Inicio > Mis eListas > el_esceptico > Mensajes

 Índice de Mensajes 
 Mensajes 167 al 196 
AsuntoAutor
EL ESCÉPTICO DIGIT Óscar Da
EL ESCÉPTICO DIGIT Óscar Da
EL ESCÉPTICO DIGIT Óscar Da
EL ESCÉPTICO DIGIT Óscar Da
EL ESCÉPTICO DIGIT Óscar Da
EL ESCÉPTICO DIGIT Óscar Da
EL ESCÉPTICO DIGIT Óscar Da
EL ESCÉPTICO DIGIT Luis Jav
EL ESCÉPTICO DIGIT Luis Jav
EL ESCÉPTICO DIGIT Luis Jav
EL ESCÉPTICO DIGIT Luis Jav
EL ESCÉPTICO DIGIT Luis Jav
EL ESCÉPTICO DIGIT Luis Jav
EL ESCÉPTICO DIGIT Luis Jav
EL ESCÉPTICO DIGIT Luis Jav
EL ESCÉPTICO DIGIT Luis Jav
EL ESCÉPTICO DIGIT Luis Jav
EL ESCÉPTICO DIGIT Luis Jav
EL ESCÉPTICO DIGIT Luis Jav
EL ESCÉPTICO DIGIT Luis Jav
EL ESCÉPTICO DIGIT Luis Jav
EL ESCÉPTICO DIGIT Luis Jav
EL ESCÉPTICO DIGIT Luis Jav
EL ESCÉPTICO DIGIT Luis Jav
EL ESCÉPTICO DIGIT Luis Jav
EL ESCÉPTICO DIGIT Luis Jav
EL ESCÉPTICO DIGIT Luis Jav
EL ESCÉPTICO DIGIT Luis Jav
El Escéptico Digit Luis Jav
=?UTF-8?Q?EL_ESC=C LCAPOTE
 << 30 ant. | 30 sig. >>
 
EED-lista_antigua
Página principal    Mensajes | Enviar Mensaje | Ficheros | Datos | Encuestas | Eventos | Mis Preferencias

Mostrando mensaje 173     < Anterior | Siguiente >
Responder a este mensaje
Asunto: EL ESCÉPTICO DIGITAL - Edición 2004 - Número 15
Fecha:Jueves, 2 de Septiembre, 2004  11:38:05 (+0200)
Autor:Óscar David Sánchez Jiménez <eed @........org>

EL ESCÉPTICO DIGITAL

Boletín electrónico de Ciencia, Escepticismo y Crítica a la Pseudociencia
http://digital.el-esceptico.org/

© 2000-2004 ARP-Sociedad para el Avance del Pensamiento Crítico
http://www.arp-sapc.org/

Edición 2004 - Número 15 - 1 de septiembre de 2004


=== SUMARIO =======================================================

EDITORIAL

ARTÍCULOS

1.- TÓPICOS Y ESTEREOTIPOS SOBRE LOS CIENTÍFICOS EN EL CINE
Por: Jordi Bozzo Mulet

2.- RETORNO AL PLANETA ENCANTADO
Por Luis Javier Capote Pérez

3.- RECOPILACIÓN DE CHARLAS ESCÉPTICAS DEL PROGRAMA "NO ES UN DÍA
 CUALQUIERA" (EN LA SECCIÓN DE JUAN CARLOS ORTEGA) DE RNE.
Por Juan Soler

4.- APUNTES DE CRIPTOHERPETOLOGÍA ESTIVAL
Por Fernando L. Frías Sánchez

5.- PRESENTACIÓN DEL LIBRO "EL HOMBRE DE ORCE"
Por Juan Soler

DOSSIER DE PRENSA

1- ENSALADA DE NATA
Por Fernando Savater

2.- 21 DE AGOSTO, NAVIDAD
Por Juan Manuel de Prada

3.- VIAJES POR LAS GEOGRAFÍAS MÁGICAS Y LAS PSEUDOCIENCIAS
Por Pau Mundó Elias

4.- CIENCIA EN EL PAQUETE DE CEREALES
Por María Valerio

5.- EL GOBIERNO BRITÁNICO ORDENA UNA INVESTIGACIÓN DE LA DIETA ATKINS
Por Agencias

6.- IGUAL TRATO A LA MEDICINA NATURAL Y HOMEOPATÍA

7.- LA LEYENDA DE LAS MIL VERSIONES: LA ATLÁNTIDA AHORA ES IRLANDA
Por Beatriz Elola

8.- ESPAÑA Y PORTUGAL SON LOS PAÍSES DE LA UNIÓN EUROPEA A LOS QUE MÁS LES
AFECTA EL CAMBIO CLIMÁTICO
Por Europa Press

BUZÓN DEL LECTOR

ENLACES


=== EDITORIAL =======================================================

Ya pasó el mes de agosto, en el hemos hecho una pequeña pausa en la
publicación del boletín. Esperamos que los artículos elegidos para ponernos
en marcha de nuevo sean de vuestro interés.

La ínclita serie "Planeta Encantado" sigue dando que hablar. Ínclita desde
un punto de vista humorístico, naturalmente. No se trata sólo de las
bochornosas reposiciones en TVE, o de su distribución con algunos
periódicos. La serie -es un hecho innegable- tiene sus fans, que tienen en
Internet un medio habitual de expresión. Luis Javier Capote nos ofrece un
fresco de los feligreses del señor Benítez, a través de sus manifestaciones
en la bitácora sobre el programa (http://manifo.blogalia.com).

El verano es un momento propicio para la difusión de noticias relacionadas
con el mundillo paranormal y misterioso. Las "serpientes de verano" atacan
de nuevo: la Atlántida, Tunguska, el monstruo del Lago Ness... Fernando
Frías nos habla de ello.

El cine a menudo da una imagen de la Ciencia y de los científicos muy
alejada de la realidad. Con frecuencia se difunde el tópico del investigador
que trabaja solo, defendiendo a ultranza sus teorías o reservándose el
conocimiento para sí mismo. Nada más lejos de la realidad. Jordi Bozzo,
desde su condición de investigador, realiza un análisis de estos tópicos.

Juan Soler completa el boletín con una pequeña síntesis de lo que han dado
de sí las charlas escépticas en el programa "No es un día cualquiera" de RNE
y una reseña sobre el libro "El hombre de Orce".

Dentro de la sección de prensa destacamos un par de interesantes artículos
de Fernando Savater y de Juan Manuel de Prada.

Esperamos contar con vuestras opiniones, sugerencias y colaboraciones. Hasta
el próximo boletín.

La Redacción de "El Escéptico Digital"


=== ARTÍCULOS =======================================================

1.- TÓPICOS Y ESTEREOTIPOS SOBRE LOS CIENTÍFICOS EN EL CINE
Por Jordi Bozzo Mulet

Todo el mundo es consciente de que la Ciencia afecta directamente a
muchísimos aspectos de la vida cotidiana de las personas, y sin embargo la
realidad de la Ciencia y de quienes actúan en su nombre, los científicos,
resultan ser grandes desconocidos para el público. La imagen que de los
científicos se tiene está habitualmente basada en tópicos y estereotipos,
casi siempre falsos, que a menudo han sido divulgados y popularizados por el
cine, al que poco le importa deformar la realidad si el resultado redunda en
favor de la espectacularidad y deslumbre del espectador. A falta de más
información de la que obtienen a través de la pantalla, el público acaba
creyendo reales estos estereotipos que con frecuencia ofrecen una imagen de
los científicos y sus investigaciones que no es precisamente positiva. En
consecuencia, cuando los científicos deben afrontar su relación con el
público profano, obtienen recelo y reprobación en lugar de confianza y
ánimo.

Probablemente, los propios científicos sean un poco culpables de esta
situación por no saber acercarse adecuadamente y más a menudo a la gente de
la calle, aunque la verdad sea dicha, bastantes problemas tienen ya en
encontrar la financiación para llevar adelante sus investigaciones como para
considerar prioritaria la cuestión de cuidar su imagen ante la opinión
pública. Para ilustrar de alguna manera estas ideas falsas o estereotipos
que marcan a los científicos, propongo una serie de ejemplos, junto con
argumentos que los desmienten y aclaran. Advierto que no soy un auténtico
cinéfilo y mi visionado de películas es por ende  limitado, por lo que pido
disculpas si omito filmes que ofrecerían también ejemplos válidos.

Los científicos trabajan solos

Resulta sorprendente lo arraigada que está esta idea entre el publico, que
ha sido profusamente difundida por el cine. Aunque quizá esté superada la
imagen del científico esquivo que trabaja sobre malvados proyectos en
lugares apartados e insospechados, como fuera el Dr. Frankenstein u otros
científicos locos del cine de serie "B", no es menos cierto que entre mucha
gente sigue persistiendo la imagen del científico que lleva a cabo
avanzadísimas investigaciones completamente en solitario, aún en modernos
laboratorios, sin colaboración alguna, o a lo sumo con un "ayudante". Véase
si no, en películas como "La mosca" los increíbles experimentos que realiza
completamente solito el científico protagonista Dr. Brundle, o incluso en
"Blade Runner", donde vemos como un genetista de alto nivel trabaja
completamente solo en su laboratorio, como si de un taller artesanal se
tratara. Más ejemplos:
en "Star Trek: Generations" el inventor del Motor de Curvatura -el
descubrimiento científico más importante de la humanidad- lo realiza un solo
científico, que para peor catadura lo caracterizan de alcohólico y pedante.
En la misma serie de "Star Trek" el androide Data, que representa ser el
mayor prodigio de la robòtica, también fue creado por una sola persona, el
Dr. Soong. También resulta poco creíble que HAL, el superordenador de la
película "2001 una odisea en el espacio", fuera programado por un único
programador, el Dr. Chandra. En la película "El día de Mañana", ésta más
moderna, resulta que es únicamente un científico quien se percata del
peligro del cambio climático inminente que se avecina, siendo por ello
objeto de burla generalizada (este tema de la mofa sobre el científico
discordante se trata más ampliamente en el siguiente apartado de este
artículo). En definitiva los ejemplos de científicos que responden al
estereotipo de espíritu solitario son muchísimos. Cerraremos la lista
citando también al Dr. Emmet Brown de "Regreso al futuro", inventor del
fantástico Generador de Fluzo que permite viajar en el tiempo.

La idea del científico individual, que podría haber sido válida en los
siglos XVIII o XIX, es hoy en día impensable por inviable. La investigación
científica actual, por mínimo que sea su nivel, requiere de especialización
y tecnología, con lo que resulta evidente que para avanzar provechosamente
en la investigación se hace del todo imprescindible la intervención de
equipos de científicos, e incluso exigiendo la colaboración entre
científicos de diferentes disciplinas. Es más, la investigación científica
actual ha devenido un fenómeno global, hecho que se potenciará en el futuro
hasta límites insospechados. Los científicos saben que el progreso de la
Ciencia no puede verse obstaculizado por las fronteras, y por ello los
científicos de todo el mundo han acordado utilizar una sola lengua, el
inglés, gracias a lo cual los equipos de investigadores de todos los países
están en constante comunicación, reuniéndose en congresos, intercambiando
ideas y cooperando en proyectos pero también compitiendo y retándose
continuamente, siempre en beneficio del avance del conocimiento. En este
aspecto, la comunidad científica avanza por encima de políticas y
prejuicios.

Es posible que esta idea del científico que trabaja solo se haya visto
favorecida entre el público profano por el hecho de que cuando científicos
de renombre presentan sus trabajos en público, parecen ser ellos los
responsables únicos y exclusivos de la investigación que divulgan, cuando en
realidad son sólo la cabeza visible del equipo que llevan detrás. También
cabría considerar la tendencia que suelen tener los medios de comunicación y
las personas en general a personalizar y centralizar en un solo individuo
cualquier responsabilidad de acción, éxito o fracaso. En cualquier caso,
convendría que empezara a arraigar entre el público la idea de la
investigación científica como ejemplo de labor de equipo, por encima de
individualidades.

