Inicio > Mis eListas > redluz > Mensajes

 Índice de Mensajes 
 Mensajes 139 al 168 
AsuntoAutor
Convergencias plan Ricardo
Luna Llena 16 de J Ricardo
El Triple Proyecto Ricardo
Meditacion Focal # Ricardo
Alteraciones Galac Ricardo
Mision Rahma / Nue Ricardo
Vision Cosmica de Ricardo
La Dignidad Humana Ricardo
Saint Germain / El Ricardo
SOBRE REDLUZ / OJO Ricardo
1er Encuentro de l Ricardo
Ojo-Luna Llena de Ricardo
Iniciacion Oro*Mu Ricardo
Tu Equipo Divino y Ricardo
Que son los GAPS? Ricardo
Teotenango2000 / F Ricardo
ojo-Que es el Jubi Ricardo
El Reporte Mensual Claudia
Bibliografia Minim Ricardo
Meditacion por Mex Ricardo
Meditacion Focal # Ricardo
Druidas y curiosos Ricardo
Alerta Planetaria Ricardo
Plan de Instruccio Ricardo
direcciones REDLUZ Ricardo
Meditaciones Mundi Ricardo
Efectividad en Med Ricardo
Las Falsas Percepc Ricardo
Primer Encuentro C Ricardo
Fuera de Linea Una Ricardo
 << 30 ant. | 30 sig. >>
 
Red Iberoamericana de Luz
Página principal    Mensajes | Enviar Mensaje | Ficheros | Datos | Encuestas | Eventos | Mis Preferencias

Mostrando mensaje 163     < Anterior | Siguiente >
Responder a este mensaje
Asunto:Plan de Instruccion Mundial / Un Enfoque Espiritual / La Fuerza de la Palabra / Trabajo Grupal / La Difusion / Toma de Decisiones
Fecha:Jueves, 22 de Junio, 2000  02:54:48 (-0600)
Autor:Ricardo Ocampo <anahuak @.............mx>

PLAN DE  
INSTRUCCIÓN MUNDIAL 
 
UN ENFOQUE ESPIRITUAL 
 
Desarrollado por y para  
Hermanos en el Camino Espiritual 
 
1. INTRODUCCIÓN 
 
Amados hermanos:  
 
En estos momentos los individuos conscientes de la humanidad, deben tomar 
la responsabilidad que les corresponde como parte de la raza humana; hay un 
momento en la vida del discípulo en que los cuadernos y las plumas, las 
sillas de escuela y las horas de instrucción, son los aspectos 
predominantes, pero hay otro momento en que el trabajo, la dedicación, el 
servicio, representan la nota más importante en su trabajo. Ha llegado ya a 
este momento. Ha llegado ya la hora de que el servicio que se hace a la 
humanidad sea de manera grupal y coordinada para lograr trabajar en algunos 
aspectos del plan de instrucción mundial que se está desarrollado y que el 
día de hoy se pueden plasmar.  
 
Instrucción Mundial 
 
El programa de instrucción mundial atiende los cambios biológicos y 
energéticos que están teniendo lugar sobre la superficie del planeta y la 
raza humana. Se deben crear las condiciones más propicias para que la 
humanidad pueda asimilar el conocimiento que le corresponde en esta hora 
tan importante de su historia. Los cambios que en el panorama mundial hemos 
estado observando en los últimos cinco o diez años, corresponden 
exactamente a las lecciones que es preciso aprender en esta nueva hora, sin 
embargo, aun cuando en los terrenos de la política y la economía la 
humanidad sigue enfrentando grandes retos, es fácil observar que una gran 
actividad de tipo religioso está teniendo lugar en estos momentos, más allá 
de los augurios catastróficos, que el fin del milenio está provocando en 
algunas mentes que malentienden las profecías, tal vez más importante que 
las propias actividades de orden económico y político. Las revoluciones 
religiosas que se han estado dando en los últimos tiempos, equiparan en 
importancia a las que normalmente llenan las planas de los periódicos en 
materia de política y comercio internacional.  
 
¿Hacia dónde va la humanidad? 
 
Por otro lado, la ciencia con sus sorprendentes avances, enfrenta al hombre 
a nuevos retos tanto morales como políticos (la clonación, la eutanasia, la 
ingeniería genética, por ejemplo), sin embargo, los descubrimientos de la 
ciencia moderna están logrando formar un nuevo tipo de científico; a un 
científico moralista, a un científico cuyas teorías se acercan más a la 
teología que a los postulados fríos y lógicos del materialismo científico.  
 
