Inicio > Mis eListas > redluz > Mensajes

 Índice de Mensajes 
 Mensajes 1961 al 1990 
AsuntoAutor
Todos Santos, Dia Ricardo
Comunicacion con A Ricardo
El Sol esta Interv Ricardo
Los Virus y la Red Ricardo
Ideas-Luz desde el Ricardo
Matrix y Cyberpunk Ricardo
El Complejo Mesian Ricardo
Dia de Muertos / I Ricardo
NACE UNA NUEVA RED Ricardo
Peregrinos en el P Ricardo
Visualizaci ón Cre Ricardo
La Relacion del Hi Ricardo
ojo-Desafíos en la Ricardo
Niños Constructore Ricardo
Relatoria IV Encue Ricardo
Tiempos que se Ave Ricardo
Meditacion de Luna Ricardo
Las 7 Profecias Ma Ricardo
HOY MEDITACION PLA Ricardo
Mensaje de los Anc Ricardo
Mujeres por la Paz Ricardo
ORA POR EL MUNDO / Ricardo
Llegamos del IV En Ricardo
Como nacieron los Ricardo
ojo-Cambiar el Mun Ricardo
De Bolivia a Mexic Ricardo
El poder de manife Ricardo
generacion de luz Ricardo
El Volcan Latinoam Ricardo
ojo-Libros esoteri Ricardo
 << 30 ant. | 30 sig. >>
 
Red Iberoamericana de Luz
Página principal    Mensajes | Enviar Mensaje | Ficheros | Datos | Encuestas | Eventos | Mis Preferencias

Mostrando mensaje 2023     < Anterior | Siguiente >
Responder a este mensaje
Asunto:[RedLuz] La Relacion del Hijo Eterno con el Universo / El Libro de Urantia / Resumen Documento 7
Fecha:Sabado, 8 de Noviembre, 2003  18:41:18 (-0600)
Autor:Ricardo Ocampo <redluz @...............mx>

FALTAN 4 DIAS! 
 
IV ENCUENTRO DE LA RED IBEROAMERICANA DE LUZ 
La red de corazones 
COLOMBIA 2003 
 
Programa General 
13 al 17 de noviembre 
Buga, COLOMBIA  
 
Interredes/Reunion tecnica de arquitectura de redes 
10-12 de noviembre 
Cali, COLOMBIA 
 
http://www.redialuzcuartoencuentro.org 
 
* * * * * * * * * * 
 
El Libro De Urantia 
 
DOCUMENTO 7 
LA RELACIÓN DEL HIJO ETERNO CON EL UNIVERSO 
 
EL Hijo Original se ocupa constantemente de la ejecución de los aspectos 
espirituales del eterno propósito del Padre en su desarrollo progresivo de 
los fenómenos de los universos evolutivos con sus múltiples grupos de seres 
vivientes. El Hijo es semejante al Padre en cuanto procura otorgar todo lo 
posible de sí mismo a sus Hijos coordinados y a los Hijos subordinados de 
éstos.  
 
Como el sustentador de las realidades espirituales, la Segunda Fuente y 
Centro es el eterno contrapeso de la Isla del Paraíso, que tan 
espléndidamente sostiene todas las cosas materiales.      El Hijo Eterno es 
el sustentador auténtico de la vasta creación de realidades del espíritu y 
seres espirituales. 
 
Sin embargo, el Hijo no es personalmente responsable de la conducta de todas 
las personalidades espirituales. La voluntad de la criatura personal es 
relativamente libre y por consiguiente determina las acciones de tales seres 
volitivos. Por lo tanto, el mundo espiritual del libre albedrío no es 
siempre verdaderamente representativo del carácter del Hijo Eterno, así como 
la naturaleza en Urantia no revela verdaderamente la perfección e 
inmutabilidad del Paraíso y la Deidad. Pero independientemente de lo que 
pueda caracterizar la libre acción de un hombre o de un ángel, el dominio 
eterno del control universal de la gravedad sobre todas las realidades 
espirituales que tiene el Hijo sigue siendo absoluto. 
 
