Inicio > Mis eListas > mensajesyreflecionespanyvida > Mensajes

 Índice de Mensajes 
 Mensajes 113 al 132 
AsuntoAutor
Fwd: RV:_Misionero Dr. Omar
Mensaje de Hoy-Mar JOMARJC
Mensaje de Hoy-Jue JOMARJC
Mensaje de Hoy Mar JOMARJC
Mensaje de Hoy-Jue jomarjc
Mensaje de Hoy-Jue JOMARJC
Mensaje de Hoy-Vie Dr. Omar
Mensaje de Hoy-Vie JOMARJC
UN REGALITO....... Dr. Omar
Mensaje de Hoy Lun JOMARJC
Linea de preguntas JOMARJC
Mensaje de Hoy-Mar JOMARJC
Mensaje de Hoy-Mié JOMARJC
Mensaje de Hoy-Jue JOMARJC
Mensaje de Hoy -Vi JOMARJC
Mensaje de Hoy -Lu JOMARJC
Mensaje de Hoy -Ma JOMARJC
Mensaje de Hoy -Mi JOMARJC
Mensaje de Hoy -Ju JOMARJC
Mensaje de Hoy- Vi JOMARJC
 << 20 ant. | 20 sig. >>
 
Mensajes Pan y Vida.
Página principal    Mensajes | Enviar Mensaje | Ficheros | Datos | Encuestas | Eventos | Mis Preferencias

Mostrando mensaje 141     < Anterior | Siguiente >
Responder a este mensaje
Asunto:[MensajesPanyVida] Mensaje de Hoy-Martes 5-21-02 (EL PESO DE LA CRUZ )
Fecha:Martes, 21 de Mayo, 2002  07:11:08 (EDT)
Autor:JOMARJC <JOMARJC @...com>

Cristo resucitó!!!
encuéntralo hoy en:
http://www.mensajespanyvida.cjb.net




EL PESO DE LA CRUZ

Esta era una vez un hombre que quería seguir a Jesús y alcanzar a través de
este servicio el Reino de los Cielos.

En un sueño profundo, aquel hombre quiso entrevistarse con Nuestro Señor, y
le indicaron el camino del bosque. A poco andar encontró a Jesús y le
expuso sus intenciones.

Nuestro Señor lo miró con inmensa ternura, luego desprendió del suelo de un
árbol joven pero alto, y le dijo: "Recorre el camino de tu vida con esta
cruz al hombro y así alcanzarás el Reino de los Cielos".

El hombre inició su camino con gran entusiasmo y lleno de buenas
intenciones, pero rápidamente cayó en cuenta que la carga era demasiado
pesada y lo obligaba a un paso lento y en algunos momentos doloroso.

En una de las oportunidades en que se dispuso a descansar se le apareció el
mismísimo demonio, quien le regalo un hacha, ofreciéndosela
convincentemente sin condiciones. El la aceptó, pensando que cargarla no
constituía un mayor esfuerzo y considerándola una herramienta de mucha
utilidad en su cada vez
mas difícil camino.

Pasó el tiempo y el hombre mantenía su propósito, aunque nublado por el
cansancio y angustiado por la lentitud de su marcha. Entonces, bajo otra
forma, volvió a aparecer el demonio y, aparentando buena disposición de
ayuda, lo convence de usar el hacha para recortar un poco las ramas. ¡Que
distinta se sentía la carga, que sensación tan agradable experimento el
hombre al reducirla!

Al pasar algún tiempo, volvió a sufrir el peso agobiante de su cruz y pensó
que si recortara otro poco la carga no cambiaría en nada su gran misión y
más aún, con ello apresuraría su llegada al encuentro con Jesús; así que
volvió a usar su hacha.

De allí en adelante continuaron los recortes, hasta que el árbol se
transformó en una hermosa cruz preciosamente tallada que colgaba de su
cuello y causaba la admiración de todos. La cruz no tardó en convertirse en
una moda, luego vino la fama y el reconocimiento, y adicionalmente un
caminar de gacela hasta el Reino de los Cielos.

Alcanzado el final del camino el hombre muere. En medio del esplendor
celestial, distingue un hermoso castillo, desde una de cuyas torres Jesús
en Gloria y Majestad se dispone a recibirlo. El hombre dice: "Señor, he
esperado mucho tiempo este momento. Señálame la entrada."

Jesús le responde: "Hijo, para entrar al Reino deberás subir hasta donde
estoy, usando el árbol que te entregue cuando iniciaste el camino hacia
mi."

El hombre lleno de vergüenza reconoció haberlo destruido y lloro
amargamente su error.

Despertó entonces de su profundo sueño, y agradecido con el Señor, regresó
al bosque aquel para tomar su cruz y llevarla entera al Reino de los
Cielos.

Gracias a Maria Teresa Menendez por enviar este mensaje.

Cuenta la leyenda que un hombre oyo decir que la felicidad era un tesoro. A
partir de aquel instante comenzo a buscarla. Primero se aventuro por el
placer y por todo lo sensual, luego por el poder y la riqueza, despues por
la fama y la gloria, y asi fue recorriendo el mundo del orgullo, del saber,
de los viajes, del trabajo, del ocio y de todo cuanto estaba al alcance de
su mano. En un recodo del camino vio un letrero que decia :" Le quedan dos
meses de vida "

Aquel hombre, cansado y desgastado por los sinsabores de la vida se dijo:

" Estos dos meses los dedicare a compartir todo lo que tengo de
experiencia, de saber y de vida con las personas que me rodean "

Y aquel buscador infatigable de la felicidad, solo al final de sus dias,
encontro que en su interior, en lo que podia compartir, en el tiempo que le
dedicaba a los demas, en la renuncia que hacia de si mismo por servir
estaba el tesoro que tanto habia deseado.

Comprendio que para ser feliz se necesita amar; aceptar la vida como viene;
disfrutar de lo pequeño y de lo grande; conocerse a si mismo y aceptarse
asi como se es; sentirse querido y valorado, pero tambien
querer y valorar; tener razones para vivir y esperar y tambien razones para
morir y descansar.

Entendio que la felicidad brota en el corazon, con el rocio del cariño, la
ternura y la comprension. Que son instantes y momentos de plenitud y
bienestar; que esta unida y ligada a la forma de ver a la gente y de
relacionarse con ella; que siempre esta de salida y que para tenerla hay
que gozar de paz interior.

Finalmente descubrio que cada edad tiene su propia medida de felicidad y
que solo Dios es la fuente suprema de la alegria, por ser el: amor, bondad,
reconciliacion, perdon y entrega total.

Gracias a Félix A. Guerrero G./Sjo.



Vota por la mejor reflexión de la semana que recibiste. Hazlo aquí Votar@mensajespanyvida.cjb.net


































Pan y Vida es una lista católica donde se enviarian diariamente reflexiones, oraciones, que pretenden alimentar su espíritu con elmensje de Nuesro Señor Jesús y su Santísima Madre María. ¡No pierdas la oportunidad de recibirlas en tu correo! Suscríbete y forma parte de nuestra comunidad. www.mensajespanyvida.org Contactenos: administracion@mensajespanyvida.org

¡Suscríbete!
Tu dirección de correo: