Inicio > Mis eListas > mitologias > Mensajes

 Índice de Mensajes 
 Mensajes 141 al 160 
AsuntoAutor
RE: Mitologias: En Vicky
Mitología: Ares y Javier M
Darme de baja Autor
Genesis Serval
¿a alguien le suen Bibliote
Re: Mitologias ¿a Mario Fe
gracias Mario Bibliote
RE: Mitologias ¿a Fatima G
Más sobre el Génes Gabriel
última entrega Gabriel
Mitos del Génesis Gabriel
Génesis 3 Gabriel
mitologías Gracias PAME LIT
Mitologías PAME LIT
Mitologías Hipómen PAME LIT
Mitologías Faetón PAME LIT
mitologías PAME LIT
mitologias PAME LIT
Mitologias Tolkien PAME LIT
mitologías PAME LIT
 << 20 ant. | 20 sig. >>
 
MITOLOGIAS
Página principal    Mensajes | Enviar Mensaje | Ficheros | Datos | Encuestas | Eventos | Mis Preferencias

Mostrando mensaje 175     < Anterior | Siguiente >
Responder a este mensaje
Asunto:Mitologias Les mando la clase 2 que falta.
Fecha:Jueves, 21 de Junio, 2001  03:46:49 (-0300)
Autor:Gabriel Alejandro Nevani <gabrielalejandro @...........ar>

 
El servidor de e-listas me la rechazó varias veces así que tuve que reproducirla de esta manera.
 
Muchos cariños para todos
 

Gabriel
 
 

Los mitos del Génesis

Parte II

 

 

Prof. José Severino Croatto

 

 

Clase 2

Buenos Aires, 6 de Julio de 2000

 

En la clase pasada habíamos tocado la cuestión de que el Génesis suele usar una genealogía que es un un género propio en función de una narrativa (se indicaron tres elementos narrativos muy breves) indica que la preocupación global del redactor es narrativa. Esa genealogía apunta a otras cosas que vienen después. También habíamos señalado al comienzo de la clase que la última fórmula no está terminada sino que termina recién en el capítulo IX porque la idea es "abrazar" otros relatos. El autor quiere incluir otros relatos, de manera que usa el texto con otros intereses y eso hay que percibirlo sino uno no ve adónde va el relato. Luego vimos esta figura de los diez antepasados prediluvianos que tienen un origen mesopotámico. Esta tradición consta de casi dos milenios que van desde la época de Ur III hasta la época seleúcida. Justamente en las últimas versiones, aparecen diez reyes o ciudades antediluvianas, en cambio en la forma sumeria antigua a veces son siete u ocho. Este texto bíblico es muy tardío, entonces hay que buscar las tabletas cuneiformes tardías porque es la forma que tenía la tradición en la época de los exiliados. Entonces en el libro, en la página 98 hay una parte donde ustedes tienen la lista. Hay un famoso sacerdote caldeo, Veroso, del siglo III o anterior que tiene su historia, transmite ciertos mitos babilonios y es muy interesante porque es de la época en que se van componiendo estos textos. ¿Porqué el autor bíblico usa una tradición allí transformándola en propia? Porque en un contexto de dominación se suele utilizar las tradiciones que son importantes porque identifican al opresor. Si uno las acepta como están eso significaría internalizar la opresión, se aceptaría la ideología del dominador. Entonces en los grupos dominados se trabaja en la resistencia y una de las maneras de reaccionar es tomar el modelo y darlo vuelta. Por eso, la tradición bíblica no habla de reyes ni de ciudades porque no les sirve porque los hebreos perdieron sus ciudades y sus reyes, entonces tienen que hablar de personas. Sin embargo es la versión israelita de la misma tradición mesopotámica. Habíamos notado también que el séptimo personaje en las dos listas coincide que es el mismo personaje. En la apocalíptica aparece como que es trasladado al cielo para leer las tabletas celestiales donde está anotada la historia del mundo. Entonces se da la utilización de una misma figura en otro contexto completamente diferente. En las dos listas, el décimo es el personaje del diluvio. En el mito sumerio es y en el mito hebreo es nuestro conocido Noé. Aquí también se ve que hay una correlación, que no es lo mismo que decir identidad.