Todo esto nos lleva a preguntarnos ¿a dónde va la humanidad? y la respuesta 
en forma sintética, es que la humanidad se dirige hacia la unidad total de 
todas sus partes, de todos sus integrantes, hacia un acercamiento del 
hombre con el hombre mismo, hacia un total entendimiento del mundo interno 
humano, hacia la unidad de países, la unidad de concepciones morales y 
religiosas, a alcanzar la total congruencia entre las diferentes formas de 
sociedades que existen.  
 
2. LA FUERZA DE LA PALABRA ESPIRITUAL 
 
La difusión de la enseñanza, esotéricamente hablando, consiste en la 
inyección de nuevos conceptos en aquellas mentes iluminadas, que les 
permita alinearse con esta fuerza que hoy está llegando. La fuerza de la 
palabra espiritual se manifiesta directamente en la mente de cada uno de 
los discípulos, cuando, en el momento de su lectura, sus células cerebrales 
van despertando y alineándose con esos recuerdos dormidos, latentes, que 
han heredado de parte de la humanidad consciente del planeta. Sabemos, que 
cada una de las frases, cada uno de los conceptos, cada una de las imágenes 
que se describen en palabras, funcionan como puntas de lanza en las mentes 
de todos aquellos que están a punto de despertar y que poseen unos pasados 
espiritualmente gloriosos. Conciencias dormidas, discípulos prestos al 
trabajo espiritual que aún no han alcanzado a escuchar la voz del espíritu, 
serán rápidamente despertados a través de estas palabras.  
 
Muchos profetas han llegado a la tierra, algunos se visten con ropas 
femeninas y algunos otros con ropas de hombre; algunos hablan de ovnis, 
otros hablan de evacuaciones mundiales, otros más, hablan de que el mundo 
terminará sus días; muchas voces se alzan sobre la superficie de la tierra 
queriendo alertar al mundo de la hora tan importante que se está viviendo. 
Toda difusión de la Enseñanza Espiritual debe hacer un alto en el camino, 
aquietar las aguas del saber espiritual, disipar las angustias, 
tranquilizar los corazones y, lentamente, como si fuera una antorcha de luz 
que empieza a iluminar las oscuras conciencias espirituales humanas, hacer 
la claridad en las mentes de los discípulos.  
 
No puede haber evolución ahí en donde el temor y la angustia de un futuro 
incierto se han sembrado; es preciso que la paz, la armonía y la actividad 
espiritual serenen la mente del discípulo, para que la luz pueda reinar 
plácidamente y encienda la antorcha del maestro interior; por eso nuestra 
palabra debe llegar lejos, por eso la luz de nuestros mensajes debe llegar 
a todos los rincones del planeta, por eso, ahora que este grupo tiene la 
gran oportunidad de trabajar en unión y en paz, sin ningún otro obstáculo 
que el que las mismas circunstancias personales de cada quien va poniendo, 
es preciso trascender nuestras pequeñas vidas para entregarnos de lleno a 
esa gran vida universal, cuyo cuerpo de manifestación es la humanidad.  
 
3. LA INSTRUCCIÓN MUNDIAL 
 
Comprender al Ser Humano. 
 
Entender que los seres humanos han iniciado una búsqueda para el 
reencuentro consigo mismos, entender que la psicología, la música, la 
ciencia y la religión, no son otra cosa que diferentes caminos para llegar 
al corazón del hombre, entender que los Hermanos Mayores como avanzada de 
este gran movimiento universal, tenemos la responsabilidad de estudiar al 
hombre como hombre, de entender el interno de los seres humanos para poder 
acercarnos y comprenderlos desde adentro. Es empezar a recorrer nuestro 
camino de servidores.  
 
Panorámica de las actividades humanas. 
 
Como discípulos de este esfuerzo de integración mundial, tengamos 
perfectamente claro el camino que la humanidad está siguiendo, y sepamos 
que los movimientos que el ser humano está teniendo en sus diferentes 
campos de actividad, coinciden perfectamente en el objetivo final que están 
persiguiendo. Este convencimiento no se tendrá hasta que no observemos una 
panorámica completa de las distintas actividades del hombre.  
 
Las Enseñanzas deben ser de Carácter Universal. 
 
Es importante que toda enseñanza tenga un carácter universal y no sea 
particular a grupos o naciones. 
 
Trabajar en la Instrucción Mundial. 
 
Cuando se trabaja en el área de instrucción mundial nada puede hacerse a un 
lado; el hombre es múltiple en manifestaciones, camina por muchos senderos 
simultáneamente, y, sin embargo, todas sus acciones son derivadas de unas 
cuantas reglas que conforman su código de conducta.  
 