1. EL CIRCUITO DE LA GRAVEDAD-ESPÍRITU 
 
    Todo lo enseñado sobre la inmanencia de Dios, su omnipresencia, 
omnipotencia y omnisciencia, es igualmente cierto del Hijo en los dominios 
espirituales. La universal y pura gravedad del espíritu de toda la creación, 
este circuito exclusivamente espiritual, conduce directamente de vuelta a la 
persona de la Segunda Fuente y Centro en el Paraíso. Él preside el control y 
el funcionamiento de ese dominio espiritual, inequívoco y eterno, de todos 
los verdaderos valores espirituales. 
Este control gravitatorio de las cosas espirituales funciona 
independientemente del tiempo y el espacio; por lo tanto la energía 
espiritual no disminuye en la transmisión. La gravedad espiritual no sufre 
nunca retrasos temporales ni disminuciones de espacio. No decrece de acuerdo 
con el cuadrado de la distancia de su transmisión; no se retrasan los 
circuitos de poder espiritual pura por la masa de la creación material. 
 
Las realidades del espíritu responden al poder de atracción del centro de 
gravedad espiritual en conformidad con su valor cualitativo, su grado actual 
de naturaleza espiritual. La substancia espiritual (calidad) responde a la 
gravedad del espíritu como la energía organizada de la materia física 
(cantidad) responde a la gravedad física. Los valores espirituales y las 
fuerzas espirituales son reales. Desde el punto de vista de la personalidad, 
el espíritu es el alma de la creación; la materia es el cuerpo físico 
intangible. 
 
La atracción de la gravedad-espíritu y la respuesta a ello funciona no sólo 
en el universo como un todo, sino incluso entre individuos y grupos de 
individuos. Existe una cohesión espiritual entre las personalidades 
espirituales y espiritualizadas de cualquier mundo, raza, nación, o grupo 
creyente de personas. Hay una atracción directa de naturaleza espiritual 
entre personas de mentalidad espiritual dotadas de gustos y anhelos 
semejantes. El término espíritus afines no es totalmente una figura 
retórica. 
 
Al igual que la gravedad material del Paraíso, la gravedad espiritual del 
Hijo eterno es absoluta. El pecado y la rebelión pueden interferir con el 
funcionamiento de los circuitos de los universos locales, pero nada puede 
suspender la gravedad espiritual del Hijo Eterno. La rebelión de Lucifer 
produjo muchos cambios en vuestro sistema de mundos habitados y en Urantia, 
pero no observamos que la cuarentena espiritual resultante en vuestro 
planeta haya afectado en lo más mínimo la presencia y función ni del 
espíritu omnipresente del Hijo Eterno ni del circuito de gravedad espiritual 
asociado. 
Según leyes bien conocidas, podemos medir y medimos la gravedad espiritual 
exactamente como intenta el hombre computar las funciones de la gravedad 
física finita. Hay una respuesta invariable del espíritu del Hijo a todas 
las cosas, seres y personas espirituales, y esta respuesta siempre está de 
acuerdo con el grado de actualidad (el grado cualitativo de realidad) de 
todos esos valores espirituales. 
 
2. LA ADMINISTRACIÓN DEL HIJO ETERNO 
 
    En el Paraíso, la presencia y actividad personal del Hijo Original en el 
sentido espiritual es profunda y absoluta. Cuando salimos del Paraíso hacia 
afuera, a través de Havona, y nos adentramos en los dominios de los siete 
superuniversos, detectamos cada vez menos la actividad personal del Hijo 
Eterno. En los universos post-Havona la presencia del Hijo Eterno es 
personalizada en los Hijos Paradisiacos, condicionada por las realidades 
experienciales del Supremo y del Último, y coordinada con el potencial 
ilimitado de espíritu del Absoluto de Deidad. 
 
En el universo central, la actividad personal del Hijo Original se discierne 
en la exquisita armonía espiritual de la creación eterna. Havona es tan 
maravillosamente perfecto que la condición espiritual y los estados de 
energía de este universo modelo están en equilibrio perfecto y perpetuo. 
 
3. LA RELACIÓN DEL HIJO ETERNO CON EL INDIVIDUO 
 
    En la ascensión del universo local, los mortales del tiempo consideran 
al Hijo Creador como el representante personal del Hijo Eterno, pero cuando 
comienzan el régimen de capacitación del ascenso del superuniverso, los 
peregrinos del tiempo detectan cada vez más la excelsa presencia del 
espíritu inspirador del Hijo Eterno, y pueden beneficiarse por la absorción 
de este ministerio de energización espiritual. En ninguna etapa de toda la 
ascensión del mortal el espíritu del Hijo Eterno habita la mente ni el alma 
del peregrino del tiempo, pero su acción benéfica está siempre cercana y 
siempre atenta al bienestar y seguridad espirituales de los hijos del tiempo 
en avance. 
 