Los científicos desprecian a sus colegas que proponen teorías extravagantes

El cine ha divulgado a menudo la imagen del científico que es objeto de
chanza por parte de sus de sus colegas al proponer ideas o teorías poco o
nada convencionales, a menudo con el agravante de sufrir escarnio y
humillación pública. Vean si no cómo dejan en ridículo al arqueólogo de
"Stargate" o al Profesor Brainard de "Un sabio en las nubes", abandonados al
ridículo por sus teorías o supuestos inventos "imposibles". Eso sí, al final
siempre resultan tener la razón y salen triunfantes. Los charlatanes han
sacado buen provecho de este estereotipo del científico cuando intentan
colar sus invenciones como "teorías revolucionarias rechazadas por la
ortodoxia científica". Debe quedar absolutamente claro que jamás un
científico se burlará de las propuestas de un colega rival. Para un
profesional de la Ciencia no es difícil distinguir una teoría innovadora u
original de simples majaderías, por más extraña que ésta sea. Es bien
conocida la frase del premio Nobel Niels Bohr dirigida a un joven físico:
"Su teoría es descabellada, pero no lo suficiente para ser cierta". Sobran
los comentarios. Me viene asimismo a la memoria el caso del astrofísico Sir
Fred Hoyle, que alcanzó gran prestigio al desarrollar el modelo de
reacciones termonucleares en las estrellas. Pues bien, con posterioridad,
Fred Hoyle se atrevió a desafiar a la Cosmología mayormente aceptada al
proponer un modelo alternativo al Big Bang en el que la materia se crea
continuamente. Asimismo y en otro campo científico, Hoyle se erigió en
defensor de la panspermia, postulando que los cometas y otros cuerpos
helados del sistema solar son portadores y difusores de organismos vivos, en
clara oposición a los modelos aceptados entre astrónomos y biólogos, que
otorgan a estos astros tan sólo un papel de portadores de moléculas
orgánicas. Aun siendo extravagantes y no aceptadas por la inmensa mayoría de
especialistas, las teorías de Fred Hoyle son tratadas con el mayor respeto.

Los científicos hacen sus descubrimientos como producto de la inspiración o
la genialidad

No es cierto, o no exactamente como se piensa. Este estereotipo tiene mucho
que ver con el del científico solitario, y es normal que en el cine resulte
más atractivo presentar historias de científicos genios que de científicos
"currantes", pero la realidad es que los casos de inspiración y de idea
genial se dan sólo excepcionalmente en la Ciencia actual. La elaboración de
una teoría científica o el descubrimiento de algo nuevo es fruto del trabajo
constante, y no sólo de una sola persona o del equipo de investigadores,
sino también de los centenares o miles de científicos que trabajan y han
trabajado durante años en el mismo campo, en todo el mundo. Podríamos
compararlo a la construcción de un inmenso rompecabezas o "puzzle", en el
que hay que buscar, encontrar y ensamblar las piezas. El conocimiento del
Universo lo construyen poco a poco miles de equipos de científicos en todo
el mundo aportando el resultado de sus investigaciones, valiosas por
pequeñas que sean, que constituyen las piezas del rompecabezas de la
Ciencia. También hace falta conjuntar las piezas, tarea que no es fácil, y a
veces alguien consigue ensamblar algunas que ponen de relieve un aspecto
clave del rompecabezas, lo que diríamos una "Teoría" o "Descubrimiento"
importante, pero está claro que el trabajo previo, oscuro y casi anónimo, de
quien ha aportado las piezas previas, es tan decisivo como el propio
ensamblaje.

Naturalmente, la inspiración y la intuición que guía el camino a seguir
influye en el resultado final, pero inspiración sin trabajo y estudio previo
no produce resultados positivos. El concepto de "idea genial" puede llegar,
pero lo hará tras una labor tenaz, muchos fracasos y decepciones, revisión
del trabajo hecho, vuelta a empezar, y tras no pocas "falsas inspiraciones".
Incluso Newton, quizá el más grande genio de la Ciencia que la humanidad ha
concebido, afirmó honestamente que "Si he llegado tan alto, es porque he ido
sobre hombros de gigantes", haciendo referencia a su Teoría de la
Gravitación, que no hubiera sido posible sin los trabajos de ilustres
predecesores como Kepler, Tycho o Copérnico.

Este falso concepto de que la inspiración produce los descubrimientos
científicos, es la causa de que personas sin la formación adecuada se
atrevan a postular las más absurdas teorías, creyéndose haber recibido una
"inspiración" o "iluminación". Estos personajes son rechazados por la
comunidad científica sin detenerse a prestarles más atención, y por ello se
enfurecen y claman a la opinión pública sobre la cerrazón y cuán obtusos son
los "científicos oficiales", que se niegan a admitir la "evidencia" que
ellos solos han "descubierto". Se hacen pasar ante el público por modernos
Galileos, humillados ante la Inquisición de la "ciencia oficial", cuando en
realidad, Ciencia sólo hay una, y fue precisamente Galileo quien sentó las
bases del llamado Método Científico moderno, el cual ellos ahora ignoran,
consciente o inconscientemente. El método científico no es más que la
aplicación del sentido común en la obtención del conocimiento: observar,
experimentar, medir escrupulosamente, analizar de manera objetiva, y sacar
conclusiones de acuerdo con lo observado. Realmente no es fácil para el
profano distinguir al charlatán del auténtico científico; el charlatán lo
sabe, y se aprovecha de ello, algunos de manera maliciosa y otros por su
propia ignorancia.

Los científicos creen en sus teorías como actos de fe

Relacionado con el punto anterior, existe una concepción claramente errónea
sobre el modo en que se conciben las hipótesis y teorías científicas, de
manera que la creencia en ellas parece ser un acto de fe. El hecho de que un
científico hable normalmente de "creer" o "no creer" en una teoría, puede
parecer a una persona ajena a los entresijos del mundo de la Ciencia que las
teorías científicas se elaboran a base de especulaciones y suposiciones.
Bien lejos de la realidad, como ya se ha dicho, una teoría se elabora en
base a la observación, experimentación y deducción, y el avance del
conocimiento permite que nuevos datos la redefinan o le den un nuevo
enfoque. Normalmente, hasta que no se tienen suficientes conocimientos que
expliquen un hecho observable, puede existir controversia entre diferentes
teorías que intenten explicarlo, y entre los científicos partidarios y
detractores de las mismas, pero se trata sólo de un fenómeno temporal, hasta
que nuevos descubrimientos favorezcan una u otra versión y las discusiones
desaparezcan.

A este respecto y retomando el tema cinéfilo, resulta patético y
científicamente vergonzoso el papelón que le toca representar a Jodie Foster
al final de la película "Contact", en la cual encarna a la científico
protagonista que, después de vivir una experiencia extraña en el aparato
teletransportador, acaba suplicando y llorando ante sus colegas que le crean
ante el escepticismo que despierta la descripción de su experiencia. Jamás
un científico habría reaccionado de tal modo ridículo, sino que consciente
de la dificultad de probar lo sucedido, se habría puesto inmediatamente a
investigar el fenómeno. Desconozco si en la novela homónima de Carl Sagan,
en la cual está parcialmente basada la película, sucede algo similar.

Por otro lado, esta mala interpretación sobre la "creencia" en teorías
científicas es aprovechada por los charlatanes, e incluso organizaciones con
peso social, para equiparar "teorías" acientíficas a teorías establecidas
siguiendo la metodología científica. Un ejemplo claro y muy grave lo
encontramos en el auge del llamado Creacionismo en los EEUU, teoría que
defiende que la creación del mundo tuvo lugar en tiempos bíblicos, es decir,
hace unos pocos miles de años. En algunos estados el Creacionismo ha logrado
equipararse legalmente a la Teoría de la Evolución, sin más base que el
pretender que el creer en una o en otra se debe a un acto de fe. Una mayor
cultura científica de las personas permitiría que casos como este nunca
llegaran a suceder.  Los científicos son unos irresponsables.

Es éste otro tópico ridículo potenciado por el cine hasta la saciedad.
Véase, por ejemplo, en "El enigma de otro mundo" o su versión actualizada
"La cosa", y también en "Parque Jurásico", cómo los científicos son unos
inconscientes, cuales niños que no saben del "peligro" que conlleva
manipular algo tan delicado como es su propia investigación. La negligencia
de los científicos queda en evidencia cuando las consecuencias de su
investigación, siempre nefastas, se les escapan de las manos y hay que
sacarles del apuro. Se considera a los científicos inteligentes pero a la
vez negligentes, a los que las personas de la calle deben vigilar para que
no cometan locuras. Estos detalles pueden percibirse claramente en la
opinión pública, observando como todo el mundo se atreve a criticar a los
científicos, del daño que causan, de la insensatez de sus acciones. La
ignorancia sobre la realidad de la Ciencia y los científicos genera un
"miedo a lo desconocido" que provoca que hallazgos que deben repercutir en
el bien de la humanidad sean mirados con desconfianza, como por ejemplo
pueden ser, por estar de actualidad, la clonación o la manipulación
genética. Es habitual escuchar como gente completamente lega se atreve a
despotricar contra el trabajo de los científicos e incluso al propio médico,
llegando al caso de aleccionarle sobre cómo debe realizar su trabajo.
Resulta, además, chocante porque la actitud ante otros profesionales es
completamente distinta. Nadie osa dar lecciones al mecánico que nos repara
el coche o al técnico que nos arregla la televisión ya que sabemos, aunque
sea mínimamente, lo complejos que son los aparatos y lo mucho que hay que
saber para conocerlos y repararlos. Sin embargo, como la mayoría de personas
no posee un ápice de cultura científica, no son capaces de valorar el
disparate que cometen cuando reprochan a un científico la validez de su
trabajo. Naturalmente que el científico en su trabajo no es inmune a la
comisión de errores, olvidos e incluso de fraude, pero el trabajo de un
profesional científico sólo puede rebatirlo otro científico utilizando sus
mismas armas, es decir, datos de su investigación. De hecho, la competencia
entre los equipos de investigadores existe como en cualquier otro ámbito
profesional, y es dura. Es parte del trabajo del científico el poner en
evidencia los errores cometidos por otros, y ello constituye una de las
pautas clave para el avance de la Ciencia. Seria deseable que la sociedad
contemplara al científico como un profesional más y perdiera así sus
recelos.
Un científico obtiene prestigio a través de la publicación de libros

Aspecto éste más sutil pero no menos decisivo, que evidencia el
desconocimiento del mundo científico por parte de los profanos. También aquí
el cine aporta su granito de arena en no ofrecer una imagen real de la
divulgación del conocimiento científico, pero en este caso, mas bien por
desconocimiento que intencionadamente. Véase por ejemplo "Parque Jurásico" o
"La Esfera", en que los científicos protagonistas son conocidos por otros
científicos porque han leído sus libros. La realidad es distinta. Un
científico se da a conocer y obtiene su prestigio a través de la publicación
de artículos en revistas científicas, y la publicación de libros viene por
añadidura, cuando se tiene ya una reputación. Pero lo cierto es que muy poca
gente profana sabe lo que son las revistas científicas. Se trata de
publicaciones a las que los científicos envían el resultado de sus
investigaciones, en las que los trabajos son sometidos a una revisión y
valoración por parte de especialistas que determinarán la trascendencia,
validez y calidad del trabajo presentado, siendo en consecuencia aceptado o
rechazado para su publicación. Podemos citar como revistas de máximo
prestigio la norteamericana Science o la europea Nature, ambas de ámbito
multidisciplinar. En ellas, sólo los trabajos de relevancia científica
extrema serán aceptados para publicar, tras pasar un escrupuloso proceso de
revisión. Sin duda la suprema satisfacción de un científico es ver algún día
publicadas sus investigaciones en sus páginas, pero si no es así, tampoco
son la única opción válida, ya que existen multitud de publicaciones más
especializadas que son también prestigiosas en sus propias disciplinas, por
poner unos pocos ejemplos, citaremos Lancet, Cell, Physical Review Letters,
Astronomy & Astrophysics, y un largo etcétera. Estas publicaciones no están
normalmente al alcance del público en general, ya que se adquieren por
suscripción, o bien se pueden consultar en bibliotecas especializadas. Sin
embargo, existen otras publicaciones de amplia difusión que se hacen eco de
las investigaciones científicas más relevantes aparecidas en esas revistas,
como son por ejemplo, en el aspecto multidisciplinar, "Scientific American"
y "La Recherche", o sus versiones traducidas a diversos idiomas (en
castellano, "Investigación y Ciencia" y "Mundo Científico",
respectivamente).