Estos principios fundamentales son el fruto de la civilización, son el 
resultado de su jerarquía de valores, son los porqués de su existencia, son 
todas aquellas verdades que el ser humano ha logrado concebir a lo largo de 
su historia, lo impulsan, lo mueven, y regulan sus actividades en el plano 
externo de manifestación. Si miráramos retrospectivamente hacia el inicio 
de las religiones, observaríamos que estos principios fundamentales que 
regulan la vida de los individuos, son precisamente el resultado de los 
avances que en materia moral y religiosa, los pueblos han ido alcanzando.  
Dentro del programa de instrucción mundial, se debe incluir  
 
· Un esfuerzo tendiente a complementar estos valores humanos e 
incorporarlos dentro de los principios básicos que regulan la conducta de 
los individuos.  
 
· Debe ser fundamental para todo individuo el respeto a las libertades de 
sus congéneres, debe formar parte de su código de conducta. 
 
· Debe entender que la superioridad de un individuo para con otro, no puede 
estar basada exclusivamente en las posesiones materiales o intelectuales. 
 
· Debe fundamentarse en la calidad de un ser humano, en la evolución, en la 
manera como aborda los problemas, en la manera como enfrenta los retos que 
la vida le va presentando. 
 
Una visión mundial sintética, permite al ser humano romper las aparentes 
barreras que otros seres han construido entre las diferentes ramas de la 
ciencia, del arte, de la religión y de la filosofía. 
 
Las barreras son tan imaginarias, que el ser humano se engaña pensando que 
puede llegar a ser un experto en alguna de las ramas del saber humano, 
siendo totalmente ingenuo en otras. Pretender estudiar una sola rama del 
saber, es como querer construir un árbol a partir de una sola rama, si a 
esa rama se le desconecta de la fuente del conocimiento, morirá, sin haber 
podido engendrar un árbol; sin embargo, si logramos captar las verdades 
fundamentales que subyacen detrás del conocimiento, habremos hecho contacto 
con la raíz, que a su vez, es la que alimenta al árbol.  
 
4. EL PROPÓSITO DEL TRABAJO GRUPAL. 
 
Propósito Divino. 
 
Una de las cualidades que cada discípulo del grupo debe desarrollar, es la 
de mantener su mente alineada a los propósitos divinos. Cuando el discípulo 
piensa: ¿cuál será el propósito divino en esta situación? y busca tomar las 
actitudes o acciones correctas encaminadas al cumplimiento del objetivo 
divino, en ese momento, todo su ser se alinea a la voluntad divina y sus 
pasos, inequívocamente, lo conducen hacia la gloria y la realización 
personal. Muchos son los llamados y muy pocos los que escuchan la voz de su 
interno.  
 
Cuando el discípulo se aparta de las multitudes y descubre su realidad 
interior, penetra en un mundo totalmente distinto y se sumerge entre los 
laberintos que conforman sus deseos y sus razonamientos, caminos opuestos, 
a veces, y que lo llenan de indecisiones; pero, mientras el hombre no sepa 
elevarse por encima de las barreras de los deseos y de los razonamientos 
terrenales, el laberinto seguirá inexpugnable. Mas, cuando el hombre sigue 
la luz de su intuición, es como si de pronto pudiera elevarse por encima de 
las paredes del laberinto y pudiera ver claramente el sendero que lo 
conduce hacia su misión personal, hacia el cumplimiento de los designios 
divinos en su vida. Por esta razón, la invitación de hoy, es, a sumergirse 
en su mundo interno para seguir la voz de la intuición, esa voz que habla 
sin ruidos, que ilumina sin luz, que conduce sin tener un sendero.  
 
Universalidad. 
 
La universalidad es otra cualidad ampliamente valorada para el servicio a 
la Humanidad; los pequeños sentimientos nacionalistas, de religión, raza o 
lenguaje, deben ser puestos a un lado; el hombre debe ser universal en 
todos los sentidos, debe ser capaz de sonreírle a todo ser humano sin 
importar su origen o su cultura; debe ser capaz de respetar todas las 
formas de vida y, en eso, incluyo al reino mineral; debe ser capaz de 
armonizarse en cualquier lugar en donde se encuentre, en cualquier tiempo, 
bajo cualquier circunstancia, porque, de esta forma, su nota personal 
estará permanentemente armonizada con el universo.  
 
Mente abierta, flexible. 
 
Una mente abierta, cualidad que se busca desarrollar en cada uno de los 
asistentes, para dar cabida sin ninguna idea preconcebida, a todos los 
hechos y conceptos que constituyen la realidad espiritual.  
 
