Inicio > Mis eListas > redluz > Mensajes

 Índice de Mensajes 
 Mensajes 2375 al 2404 
AsuntoAutor
Cronicas VI Encuen Ricardo
II Encuentro Red M Ricardo
NGSM - Día Interna Sabidurí
El Diario de Barba Graciela
¿Qué Pasa en el Pl Graciela
Quitandole las def Ricardo
Milagros hasta la Ricardo
Oracion del 12 de Ricardo
Conferencia gratu Dana Tir
Encuentro de Luz; CTurismo
Tepoztlan 2005 / R Ricardo
Mensajes Del Arcán Graciela
Global Leadership Ricardo
VIVA LA ENERGIA PO Ricardo
El ADN es influenc Ricardo
Escuelas iniciatic Ricardo
TOBIAS - Serie de Graciela
Boletin de novedad Ricardo
Michelle Eloff - N Ricardo
Federación Galácti Guillerm
Dia Internacional Ricardo
El tiempo se ha ac guillerm
Decadencia de la C guillerm
Eres tu caparazon? Ricardo
Re: Escuelas inici Ricardo
La Segunda Luna de Ricardo
Se impecable con t Ricardo
AÑO 2006 - PREDICC Ricardo
La Luz está en alz Guillerm
La Reencarnacion / Ricardo
 << 30 ant. | 30 sig. >>
 
Red Iberoamericana de Luz
Página principal    Mensajes | Enviar Mensaje | Ficheros | Datos | Encuestas | Eventos | Mis Preferencias

Mostrando mensaje 2452     < Anterior | Siguiente >
Responder a este mensaje
Asunto:[RedLuz] La Segunda Luna de la Atlántida - Mensaje del Grupo por intermedio de Steve Rother - Noviembre 2005
Fecha:Martes, 6 de Diciembre, 2005  10:03:13 (-0600)
Autor:Ricardo Ocampo <redanahuak @...............mx>

From: "Enita Zirnis Z." <enitazirnisz@...> 
Date: Tue, 06 Dec 2005 05:42:08 -0500 
Subject: La Segunda Luna de la Atlántida - Mensaje del Grupo por intermedio 
de Steve Rother - Noviembre 2005 
 
Faros de Luz – Re-cordatorios del Hogar 
 
  
 
15 de noviembre de 2005 
 
~ La Segunda Luna de la Atlántida ~ 
 
Reactivación de los Cristales de Poder de la Atlántida 
 
  
 
Los Re-cordatorios del Hogar de los Faros de Luz son presentaciones en vivo 
en Internet, transcritas y enviadas en inglés el día 15 de cada mes. Escuche 
esta canalización tal cual fue presentada en vivo aqui> 
<http://www.lightworker.com/users/virtuallight/Lightcast/2005_10_29.php>; 
  
 
De Steve  
 
En este mensaje el Grupo retomó uno de los capítulos de la historia de Amor 
que ha venido contando, por partes, durante varios años.  Esta canalización 
en especial fue la continuación de una historia que contamos hace ya casi 
cinco años, aunque nunca llegó a publicarse o difundirse.  Al editar esta 
canalización aproveché la oportunidad para incluir algunas partes de la 
misma en la presente historia para una mayor claridad.  Es por eso que 
podrán notar algunas diferencias entre la canalización que se difundió y 
esta versión editada en forma de texto, en donde se amplió la historia. 
 
En pocos días Bárbara y yo partiremos en un crucero que estaremos 
presentando con Ronna Herman.  Saldremos de Houston Texas y nos dirigiremos 
hacia el Océano Atlántico, hacia las cercanías del Triángulo de las 
Bermudas, donde dice el Grupo que se almacenaron los Cristales de Energía de 
la Atlántida en las profundidades del océano.  El 23 de noviembre, 
aproximadamente a las 11:15 Tiempo del Este, haremos una ceremonia 
canalizada para reactivar los Cristales del Corazón y de la Energía de la 
Atlántida.  Se reunirá con nosotros un amable gigante que lleva el nombre de 
Tyberonn.  Los invitamos a unirse a nosotros a medida que completamos el 
ciclo de eventos y un destino que nos ha estado esperando a todos por largo 
tiempo. 
 
 
Esta vez, ¡esperamos que suceda un milagro! 
 
Grandes abrazos y amables codazos. 
 