Tras conocer la realidad de lo que son las publicaciones científicas, cabe
decir que en la publicación de libros no existe proceso de revisión y
selección, quedando a merced de la honestidad del autor la veracidad de los
contenidos publicados. Queda pues patente que cualquier charlatán puede
publicar libros de pseudociencia si es capaz de convencer al editor de
turno. Por ello, es habitual que los charlatanes pseudocientíficos presuman
de "curriculum" de libros escritos en vez de artículos publicados en
revistas científicas de prestigio.

Los científicos se reservan el conocimiento para ellos mismos

Típico estereotipo del científico en el cine, y absolutamente falso, al
menos como suele imaginar la gente. Retomamos el ejemplo del Dr.
Frankenstein, y también se da el caso en "La isla del Dr. Moreau", en el Dr.
Xavier de "El hombre de rayos X en los ojos", y un largo etc. Como el del
artista, el trabajo del científico no tiene sentido si no es dado a conocer,
y cuanto más impacto y repercusión tenga, mayor es la satisfacción obtenida.
Obviamente, si un científico no publica sus trabajos, es imposible que
alcance ningún prestigio y si no tiene una mínima reputación ante la
comunidad científica, nunca llegará a tener credibilidad. Un científico
siempre aspira a que el resultado de sus investigaciones sean la referencia
para sus colegas, y si llega a serlo para las futuras generaciones de
científicos, el logro es máximo.

Es cierto, sin embargo, que buena parte de la investigación científica está
financiada por la empresa privada, por lo que existen claras motivaciones
económicas que determinan la orientación de las investigaciones en esos
casos. Es posible y de hecho ocurre, que en ellas se destaquen los
resultados favorables cuando se publican, y se minimicen o silencien los
resultados desfavorables. Pero la Ciencia es la misma para todos y la
competencia entre las propias empresas existe y es implacable. Lo que a unos
les puede interesar ocultar, a otros les interesará poner en evidencia. No
obstante, entre la gente siempre afloran rumores sobre acuerdos más o menos
secretos entre multinacionales, o incluso estados, para no revelar
conocimientos por intereses comunes que suelen ser económicos. Es imposible
a priori desmentir la existencia de tales pactos, aunque por su complejidad
intrínseca y la gran cantidad de personas que resultarían implicadas,
científicos y no científicos, los hace realmente improbables, o al menos
para garantizar la confidencialidad a medio y largo plazo de los mismos.
Consideración aparte merece la investigación que pueda llevar a cabo la
industria militar de los estados poderosos del mundo, ya que está concebida
en ese sentido, el secreto, tomando las medidas necesarias para
garantizarlo.

En definitiva y como conclusión, podemos aseverar que a pesar de que la
mayoría de las personas sigue con interés el avance de la Ciencia y en
cierto modo admira a los científicos que desarrollan las investigaciones que
permiten ese avance, existe un gran desconocimiento del científico
profesional y su trabajo. El papel del cine ha favorecido y sigue
favoreciendo los citados estereotipos del científico y aunque sería deseable
que ello se subsanara en el futuro, no parece que las perspectivas sean
favorables. Se aprecia cada vez más una espantosa falta de documentación
científica, y también cultural, en la presentación de las películas. Se
prima la espectacularidad en detrimento de la coherencia y la sensatez,
aunque con ello se digan barbaridades, se falsee la realidad y se encasille
en estereotipos a colectivos como los científicos. Quizá se realice un paso
decisivo en este sentido cuando la cultura científica forme parte de la
cultura real, ya que desgraciadamente, hoy día la palabra Cultura sigue
siendo sinónimo de cultura de letras.

NOTA. Jordi Bozzo es Doctor en Biología, investigador en la Fundació Clínic
del Hospital Clínic de Barcelona, redactor en la editorial científico-médica
Prous Science, miembro de Aster Agrupación Astronómica de Barcelona, entidad
de la que ha sido presidente y es profesor de Exobiología


--------------------

2.- RETORNO AL PLANETA ENCANTADO
Por Luis Javier Capote Pérez

Hablar de la televisión veraniega implica sin duda acabar hablando de mil y
una reposiciones de series y programas que por lo general juntan polvo en
los archivos de las distintas cadenas. Mítico es el record que ostenta la
legendaria serie estival Verano Azul, pero en esta ocasión RTVE no nos ha
traído de vuelta a los chavalines de Antonio Mercero sino otro espacio sobre
el que se ha hablado largo y tendido: Planeta Encantado.

Poco resta ya contar que no se haya dicho sobre este programa que se
pretendía vender como documental y que únicamente contenía un refrito de
buena parte de las ocurrencias ¿inventadas? ¿inspiradas?
¿intertextualizadas? por el periodista y escritor Juan José Benítez en su
dilatada carrera como "imaginador". El hecho de que una cosa semejante
apareciera en una cadena pública que además incidía en la condición de
espacio cultural del invento, movió a un conjunto de personas, entre las
cuales me contaba, a redactar una breve carta abierta en la que expresábamos
a RTVE nuestra disconformidad por el hecho de que un ente financiado con
dinero de toda la ciudadanía española diera pábulo a un montón de
supercherías. Al grupo inicial, formado principalmente por componentes de la
lista Esceptican se unieron rápidamente más personas que contribuyeron
poderosamente a que el texto de la carta rodara por todas partes, dando como
resultado final la obtención de más de medio millar de firmas. La red y
algunas reseñas de prensa hicieron el resto.

La reemisión de Planeta Encantado ha provocado que algunos espectadores se
hayan sumado a la protesta a través de la bitácora habilitada para ello en
Blogalia (http://manifo.blogalia.com) pero inevitablemente y al igual que
ocurrió en su momento, también han llegado críticas por parte de los
defensores de Benítez, nada contentos con la existencia de la carta. Si
alguien tiene curiosidad, puede darse un garbeo por los mil ochenta y tres
comentarios que atestan la primera entrada de la bitácora y tendrá una
visión bastante aproximada de los argumentos (y viva el eufemismo)
esgrimidos a favor de la serie. Pese a ello, no me resisto a traer a
colación uno de los últimos mensajes recibidos, ya que define bastante bien
el espíritu general que parecía mover a los defensores de Planeta Encantado.
Concretamente, se trata de dos correos electrónicos.

NÚMERO UNO

"Me gustaria saber quien ha sido el imbecil que esta intentando
desprestigiar a un investigador que lleva 50 años investigando los ovnis,
planeta encantado es una obra de arte y no la basura que escribis vosotros,
los ovnis existen y han sido grabados en el mundo entero ademas de haberlos
grabados en el espacio, soy ingeniero en telecomunicaciones y apoyo a j.j.b,
a quien deberian de censurar es a vosotros manada de ignorantes."

Para empezar, hay que destacar que el tono medio en las intervenciones
contrarias a la carta abierta ha sido éste: un texto bastante pródigo en
insultos y descalificaciones, amén de faltas de ortografía, pero
proporcionalmente escaso en argumentos de peso. Particularmente repetido
resulta el empleo de razones de autoridad: el tiempo de investigación, el
pretendido prestigio de Benítez o la realidad de unas presuntas grabaciones
de objetos volantes no identificados que por lo que parece, no admiten
ningún tipo de réplica, pasando por la mención de los propios méritos, en lo
que parece un intento por demostrar que no se está pez en cuestiones
científicas. También menudearon las peticiones y acusaciones de censura,
sobre las que no es menester hacer comentario alguno porque se comentan
ellas solitas. En resumen, por lo general lo único que había eran pataletas
de fan, provenientes de ese tipo de afición que prefiere matar al mensajero
antes que cuestionar al ídolo.

NÚMERO DOS

"Gracias por responder, solo deciros una sugerencia, j.j.Benitez cometio el
error de mojarse a medias, el tiene las verdaderas imagenes solo que por
seguridad personal no las puso, no obstante os animo a que veais las fotos
de la superficie lunar y marciana echas por los satelites para que salgais
de duda, vereis que la nasa oculta muchas cosas, asi de claro en cuanto a
los ovnis existen yo los he visto en 2 ocasiones. Y en otras muchas han sido
fotografiados en el espacio. quien no quiere creer es porque no quiere. Los
programas que deberia quitar la television son la basura de los programas
rosa, a caso os parece eso mas interesante que los misterios del mundo."

Después de contestar pidiendo algún tipo de argumento objetivo que pudiera
cimentar una opinión más favorable a Planeta Encantado, llegó este segundo
mensaje, en un tono un poco más cordial pero igualmente falto de lo que se
pedía. A la mención del desternillante episodio Mirlo Rojo, el fan empieza a
recular buscando casi con desesperación algún tipo de justificación al hecho
de que Benítez presentara como auténticas filmaciones lunares un burdo vídeo
fabricado para la ocasión, lo que multiplicó las críticas contra el espacio
y RTVE y causó no poco estupor y cabreo entre los habituales del mundillo
paranormal. La explicación de que las verdaderas imágenes están a buen
recaudo por motivos de seguridad, resulta casi entrañable y es una pena que
por ninguna parte se advirtiera en su momento que lo que se iba a ver no era
sino una escenificación bastante cutre. Pero no importa, porque a renglón
seguido se hace la invitación habitual a abrir un poco la mente y creer
sobre la base de unas pruebas que nunca acaban de aparecer. Curiosamente,
cuando se pide una demostración en estos casos siempre se invoca la creencia
y se pide un poco de apertura mental mas, como decía Terry Pratchett, el
problema de tener la mente abierta es que siempre intentarán llenártela con
cosas. Culmina el mensaje con otro de los pseudo-argumentos habituales,
relativos al mal estado de la televisión en general y a la crítica por el
hecho de no haber pedido también o aparte, la retirada de otros espacios.
¿Tanto cuesta entender que el hecho de que otros programas adolezcan de otra
serie de males no convierte automáticamente a Planeta Encantado en una serie
documental de prestigio? Parece ser que sí.

Ahora que ha pasado ya algún tiempo desde que la protesta vio la luz, cabe
preguntarse si obtuvo algún tipo de resultado positivo, y la realidad es que
las peticiones contenidas en la misma no fueron tomadas en consideración por
el ente público (como era de esperar siendo realistas.) Pese a ello, la
carta y otras iniciativas que la siguieron (como la de ARP-SAPC)
consiguieron forzar una respuesta por parte de RTVE
(http://www.arp-sapc.org/articulos/rtve-respuesta.htm) que si bien no era la
deseada, era al menos más de lo que se esperaba en un principio. Por otra
parte, la publicidad generada a través de algunos medios de comunicación y
sobre todo de la red (donde hay que destacar el trabajo de Luis Alfonso
Gámez de analizar cada uno de los programas y que puede consultarse en la
bitácora Cronicas de Magonia http://magonia.blogspot.com) permitió que la
audiencia tuviera una segunda versión de las sorprendentes ocurrencias que
se intentaban vender como realidades históricas.

Con ocasión de la reposición he vuelto a ver algunas de las mejores jugadas
de Planeta Encantado y francamente, hay que reconocer que es uno de los
mejores espacios de humor que nos ha regalado la televisión. Resulta casi
imposible contener las carcajadas cuando se afirma que Jesús de Nazaret se
sentó en el Coliseo o que los nativos de la isla de Pascua movían pedruscos
con el pensamiento. De hecho, algunos de los mensajes llegados a través de
la bitácora inciden en tal calificación, hasta el punto de que no son pocos
los teleespectadores que han despertado a sus familiares y vecinos por sus
ruidosas risas. Otros, antiguos lectores de la obra de Benítez, han
confesado que el visionado de la serie ha producido un cambio radical en su
consideración hacia el autor de la misma. Desde el entorno próximo al
escritor se anuncia que ya hay planeada una segunda parte. ¿Habrá una nueva
protesta? No lo sé, pero estoy seguro de que no faltarán las carcajadas.


--------------------

3.- RECOPILACIÓN DE CHARLAS ESCÉPTICAS DEL PROGRAMA "NO ES UN DÍA
 CUALQUIERA" (EN LA SECCIÓN DE JUAN CARLOS ORTEGA) DE RNE.
Por Juan Soler

En el verano del año pasado se nos ofreció la posibilidad de tener una
charla escéptica de diez minutos, todos los sábados (más o menos las 12:40 y
12:55 del mediodía, en la sección de Juan Carlos Ortega) en el programa
dirigido por Pepa Fernández 'No es un día cualquiera'. La coordinación de
todas las charlas ha corrido a cargo de Alfonso López (co Director de 'el
escéptico' y ex Director de 'Universo'), el cual también ha hablado en
varios programas.