Por último, algo que no hemos visto la otra clase por falta de tiempo: las figuras numerales altísimas de estos personajes que viven, por ejemplo el menor Enoc, vive un año de años, 365 años. El personaje paralelo de Mesopotamia, está relacionado con la llegada sumeria de la Ciudad del Sol. También ahí hay una relación con el calendario solar y esto tiene que ver con una cuestión que no vamos a ampliar ahora: se supo que en ciertos bolsones israelitas conservadores de las tradiciones antiguas, se usaban calendarios solares porque el calendario lunar tradicional era el mismo que el babilonio, es decir que el calendario que usan los judíos es en realidad un símbolo de la opresión babilonia. Había grupos que tenían conciencia de ello y entonces mantuvieron un calendario solar fijo. Sobre esto vamos a hablar cuando entremos en el relato del diluvio. No sabemos si el primer calendario que usaron los hebreos era solar o lunar, sabemos que en época babilonia era lunar. No usaban tampoco el sistema sexagesimal en Canaán, sino un sistema decimal. En Mesopotamia se comenzó a usar el sexagesimal. Ahora bien, el Génesis usa el sistema sexagesimal ¿por qué? Hay dos cuestiones: la primera es porque la lista sumeria con todas las cifras y las dinastías que tiene lo usa. Entonces, si este texto es una contralectura, también va a usar el sistema sexagesimal. La otra cuestión es que todas las cifras del capítulo V pueden ser inteligibles a partir del sistema sexagesimal. Todas estas cifras van a aparecer en las edades de los personajes anteriores. Entonces yo ahí les explicaré detalle por detalle todos los números. Hasta ahora nadie había encontrado la clave pero un matemático que trabajó sobre más de dos mil tabletas babilonias que comenzó a descubrir como descifrarlas. Este autor publicó tres artículos en el 78, 82 y 90. Yo traté de resumir sus ideas principales en el libro. Lo que no contesta es porqué el texto bíblico utiliza este sistema para hablar de números, que yo respondo en mi libro: porqué la lista genealógica es una concepción de la historia. La concepción de la historia que tiene un antes y un después del diluvio en Mesopotamia viene trabajada en la lista real sumeria y esa lista utiliza el sistema sexagesimal. Entonces los hebreos hacen exactamente lo mismo. Dice: "nosotros tenemos nuestra concepción de la historia y podemos hablar de un antes y después del diluvio pero en otros conceptos". Entonces compone una lista que utiliza elementos, los mismos diez personajes, algunos equivalentes como el tercero y el décimo, con personas y no con reyes, y usando el mismo sistema sexagesimal porque es el que se usa para hablar de las dinastías en la lista babilonia. Todo esto se realiza con el objetivo de producir un texto contra-hegemónico. Esto lo tiene que haber escuchado, visto y leído el judío en su estancia en Babilonia, que no significa precisamente estar en la ciudad de Babilonia porque pudieron haber estado en Lagash, en Eridu, o en Ur o en cualquier otra. Yo pienso que los judíos esclavos eran utilizados más en la ciudad que en el campo, porque eran más fáciles de controlar en la ciudad. Y eso mismo produjo que haya habido muchos hebreos que lograron posiciones aventajadas en la administración de las ciudades-estado babilónicas. Ellos conocían los mitos. Entonces, cuando uno lee el capítulo I del Génesis, hay muchas cosas que resuenan a los mitos babilonios, pero el espíritu del texto bíblico es propiamente literaria, eso los hace distintos.

Entonces puede ser que uno considere que este capítulo es aburrido o divertido por las cifras raras que tiene. Lo que nos ha quedado en la memoria popular del capítulo V es por ejemplo "sos viejo como Matusalén". Pero esto es demasiado pobre, hay mucho más. Si lo trabajamos bien es un texto muy importante porque tiene que ver con la concepción de la historia que va construyendo el autor, no es un capítulo aislado, hay que leerlo "junto con". Por eso la fórmula final no termina acá en el capítulo V, va a querer agarrar otros episodios y terminará recién en el 9-29. Entonces hay una concepción de la historia propia de Israel, y luego la necesidad de contraponer, de escribir tradiciones correlativas con un sentido determinado. Era una de las maneras de crear identidad.

¿Cuántas generaciones duró el exilio babilónico?