Steve Rother 
 Portavoz del Grupo 
 
  
 
Del Grupo:  
 
Saludos desde el Hogar 
 
El Segundo Planeta de Libre Albedrío y la Tercera Tierra 
 
Hoy se han reunido aquí para hacer que fluyan las energías a través de 
ustedes,  para construir el Hogar sobre la Tierra y para crear su visión más 
elevada respecto al lugar en el que desean vivir.  Queremos recordarles que 
ustedes crearon algo único al tener el valor de colocarse el velo y olvidar 
lo que fueron, y venir acá a tropezarse unos con otros y a practicar el 
Juego del Espíritu fingiendo ser Humano.  Abrieron la puerta para que todo, 
en todas partes, pase al siguiente nivel de evolución.  Incluso en el 
comienzo, cuando el Juego del Libre Albedrío tomó forma por primera vez, 
hubo muchos escépticos.  Muchos dijeron: “¡Ay! Eso jamás funcionará.  Es 
necesario que esté predeterminado de alguna forma, que exista un poco de luz 
al final del túnel para que sirva de guía, de lo contrario, no habrá 
esperanza y se perderá todo.”  Sin embargo, aquí están,  abriéndose camino a 
través de la oscuridad, abriendo la puerta como nunca antes y permitiendo 
que entre la Luz para todos.  Como resultado de su éxito en este Juego de 
libre albedrío, ha comenzado un segundo Juego, porque han abierto 
literalmente la puerta para el Segundo Planeta de Libre Albedrío y algo que 
nosotros llamamos la Tercera Tierra.  El Segundo Planeta es sencillamente 
otro Juego de Libre Albedrío que ha comenzado ahora, y la Tercera Tierra es 
donde ustedes, como creadores fingiendo ser humanos, están enfocando sus 
pensamientos de aquello que desean crear en este nuevo mundo a medida que 
continúan evolucionando.  Llegará un tiempo cuando el holograma de la 
Tercera Tierra cubra al holograma original de lo que ustedes llaman 
actualmente la Tierra.  Ese holograma se está fortaleciendo incluso ahora, 
porque muchos de ustedes le están enviando Luz conscientemente. 
 
El Segundo Planeta de Libre Albedrío ha progresado mucho con la misma 
ausencia de limitaciones que el primer planeta Tierra.  Ustedes abrieron la 
puerta para que se presentara este acontecimiento.  El Segundo Planeta se 
encuentra en un calendario diferente al suyo en el ciclo evolutivo  y 
tampoco se encuentra en la misma parte del universo que su Juego.  Sin 
embargo, existe en su mismo tiempo y espacio, aunque sencillamente en un 
nivel vibratorio levemente diferente y con un calendario distinto.  En otras 
palabras, un año de ustedes no es igual a un año del Segundo Planeta de 
Libre Albedrío.  Hace apenas unos instantes, el Segundo Planeta estaba 
conformado por unas pocas amebas divirtiéndose en un estanque de agua, pero 
actualmente se encuentra en un estado evolutivo acelerado guiado por la 
misma ausencia de limitaciones que les han traído alegrías y frustraciones. 
El Segundo Planeta tendrá la misma ausencia de limitaciones que ustedes 
disfrutaron y por cuya razón muchas veces se sintieron frustrados. 
 
~ La Historia de Amor ~ 
El Sueño de Tyberonn 
 
Hoy volveremos a contactarnos con Amor a medida que compartimos con ustedes 
otro capítulo de su historia. 
 
Amor era un hombre joven que creció en los días de Lemuria y quien después 
viajo a la Atlántida a cumplir con sus seis contratos primordiales.  Existió 
un tiempo en el cual Amor se marchó de Lemuria en un gran barco en el cual 
él era el único pasajero. Pasaron muchos días después que atravesó las aguas 
del tiempo en un barco muy grande con nadie más a bordo.  El barco era en 
realidad un portal interdimensional del tiempo, porque tuvo que atravesar 
muchas dimensiones de tiempo y espacio para ubicarse en los últimos días de 
la Atlántida donde Amor debía cumplir con sus contratos.  Hoy les hablaremos 
sobre uno de esos contratos. 
 