    La atracción de la gravedad espiritual del Hijo Eterno constituye el 
secreto inherente de la ascensión al Paraíso de las almas humanas 
supervivientes. La atracción infalible de la gravedad espiritual del Hijo 
Eterno mantiene todos los valores genuinos del espíritu y todos los 
individuos sinceramente espiritualizados. La mente mortal, por ejemplo, 
inicia su carrera como mecanismo material y finalmente ingresa al Cuerpo de 
Finalistas como existencia espiritual casi perfeccionada, estando cada vez 
menos sujeta a la gravedad material y correspondientemente cada vez más 
sensible a la atracción hacia adentro de la gravedad espiritual durante esta 
entera experiencia. El circuito de la gravedad espiritual literalmente 
arrastra el alma del hombre hacia el Paraíso. 
 
    El circuito de gravedad espiritual es el canal básico para transmitir 
las oraciones sinceras del corazón humano creyente desde el nivel de la 
conciencia humana hasta la verdadera conciencia de la Deidad. Aquello que 
representa verdadero valor espiritual en vuestras peticiones será 
aprehendido por el circuito universal de la gravedad espiritual y pasará 
inmediata y simultáneamente a todas las personalidades divinas competentes, 
y cada una de ellas se ocupará de aquello que pertenece a su especialidad 
personal.  
 
La operación discriminadora del circuito de gravedad espiritual podría 
compararse tal vez a las funciones de los circuitos del sistema nervioso en 
el cuerpo humano material: las sensaciones viajan hacia adentro por las 
sendas neurales; algunas se detienen y responden a los centros automáticos 
espinales inferiores; otras siguen hasta los centros menos automáticos, pero 
condicionados por el hábito del cerebro inferior, mientras que los mensajes 
más importantes y vitales atraviesan velozmente estos centros subordinados y 
se registran inmediatamente en los niveles más altos de la conciencia 
humana. 
 
    Pero ¡cuánto más perfecta es la magnífica técnica del mundo espiritual! 
Si algo que se origina en vuestra conciencia contiene un valor espiritual 
supremo, una vez que lo hayáis expresado, ningún poder en el universo podrá 
impedir su veloz llegada directa a la Personalidad del Espíritu Absoluto de 
toda la creación. 
 
Es el pensamiento motivante, el contenido espiritual, el que valida la 
súplica del mortal. Las palabras carecen de valor. 
 
4. LOS PLANES DE PERFECCIÓN DIVINA 
 
    El Hijo Eterno está en enlace sempiterno con el Padre en la prosecución 
triunfal del plan divino de progreso: el plan universal para la creación, 
evolución, ascensión, y perfección de las criaturas volitivas. Este plan 
divino de logro de la perfección comprende tres empresas únicas, aunque 
maravillosamente correlacionadas, de aventura universal: 
 
    1. El plan de logro progresivo. Éste es el plan de ascensión evolutiva, 
proyectado por el Padre Universal, un programa aceptado sin reservas por el 
Hijo Eterno cuando convino con el propósito del Padre: «Hagamos a las 
criaturas mortales a nuestra propia imagen». Esta disposición para el 
mejoramiento de las criaturas del tiempo incluye la dádiva del Padre de los 
Ajustadores del Pensamiento y el otorgamiento de las prerrogativas de la 
personalidad a las criaturas materiales. 
 
    2. El plan del autootorgamiento. El plan universal subsiguiente es la 
gran empresa del Hijo Eterno y sus Hijos coordinados de revelar al Padre. 
Ésta es la propuesta del Hijo Eterno y consiste en su otorgamiento de los 
Hijos de Dios a las creaciones evolutivas; allí se personalizan y 
actualizan, para encarnar y hacer real el amor del Padre y la misericordia 
del Hijo para con las criaturas de todos los universos. Inherente al plan de 
autootorgamiento, y como rasgo provisional de esta ministración de amor, los 
Hijos Paradisiacos actúan como rehabilitadores de aquello que la voluntad 
desviada de las criaturas ha puesto en peligro espiritual. En cualquier 
momento o lugar donde ocurra un retraso en el funcionamiento del plan de 
logro, si una rebelión, por ejemplo, afecta o complica esta empresa, 
entonces las disposiciones de emergencia del plan de autootorgamiento entran 
en vigencia inmediatamente. Los Hijos Paradisiacos se han comprometido a 
actuar como rescatadores, están listos para penetrar en los dominios mismos 
de la rebelión y restaurar el estado espiritual de las esferas. Y este 
servicio heroico fue el que realizó en Urantia un Hijo Creador coordinado, 
en relación con su carrera de autootorgamiento experiencial para adquirir la 
soberanía. 
 