El sábado, 13 de septiembre del 2003, se inició la andadura radiofónica de
esas charlas, que ha durado casi dos años, con el tema 'El triángulo de las
Bermudas', por Félix Ares, Presidente de ARP-SAPC (y Director del Museo de
la Ciencia de San Sebastián). Se han tratado multitud de temas, desde los
ovnis y los círculos en los campos de cereales hasta la problemática que
envuelve a todo lo relacionado con la llegada del hombre a la Luna, los
astronautas en la prehistoria y el influjo de la Luna, y también sobre los
horóscopos, Nostradamus, el caso 'Sokal', las pirámides de Egipto, la
telepatía, los sueños premonitorios, zahoríes, espiritismo, el efecto
placebo, las caras de Bélmez, la vida después de la muerte, el código de la
Biblia, extinciones en masa, energías raras relacionadas con la salud,
historias y mitos de los meteoritos, arqueología y megalitismo, anumerismo,
materia y energía oscura, Ciencia Ficción, sentencias judiciales
relacionadas con el curanderismo y los temas paranormales...

Y las han llevado a cabo gente muy conocida (o no tanto, pero siempre de
gran altura) como Carlos J. Álvarez González (Psicólogo, Profesor de la
Universidad de La Laguna), Javier Armentia (Director Planetario de
Pamplona), Julio Arrieta (Arqueólogo, divulgador y colaborador en 'El Correo
' en Bilbao), Miquel Barceló García (Catedrático del Departamento Lenguajes
y Sistemas Informáticos, Facultad de Informática de Barcelona, Universitat
Politècnica de Catalunya), José Mª Bello (Director Museo de Histórico
Arqueológico de La Coruña), Antonio Bernal (ex-Director Planetario de
Medellín, Colombia), Ricardo Campo (Universidad de La Laguna), Jose Luis
Cebollada (Profesor), Luis Díez Vilela (Facultad de Psicología, del Campus
de Guajara, Islas Canarias), Fernando Frías Sánchez (Abogado y columnista en
prensa), Luis Alfonso Gámez (Periodista de 'El Correo'), Jordi Llorca i
Piqué (Depto. Química Inorgánica Universidad de Barcelona), Carlos López
Borgoñoz (Biólogo), Borja Marcos (experto en Criptografía), Eustoquio Molina
(Profesor Paleontología Universidad de Zaragoza), Manuel Moreno (Dep. Física
e Ingeniería Nuclear, EUPVG, Universitat Politècnica de Catalunya), Inés
Rodríguez Hidalgo (Astrofísica, investigadora del Instituto de Astrofísica
de Canarias y Profesora de la Universidad de La Laguna), Luis Ruiz de
Gopegui (Ex-Responsable de la NASA en España), Miguel Ángel Sabadell
(escritor de libros y colaborador en 'Muy Interesante'), Ferran Tarrasa
Blanes (Dr. en Ingeniería Nuclear), Manuel Toharia (Director del Museo
Príncipe Felipe, de Valencia) y Victoria Toro (Directora de 'Conocer'). Y,
los ya anteriormente citados, Félix Ares y Alfonso López completarían la
lista.

Esta casi treintena de divulgadores, en las quince charlas del 2003 y
veintinueve del 2004 (cuarenta y cuatro en total), han seguido la directriz
de tratar, lo más resumidamente posible y con un lenguaje llano, estos temas
que a todos nos causan curiosidad, explicando de donde vienen esas historias
y su explicación racional.

He aquí la relación de todas las charlas:

- 13-9-03: Félix Ares: "El triangulo de las Bermudas".
- 20-9-03: Luis Ruiz de Gopegui: "OVNIS".
- 27-9-03: Javier Armentia: "Telepatía y sueños premonitorios".
- 4-10-03: Luis Alfonso Gámez: "El fraude lunar".
- 11-10-03: Alfonso López: "Misterios de la arqueología".
- 18-10-03: Inés Rodríguez: "Horóscopos, 1".
- 25-10-03: Ferran Tarrasa: "Energías y salud".
- 1-11-03: Antonio Bernal: "Nostradamus".
- 8-11-03: Eustoquio Molina: "Extinciones en masa".
- 15-11-03: Borja Marcos: "Criptografía: El código de la Biblia".
- 22-11-03: Luis Ruiz de Gopegui: "Errores de la Ciencia".
- 29-11-03: José Mª Bello: "Megalitismo y energías misteriosas".
- 6-12-03: Día de la Constitución, por ser festivo no hubo programa.
- 13-12-03: Inés Rodríguez: "Horóscopos, 2".
- 20-12-03: Ricardo Campo: "Círculos en los cereales o Bromas útiles sobre
OVNIS".
- 27-12-03 : Alfonso López: "Los descubrimientos del año 2003: Materia y
energía oscura, 1".

- 3-1-04: Alfonso López: "Los descubrimientos del año 2003: Materia y
energía oscura, 2".
- 10-1-04: Jordi Llorca: "Meteoritos: Mito y Ciencia".
- 17-1-04: Miquel Barceló: "El Futuro de la Ciencia".
- 24-1-04: Manuel Moreno: "Ciencia y Ciencia Ficción, 1".
- 31-1-04: Julio Arrieta: "Astronautas en la prehistoria".
- 07-2-04: Javier Armentia: "Vida después de la muerte".
- 14-2-04: Manuel Toharia: "Atlantia e importancia de los vuelos espaciales"
. (Sobre su programa de TV).
- 21-2-04: Félix Ares: "Las caras de Bélmez, 1".
- 28-2-04: Félix Ares: "Las caras de Belmez, 2".
- 6-3-04: Carlos J. Álvarez: "¿Sólo usamos el 10% de nuestro cerebro?".
- 13-3-04: No se hizo el programa, tras el atentado del 11-M de Madrid.
- 20-3-04: Luis Díez: "¿Qué es ciencia? ¿qué son las pseudociencias?".
- 27-3-04: Fernando Frías: "Sentencias judiciales y curanderos".
- 03-4-04: Manuel Moreno: "Ciencia y Ciencia Ficción, 2".
- 10-4-04: Carlos López: "El efecto placebo".
- 17-4:04: Miquel Barceló: "Anumerismo".
- 24-4-04: Miguel Ángel Sabadell: "El espiritismo".
- 1-5-04: Alfonso López: "¿Nos influye la Luna?".
- 8-5-04: Ferran Tarrasa: "¿Se puede datar bien la antigüedad de la
Tierra?".
- 15-5-04: Javier Armentia: "Los zahoríes".
- 22-5-04: Por la boda de Felipe de Borbón, no hay programa.
- 29-5-04: Miguel Ángel Sabadell: "Cuentos de Hadas".
- 5-6-04: Javier Armentia: "El Tránsito de Venus".
- 12-6-04: Victoria Toro: "Sobre periodismo científico y pseudocientífico".
- 19-6-04: Ferran Tarrasa: "Casualidades...".
- 26-6-04: Borja Marcos: "Telepatía".
- 3-7-04: Fernando Frías: "Sentencias paranormales".
- 10-7-04: Julio Arrieta: "Pirámides de Egipto".
- 17-7-04: Inés Rodríguez: "Ocho reflexiones y media sobre la Ciencia".
- 24-7-04: Jose Luis Cebollada: "Imposturas intelectuales: el caso Sokal".
- 31-7-04: Felix Ares: "ARP-SAPC".

NOTA. Juan Soler es vocal de la Junta Directiva de ARP-SAPC.


--------------------

4.- APUNTES DE CRIPTOHERPETOLOGÍA ESTIVAL
Por Fernando L. Frías Sánchez

Una de las enseñanzas de la evolución es que los seres vivos suelen
adaptarse a cualquier nicho ecológico disponible. En cuanto existe la más
mínima posibilidad de explotar un rinconcito natural que aún no esté
ocupado, la naturaleza se encarga de proporcionar especies con las que
rellenarlo, aunque para ello tenga que ingeniárselas para conseguir que una
bacteria considere que una chimenea volcánica submarina es un lugar
francamente acogedor, que un oso acabe creyendo que las hormigas son un
manjar de dioses, o que un escarabajo pelotero... bueno, que haga pelotas.
El caso es que el huequecito ecológico esté libre: en el equivalente
geológico de un parpadeo habrá alguna especie que se haya instalado en él.

Y eso es justamente lo que hacen las serpientes de verano.

Las serpientes de verano suelen ser noticias curiosas, intrascendentes y, a
menudo, francamente estrafalarias. Un tipo de noticias que, por supuesto, se
da durante todo el año, pero que sólo en verano puede proliferar
aprovechando esos huecos que dejan las noticias serias en la prensa, la
radio y la televisión con motivo de las vacaciones.

Se trata por tanto de un género muy variado, en el que cabe prácticamente
cualquier cosa, desde el reportaje de un señor que lleva veinticinco años
caminando con dos zapatos del pie izquierdo hasta una reseña de un
restaurante para gatos recientemente inaugurado en Nueva York. Pero las más
abundantes y mejores serpientes de verano son noticias relacionadas con los
fenómenos extraños y paranormales.

Algo por otra parte perfectamente lógico: al fin y al cabo, las noticias que
provienen de ese mundillo son curiosas, intrascendentes y decididamente
estrafalarias en verano y en cualquier otra época del año. Pero si durante
el resto del año suelen permanecer agazapadas en su hábitat natural (las
revistas y programas del género), el verano les proporciona una oportunidad
inigualable para saltar a los informativos supuestamente serios. Y es que en
esta época se tiende a buscar entretenimientos sencillos, fáciles y que no
requieran demasiado esfuerzo mental. Y la cantidad de esfuerzo mental que
requieren este tipo de noticias es, evidentemente, nulo.

De modo que, aprovechando que ya se van acabando las vacaciones, la vida
vuelve a su ritmo normal (o anormal, según se mire) de todos los días, y las
serpientes de verano se van retirando a sus cuarteles de invierno, daremos
un pequeño repaso a lo que ha dado de sí este año la criptoherpetología
estival. O sea, el estudio de las serpientes paranormales del verano.

Verano que se estrenó, en realidad, en primavera, cuando la noticia saltó a
los medios de comunicación de todo el mundo: el Ejército del Aire de México
había captado unas filmaciones de ovnis que había entregado a unos
científicos para su estudio. Nada menos.

O bueno, en realidad bastante menos: la filmación no se la habían entregado
a un equipo interdisciplinar de investigadores de las mejores universidades
de México, o a la NASA, o a ningún organismo científico. Ni siquiera a
ningún microorganismo científico. Se la dieron a Jaime Maussán, que es más o
menos el equivalente mexicano de nuestro J. J. Benítez, un ufólogo convicto
y confeso que tiene de científico más o menos lo que pudiera tener un
servidor de bailarín de ballet clásico. Y cuya "investigación", como era de
esperar, se redujo a lo que es habitual en estos casos: Maussán se limitó a
mostrar el vídeo en su programa de televisión presentándolo como la primera
prueba oficial y, por tanto, irrefutable, de la existencia de los platillos
volantes. Naturalmente, no tardaron en aparecer científicos -de los de
verdad- que ofrecieron explicaciones más racionales y, sobre todo, más
"terrestres", pero en vano: la magnitud de la serpiente, digo de la noticia,
consiguió acallar eficazmente esas voces críticas, y el caso de las
lucecitas mexicanas quedará para la posteridad como un caso ovni tan sólido
e incontestable como los de Roswell, Manises, las fotos de Billy Meier o el
marciano que abrazó a J. J. Benítez cuando era un chavalín (Benítez, no el
marciano).

O como el ovni de Tugunska, que es otra serpiente clásica que reapareció
este verano. Tugunska es un remoto paraje de Siberia en el que, en 1908, se
produjo la explosión de lo que probablemente fuera un fragmento de un
cometa. Dado lo remoto e inaccesible del lugar, la primera expedición
científica que visitó el lugar lo hizo en 1927, y prácticamente tuvo que
limitarse a describir la pavorosa escena de millones y millones de árboles
arrasados. La posición de los árboles más cercanos al centro del área
devastada, que aún estaban erguidos, y la ausencia de cráter, indicaban
claramente que la explosión se produjo en el aire, pero por esta misma razón
ni aquella ni las expediciones posteriores lograron encontrar restos del
objeto que explotó. Lo cual, evidentemente, ha hecho que los aficionados a
los ovnis hayan convertido Tugunska en todo un caso ovni: si no hay rastro
de lo que explotó, indudablemente debía ser un platillo volante repleto de
marcianos. Una especulación típica de la ufología: gratuita, improbable, y
sin la menor evidencia a su favor.