Amor tenía una verdadera conexión del corazón en la Atlántida.  Él era un 
recolector de pensamientos y fue aceptado por los atlantes como un gran 
embajador.  En todas partes era bienvenido con calidez y respeto, incluso en 
los lugares más secretos.  Amor fue conocido como un Embajador de la Luz; 
amaba ese título y la libertad que le proporcionaba.  En raras ocasiones 
Amor hablaba de sus seis contratos sagrados, porque la mayoría no lo hubiese 
comprendido.  Ni siquiera él mismo estaba seguro de comprender realmente, ya 
que solamente sabía que existían seis conexiones importantes que debía hacer 
y que, si seguía  su corazón, éste lo conduciría a ellas.  Él no se 
encontraba en la Atlántida para cumplir con un programa, tampoco quería nada 
a cambio.  Sencillamente se encontraba allí para hacer las conexiones y 
seguir a su guía interno.  En todas partes se le abrían las puertas y las 
personas lo recibían con beneplácito.  En eso él era un mago porque permitía 
que las personas vieran su corazón, lo cual las hacía sentir cómodas 
instantáneamente con aquello que él era y su propósito al estar allí. 
 
Durante sus viajes se vio atraído a las redes de energía de la Atlántida. 
El poder del Cristal que se utilizaba en esos días era una fuente de energía 
que muy pocos comprendieron en realidad.  Para el hombre común tenía 
propiedades mágicas y sencillamente la consideraban como lo más natural del 
mundo.  Amor comenzó a trabajar con las redes de energía en su búsqueda de 
conocimiento.  Esta búsqueda llevó a Amor a conectarse con un hombre llamado 
Tyberonn, que estaba a cargo de todas las redes de energía de la Atlántida. 
Amor se conectó a través de su corazón inmediatamente con el amable gigante. 
Se conectó magníficamente con él y por algún tiempo ambos se dedicaron a 
tratar de descubrir el siguiente paso y aquello que se esperaba hicieran 
juntos.  Amor y Tyberonn se volvieron grandes amigos.  El sueño más grande 
de Tyberonn era combinar la energía del corazón con la tecnología con la 
cual trabajaba; su sueño era poner la energía del corazón en la red. 
 
La Ciudad Esmeralda 
 
Ahora Amor ya sabía cómo viajar en el tiempo, porque su visión de esa gran 
expansión llamada océano, en ese tiempo un portal, le permitió trasladarse 
hacia adelante y atrás en el tiempo.  En ese punto, Amor decidió compartir 
con Tyberonn su visión del futuro, ya que había visto cómo se desarrollaba 
inmaculadamente el sueño de Tyberonn.  Amor le describió una visión muy 
hermosa de una ciudad de cristales verdes conocida como la ciudad esmeralda. 
Dijo: “Tyberonn, imagina nubes que flotan sobre la ciudad de energía verde 
del corazón.  El reflejo verde de los cristales del corazón que brillan 
suavemente debajo de las nubes le dan a la ciudad esmeralda una imagen 
mágica, incluso durante el día.”  Amor le contó a Tyberonn que esa visión de 
la ciudad esmeralda era la manifestación de un sueño que Tyberonn había 
sostenido por mucho tiempo.  Al contarle esto, Tyberonn soltó una lágrima y 
compartió con Amor la idea que lo había obsesionado por años.  Después, 
Tyberonn le contó a Amor la historia más maravillosa de la tecnología que 
había creado la red de energía con conciencia. Tyberonn le contó que su 
mayor sueño era mezclar la energía del corazón con las redes de energía de 
la Atlántida.  Tyberonn sabía en lo profundo de su alma que con eso podría 
equilibrar la tecnología con la energía del corazón y cambiar la dirección 
que estaba tomando una Atlántida tecnológicamente desequilibrada 
reorientándola hacia un futuro muy brillante. 
 
“Tyberonn, tu sueño ya se ha manifestado, porque lo he visto en el futuro”, 
dijo Amor.  “Es la ciudad  esmeralda de la cual te hablo.  La energía del 
corazón de la Tierra se sostiene en la profundidad de ricos cristales 
verdes.  Esta visión es la manifestación de tu sueño y te permitirá colocar 
tu energía del corazón, y la energía del corazón de toda la Atlántida en la 
red, querido amigo. El próximo paso que darás, será reunir y conectar esa 
energía del corazón de la población de la Atlántida y también la de la 
Tierra.  Con ese propósito, viajarás por toda la Atlántida para descubrir 
cómo se está usando la energía del corazón y de qué manera funciona.  Así 
encontrarás los sitios energéticos del Planeta Tierra, donde se guardan esos 
cristales verdes.  Son sitios mágicos hacia los cuales te sentirás atraído. 
Con esto cumplirás tu destino como Guardián de la Tierra y se definirá el 
camino que recorrerás durante eones de tiempo y muchas vidas futuras.  En 
realidad, llevarás ese sueño y energía contigo de una vida a la otra, 
viniendo para unificar la energía del corazón y la tecnología.”  Amor le 
sonreía al amable y triste gigante que tenía frente a sí y que absorbía cada 
una de sus palabras.  Por primera vez en mucho tiempo, Tyberonn se sentía 
pleno y tras una profunda inhalación, le devolvió la sonrisa.  Amor supo en 
su interior que acababa de completar otro de sus seis contratos sagrados y, 
por un breve instante, llegó a vislumbrar la importancia que podría tener 
ese contrato para toda la humanidad. 
 
Equilibrio Entre la Energía del Corazón y la Tecnología 
 
Hacemos una pausa en el relato para hablarles sobre una importante conexión 
entre la tecnología y la energía del corazón.  Como lo mencionamos 
previamente, la tecnología es un reflejo de la condición vibratoria de la 
raza a la cual sirve.  Por lo tanto, la energía del corazón es la que debe 
equilibrar la tecnología en las razas de seres.  Si la tecnología avanza 
demasiado, dejando atrás a la energía del corazón, se crea un desequilibrio. 
A medida que se eleva la energía del corazón, ésta jalará la tecnología para 
que concuerden. Es la razón por la cual ustedes, en su tiempo, han tenido un 
gigantesco avance en los últimos 50 años.  Para nosotros eso ha sido algo 
maravilloso  de contemplar.  Se debe a que su energía del corazón ha 
evolucionado para sostener a la tecnología y hacer que ella se eleve.  En 
los días de la Atlántida, la energía tecnológica antecedía, de hecho, a la 
energía del corazón y ésta se estaba quedando atrás en su esfuerzo por 
alcanzarla.  El sueño y el destino de Tyberonn consistía en encontrar los 
medios para lograr el equilibrio.  Y por eso, trató de conectarse con la 
Tierra para enraizar y colocar esa energía del corazón y recolectarla de 
todo el mundo en la Tierra.  Eso lo llevó a contactar profundamente las 
energías de la Tierra, porque su trabajo como jefe técnico de las redes 
principales de poder de la Atlántida le brindaron la oportunidad perfecta de 
unificar esa energía del corazón con la red de energía.  Esa fue la visión 
de Amor con relación a la ciudad esmeralda, en donde la energía del corazón 
atravesaba los cristales verdes para conectarse con las redes de energía más 
extensas que jamás habían llegado a crearse. 
 
El Vacío del TEMOR  
 
Después de su reunión con Amor, Tyberonn siguió adelante y comenzó a viajar 
por las tierras de la Atlántida.  Empezó a formar la familia de la luz para 
crear un colectivo de energía del corazón con la intención de que se 
unificara con la red eléctrica.  Sentir la reacción de las personas a las 
cuales se acercaba, le causó mucho desconcierto.  Cuando comenzó a tratar de 
recolectar esa energía del corazón, lo que recibió fue una ola de temor de 
las personas con las cuales se reunió.  Aunque la mayoría estuvo de acuerdo 
con su intención, temía el resultado desconocido del sueño de Tyberonn. 
Pronto se corrió la voz sobre el amable gigante que estaba recolectando la 
energía del corazón y esta noticia creóun efecto de onda en toda la 
Atlántida.  Lo consideraban un genio tecnológico que había perdido la razón. 
Tyberonn pronto descubrió que la mayoría de las personas creían que la 
tecnología era producto del hombre y que la energía del corazón era divina, 
por lo que jamás podrían combinarse.  Ese sistema de creencias era la base 
de su temor.  Sin embargo, en lo profundo de su alma él sabía que ambas 
debían equilibrarse para que la Atlántida pudiera progresar.  En ese punto, 
Tyberonn comenzó a abandonar la recolección de energía del corazón humano y 
en su lugar, empezó a profundizar su propia conexión con la Tierra.  La 
Tierra también tenía la energía del corazón y era idéntica a la energía del 
corazón que compartían los humanos.  Tyberonn pronto descubrió que la Tierra 
almacenaba en determinados cristales la misma energía del corazón que él 
había estado recolectando.  Era mucho más fácil tratar con la Tierra que con 
los humanos, porque ella ofrecía su corazón amorosamente y jamás mostraba 
temor.  En ese tiempo Tyberonn descubrió que esos cristales de energía del 
corazón se encontraban en áreas específicas de la Tierra y las llamó Puntos 
Energéticos (Hot Spots).  Con frecuencia eran los portales espirituales 
donde se congregaba la gente para sentir su conexión con la Tierra y así, se 
fueron convirtiendo en los sitios espirituales de la Tierra. 
 