    3. El plan del ministerio de la misericordia. Una vez que fueron 
formulados y proclamados el plan de logro y el plan de autootorgamiento, el 
Espíritu Infinito, solo y de sí mismo, proyectó y puso en marcha la empresa 
extraordinaria y universal del ministerio de la misericordia. Éste es el 
servicio tan esencial para la operación práctica y eficaz tanto de las 
empresas de logro como del autootorgamiento, y todas las personalidades 
espirituales de la Tercera Fuente y Centro comparten el espíritu del 
ministerio de la misericordia, que es tanto parte de la naturaleza de la 
Tercera Persona de la Deidad. El Espíritu Infinito funciona verdadera y 
literalmente como el ejecutivo asociado del Padre y el Hijo, no sólo en la 
creación, sino también en la administración. 
 
    El Hijo Eterno es el fideicomisario personal, el custodio divino, del 
plan universal del Padre para la ascensión de las criaturas. Habiendo 
promulgado el mandato universal, «Sed perfectos, así como yo soy perfecto», 
el Padre confió la ejecución de esta formidable empresa al Hijo Eterno; y el 
Hijo Eterno comparte la realización de esta empresa excelsa con su 
coordinado divino, el Espíritu Infinito. Así pues, las Deidades cooperan 
efectivamente en la obra de creación, control, evolución, revelación y 
ministración y, si es necesario, restauración y rehabilitación. 
 
5. EL ESPÍRITU DE AUTOOTORGAMIENTO 
 
El Hijo Eterno no puede entrar en contacto directo con los seres humanos 
como lo hace el Padre a través del don de los Ajustadores del Pensamiento 
prepersonales, pero el Hijo Eterno se va acercando a las personalidades 
creadas mediante una serie de peldaños descendentes de filiación divina 
hasta llegar ante la presencia del hombre y, a veces, como hombre él mismo. 
Lo que la experiencia de las entidades fragmentadas significa para el Padre 
Universal, las experiencias de encarnación de los Hijos Paradisiacos 
significan para el Hijo Eterno. 
Para compartir la experiencia de las personalidades creadas, los Hijos de 
Dios Paradisiacos deben asumir la naturaleza misma de tales criaturas y 
encarnar sus personalidades divinas en las criaturas mismas. Los Hijos 
Creadores coordinados y los Hijos Magisteriales asociados, junto con otras 
órdenes no reveladas de filiación, comparten esta maravillosa voluntad de 
otorgarse a las variadas órdenes de vida de las criaturas y como criaturas 
ellas mismas.       
En espíritu y naturaleza, si no en todos sus atributos, cada Hijo 
Paradisiaco es un retrato divinamente perfecto del Hijo Original. Es 
literalmente cierto que quien haya visto a un Hijo Paradisiaco, ha visto al 
Hijo Eterno de Dios. 
 
6. LOS HIJOS DE DIOS PARADISIACOS 
 
    El hecho de que no se tenga conocimiento de los múltiples Hijos de Dios, 
es fuente de gran confusión en Urantia. Cada milenio de tiempo normal del 
sector, las varias órdenes de los Hijos divinos se congregan para sus 
cónclaves periódicos. 
 
    El Hijo Eterno es la fuente personal de los adorables atributos de 
misericordia y servicio que tan abundantemente caracterizan a todas las 
órdenes descendentes de los Hijos de Dios, según funcionan a través de toda 
la creación. El Hijo Eterno transmite indefectiblemente, toda la naturaleza 
divina, si no toda la infinidad de atributos, a los Hijos Paradisiacos que 
salen de la Isla eterna para revelar su carácter divino al universo de los 
universos.  
 
    El Hijo Original y Eterno es el primer vástago-persona del «primer» 
pensamiento completo e infinito del Padre Universal. Cada vez que el Padre 
Universal y el Hijo Eterno proyectan conjuntamente un pensamiento personal 
nuevo, original, idéntico, único y absoluto, en ese mismo instante esa idea 
creadora se personaliza perfecta y finalmente en el ser y personalidad de un 
nuevo y original Hijo Creador. En naturaleza espiritual, sabiduría divina y 
poder creador coordinado, estos Hijos Creadores son potencialmente iguales a 
Dios el Padre y Dios el Hijo. 
 