Hasta ahora. Porque este año, la "Fundación Fenómeno Espacial de Tugunska"
ha anunciado que ha encontrado restos de lo que parece ser alguna nave
espacial. Una noticia que han publicado con todo lujo de detalles los
periódicos rusos, a pesar de que en realidad no es ninguna novedad: hace
varios años que esta serpiente veraniega asoma la cabeza con regularidad en
la prensa rusa. La única diferencia es que esta vez hay algunos científicos
dispuestos a conceder a la noticia algún viso de credibilidad. Y es que la
región de Tugunska se encuentra justo bajo la trayectoria de los cohetes
espaciales lanzados desde la base rusa de Baikonur, de modo que no sería
raro que, en efecto, los investigadores hayan encontrado realmente
fragmentos de alguna nave espacial. Terrestre, pero nave espacial, al fin y
al cabo.

Y es que los investigadores de lo insólito este año están "que se salen". El
éxito de la "Fundación Fenómeno Espacial de Tugunska" es sólo uno de los
muchos que hemos podido conocer este año, entre los cuales queremos destacar
uno en particular: la aparición de la Atlántida. El que hasta ahora era "el
Continente Perdido", gracias a los esforzados "misteriólogos" ha pasado a
ser sin lugar a dudas "el Continente Encontrado".

De hecho, podríamos llamarlo "el Continente Encontrado en un montón de
lugares". Porque así ha sido: casi al mismo tiempo, sendos
pseudoinvestigadores anunciaban triunfalmente que habían encontrado restos
de la Atlántida en el Estrecho de Gibraltar y en aguas cubanas. Y no ha
pasado mucho tiempo sin que otros investigadores hayan anunciado el mismo
descubrimiento en las marismas de Doñana y en Irlanda, respectivamente. Si
añadimos otros hallazgos de este estilo, como las ruinas submarinas de
Bímini, la pirámide submarina del Triángulo de las Bermudas, o las
asombrosas revelaciones de Georgeos Díaz en el sentido de que el Arco del
Triunfo de Medinaceli o el Acueducto de Segovia son en realidad obras
realizadas por los talantes, tendremos un panorama ante el que cualquier
persona con la "mente abierta" se alegraría de semejante golpe a los
escépticos: no sólo se confirma que la Atlántida existió, sino que además se
descubre que existió en por lo menos media docena de lugares a la vez.

Ante este éxito, no es extraño que se estén organizando otras muchas
expediciones a la caza de misterios. La más atractiva es quizá la que
organiza la "Steve Currey's Expedition Company", una empresa que no ha
dudado un momento ante la oportunidad de emprender una nueva aventura,
realizar un colosal descubrimiento y, sobre todo, sacar el dinero a los
pardillos que se apunten a su viaje: nada menos que la búsqueda del agujero
del Polo Norte por el que se entra al interior de la Tierra Hueca. La
expedición está prevista para el verano de 2006; les informaremos en su
momento, aunque ya les podemos anticipar que se saldará con un rotundo
éxito. Al menos, para los bolsillos de Steve Currey.

Estas alegrías compensan sobradamente la ausencia de una de las serpientes
veraniegas más clásicas: el "Megalotaria longicollis" o "Nessiteras
rhombopteryhx". O sea, el monstruo del lago Ness, que este año no se ha
dignado aparecer. Y se le ha echado de menos, porque un verano sin
"criptobicho" no es un verano. Al fin y al cabo, su único sustituto hasta
ahora eran los extraños monstruos avistados por los automovilistas que
viajaban por la región de Atacama, en Chile. Descritos como "gárgolas" o
"dinosaurios de dos patas", estos terroríficos bichos han dado más de un
susto a los testigos de su aparición, aunque a cambio han proporcionado una
doble satisfacción: la de los estudiosos de lo paranormal, alguno de los
cuales ha llegado a afirmar que se trata sin lugar a dudas de
velocirraptores, y, sobre todo, la del dueño del criadero de avestruces del
que se habían escapado, que llevaba ya un par de meses buscándolos.

Pero los "velocirraptores" chilenos sabían a poco. Y hete aquí que, en el
último momento, ha aparecido un monstruo mucho más acorde con los cánones
del género: los Gusanos Asesinos del Desierto del Gobi. Unos terribles
monstruos que atacan a sus víctimas mediante sacudidas eléctricas capaces de
matar o, como mínimo, atontar a una persona.

O sea, la perfecta criptoserpiente de verano. Porque no me negarán que este
tipo de noticias son capaces de atontar del todo a una persona, ¿verdad?


--------------------

5.- PRESENTACIÓN DEL LIBRO "EL HOMBRE DE ORCE"
Por Juan Soler

Para aquellos que han seguido la polémica de los restos fósiles de Orce de
Josep Gibert, y que pudisteis leer en 'El escéptico' número uno, en el que
apareció el artículo de Eustoquio Molina ('El polémico fósil de Orce:¿falta
de rigor o fraude?'), páginas 73 a 76, y en el número seis (página 63 a 64,
en la sección 'Correo del Lector') una carta de J. Gibert más la
contestación de E. Molina, informaros que ha salido a la venta el libro 'El
Hombre de Orce. Los homínidos que llegaron del sur' (22 euros, 450 páginas,
editorial Almuzara, ISBN: 84-933378-5-4) donde Josep Gubert narra sus
vicisitudes desde que comenzó sus excavaciones.

http://www.editorialalmuzara.com
http://www.hombredeorce.com/index.htm
http://www.el-esceptico.org/n1/


=== DOSSIER DE PRENSA ===============================================

1.- ENSALADA DE NATA
Por Fernando Savater
(Artículo publicado originalmente en "El Correo", el 8 de agosto de 2004)

Si el eco obtenido en los medios de comunicación no nos engaña, el
multitudinario encuentro de confesiones religiosas recientemente celebrado
ha sido uno de los 'highligts' del Fórum de las Culturas de Barcelona. Dado
que dicho Fórum se arrastra semana tras semana con mayor languidez de la que
imaginaron sus avispados promotores, esta ocasión multitudinariamente
espiritual ha resultado pero que muy bienvenida. Como no hay dicha perfecta,
hubo que lamentar la ausencia del Dalai Lama, que es algo así como el Papa
en salsa agridulce, pero asistieron en cambio tantos representantes de
cultos dispares, desde los más familiares a los más exóticos, que nadie
puede dudar del éxito de la convocatoria. Que sea en buena hora para todas y
todos, amén.

Sin embargo, para quienes hemos seguido este asunto desde el desconsuelo de
la falta de fe aunque no sin cierta curiosidad, algunos aspectos de esta
feria teológica nos han resultado un poco paradójicos. Para empezar, el
propio 'buen rollito' reinante entre los cientos de representantes de
creencias manifiestamente dispares. Que se me entienda bien, desde el punto
de vista de la convivencia cívica me alegro de que los grandes inquisidores
y los partidarios de las guerras de religión se hayan abstenido de
personarse en Barcelona. ¿Demasiados quedan aún sueltos por el mundo, como
bien sabemos! Pero una ausencia total de antagonismo entre verdaderos
creyentes parece algo no tanto sobrenatural como antinatural.

Un escéptico puede llevarse bien con el fiel de cualquier iglesia, porque el
verdadero escepticismo carece de espíritu misionero, pero la relación entre
creyentes (incluso si uno de ellos cree en el ateísmo) ya es harina de otro
costal. Aunque sean humanamente respetuosos, los creyentes de una fe ven a
los que creen en otras como los ateos vemos a todos ellos: como gente
equivocada. Y el error ajeno, por muy tolerante que sea uno, despierta a la
larga más impaciencia y conmiseración que auténtica simpatía. Según cuentan
las crónicas, en el encuentro de Barcelona reinaba la simpatía mutua, lo
cual -descartada caritativamente la hipocresía- sólo puede explicarse por la
abrumadora presencia de escépticos. Nada de afanes proselitistas ni
polémicos. Insisto: cívicamente es tranquilizador, pero religiosamente
resulta inquietante... o huero.

Ítem más: si la Prensa no engaña, fueron frecuentes y rotundos los acuerdos
entre los representantes de los credos reunidos (un poco al modo de aquellos
'Juegos reunidos' de la benemérita casa Geyper que nos divirtieron a los
niños de varias generaciones) respecto a bastantes temas. Se condenó la
guerra y las mentiras que la justifican, la explotación de los más débiles,
el hambre y la marginación que frustran las mejores aspiraciones de millones
de personas, el racismo, la xenofobia, la persecución de las ideas sólo por
ser diferentes a las nuestras (el terrible 'piensa como yo o muere', contra
el que luchó toda su vida el impío Voltaire), etcétera... Una sana
indignación racional que comparto y que supongo que comparten también muchos
otros incrédulos parecidos a mí.

Como algunos de esos males han encontrado a menudo legitimaciones
eclesiales, resulta positivo que hoy otros clérigos se las nieguen. La duda
es si se las niegan en nombre de sus propios dogmas religiosos o en virtud
de la razón laica que históricamente se ha ido abriendo paso... a menudo en
confrontación con creencias religiosas atávicas. Porque para ponerse de
acuerdo en lo racional no hacen falta alforjas religiosas. Por cierto,
desconozco si hubo concordancias similares en el Fórum sobre la urgencia de
propiciar la educación científica frente a las supersticiones o la igualdad
jurídica y social a todos los efectos de la mujer. Ojalá que así fuera,
aunque lo dudo.

Me arriesgo a suponer que entre los asistentes a esa ensalada de creencias y
sortilegios ha predominado fundamentalmente el 'buenismo', o sea, el afán
postmoderno de sentirse bueno por razones más estéticas que morales. Su
paradigma habrá sido una sacerdotisa de no sé qué culto cariñoso que cada
día abrazaba a un número récord de visitantes al Fórum: mil, dos mil, tres
mil quinientos... Ya saben ustedes lo que es la 'cocina de fusión', ésa que
ofrecen restaurantes donde pueden comerse por ejemplo platos mexicanos con
un toque japonés y nombre indonesio. Pues bien, en la piadosa feria de
Barcelona se ha hecho 'religión de fusión' y cada cual habrá puesto en su
plato anímico un dogma de aquí y un ritual de allá. Pura dieta mediterránea
para espíritus deseosos de perder grasas intransigentes y ponerse este
verano un bikini azul ilusión o verde esperanza. En fin, mejor así.

Escribió Plutarco que quizá Dios prefiriese a los ateos antes que a algunos
creyentes que hablaban de Él con demasiada familiaridad. Porque también él
prefería que la gente dijese 'Plutarco no existe' antes que oír a quienes
aseguraban que Plutarco era injusto, colérico, inconstante, celoso,
vengativo, etcétera... Pues bien, puede que Dios acepte mejor hoy a quienes
niegan su existencia que a los que le confunden con una ONG o un profesor de
yoga. Pero en fin, qué sé yo.

URL: http://www.diario-elcorreo.es

--------------------

2.- 21 DE AGOSTO, NAVIDAD
Por Juan Manuel de Prada
(Artículo publicado originalmente en "El Semanal")

Reconoceré que el esoterismo siempre ha ejercido sobre mí una especial
sugestión. No me refiero a la que nace de la credulidad, sino a una especie
de perpleja fascinación, entre el pasmo y el regocijo, similar a la que en m
suscitan los programas televisivos de freaks o las películas de Ed Wood y
demás apóstoles de la serie Z.   Cuanto ms desquiciadas son las paparruchas
esotéricas (pirámides construidas por alienígenas, sociedades secretas de
templarios que custodian el Santo Grial), cuanto ms aderezadas de elementos
conspirativos o rocambolescos, más retozón resulta mi disfrute. Si, además,
las patrañas esotéricas son avaladas por testimonios de individuos
alucinados que aseguran haber fornicado con extraterrestres o vislumbrado al
monstruo del lago Ness o mantenido una conversación con Hitler, la hilaridad
alcanza cúspides orgásmicas. Alguien dijo que, cuando se deja de creer en
Dios, se termina creyendo en cualquier cosa, y, sin duda, el auge del
sincretismo esotérico que hoy vivimos no admitirá explicación si no lo
vinculáramos con el clima espiritual de nuestra poca, que deriva
peligrosamente hacia la empanada mental. Sólo así puede entenderse el éxito
de libros como El código Da Vinci, un batiburrillo de mentecateces que no se
le ocurrirían al que asó la manteca.

El otro da, mientras zapeaba, me tropecé con un programa que abordaba la
figura de Jesucristo desde una perspectiva esotérica. El presentador, con
aspecto de hombre Camel (así llama mi esposa a los tos machotes, curtidos
por el sol de la aventura, que visten como si la vida fuera un perpetuo
safari), comenzaba exponiendo su inters en despojar a Jesucristo de toda.
esa hojarasca de tergiversaciones y manipulaciones que han emborronado su
figura. Enseguida supe que me hallaba ante una pieza antológica de ese,
esoterismo pachanguero que tanto me estimula: el tono campanudo del
presentador, la aportación de datos presuntamente históricos servan como
coartada para el posterior desparrame. As, por ejemplo, se dirima en el
programa la naturaleza de la estrella que guió a los Magos de Oriente hasta
Belén: tras descartarse que fuera un cometa o cualquier otro fenómeno
astronómico, el presentador nos convencía de que sólo una nave tripulada por
seres de otra galaxia podría haber desempeñado esa misión. Más
abracadabrante an resultaba la interpretación que se realizaba de la
penitencia de Jess en el desierto, al comienzo de su vida pública: según el
presentador, haba sido precisamente entonces cuando el Galileo se haba
investido de divinidad; pero no contento con aportar esta precisión
cronológica, añadía una precisión geográfica, situando dicha apoteosis en el
interior de una gruta jordana que en breve -vaticinó- se convertira en
centro de peregrinaciones multitudinarias. Que tiemble Santiago de
Compostela.

El presentador del programa no especificaba cuales habían sido las pesquisas
o adivinaciones de zahorí que lo habían llevado hasta esa cueva. Más
desternillantes aún resultaban las revelaciones que aportaba sobre el
nacimiento de Jesús. Comenzaba desestimando la posibilidad de que dicho
acontecimiento hubiese ocurrido en el comienzo exacto de nuestra era,
apoyándose en testimonios históricos y arqueológicos sobradamente
contrastados, para situarla siete años antes. A continuación, aventuraba
otra hipótesis más dudosa, pero todavía plausible, según la cual, dicho
nacimiento no habría podido producirse en invierno, sino más bien en verano;
aduciendo a continuación que, si la Iglesia lo había desplazado hasta
diciembre, era para suplantar una festividad pagana de gran arraigo en la
poca. Entonces la narración se interrumpa y aparecía el presentador paseando
por las calles de Belén (el esoterismo es siempre una buena disculpa, para
viajar de gorra); con un aplomo impávido, sin rebozo alguno, poniendo cara
de cemento armado, el presentador miró fijamente a la cámara y espetó: Según
informaciones privilegiadas a las que he tenido acceso, dicho nacimiento se
produjo el 21 de agosto, al mediodía. Y aún añadió, para darse pisto, que
sólo unos pocos elegidos -entre los que l se contaba, por supuesto-
celebraban la Navidad en dicha fecha. Tal cual se lo cuento. E121 de agosto,
al mediodía. No sé a qué esperan para avituallarse de turrón y mazapanes en
el supermercado.

Olvidaba señalar que este programa, todo un dechado de rigor científico, fue
emitido por la televisión pública costeada con nuestros impuestos.

URL: http://www.clubelsemanal.com/web/firma.php?id-firma=548&id-edicion=81


--------------------

3.- VIAJES POR LAS GEOGRAFÍAS MÁGICAS Y LAS PSEUDOCIENCIAS
Por Pau Mundó Elias
(Artículo publicado originalmente en la revista de historia "l'Avenç", en
junio de 2004)

Guías de viajes por los rincones mágicos de cualquier país, comarca o ciudad
europea, seguramente siempre las ha habido, pero últimamente ha resurgido el
interés debido a la moda de los itinerarios turísticos temáticos, que igual
que exploran las rutas del modernismo, de los cátaros o del espárrago,
también ofrecen viajes al mundo de la irrealidad, no sólo siguiendo el
rastro de las tradiciones populares, sino con una abundante cosecha propia.

De hecho las pseudociencias en general, son un tema con una buena acogida
porque llega a mucha gente aburrida falta de emociones, que las buscan en
aquellos ámbitos que desconocen. A causa de un déficit en la educación
escolar, estos ámbitos ignotos suelen ser los de la ciencia y la cultura,
mundos alejados de su cotidianeidad. Fomentado por sus
divulgadores, -generalmente ignorantes y a menudo mal intencionados-, parece
evidente que el supuesto hermetismo de la ciencia esconde misterios y
conspiraciones, y en el caso de las "guías mágicas", la historia y la
arqueología resultan ser una buena cantera de misterios fácilmente
confeccionables mezclando historia, leyenda y tópicos paracientíficos
dirigidos a un público poco exigente y nada crítico La credulidad y la
fantasía siempre han existido, pero ahora lo hemos adaptado a la era de la
información. Nuestras bisabuelas, las noches de invierno, contaban con buena
intención, las historias de brujas y lamias que ellas mismas se creyeron
cuando se las explicó su abuela, y a pesar de que a las brujas y lamias
nadie las vio jamás, se las suponía tan ciertas como ahora los espectros y
marcianos que hoy día (¿esta vez con mala intención?), nos quieren hacer
creer los divulgadores de teorías fantásticas.

Y resulta curioso que los autores de este tipo de literatura, ahora también
muy abundante en Internet, que se definen como gente de mente abierta, la
abran siempre a las hipótesis más imposibles de demostrar o ya directamente
absurdas. Pongamos por caso el tema recurrente de las civilizaciones
antiguas, especialmente las no europeas: de entrada, cualquier teoría
discrepante con lo que llaman "ciencia oficial" (que para entendernos es la
ciencia simplemente), debe dar por supuesta la incapacidad de los humanos
para construir, inventar o crear por si solos sin ayuda exterior. Así pues,
delante de una construcción megalítica prehistórica o de las paredes
incaicas de grandes bloques perfectamente encajados, se da por hecho que en
aquella civilización no se poseía ni imaginación, ni destreza, ni ingenio,
sino que eran simples figurantes de un festival de alienígenas que venían de
lejanas galaxias a ablandar piedras para encajarlas (sic).

También es muy habitual que cualquier tradición local que hable de luces en
el cielo -tenemos ejemplos famosos en nuestro país- sea mas fácil de
explicar con la ayuda del espacio exterior que con la ayuda de tristes
fenómenos atmosféricos(rayos de bola) fenómenos de electricidad estática,
reflejos o refracciones de luces). Además, hay que tener en cuenta que las
narraciones en tradiciones sobre hechos aparentemente extraños, suelen
llegarnos interpretadas por narradores devotos, atemorizads o fantasiosos,
comportamientos por otro lado totalmente humanos, que debieran ser el primer
factor a tener en cuenta para separar realidad de ficción. Muchas veces, se
sigue una curiosa ruta en las explicaciones paranormales de algunas
conocidas tradiciones populares: se rebaten leyendas tradicionales que
tenían una explicación sobrenatural de origen religioso, (apariciones, luces
en el cielo, milagros), pero no para darles una explicación racional, sino
para sustituir la mística por una imposible tecnología extraterrestre, tan
indemostrable como la explicación religiosa. Otra muestra de la lamentable
actualización de los viejos mitos, es la teoría de que algunos entrañables
mitos locales como las damas blancas de las Pitusas, o duendes como el
Peladits de Montserrat, entre muchos otros, no son hadas ni duendes sino
extraterrestres. No hemos ganado credibilidad pero si modernidad, aunque a
este paso acabaremos reduciendo al mismo factor todas las leyendas y mitos
populares, y estos simpáticos seres del folklore perderán su personalidad en
favor de unos antipáticos y estereotipados alienígenas.

Aceptemos que las hipótesis racionales, basadas en las leyes de la física o
en la magnificación debida a la devoción de la gente, pueden ser en muchos
casos difíciles de demostrar, incluso pueden tener lagunas y puntos débiles,
por esto no pasan de ser hipótesis, pero siempre serán infinitamente mas
creíbles que las explicaciones basadas en teatrales viajeros intergalácticos
o presencias de otras dimensiones, la existencia de los cuales dinamitaría
todas las leyes de la ciencia conocidas. Un libro de "itinerarios por la
Cataluña mágica y misteriosa", ante una piedra con forma de melocotón
encontrada en el monasterio de Sant Cugat, saca la conclusión de que es
fruto de una transmutación alquímica, difícilmente su autor y los
"investigadores" que cita, habrían podido encontrar una explicación más
insostenible. Sigue la guia explicando que al parecer, la ciencia oficial,
incomodada por tan comprometedor descubrimiento, lo tiene escondido en la
caja fuerte del Museo Arqueológico de Barcelona, igual que los huesos de los
gigantes encontrados en 1917 bajo un dolmen en Odén. La conspiración es
clara: la ciencia oficial, delante de sus escasos éxitos, no puede detener
el triunfo evidente de las paraciencias si no es escondiendo sus
descubrimientos.

Y esto es así, porque cuando un pseudoinvestigador consigue tejer una
atractiva historia esotérica, se da cuenta de que contradice todas las leyes
de la física, y piensa que sería una lástima desaprovecharla -el
sensacionalismo siempre más vendible que la aburrida racionalidad-;
conclusión: el problema no es suyo, sino de la física. Muchas historias de
este género fallan,por ejemplo, por unos inoportunos principios de la
termodinámica, sin embargo, confiando en que la ignorancia de su público es
como mínimo tan grande como la de ellos mismos, siempre pueden alegar que
"Ellos" (espíritus, alienígenas o fuegos fatuos), están muy por encima de
estas nimiedades. Entre muchas otras cosas, no han entendido que las leyes
de la ciencia son universales: la ley de la gravedad es válida aquí y en la
galaxia de Andrómeda, y un átomo de carbono es igual en la Tierra que en
Venus y no puede transformarse en otra cosa distinta para viajar más
deprisa por mucho que nos convenga para justificar una bonita historia.

Esto no significa que todo el mundo deba conocer las leyes de la
termodinámica, ni gozar de una capacidad intelectual que le permita asimilar
toda la ciencia conocida, bastaría con que en las escuelas se enseñara a los
niños a usar el razonamiento y se les explicara que motores han hecho
avanzar la civilización: no han sido ni la superstición, ni la religión, ni
las pseudociencias, sino el razonamiento fundamentado y el sentido común.
Todo el mundo, al finalizar la educación secundaria, debería tener muy claro
que no hemos podido volar gracias a los conjuros de las brujas, sino gracias
a la aeronáutica; que no ha aumentado la esperanza de vida gracias a
chamanes y encantamientos, sino a la medicina y la tecnología, y que no nos
comunicamos a distancia gracias a la telepatía, sino a las
telecomunicaciones.

A veces puede costar entender que intereses pueden mover a alguien a
difundir la superstición. Posiblemente hay motivaciones muy diversas: por un
lado está el negocio nada despreciable que suponen revistas, libros,
programas de televisión, un turismo especializado (una fuente milagrosa es
el mejor remedio para dinamizar un pueblo en decadencia), y el modus vivendi
de muchos inútiles que pasan a venderse como "investigadores". Por otro
lado, cuando la manipulación ya viene de un grupo organizado, es mucho más
peligrosa: aquí podemos encontrar desde sectas esperpénticas hasta grupos de
presión con finalidades político religiosas, como es el caso de los
creacionistas que vuelven a estar presentes en algunas universidades y
círculos influyentes de Estados Unidos. Pese a la diferencia de calibre
entre esto y las aparentemente inocentes "guías fantásticas", tampoco debe
menospreciarse su nocividad, ya que pueden actuar sobre adolescentes o
adultos con mentalidades poco críticas, como un cambio de raíles que los
aleje de la realidad y con el tiempo les lleve por caminos peligrosos,
cuando menos para su salud mental.

Es divertida pero cierta una idea que aparece en la revista que edita el
movimiento escéptico, donde se asegura que "muchos adultos creen en
fantasmas porque de pequeños nadie les explicó que no existían".