Con el tiempo, Tyberonn reunió los cristales verdes del corazón de la Tierra 
en un solo lugar y comenzó allí la ciudad esmeralda de la Atlántida.  Debido 
al temor que habían experimentado los demás, escondió la ciudad de los ojos 
del público y le comentó a pocos sobre su existencia, exceptuando a aquellos 
que trabajaban en ella.  Aún así, no pasó mucho tiempo antes de que se 
difundiera lo que llamaron el quehacer siniestro de la ciudad de esmeralda. 
Tyberonn estaba muy preocupado sobre el impacto que esto podría producir en 
su plan general.  Muchas veces, cuando se comienza a establecer una nueva 
energía en esa forma, el temor es una de las reacciones, porque normalmente 
los humanos temen lo desconocido.  El temor existe únicamente cuando no se 
comprende algo.  Pronto se hizo evidente que existía un gran temor respecto 
a la recolección de la energía del corazón.  En todas partes se sintió una 
ola de temor y debido a que la tecnología avanzaba con mucha rapidez, la 
energía del corazón tenía dificultades para alcanzarla.  Todos sabían que 
algo importante iba a suceder, pero muy pocos veían esto bajo una luz 
positiva.  En vez de esperar un milagro, el temor se enraizó y obligó a 
Tyberonn a aislarse aún más en su labor.  Una de sus mayores preocupaciones 
estaba relacionada con la forma en que el proyecto sería percibido cuando la 
energía verde del corazón comenzara a fluir hacia la red.  Incluso había 
rumores sobre sociedades secretas que estaban infiltrando personas con 
energía verde.  El corazón de Tyberonn casi se rompió al ver que el trabajo 
que había estado haciendo llegaba a su punto crítico.  La energía verde que 
Tyberonn había estado recolectando estaba alcanzando un nivel crítico y era 
necesario ubicarla en la red o liberarla en la atmósfera, donde se disiparía 
y regresaría a la Tierra.  Tyberonn y su personal sabían el gran potencial 
de peligro que involucraba la liberación de esa energía en la atmósfera, 
porque entraría a interactuar con la ionosfera y a causar grandes cambios en 
el clima, incluyendo terremotos, erupciones volcánicas y huracanes. 
 
La Segunda Luna  
 
En ese punto, uno de los jefes técnicos de la ciudad esmeralda se acercó a 
Tyberonn con la sugerencia de desviar la energía del corazón y almacenarla 
en una de las dos lunas que rodeaban el planeta.  En los tiempos de Lemuria 
y la Atlántida, la Tierra tenía dos lunas y no una.  Ambas lunas jugaban un 
papel importante en la cultura lemuriana y atlante y eran reverenciadas como 
algo sagrado.  La mayor de las dos era conocida como la segunda luna según 
un relato ancestral del folklore lemuriano sobre cómo la Tierra estuvo 
desequilibrada en sus comienzos y se nos dio otra luna para mantenernos en 
equilibrio.  Una de las lunas estaba siempre visible y eso le brindaba a 
todos una sensación de estabilidad, ya que los relatos decían que en tanto 
se pudiera ver una luna en el cielo ... todo estaba bien.  La segunda luna 
era más grande que la otra, y Tyberonn la escogió para almacenar la energía 
del corazón hasta que fuera el momento adecuado de mezclarla con la red de 
energía.  Esta alternativa era maravillosa para el proyecto y todos supieron 
que era un plan seguro. 
 
Pronto la idea fue puesta en acción y un gran rayo de luz verde se envió 
desde los cristales verdes del corazón de la ciudad esmeralda hacia la 
segunda luna.  En ese momento, Tyberonn se encontraba en las afueras de la 
ciudad observando el nubloso cielo nocturno.  Las nubes que cubrían la 
ciudad esmeralda brillaban con luz verde, dándole a ese sitio especial un 
hermoso halo de energía del corazón y de amor.  Recordó a su querido amigo 
Amor y comprendió que lo que había visto ante sí, era la imagen exacta que 
Amor había compartido con él durante esa noche llena de esperanza en que 
comenzó su camino.  Una sonrisa asomó a sus labios e imaginó a Amor frente a 
él alabando la labor que estaba llevando a cabo. 
 
Sin embargo, algo inesperado sucedió.  Las mismas nubes que esa noche le 
daban a la ciudad esmeralda ese hermoso halo verde fueron vistas por muchas 
de las personas que habitaban las aldeas vecinas.  Tyberonn descubrió que 
las personas estaban de acuerdo con sentir la energía del corazón cuando la 
mezcló con la energía y la situó en la red.  Sin embargo, al ver el rayo de 
luz verde que se dirigía a la segunda luna, surgió una nueva ola de temor. 
Esa ola de temor fue la que tiño la energía que se estaba trasmitiendo. 
Pronto comenzaron los rumores sobre demonios verdes y energías, lo malos que 
eran, y cómo el gobierno estaba haciendo algo destructivo.  Debido a ese 
temor, la energía verde estaba acompañada del temor, que no se había tenido 
en cuenta, y que fue recibido por la segunda luna. 
 
Poco tiempo después la segunda luna comenzó a oscilar en su órbita.  Esa 
oscilación de la segunda luna fue percibida por todos los humanos de la 
Tierra.  En ese punto sus emociones se vieron drásticamente afectadas. 
Ustedes podían sentir el jalón de la segunda luna a medida que la órbita 
elíptica comenzaba a extenderse hacia el espacio.  El mayor temor era que la 
oscilación de la segunda luna causara una oscilación de la Tierra en su 
órbita.  Distintos puntos de la Tierra comenzaron a presentar cambios 
importantes en los patrones del clima y el temor crecía con el pasar de los 
días.  Tyberonn supo lo que había sucedido, y era conciente de que la 
segunda luna recuperaría su órbita natural tan pronto hubiera asimilado la 
energía.  Sin embargo los gobernantes atlantes no confiaron en su consejo y 
dieron la orden de tomar la energía de la red regular de energía y ayudar a 
jalar la luna hacia su lugar, sacándola de la órbita elíptica para 
estabilizarla.  Creían que todo lo demás recuperaría su órbita y, como 
resultado, que la Tierra no oscilaría.  En ese punto, la tecnología de la 
Atlántida precedió tanto a la energía del corazón, que se llegó a un serio 
desequilibrio.  A pesar de que Tyberonn le suplicó al consejo, recibió la 
orden de obligar a la luna a recuperar su órbita.  Esa fue una de las 
últimas equivocaciones de la Atlántida. 
 
El Regreso de la Energía Cristal 
 
Aunque pasaron muchos meses antes de que se presentaran los eventos que 
condujeron a la caída de la Atlántida, ese fue el error final.  Comenzó 
cuando la segunda luna de la Tierra estalló un día ante los ojos de todos 
los habitantes de la Atlántida.  Les dijeron a todos que “Nosotros 
destruimos la luna”.  El jalón de la energía del corazón superó cualquier 
descripción y todavía se siente hoy en día.   Es la tristeza que sentimos en 
la energía del corazón y que se presenta a medida que contamos esta 
historia.  Esa tristeza ha impedido que utilicen la energía cristal en su 
vida actual para progresar en su tecnología, aunque sea muy superior a 
cualquier cosa que tengan en la actualidad.  En vez de la energía cristal, 
ustedes utilizan la electricidad y los combustibles fósiles para alimentar 
sus tecnologías.  Eso está cambiando ahora  en la Tierra y no pasará mucho 
tiempo antes de que regrese la energía cristal de la Atlántida.  Están 
recibiendo ahora la motivación para buscar fuentes alternativas de energía. 
La energía cristal regresará pronto porque los atlantes están aquí, 
escuchando y leyendo esto.  Han regresado.  Todos ustedes.  Han vuelto los 
días de Lemuria y la Atlántida y ustedes han dejado atrás esa etapa 
vibratoria, porque su energía del corazón se ha adelantado y está jalando la 
tecnología tras de sí, como debe ser, porque el equilibrio está trabajando 
mejor ahora que, incluso, en esos días mágicos.  Están descubriendo la 
oportunidad de utilizar la energía en formas nuevas.  Les decimos que 
mientras exista un equilibrio entre la energía del corazón y la tecnología, 
todo funcionará bien. 
 