Depende como se mire: comenzó en el 597 a.C. sin la destrucción de Jerusalen, o puede ser en el 586 con la destrucción de Jerusalén. En el 538 se da el edicto de repatriación de Ciro el persa, que había conquistado Babilonia. Quizás la significación de esto haya sido exagerada. Fueron cincuenta años, dos generaciones. Pero como esto hoy día se pone más o menos entre paréntesis, la situación sigue indefinida. Porque la situación de diáspora, lo que nosotros llamamos diáspora, es la continuación del exilio. Antes se pensaba así: el exilio duró hasta esta fecha. Luego viene la liberación y después la restauración. Pero no hay ninguna constancia de que hayan vuelto a la tierra de Israel. Había gente que estaba de acuerdo con el proyecto persa y eso no significó para nada una liberación. A Persia le interesaba mucho tener una "provincia amiga" favorecida con ciertos permisos, porque de esa manera dirigía sus energías hacia la conquista de Egipto que ocurre precisamente en el 525 a.C. con Cambises, continuador de la política expansiva del Imperio Persa. La gente con el correr del tiempo, se va olvidando del dios de Israel porque observa que no hizo nada por su pueblo elegido durante 200 años. Son los profetas los que remontan la creencia en Dios. ¿Cómo? Haciendo una reconstrucción de los atributos de Yahvé robándoselos a Marduk, copiando y transformando tradiciones. Esto es así porque los hebreos no pueden confiar en Yahvé si es un dios vencido, pero le siguen llamando Yahvé aunque tenga los atributos de Marduk. Se trataba de una situación larga de sufrimiento en el que la gente se ha desencatado y había perdido confianza en su dios y había perdido identidad, se fue asimilando. Pero hubo otros que hicieron el trabajo inverso, trabajando su propia identidad. Una manera de conservar la tradición era formar gettos en los que se conservaba lo propio y no se aceptaba nada del resto, esa manera es negativa porque tarde o temprano el grupo perece, es vencido. La forma inteligente es la que aparece aquí: subsisto armándome de elementos que me vienen bien de otras tradiciones para de esa manera reconstruir la mía. De esa manera me actualizo y difundo las tradiciones que me pueden decir algo del contexto cultural en que estoy viviendo en este momento. Hay mucha creatividad en el Génesis. La teología, cuando no trabaja sobre las nuevas experiencias, es teología anquilosada y fósil como lo estamos viendo actualmente cuando apreciamos la enorme incapacidad de la Iglesia Católica para darse cuenta que el Dios se está manifestando hoy día de otra forma. Tal cantidad de decisiones erróneas demuestran su total incapacidad para ver estos cambios. Estos cambios hay que tener la creatividad para formularlos en nuevas tradiciones y nuevas teologías.

 

Estos tres artículos que son muy interesantes, me los había pedido una señora. Vamos ahora al capítulo VI. Continuamos en el mismo período que va a terminar recién en Génesis 6-8. Después viene otro relato que no es propiamente un mito sino que es un texto donde se da la comprobación de la maldad sobre la tierra. Estos cuatro versículos constituyen un mito de por sí y – como vamos a analizar – probablemente contienen dos mitos. Leemos el texto para recordar porque el comentario que haga depende de la tradición que lea.

"Sucedió que cuando el ser humano (Adán) comenzó a multiplicarse sobre la faz del suelo y les nacieron hijas. Vieron los hijos de dios a las hijas de los seres humanos – he aquí que eran hermosas - y tomaron para sí como esposas todas las que quisieron elegir. Dijo entonces Yahvé, no permanecerá mi espíritu en el ser humano para siempre, por cuanto de verdad es carne, serán sus dias 120 años. Los gigantes existían en la Tierra en aquellos días y también después de cuando entraban los hijos de dios a las hijas de los seres humanos, las que le daban a luz: ellos son lo héroes que existen desde antiguo, hombres famosos."