Los Hijos Creadores salen del Paraíso a los universos del tiempo y, con la 
cooperación de las agencias controladoras y creadoras de la Tercera Fuente y 
Centro, completan la organización de los universos locales en evolución 
progresiva. Estos Hijos no se ocupan ni se preocupan de los controles 
centrales y universales de la materia, la mente y el espíritu. De aquí que 
estén limitados en sus actos creadores por la preexistencia, la prioridad y 
la primacía de la Primera Fuente y Centro y sus coordinados Absolutos. Estos 
Hijos pueden solamente administrar lo que ellos traen a la existencia. Así 
como los Hijos Creadores son personalizados por el Padre y el Hijo, los 
Hijos Magisteriales son personalizados por el Hijo y el Espíritu. Éstos son 
los Hijos que, en las experiencias de encarnación en la criatura, ganan el 
derecho de servir como jueces de la supervivencia en las creaciones del 
tiempo y el espacio. 
 
El Padre, el Hijo, y el Espíritu también se unen para personalizar a los 
versátiles Hijos Instructores Trinitarios, que recorren el gran universo 
como maestros excelsos de todas las personalidades, tanto humanas como 
divinas. Y hay muchas otras órdenes de filiación paradisiaca que no han sido 
presentadas a la atención de los mortales de Urantia. 
 
Entre el Hijo Maternal Original y estas huestes de Hijos Paradisiacos 
dispersas por toda la creación, hay un canal de comunicación directo y 
exclusivo, un canal cuya función es inherente a la calidad del parentesco 
espiritual que los une con vínculos de asociación espiritual casi absoluta. 
Tal comunicación es instantánea; e independiente del tiempo, aunque algunas 
veces está condicionada por el espacio. 
 
El Hijo Eterno no sólo tiene en todo momento un conocimiento perfecto en lo 
que respecta a la condición, los pensamientos y las múltiples actividades de 
todas las órdenes de filiación paradisiaca, sino que también tiene 
perfección de conocimiento en todo momento respecto a todas las cosas de 
valor espiritual que existen en los corazones de todas las criaturas en la 
creación primaria y central de la eternidad y en las creaciones secundarias 
del tiempo de los Hijos Creadores coordinados. 
 
7. LA REVELACIÓN SUPREMA DEL PADRE 
 
    El Hijo Eterno es una revelación completa, exclusiva, universal y final 
del espíritu y la personalidad del Padre Universal. En personalidad divina 
ellos son coordinados; en naturaleza espiritual son iguales; en divinidad 
son idénticos.  
 
El Hijo Eterno y sus Hijos revelan la avenida por la que la criatura tiene 
acceso al Padre Universal.      El Padre desciende a vosotros, como 
personalidad, sólo a través de los Hijos divinos del Hijo Eterno. Y vosotros 
llegáis al Padre por ese mismo camino viviente; ascendéis al Padre gracias a 
la guía de este grupo de Hijos divinos. En el progreso de los peregrinos del 
tiempo a través de los circuitos de Havona, vosotros podréis alcanzar al 
Hijo mucho antes de que estéis preparados para discernir al Padre. 
 
Aprenderéis más acerca del carácter y la naturaleza misericordiosa del Hijo 
Eterno según meditéis sobre la revelación de estos atributos divinos, 
efectuada en amoroso servicio por vuestro propio Hijo Creador, quien cierta 
vez fuera Hijo del Hombre en la tierra, ahora soberano exaltado de vuestro 
universo local: el Hijo del Hombre y el Hijo de Dios. 
 
    [Redactado por un Consejero Divino asignado para formular esta 
declaración en que se describe al Hijo Eterno Paradisiaco.] 
 
© 1993 Urantia Foundation. Todos los derechos reservados. 
 
Para mayor información sobre el Libro de Urantia, puedes visitar 
http://www.urantia.org o escribir a urantiamexico@... 
 
Resumen de Elizabeth Palm. 
 
* * * * * * * * * * 
 
LOS DOCUMENTOS DEL LIBRO DE URANTIA 
 
Los Documentos contenidos en el Libro de Urantia, se publicaron por primera 
vez en lengua inglesa en 1955, a través de la Fundación Urantia, creada 
cinco años antes para salvaguardar, traducir y publicar dichos documentos. 
Es por la calidad y veracidad de su contenido, que armoniza de una manera 
hasta ahora desconocida, la religión, la filosofía y la ciencia, por lo que 
el Libro de Urantia es valorado.  Se trata de una revelación que seres 
superhumanos hicieron posible con el fin de expandir la conciencia y elevar 
la percepción espiritual de los seres humanos. 
 