Hay que tener flexibilidad para aceptar verdades que, en apariencia, son 
contradictorias a las nuestras; el discípulo reconoce, que toda verdad 
expuesta por un estudiante es digna de atención y de estudio. Todo 
estudiante sabe que detrás de una verdad se encuentra una realidad 
percibida por el estudiante que la enuncia y que esa realidad forma, 
igualmente, parte de la verdad universal y, por lo mismo, merece toda su 
atención, respeto y estudio.  
 
Traspasar todas las barreras y llegar a las esencias. 
 
Aún cuando sabemos que la terminología empleada para denominar cada una de 
las enseñanzas que se pudieran exponer, limitan enormemente su aceptación 
por diferentes grupos, con diferentes fundamentos intelectuales, es 
necesario insistir, que cada vez que se tenga comunicación, debe hacerse 
intentando traspasar las barreras naturales del lenguaje que provienen de 
las diferentes educaciones y estructuras mentales de cada uno de los 
discípulos y exponentes de las mismas. Llegar a la esencia del conocimiento 
es lo más importante cuando se está intentando penetrar en la realidad 
espiritual de todas las cosas. Aun cuando ciertos vocablos no sean 
compatibles con las ideas que hayamos adoptado anteriormente, debemos ir 
más allá de eso, debemos trasponer todas las barreras que el mundo de las 
formas y del lenguaje nos imponen, para llegar, verdaderamente, a 
vislumbrar la realidad espiritual a la cual intentamos penetrar.  
 
Formar una gran hermandad. 
 
Reconocerse y aceptarse como es cada quién, entendiendo que cada uno 
trabaja sobre el plan en la manera en como cada uno lo percibe; respetarse 
mutuamente, porque reconocer que sus nexos personales son quienes les han 
abierto las puertas a la universidad interna de la Humanidad. Es dar los 
primeros pasos para lograr una hermandad realmente universal. 
 
No importa qué tantas deficiencias acusen sus personalidades, no importa 
cuántas faltas de conducta puedan ser halladas, lo importante es, que 
fueron los méritos personales, quienes abrieron las puertas a la 
instrucción directa con los Maestros directores de la universidad.  
 
Qué importan las pequeñas piedras si cada discípulo es una gran montaña que 
ha sabido elevarse por encima de los anhelos mundanos y ha logrado llegar 
hasta las puertas de la universidad interna.  
 
Los discípulos de las diferentes escuelas que trabajan directamente en los 
planes de la Voluntad Divina, es probable que no se reconozcan entre sí; 
es probable, dependiendo de su grado de claridad interna, que pasen 
desapercibidos unos de otros, sin embargo, en sus obras, en sus 
intenciones, en la claridad de sus pensamientos, en las prioridades de sus 
trabajos, en sus jerarquías de valores, cada uno se reconocerá y entenderá, 
que la labor que desarrolla está siendo dirigida por los mismos mentores.  
 
La gloria del trabajo colectivo, templo de esta hermandad, es inmensa y se 
percibe cuando los grandes acontecimientos cósmicos permiten celebrar 
reuniones mundiales en estos planos.  
 
Consejeros de la Humanidad. 
 
Aspirar a formar parte del grupo de consejeros de la humanidad es el más 
noble ideal que puede motivar a un estudiante de la verdad; alcanzar la 
estatura necesaria para inscribirse dentro de estas filas, debe ser el 
motivo más grande que nos impulse para seguir este camino incansablemente.  
 
5. LA DIFUSIÓN 
 
Los Principios. 
 
Los métodos que desde hace milenios de años se han venido empleando en la 
difusión y educación de toda la humanidad, sin importar en qué país se 
apliquen, o en qué período de la humanidad se realice, o bajo qué 
circunstancias, siempre trabajarán y siempre serán adecuados y la razón es 
muy simple, los métodos para la difusión de la enseñanza y la educación se 
deben basar en la naturaleza intrínseca del espíritu humano, no deben 
estar, de ninguna manera, adaptados a las continuamente cambiantes 
condiciones externas; el espíritu del hombre siempre ha sido el mismo, su 
personalidad que es el vehículo a través del cual trabaja en el mundo 
externo, ha tenido que adaptarse a las circunstancias cambiantes de éste.  
 
Por otra parte, la manera como va evolucionando el mundo de las formas, 
tiene que ver con los impulsos astrológicos que ejercen su influencia sobre 
esas áreas de la personalidad y del intelecto humano. Así pues, las 
tendencias que la civilización sigue son el fruto de esas fuerzas cósmicas 
combinadas con el intelecto humano; ambos factores pertenecen a la 
periferia del mundo de las formas. Hay que enfocarnos hacia el interior del 
ser humano y, por esta razón, ningún método debe ser juzgado a la luz de 
los tiempos, a la luz de la historia de los pueblos, debemos analizarlo 
bajo la lente poderosa del conocimiento esencial humano.  
 