--------------------

4.- DIETA. INICIATIVA EN COSTA RICA
Ciencia en el paquete de cereales
Por María Valerio
(Artículo publicado originalmente en "El Mundo")

¿Quién no ha ojeado alguna vez para entretenerse el envase de los cereales
mientras desayuna? Esto fue lo que debieron pensar hace 10 años en Costa
Rica los responsables de una fundación dedicada a la divulgación científica.
¿Qué mejor que una caja de 'copos de maíz' para insertar un mensaje capaz de
llegar a todos los hogares del país? Dicho y hecho.

De la colaboración entre esta institución, Cientec, y la compañía Alimentos
Jacks nació en 1994 esta peculiar iniciativa de promoción científica con
enorme éxito entre los costarricenses, el 70% de los cuáles toma cereales
para desayunar.

Los primeros retos con los que se enfrentaron sus promotores radicaban en
las peculiaridades de este medio de difusión. Las dimensiones de los envases
(19 x 25,2), el atractivo del diseño o la adaptación del lenguaje para ser
comprensible entre todas las capas de consumidores fueron sólo algunos de
ellos. "La caja es sólo un medio para hacer ciencia entretenida", explica a
elmundosalud.com' desde Costa Rica Andrés Pozuelo, director de la compañía
de alimentación y miembro de la Fundación.

El primer obstáculo se salvó con el diseño de diversas series temáticas que
abarcaban desde las astronomía hasta las matemáticas pasando por el medio
ambiente o los árboles tropicales del país. Una pequeña ficha incluía la
información básica, una ilustración y diversos números de teléfono o páginas
de Internet para poder obtener más información.

"Para elegir cada nuevo tema Cientec trabajó codo con codo con la comunidad
científica", explica en la revista 'SciDev' Alejandra León-Castellá,
directora de la Fundación, "fue un proceso arduo pero los acádemicos
contribuyeron decisivamente con ideas para futuras campañas", que
inmediatamente se extendieron a Panamá, Nicaragua o la República Dominicana
entre otros países.

Ciencia divertida

La respuesta del público fue inmediata, hasta el punto de que Alimentos
Jacks atribuye el 15% de aumento en sus ventas de los últimos tres años a
las fichas científicas. Los profesores veían en este material un complemento
perfecto para sus clases, y los propios usuarios comenzaron a hacer llegar
sus propuestas temáticas después del lanzamiento inicial. "Logramos ir
avanzando con las necesidades del lector casual de ciencia", añade Pozuelo.

En 2003 se eligió la ciencia como protagonista, y los cereales empezaron a
traer tarjetas coleccionables con preguntas curiosas en el interior del
envase. Esta nueva temporada los responsables del proyecto preparan una
nueva tanda de preguntas así como instrucciones para la fabricación de
sencillos instrumentos caseros con materiales 'de desecho'.

"La gente ha descubierto que la ciencia puede ser una cosa divertida y
fascinante", opina la profesora Luz María Moya, de la Universidad de Costa
Rica (UCR). "Yo usaba las fichas en mis clases porque ayudaban a aclarar los
conceptos a los alumnos", añade por su parte Leda Roldán, docente de la
misma institución. Ambas colaboran ahora con Cientec en el desarrollo de
seminarios dirigidos a los maestros de las áreas rurales del país para
profundizar en la divulgación de la ciencia.

URL:
http://elmundosalud.elmundo.es/elmundosalud/2004/08/03/dieta/1091549632.html


--------------------

5.- EL GOBIERNO BRITÁNICO ORDENA UNA INVESTIGACIÓN DE LA DIETA ATKINS
Por Agencias
(Artículo publicado originalmente en "El Mundo")

LONDRES.- El Gobierno británico ha ordenado la primera investigación oficial
que se hace en el Reino Unido de la polémica dieta Atkins, como parte de una
indagación sobre el aumento de obesidad en ese país, según informa la
publicación británica 'The Independent On Sunday'.

La investigación será efectuada por el Instituto Nacional de Excelencia
Clínica (NICE), organismo regulador que contará con la colaboración de la
gubernamental Oficina de Desarrollo de la Sanidad.

El NICE reunirá el próximo mes a un grupo de 20 médicos, expertos en
nutrición y dietistas para evaluar los regímenes alimenticios bajos en
carbohidratos, como la dieta que el doctor estadounidense Robert Atkins
divulgó en 1972.

Grasas sin límite

El régimen de Atkins, puesto en entredicho por muchos médicos pero adorada
por famosos como el cantante de pop Robbie Williams, el actor Brad Pitt o el
ex vicepresidente de Estados Unidos Al Gore, aboga por el recorte de
carbohidratos, como el pan o las patatas.

Por contra, la dieta recomienda el consumo ilimitado de carnes, huevos y
quesos, con gran contenido de grasas saturadas.

La doctora Susan Jebb, responsable de la sección de nutrición del Consejo de
Investigación Médica británica, ha calificado la teoría de Atkins de
"tontería", mientras que otros expertos opinan que puede dañar el hígado,
ocasionar problemas cardiacos y aumentar el colesterol.

Unos 10 millones de personas siguen una dieta en el Reino Unido, de los que
un 33% elige regímenes similares al de Atkins.

Según el citado periódico, la obesidad de la población británica se ha
incrementado un 400% en los últimos 25 años y ahora un 75% de los adultos de
este país registra un exceso de peso.

Un informe divulgado recientemente por el comité de Sanidad de la Cámara de
los Comunes criticó duramente al Gobierno por no tomar medidas para atajar
el problema de la obesidad.

URL: http://www.elmundo.es/elmundo/2004/08/08/ciencia/1091985217.html


--------------------

6.- IGUAL TRATO A LA MEDICINA NATURAL Y HOMEOPATÍA
(Artículo publicado originalmente en "La Vanguardia)

Las medidas que se tomen para regularizar y garantizar la práctica de la
acupuntura en Catalunya se extenderán seguramente a dos medicinas
alternativas más: la homeopatía (método terapéutico que se basa en la
utilización de remedios naturales), que engloba terapias como la
dietoterapia, hidroterapia o reflexología.

En otros países europeos, la regulación de las medicinas no convencionales
varía. Isabel Giralt explica que en Francia, Bélgica, Italia, Grecia o
Portugal, la acupuntura se considera "un acto médico". En Suecia o Finlandia
sólo pueden ejercerla médicos y fisioterapeutas. En Alemania existe una gran
tradición y una diplomatura en terapias no convencionales, aunque hay
también médicos acupuntores. En Noruega, Dinamarca y Holanda, la practican
profesionales sanitarios y no sanitarios.

URL: http://www.lavanguardia.es/web/20040726/51158543102.html


--------------------

7.- LA LEYENDA DE LAS MIL VERSIONES LA ATLÁNTIDA AHORA ES IRLANDA
Por Beatriz Elola
(Artículo publicado originalmente en "El Mundo")

La Atlántida, el continente perdido en el que, según Platón, vivía una
civilización asombrosamente avanzada cuyas tierras se hundieron entre los
años 11.500 y 8.000 años a.C., ahora ha sido situada en Irlanda por parte
del científico sueco Ulf Erlingsson. La localización de la mítica isla ha
ido pasando por infinidad de lugares y la leyenda ha sido motivo de multitud
de interpretaciones por parte de personajes de todas las épocas a lo largo y
ancho del mundo.

La leyenda de la Atlántida parte de Platón hacia el 350 a.C., el cual, en
los diálogos Timeo y Critias, cuenta la historia de una civilización
floreciente que vivía en una isla "más allá de las columnas de Hércules". Él
aseguraba basarse en el sabio griego Solón, que 200 años antes decía haber
oído en Egipto que una isla había sido destruida "al oeste".

El geógrafo Ulf Erlingsson publicará el próximo mes un libro recogiendo sus
teorías que, según él, certifican que la Atlántida realmente existió, pero
que no desapareció: es Irlanda. Para Erlingsson, la descripción de la
isla -plana por el centro y rodeada de montañas- sólo puede corresponder a
Irlanda. Además, añade que las dimensiones de una y otra coinciden
exactamente, 300 millas de longitud, 200 de anchura, siendo más ancha por el
centro. Aunque, lo cierto es que sobre las dimensiones de la isla también se
ha especulado mucho. Algunos dicen que su superficie era algo inferior a
11.000.000 kilómetros cuadrados, es decir, más grande que China o Estados
Unidos.

Hace poco un equipo de científicos alemanes aseguraba que el reino perdidose
encontraba nada menos que en el coto de Doñana. Todo lo referente a la
existencia de la Atlántida es un misterio que muchos se empeñan en aclarar,
vertiendo más confusión sobre el asunto. El propio Aristóteles pensaba que
era una invención de su maestro. Sin embargo, hay opiniones para todos los
gustos.

Hay teorías afirman que el punto exacto en el que estaba situada la
Atlántida era entre Assuán y el oasis al oeste del desierto, en Egipto. El
explorador P. H. Phawcett, que aseguraba 'vislumbrar' su existencia, la
estuvo buscando por Brasil sin éxito. Y hay quienes consideran que no es del
todo ilógico buscarla por allí, porque "Brasil encierra hoy día muchos
misterios", como construcciones piramidales sólo vislumbradas por pilotos
comerciales o inscripciones extrañas en cuevas subterráneas. El investigador
Georgeos Díaz asegura que no entiende por qué se niega la evidencia de que
la única ubicación posible que pudo tener la Atlántida es justo delante de
la boca del Estrecho de Gibraltar. En fin, que no nos aclaramos.

Testimonios sobre la existencia del continente hundido

Es asombrosa la cantidad de personajes célebres que aseguran que esa
civilización remota realmente tuvo lugar. César Luis de Montalbán,
explorador y viajero incansable, que profundizó como pocos en la historia y
leyendas de Asia y América, fue uno de ellos. Durante uno de sus viajes a
Egipto, Montalbán convivió con sacerdotes del alto Nilo, quienes le
confesaron ser descendientes de los atlantes, y que éstos llevaron a Egipto
todos los conocimientos y logros de su civilización. Tal afirmación coincide
con el texto de un rollo de papiro que se conserva en el Museo de San
Petersburgo, escrito durante el reinado del faraón Sent, de la II dinastía,
donde se explican las investigaciones ordenadas por el monarca y llevadas a
cabo por una expedición en busca de la Atlántida, por considerarla la tierra
de sus antepasados.

En los Andes Orientales, Montalbán entró en contacto con el más alto
sacerdote, el "Pistaco" de aquellos territorios, perteneciente a una
dinastía inmemorial que conservaba la historia de su estirpe y las más
ocultas tradiciones de su pueblo. El enigmático personaje, al escuchar del
viajero una alusión a Jesús, replicó: "Es mi dios; el dios de mis padres
encamado en el culto atlante del habitante del templo transparente". Y
Orellana, en Venezuela, vio en manos de los aborígenes unos mapas donde
aparecía, perfectamente situado el continente de la Atlántida, de donde
aseguraron provenir.

Por otra parte, en la "Historia Universal" de Dextro, libro famoso entre
todos los libros perdidos, prohibidos y condenados, se encontraba - al
parecer- la relación completa de todos los monarcas atlantes que hubo en
España, quienes dieron pobladores a Irlanda, Escocia, Inglaterra y América,
y enviaron colonias a Asia y África, proporcionando también reyes a los
celtas y troyanos. Sin embargo, esta joya bibliográfica desapareció
misteriosamente, siendo sustituída por la más conveniente "Historia" de
Flavio Lucio, la cual, desde entonces, se tuvo por la auténtica historia de
Dextro.

Mario Roso de Luna, ilustre astrónomo y escritor extremeño, publicó en 1904
un primer estudio sobre la escritura ógnica en Extremadura, defendiendo la
hipótesis de la existencia de atlantes en esta tierra. Paul Schliemann, un
nieto del arqueólogo descubridor de Troya, Heinrich Schliemann, publicó un
artículo llamado "Cómo encontré la perdida Atlántida, fuente de toda
civilización", aunque muchos pensaron que todo era mentira y sólo quería
aprovecharse de la fama de su abuelo.

Y se podría seguir, y seguir, indagando en la historia y las culturas de los
pueblos, y siempre se encontrará a alguien que asegure que los atlantes
existieron -y seguramente sean antepasados suyos-. Los que no se sabe es,
cuanto tendrá de mito y cuánto de realidad.