Este texto no continúa en el tema, para nada, incluso si la fórmula final del V se termina en el capítulo IX, con mayor razón. Y tampoco el versículo cuatro continuaría en el cinco. El versículo 5 que viene después habla de otra cosa: "Y vió Dios que la maldad se multiplicaba en el ser humano..." Entonces hay una primera constatación: que es un texto separable, que se puede sacar. Leer el versículo V después de este mito tiene mayor sentido. Eso sería un mito cerrado en principio. En este momento estaría inscripta en un contexto relacional donde produce sentido. No basta entonces con el sentido interno del mito sino que tiene que tener un sentido literario. Si tuviéramos el mito entero, a lo mejor comenzaba de otra forma, este comienzo es extraño, la frase no parece continuar los capítulos siguientes. Parece ser otro mito que arrancaba de otra forma. Y dice "les nacieron hijas" porque hijas y no hijos? Porque el mito quería hablar de hijas, no es porque sea un mito machista. "Entonces vieron los hijos de Dios" ¿Quiénes eran? Se ha hablado muchísimo de esto. Hay un texto en español que se titula "Cuando los hombres eran dioses". Así que hay mucho material y además aparece una fórmula rara para un texto monoteísta: "los hijos de Dios". Entonces tenemos dos lados que mirar: ahora sabemos que esta expresión es frecuente en los textos udaríticos (de la ciudad de Udar), cananeos. Hay un dios principal que es Idu y después hay una cantidad de dioses menores. Este esquema es común en muchas tradiciones antiguas: un dios principal y un panteón de dioses menores que es la traslación del esquema social de la Ciudad-Estado: hay un rey y hay funcionarios que son los dioses menores. Esto es bastante comprensible pero la pregunta es cómo aparece esto en un texto monoteísta. Entonces vemos detrás ese uso de la palabra en hebreo "hijos de dios" que tenía una función determinada. Cuando uno mira hacia adelante cambia totalmente la cosa. Porque para usar una expresión así en un contexto ya monoteísta o en vías de hacerse monoteísta es una expresión peligrosa. Sin embargo, hay una herencia cultural, hay un mito politeísta que es adoptado y reformulado. El texto ya está, no se lo puede tocar, pero sí se lo puede reinterpretar. Entonces, no debemos extrañarnos en principio de que exista esta expresión que está también en varios otros lugares como los Salmos XXII o XIX donde se celebra la potencia de Yahvé como dios de los rayos y de la potencia. Esto es interesante porque a la hora de querer definir cuándo realmente el monoteísmo era claro en Israel, estos textos sirven para observar que la cosa no fue tan categórica ni tan fija sino que se trató de un proceso. Hay testimonios entonces que demuestran que hubo momentos que si bien Israel refería un dios principal pero que suponía la existencia de otros dioses que eran dominados por Yahvé. Por las cosas que se han descubierto ya no se puede hablar de un monoteísmo claro. Pero acá tenemos un mito que dice que los dioses se casaban con mujeres, lo cual no entra en ninguna realidad constatable (algunos incluso sacaron el tema de los extraterrestres). Entonces los hijos de Dios tomaron a las hijas de los hombres como esposas, todas las que quisieron elegir. Hasta ahí qué es lo que uno espera que el texto diga ahora y que no está? El resultado del matrimonio de los dioses conlas mujeres son los semi-dioses.

¿Y eso sería politeismo?

Sería el resultado de un elemento divino entre los humanos. También implica la interferencia de una cultura, posiblemente la griega. Entonces, además de los semi-dioses, había otro grupo que eran los gigantes. Moisés mandó un grupo de espías por el desierto a ver si valía la pena seguir adelante. Esos primeros gigantes que aparecieron eran representaciones del pueblo gigante. Cuando volvieron vinieron asustadísimos: "la tierra era muy linda pero hay unos gigantes". El que está en medio de estos dos mitos es el versículo III que es el más complicado de todos pero también el más importante.

Segunda Parte:

Vuelvo al primer sub-mito que es el nacimiento de los semidioses. El texto no me lo aclara porque en la forma final de ahora está más preocupado por los gigantes, la otra raza. Se ha publicado un texto de Hesíodo sobre el "Catálogo de mujeres". El tema de los semidioses en la literatura griega es muy común, no así en Mesopotamia. Gilgamesh es casi el único ejemplo: dos tercios de naturaleza humana y un tercio de naturaleza divina ¿porqué se lo presenta así? Porque Gilgamesh es muy capaz de luchar contra los mismos dioses y también proteger la selva de cedros. El texto también explica la hybris de Gilgamesh como rey de Uruk. Este pequeño fragmento es muy iluminador para entender un trasfondo posible de nuestro texto:

"Todos los dioses estaban divididos por la disputa. En aquel entonces, en efecto, obras admirables estaba planeando Zeus, el tronador de lo alto: mezclar en la tierra infinita el desorden, pues ya a la raza de los hombres mortales, se aprestaba con todo a aniquilar como pretexto para destruir las vidas de los semidioses. De tal modo que como los miserables mortales, los hijos de los dioses no copularon viendo el destino con sus propios ojos sino que los dioses bienaventurados en adelante tuvieran su modo de vida y costumbres."