El Libro de Urantia contiene información privilegiada, que bien puede 
responder a los cuestionamientos más importantes que nos hemos hecho la 
humanidad a lo largo de nuestra historia.  Preguntas tales como, quiénes 
somos, cuál es el origen de todo,  por qué las cosas son como son, a dónde 
vamos, qué hay más allá de lo que los sentidos revelan, quedan aclaradas de 
una manera contundente y profunda. 
 
El libro hace una descripción detallada tanto del origen mismo del cosmos, 
como de su organización y abundante población que existe en diversos 
universos, y en realidades materiales, morontiales y espirituales;  también 
describe la génesis, historia y destino de la humanidad, y del universo 
local al cual pertenece nuestro planeta, Urantia; revela asímismo la forma 
íntima en que Dios entabla relación con los seres mortales, a través de la 
presencia de los llamados Ajustadores del Pensamiento, que en otras 
tradiciones conocemos como Ser Superior. 
 
El libro inicia con un Prólogo, en donde son aclarados una serie de 
conceptos tales como Dios, divinidad, deidad, realidad, entre otros, de tal 
manera que los lectores que inician la aventura de leer este material, 
cuenten con una comprensión aclarada de dichos términos fundamentales, pues 
como señalan los reveladores, la tarea de comunicar elevados conceptos y 
valores, no es fácil, no sólo por las limitaciones inherentes a nuestra 
condición, sino por las restricciones que les impuso el uso de una lengua 
humana para una revelación superhumana. 
 
La primera parte del libro trata de la naturaleza de la Deidad, la realidad 
del Paraíso, la organización y las funciones del universo central y los 
superuniversos hasta ahora creados, las personalidades del gran universo y 
el elevado destino de los seres evolutivos. 
 
La segunda parte contiene la información referente a nuestro universo local, 
que consiste en cien constelaciones de cien sistemas cada una, albergando 
cada uno aproximadamente mil mundos habitados. Los universos locales son 
obra de los Hijos Creadores y los Espíritu Maternos, quienes son 
emanaciones directas de la Trinidad del Paraíso; la administración de éstos 
está a cargo de un vasto conjunto de seres por ellos creados.  En esta 
parte, también se revela la realidad última de los mortales evolucionarios y 
la manera en que la presencia de Dios en el hombre,  hace posible para éste, 
el logro de la eternidad. 
 
La tercera parte relata la historia de nuestro planeta, Urantia, desde el 
momento en que se formó la nebulosa que posteriormente dio lugar a nuestro 
sistema solar, su desarrollo geológico, el inicio de la vida y las etapas 
subsiguientes, hasta la aparición del ser humano actual, el impulso 
civilizatorio que lo ha conducido, así como su desarrollo cultural y su 
evolución espiritual. 
 
La cuarta parte presenta la biografía de Jesús de Nazaret, Hijo de Dios e 
Hijo del Hombre. A través de estos documentos, su personalidad, su vida y 
sus enseñanzas son plenamente reveladas como nunca antes la historia o la 
religión pudieron concebir. La presentación de la imagen de esta 
incomparable vida en su marco cósmico es realmente una adecuada conclusión 
para esta revelación. 
 
Siendo un libro de 2097 páginas,  con un lenguaje bellamente literario y una 
información compleja, su lectura ciertamente es una experiencia espiritual, 
intelectual y aun emocional, que puede llevar desde unos meses hasta varios 
años completar.  Por ello, muchos lectores alrededor del mundo se han 
organizado en grupos de lectura, para profundizar en el estudio de los 
documentos y para intercambiar opiniones e información. 
 
En México, la Asociación Urantia, brinda información, asesoría y servicio a 
los lectores y demás interesados. 
 
urantiamexico@... 
 
Apartado Postal 40  
Tepoztlán, Mor.  
México 62525  
 
* * * * * * * * * * 
 
@@@... 
iberamerican web of light 
25,000 subscribers in two languajes & 90 nations worldwide 
english services 
 
Free New Info Selection Services 
If you want to receive documents like this one directly, in english, 
different from our spanish speaking services, please write to 
luxweb-subscribe@... 
Thanks for passing this to others! 
 
* * * * * * * * * * 
 
 
 
 
_______________________________________________________________________ 
Visita nuestro patrocinador: 
~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~ 
¿Sabes por qué Cruz Roja está en todo el mundo? 
  Gracias al apoyo que millones de personas 
 han dado a Cruz ROja durante más de 100 años 
 
       .Hazte socio de Cruz Roja. 
 Haz clic aqui -> http://elistas.net/ml/128/ 
~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~