Orden y Disciplina. 
 
Es importante que este grupo crezca expandiéndose en ondas concéntricas a 
través de la superficie del planeta y llegando a cubrir la totalidad del 
mar de conciencias humanas del cual se ha emergido. Para eso se necesita 
orden y disciplina. Hay que recordar que este grupo representa una 
colectividad de seres de luz.  
 
6. TOMA DE DECISIONES 
 
Aspectos a considerar. 
 
Cuando un grupo se encuentra en meditación o en trabajos espirituales, su 
armonía es completa, el aura magnética que se forma es armónica y los 
sumerge en estados de profunda paz, las ideas que reciben son en sí mismas 
compatibles unas con otras, pero tan pronto como estas ideas se traducen en 
propuestas y acciones concretas, en las deliberaciones empiezan a aparecer 
las discrepancias y las diferencias de opinión; por esta razón, una forma 
práctica de pasar por estas etapas de una manera más natural y armoniosa, 
se lograría si se siguieran al menos las siguientes reglas:  
 
1. Antes de deliberar cualquier tipo de decisión o de acciones futuras para 
el grupo, hagan una invocación para abrir la sesión, permitir que nuestros 
Guías Espirituales estén presentes inspirando las mentes y los trabajos. 
 
2. Al momento de proponer alguna idea, pensar no únicamente en lo que se 
crea más correcto, sino en aquello que permita a todos trabajar más 
armoniosamente, es decir, pensar las implicaciones de sus propuestas para 
el resto del grupo. 
 
3. Cuando se exponga una idea, tratar de exponer todos los puntos que 
puedan apoyarla y soportarla adecuadamente, mencionar todos los argumentos 
que se sientan a fin de que la idea sea aceptada por los demás, sin 
embargo, si surgiera otra contra propuesta, no formar polémicas, 
simplemente que cada quién exponga sus puntos de vista una o dos veces y 
que la discusión no llegue más lejos. Ahora bien, si una idea no puede ser 
aprobada porque existen suficientes puntos a favor y en contra, no hay que 
presionar haciendo uso de la posición en el grupo, dejar siempre que sea la 
opinión del grupo la que prevalezca y nunca las personales; hay que tener 
en cuenta que una decisión impuesta por algún miembro del grupo en contra 
de la opinión de algunos otros, es un germen de separatividad que tarde o 
temprano germinará y podrá provocar que el grupo se desintegre. 
 
4. Una última regla y tal vez la más importante: En un grupo no debe haber 
personalidades prominentes, que cada quién funda su personalidad en el 
grupo y olvidarse de posiciones o de papeles psicológicos específicos 
dentro del mismo, dejar que sea la personalidad del grupo la que determine 
el siguiente paso y no la de alguno de los miembros. 
 
7. CONCLUSIÓN Y PROPUESTA 
 
Creación de un Grupo de Trabajo. 
 
El Grupo de Trabajo puede estar formado por aquellos elementos afines a la 
difusión de la Enseñanza, que probada la seriedad y disposición al servicio 
de la Humanidad se integren en él respetando los lineamientos espirituales 
y administrativos una vez que se hayan definido. 
 
Perfil del Grupo. 
 
El compromiso del Grupo de Trabajo, entre otros, es informar de eventos 
especiales y noticias en forma periódica y organizada, enfocadose también a 
la invitación de hacer oraciones y apoyos de diversa índole, Material, 
Cultural, Espiritual, etc. 
 
Coordinación Mundial. 
 
Generación de células de difusión en cada uno de los países al que se tenga 
contacto, teniendo un representante el cual sea reconocido por el Grupo. 
La coordinación de estas células será una parte importante a desarrollar 
para obtener el alcance que se desee tener. 
 
Directorios Mundiales. 
 
Desarrollar a través de las células de difusión, directorios por ciudad - 
país para su distribución a nivel mundial, ya sea por correo normal o 
electrónico. Este directorio puede estar agrupado en primera instancia por 
tipo de filosofía o enseñanza. 
 
Organo de Difusión. 
 
Como consecuencia de los puntos anteriores, podemos predecir la creación de 
un órgano de difusión para la enseñanza espiritual, donde los grupos y 
personas tengan un vehículo, un medio de transmitir y recibir la enseñanza 
para el crecimiento de toda la Humanidad. 
  
*******