Este mito está desarrollando el tema de la envidia de los dioses. Y por otro lado está expresando la idea universal que los seres humanos no son dioses. Aquí podría haber una introducción al diluvio, pero después seguirá diciendo el texto que Zeus lo procuró en la Guerra de Troya, los mesopotámicos en cambio necesitaron del diluvio universal. Por lo tanto, es posible entender que el matrimonio de dioses con mujeres en el Génesis VI apuntaba en el mito originario a explicar la presencia de semidioses. Debería tener una continuación, pero el texto bíblico no lo hace por dos motivos: primero porque no le interesa desviar la atención a ese lugar y después porque es arriesgado comenzar a hablar de semidioses en medio de esta concepción bíblica, en la que hay Dios y hay hombres, nada más. Cuando hablamos de los héroes culturales, aquí son seres humanos plenos pero en otras tradiciones son seres intermedios, como Prometeo por ejemplo, el iniciador de la cultura griega. Los mitos son una manera simbólica de explicar determinadas realidades bastante notables. En este tipo de mitos la idea es explicar una realidad cultural nueva, como el advenimiento del fuego. Y este texto de Hesíodo marca muy bien la diferencia entre la vida y las costumbres de los dioses y las de los seres humanos, pero al revés del mito bíblico que comienza a hablar de dónde vinieron, el texto de Hesíodo supone a los semidioses. La pregunta que alguno de ustedes se hizo sobre si es posible una influencia griega, hoy día hay una tendencia a ver estos capítulos como una producción final, muy tardía. Y la influencia griega no hay que verla solamente desde Alejandro Magno sino también desde la época persa. Entre Persia y Grecia había necesariamente muchos contactos. Por lo tanto, la traslación de leyendas, mitos y técnicas tienen que haber sido un hecho.

El otro texto en cambio, el versículo IV, está hablando de otra cosa, hasta cae en una cierta contradicción. Cuando dice: "Los gigantes existían en la tierra, en aquellos días y también después de cuando entraban los hijos de Dios a las hijas de los seres humanos y estas daban a luz". Este inciso evidentemente remite al versículo II. Y después hay una definición: "Ellos son los "gigantes caídos" que existen desde antiguo, hombres famosos". Como la tradición bíblica conoce la leyenda sobre gigantes, la terminología no necesariamente es la misma. Esta designación de "caidos" ha dado alimento a la tradición posterior de "ángeles caídos". La referencia a los "anakym" en el Deuteronomio se produce de paso, cuando se describe la exploración de la Tierra. El texto no dice más, no se detiene a preguntarse de dónde vienen.

¿Podrían tener un origen telúrico o ctónico estos gigantes?

No necesariamente. Esto último yo creo que es más comprensible dentro de la tradición hebrea. Los ubican en Canaán simplemente, pero el relato no dice de dónde viene, no dice que fue fruto de la unión entre dioses y mujeres. Pero en el fondo, la idea del gigante, obedece a una percepción: que la cultura de los fenicios cananeos era bastante superior a la de ellos. Siendo superior se tenía que pensar que pudo haberse originado en seres cultural y físicamente más grandes que eran capaces de transportar esas grandes piedras. También los filisteos, eran indoeuropeos que ya conocían la tecnología del hierro, que habían aprendido a su vez de los hititas. Israel, en algún momento, se asimiló a esas culturas, adoptando también sus dioses. De ahí que tengamos el problema del capítulo III del Génesis, en el que se aceptan los dioses de esa cultura, se come del árbol del conocimiento con todas las consecuencias que ello trae.

Después del primer mito, hay una corrección importante. Se aclara que no se trata de semidioses puesto que de ellos no se puede decir que "son solamente carne"¿Y porqué este versículo no está después del IV? No se sabe. Pero la voluntad de Dios es liquidar a estos semidioses entonces la expresión importante viene ahora: "Sus días serán 120 años" Con esto se les disminuye la edad de longuevidad, el ser humano no va a vivir más de 120 años. Una explicación es que estos que nacen ahora no tienen nada que ver con los otros, pero además vivieron más años que lo estipulado. Entonces, si es una decisión de Dios el que el ser humano no viva más de 120 años, un autor no puede cometer semejante error de designarle a Abraham y Jacob más de 120 años. La explicación más simple es que – al referirse a sus días – dice que a esta humanidad le quedan 120 años porque después vendrá el diluvio universal, algo mucho más simple. Está anunciando el diluvio en este contexto. Por eso se trae este mito, para una función literaria relacional. Entendiendolo así, funciona y es coherente con todos los relatos que siguen. Y por otro lado, esta cifra – 120 – está dentro del sistema sextagesimal.