URL: http://www.elmundo.es/elmundo/2004/08/06/ciencia/1091817562.html


--------------------

8.- ESPAÑA Y PORTUGAL SON LOS PAÍSES DE LA UNIÓN EUROPEA A LOS QUE MÁS LES
AFECTA EL CAMBIO CLIMÁTICO
Por Europa Press
(Artículo publicado originalmente en "El Mundo")

Los efectos del cambio climático se pueden observar ya en Europa en forma de
tormentas, inundaciones, sequías y "otras condiciones meteorológicas
extremas, cada vez más frecuentes y económicamente gravosas", aunque este
fenómeno, y sobre todo el calentamiento de la atmósfera que conlleva,
afectan especialmente a la Península Ibérica y Rusia occidental, según las
conclusiones de un informe de la Agencia Europea de Medio Ambiente (AEMA).

El informe indica que la temperatura se ha incrementado en 0,95 grados en
Europa en los últimos 100 años, por encima de la media mundial, y advierte
que este fenómeno de calentamiento ha sido mayor en la Península Ibérica y
Rusia occidental, que seguirán con esta tendencia durante los próximos años
junto con otros países del sur de Europa como Grecia o Italia.

"En el sur de Europa, sobre todo, puede tener graves consecuencias como el
incremento de las sequías, del número de incendios forestales, de las olas
de calor y de los riesgos para la salud humana", indica el informe.

Según los escenarios que dibujan los autores del estudio, los inviernos
fríos, de los que sólo hay uno cada diez años desde 1960, serán cada vez
menos frecuentes y desaparecerán por completo en 2080. A partir de entonces,
los veranos serán una media de un 10 por ciento más cálidos que los actuales
en gran parte de Europa, en un proceso que se dejará sentir antes en España
que en el resto del continente.

Análisis del calentamiento global

El estudio analiza el impacto del calientamiento global a través de 22
indicadores que cubren categorías como la atmósfera, los glaciares, los
sistemas marinos, la biodiversidad, el agua, la agricultura, la economía o
la salud humana.

El alcance y el ritmo de los cambios climáticos en curso superan "muy
probablemente" toda variación natural del clima ocurrida durante el último
milenio o incluso antes, señala la Agencia.

La década de los años noventa fue la más calurosa, y los tres años con
temperaturas más altas -1998, 2002 y 2003- se han registrado en los últimos
seis años. La rapidez del calentamiento global es actualmente de casi 0,2
grados por década.

Pero Europa se caliente más rapidamente que la media mundial. La temperatura
se ha elevado una media de 0,95 grados en los últimos cien años, y para este
siglo se prevé un incremento adicional de entre 2 y 6,3 grados, ya que las
emisiones de gases de efecto invernadero siguen aumentando.

Desde 1980, casi dos de cada tres catástrofes en Europa se han atribuido a
inundaciones, sequías u olas de calor. La media anual de estos desastres
meteorológicos se ha duplicado en la década de los noventa en comparación
con la década anterior, y también las pérdidas económicas causadas por estos
sucesos, que alcanzan los 11.000 millones de euros anuales.

También aumenta el número anual de inundaciones y el número de personas
afectadas por ellas. El informe destaca la responsabilidad del cambio
climático en este fenómeno, sobre todo por lo que se refiere a las
inundaciones torrenciales.

Además, el calentamiento de las tres últimas décadas ha reducido la
población de especies vegetales en varias partes de Europa, incluso en
regiones montañosas.

Los glaciares de ocho de las nueve regiones glaciares de Europa están
retrocediendo, alcanzando niveles de retroceso superiores a los de los
últimos 5.000 años. En el último siglo, el nivel del mar ha subido a razón
de 0,8 a 3 milímetros por año, y se prevé que este ritmo de aumento sea de 2
a 4 veces mayor durante este siglo.

Las proyecciones muestran, de acuerdo con la AEMA, que de aquí a 2080
podrían desaparecer casi por completo los inviernos fríos, y que los veranos
calurosos, las sequías y las fuertes lluvias o granizadas podrían ser mucho
más frecuentes.

Efectos positivos

El estudio señala no obstante algunos efectos positivos del cambio
climático, en particular para la agricultura del norte de Europa, que podría
beneficiarse de un aumento limitado de las temperaturas.

Pero en el sur, los cultivos se verían amenazados por la escasez de agua y
por las condiciones metereológicas extremas, por lo que los efectos
positivos dependerán en gran medida de la capacidad de la agricultura para
adaptarse al cambio climático.

La estación anual de crecimiento de las plantas, incluidos los cultivos
agrícolas, se alargó una media de 10 días entre 1962 y 1995, y se prevé que
siga haciéndolo. Además, la tasa de supervivencia de especies avícolas que
hibernan en Europa ha mejorado en las últimas décadas, y es probable que
aumente más a medida que sigan subiendo las temperaturas de invierno.

La mayor parte del calentamiento global de los últimos años ha sido causada,
explica la AEMA, por actividades humanas, en particular las emisiones de
gases de efecto invernadero que atrapan el calor, como el dióxido de carbono
(CO2) procedente de la quema de combustibles fósiles.

Causas del cambio

La concentración de CO2 en la atmósfera inferior se encuentra en su punto
más alto desde hace por lo menos 420.000 años, quizá incluso desde hace 20
millones de años, y es un 34% más alto que antes de la Revolución
Industrial. El aumento se ha acelerado desde 1950.

La capacidad destructiva de sucesos metereológicos extremos se evidencia en
ejemplos recientes como las inundaciones estivales de 2002 y la ola de calor
del verano pasado, subraya la Agencia.

Las grandes inundaciones en 11 países en agosto de 2002 causaron la muerte
de 80 personas, afectaron a más de 600.000 y provocaron pérdidas económicas
por un valor mínimo de 15.000 millones de dólares.

En el verano de 2003, durante la ola de calor que asoló el oeste y el sur de
Europa, se registraron 20.000 defunciones más de lo normal, especialmente
entre personas mayores. En muchos países del sur las cosechas disminuyeron
un 30% y el deshielo redujo la masa de los glaciares alpinos una décima
parte, según los datos recogidos en el informe.

Estrategia de adaptación

"Este informe reúne numerosas pruebas de que el cambio climático es un hecho
y de que sus efectos son amplios, muchos de ellos con notables costes
económicos, para las personas y los ecosistemas de toda Europa", destacó la
directora ejecutiva de la Agencia, Jacqueline McGlade, a través de un
comunicado.

La AEMA considera que Europa necesita "estrategias de adaptación" para
limitar los efectos del cambio climático.

"Europa debe seguir liderando los esfuerzos mundiales para reducir las
emisiones de gases de efecto invernadero, pero este informe también subraya
que se precisas estrategias, a escala europea, regional, nacional y local,
para adaptarse al cambio climático. Este fenómeno afectará notablemente a
nuestras sociedades y entornos naturales durante los próximos decenios y
siglos", subrayó McGlade.

URL: http://www.elmundo.es/elmundo/2004/08/19/ciencia/1092880009.html

=== BUZÓN DEL LECTOR ===============================================

Esta sección está abierta a todos los lectores que deseen enviarnos sus
críticas, sugerencias o comentarios sobre el boletín, los artículos
publicados en él, o cualquier otro tema relacionado con la ciencia, el
escepticismo y la crítica a la pseudociencia.

----------

Hola Óscar y amigos de "El Escéptico Digital". Ante nada, un agradecimiento
por el boletín. Tengo una consulta: recientemente he escuchado que los
preservativos no son efectivos en la prevención del contagio del SIDA. ¿Es
esto verdad? ¿Existen estudios serios al respecto o son solamente falsas
alarmas de parte de sectores como la iglesia?

Gracias por atenderme.

Atte.

Eddy Vélez

Manta, Ecuador.

----------

Queridos escépticos:

Por mucho que lo intento, no logro quitarme de la cabeza una idea que me
ronda desde hace tiempo.

Creo en la sinceridad de vuestros propósitos y, como alguna vez se lo
comenté al amigo que me introdujo en esta lista de correo, la labor que
lleváis a cabo es encomiable. Aunque, por otro lado, no sé hasta qué punto
este espacio de pensamiento crítico influye realmente en poner un poco de
sentido común en la vida cotidiana y los cientos de rutinas aprendidas que
de ninguna manera tienen su raíz en un análisis anterior de la situación.

Pero no es esto lo que me ronda la testa.

Tengo la sensación de que toda esa labor vuestra -no creo que me consideréis
una escéptica si no lo soy también del propio escepticismo-, viene precedida
de una búsqueda anterior de algo mágico, de algo que dé un sentido
trascendente a cuanto somos y hacemos. Me temo que en muchas ocasiones los
escépticos lo son por desencanto, una vuelta del que quiere creer y sabe que
no puede, por que el sentido común le avisa de lo frágiles que son las
fantasías sobre una vida más allá de la muerte o incluso la existencia de la
magia.

He de confesar que mi propio acercamiento al pensamiento crítico viene por
ese camino y ya se sabe: cree el ladrón que todos son de su condición.

Un saludo y que tengáis un buen verano.


=== ENLACES  =======================================================

1.- i  n  f  o  .  a  s  t  r  o (http://www.infoastro.com)

El Boletín de las estrellas / Información de primera sobre lo que acontece
en el Universo.

Para suscribirse y recibir los boletines semanales, envíe un mensaje a
infoastro-subscribe@...

--------------------

2. El Horror (http://www.elhorror.net)

La Biblia, el gran engaño, fraude y mentira de Occidente.

El "Dios del amor y de la misericordia" dejó dicho y ordenado: "Un hombre de
veinte a sesenta años será estimado en cincuenta siclos de plata... si se
trata de una mujer, tu estimación será de treinta siclos...", Lv 27, 3ss.

--------------------

3. Divulc@t (http://www.divulcat.com/)

El portal de la Ciencia y la Tecnología en el que la divulgación es la norma
que nos acerca al conocimiento y a la democracia.

Para suscribirse a Divulc@t  basta con enviar un mensaje en blanco a
divulcat-subscribe@...

--------------------

4. Asociación Racional y Escéptica de Venezuela
(http://www.geocities.com/escepticosvenezuela/)

La Asociación Racional y Escéptica de Venezuela (AREV) es una organización
independiente y sin fines de lucro, integrada por personas de mente abierta
que se han unido con la finalidad de divulgar el escepticismo y el
pensamiento racional.

--------------------

5. Egiptomanía (http://www.egiptomania.com/)

Completa web sobre el Antiguo Egipto que nos ofrece una visión objetiva y
crítica, alejada de los titulares de las revistas pseudocientíficas.


=== EL ESCÉPTICO DIGITAL ============================================

EL ESCÉPTICO DIGITAL es una publicación electrónica gratuita, editada y
difundida por ARP-Sociedad para el Avance del Pensamiento Crítico:
http://www.arp-sapc.org

Si desea enviar alguna noticia, colaboración o carta a la redacción de EL
ESCÉPTICO DIGITAL puede hacerlo a eed@arp-sapc.org

 - Para darse de alta, envíe un mensaje a el_esceptico-alta@... o
directamente en: http://www.eListas.net/foro/el_esceptico/alta
 - Para darse de baja, envíe un mensaje a el_esceptico-baja@... o
directamente en: http://www.eListas.net/foro/el_esceptico/baja
 - Para obtener ayuda, visite http://www.eListas.net/foro/el_esceptico

Copyright © ARP-Sociedad para el Avance del Pensamiento Crítico
http://www.arp-sapc.org

Se permitirá la reproducción parcial o total de los artículos del presente
boletín siempre que se cite la fuente y la URL del mismo. Igualmente se
agradecerá el que se informe de ello a la sociedad editora de EL ESCÉPTICO
DIGITAL.

EL ESCÉPTICO DIGITAL está abierto a las aportaciones de sus lectores, que
podrán dirigirse a eed@arp-sapc.org

EL ESCÉPTICO DIGITAL no se identifica necesariamente con las opiniones de
los artículos firmados, que pertenecen a la exclusiva responsabilidad de sus
autores.






_______________________________________________________________________

~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~

               Elimina esas molestas ventanas popup
        Busca en Internet desde el menu de tu navegador
    Obten informacion inmediata sobra las paginas que visites
       Averigua al instante paginas y sitios relacionados

          !! Descarga GRATIS la barra de ALEXA YA !!

 Haz clic aqui -> http://elistas.net/ml/143/
~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~