
Noticias Culturales ===================  
 
 
 
 
 
_______________________________________________________________________ 
http://www.eListas.net/ 
El sistema de Listas de correo y Newsletters más completo de la Red 
 
 
------------------------------------------------------------------------ 
  Algunos de los cientos de artículos en venta/subasta en eGrupos.net 
------------------------------------------------------------------------ 
 * Vendo PC (Puja a 200 USD) 
   -->> http://www.egrupos.net/artid/629 
 
 * Velero (9000 EUR) 
   -->> http://www.egrupos.net/artid/630 
 
 * Cuadro: Mujer Sublime (150 USD) 
   -->> http://www.egrupos.net/artid/631 
 
 ¿Tienes algo que deseas vender? ¿O comprar? Visita ya WWW.EGRUPOS.NET 
------------------------------------------------------------------------ 
 
 


Georgeos Díaz-Montexano Georgeos Diaz Montexano Montexano Georgeos Díaz-Montexano
BOLETÍN DE ATLANTOLOGÍA
Extensión de la Lista de Atlantología. Creado por Georgeos Díaz-Montexano

SUSCRÍBASE A EGIPTOSOFÍA
Extensión de la Lista de Atlantología. Creado por Georgeos Díaz-Montexano
¡¡Atención!! para suscribirse a nuestras Listas de EgiptoSofía: Egiptología Científica o Boletín de Atlantología. Escriba su correo en los formularios y envíelos accionando sobre las fotos de la Esfinge y sobre el Mapa de Atlantis o sobre la tecla Enter de su ordenador.

Georgeos Díaz-Montexano: webmaster@antiquos.com

------------------------------------------------------------------------