En el final del capítulo IV, ellos son los héroes que existen desde siempre "hombres de nombre, famosos". Este tema es relevante y lo vamos a reconectar cuando hablemos de la Torre de Babel. Tener un nombre es una expresión cultural también. Tener un nombre es reflejo de realizaciones. Toda la tradición mesopotámica trabaja mucho con la idea del nombre, no sólo en realizaciones concretas sino también en la memoria concreta que consiste en grabar el nombre en estelas, monumentos y templos, donde se pueda.

Una última cuestión: la relación que tiene este pequeño mito será importante con respecto a lo que viene. Cuando comencemos a hablar de diluvios, este mito va a ayudar a crear la diferencia con el mito del diluvio mesopotámico, porque en este tema de los diluvios hay también una impronta mesopotámica muy importante. El mito mesopotámico originario, proveniente de los sumerios, no tiene clara las causas del diluvio, en cambio el mito hebreo es muy claro en ese sentido. Este fragmento de 5 a 8 junto con este relato – donde hay algo negativo pero que no es valorativo explícitamente – en el contexto de estos once capítulos nos recuerda dos puntos fundamentales: el querer ser como Dios y el querer tener nombre (como en la torre de Babel). De los cinco mitos que hablan de transgresión del límite, el primero, el del medio que es este y el último hablan de la desmesura, que en el fondo es traspasar los límites de lo humano. Los otros dos, el segundo y el cuarto, también son transgresiones pero del orden familiar: el fracticidio de Cain y Abel y el cuarto es el primer incesto. Los tres mitos de desmesura entonces son: la primera pareja (Adán y Eva), los semidioses y la torre de Babel. Esta es una manera sincrónica de ver los textos, en su totalidad. Nosotros sin embargo, en primera instancia, leemos el texto diacrónicamente. Una vez que sabemos lo que dice, podemos leer el texto diacrónicamente. Metodológicamente es importante no mezclar el trabajo sobre el texto con las lecturas del mismo. Una vez leído, pueden existir lecturas diferenciadoras, todas relecturas, pero ninguna de esta puede ser válida para interpretar el texto. En la antigüedad – más que ahora – los textos se transformaban continuamente porque eran textos vitales, funcionaban como textos sagrados, no como textos científicos para los especialistas. Entonces, nosotros ahora – si hacemos una traducción – tratamos de ir al texto lo mejor posible como creemos que fue. Un hombre religioso no hace eso sino al revés: transforma el texto para que sea actual en el momento en que se lee. Entonces, si los setenta traducían, aprovechaban la ocasión para actualizarlo. Era como una cuestión didáctica y política de acercarlo a una realidad que le servía. Había intereses e ideologías y el texto cuando se transmitía, se modificaba, y se modificaba siempre para el lado de la visión del mundo que está haciendo esa interpretación. Por todo lo dicho, la tradición apocalíptica – a diferencia de la tradición cristiana que ha trabajado sobre el Génesis III (el árbol del conocimiento) – ha trabajado sobre el mito que vimos hoy: hubo ángeles que se unieron con mujeres y transmitieron conocimientos divinos a la humanidad. Justamente, en el libro de Enoc, en los capítulos 6 a 11, se trabaja sobre el Génesis VI. Ahí hay un largo fragmento que describe todo con más detalle. En 7-1 dice claramente: "Y tomaron mujeres y comenzaron a convivir y a unirse con ellas, enseñándoles en Salmos conjuros y adiestrándolas en extraer raíces y plantas. Quedaron encintas y engendraron gigantes de tres mil codos de talla cada uno. Consumían todo el producto de los hombres hasta que fue imposible alimentarlos. Entonces los gigantes se volvieron contra ellos y se comían a los hombres. Comenzaron a pecar con aves, peces, reptiles, consumiendo su propia carne y bebiendo su sangre. Entonces la tierra se quejó... Los hombres clamaron y su voz llegó hasta el cielo. Entonces miraron a los arcángeles Miguel, Uriel, Rafael y Gabriel desde el cielo y vieron la mucha sangre que se derramaba sobre la tierra y toda la iniquidad que sobre ella se cometía."

El profeta Enoc ha cambiado dioses por ángeles y ha concretado una desmesura que es transmitir una ciencia reservada para los dioses.

 

 

 

 

 

Lic. Gabriel Alejandro Nevani

Coordinador de Material Didáctico

ACADEMIA DEL SUR