La Semilla del Temor 
 
Cuando esa energía cristal verde se enfocó en la segunda luna, lo único que 
lograron fue que se alejara aún más de su órbita.  Eventualmente, la luna se 
destruyó a sí misma.  Se sabía en toda la Atlántida que la energía verde del 
corazón había derribado a la luna.  El temor desequilibró tanto las cosas, 
que en ese punto, todo el mundo tomó ese rumbo con mayor intensidad.  En 
gran medida, lo que hundió a la Atlántida fue el temor, alimentado por el 
desequilibrio de la energía del corazón.  Estos eventos se encuentran 
grabados en la memoria celular de los seres humanos de todas partes, incluso 
hoy en día.  Esa ha sido la causa de una de las mayores Semillas del Temor 
que cada ser humano ha llevado consigo.   Si llevas contigo esa Semilla del 
Temor, entonces, en el momento que inicies tu trabajo de luz, cuando entres 
en la energía del corazón, sentirás el temor de que algo en tu interior te 
dice que algo está mal, que algo sucede.  Existe un sello de energía en la 
profundidad de su ser que han llevado consigo de una vida a otra.  Lograr el 
cambio de ese sello de energía se ha convertido en uno de los mayores 
desafíos que deben enfrentar todos los seres humanos para hacer las paces 
con el Guardián del Portal, comprendiendo que es una parte  de ustedes que 
debería impulsarlos en vez de retenerlos.  En ese momento  en que la segunda 
luna desapareció y ustedes la derribaron, tal como se supo, eso hizo que la 
Tierra comenzara a oscilar.  La Tierra creó un giro diferente sobre su 
propio eje y  se presentó la separación de los continentes para equilibrar 
la energía.  En ese momento comenzaron a cambiar los continentes para crear 
un nuevo equilibrio alrededor del eje que había cambiado.  No era la primera 
vez que la Tierra cambiaba su eje.  Hasta el momento ha sucedido cinco veces 
y debía presentarse una sexta vez alrededor del año 2000.  Ustedes 
modificaron ese plan.  Ustedes cambiaron lo que se había escrito 
originalmente y aquí están.  Atlantes, ¡despierten!. 
 
Han regresado los tiempos de la Atlántida.  Ahora tienen la oportunidad de 
unir esa energía del corazón con la red.  Ahora tienen la oportunidad de 
trabajar desde el corazón.  Ahora tienen la oportunidad de presenciar la 
unificación de la energía del corazón con la tecnología porque, de hecho, es 
la unificación de la mente y el corazón  que estaba desequilibrada desde los 
tiempos de la Atlántida.  El factor del temor fue el componente más 
importante.  Llegará a la Tierra un tiempo en que el amor hablará más fuerte 
que el temor.  Sin embargo, no es el caso hoy en día, porque en este 
instante, en el Planeta Tierra, se escucha con más claridad el temor que el 
amor.  Ustedes son los que cambiarán esa energía.  Ustedes son los 
precursores de la luz.  Ustedes son los primeros en asignarle un lugar 
primordial a la energía del corazón para sobreponerse al temor, antes de que 
algo semejante vuelva a suceder, y nosotros estamos observando esto con gran 
emoción porque ya han conducido el Juego más allá del mejor de los 
resultados esperados.  Ahora están recogiendo los pedazos de la época de la 
Atlántida y los están modificando en su propio corazón. 
 
Re-Activando los Cristales de Poder en la Red del Amor 
 
En este día, Amor ha podido mostrarle todo eso a Tyberonn.  Le mostró las 
posibilidades y le mostró el cambio de la Tierra y la tristeza que esos 
eventos finales causaron.  Muchas personas, cuando vieron a las aguas 
invadir la tierra, se dirigieron a las montañas y a sus puntos más elevados. 
Tyberonn se quedó atrás con Amor porque había que cumplir con un contrato 
muy importante, pero eso forma parte de otro capítulo.  Les diremos que era 
importante ubicar esos cristales de claro poder verde de la Atlántida en un 
lugar seguro.  Es lo que hicieron Tyberonn y Amor.  Los cristales han 
permanecido ocultos hasta la fecha.  Se encuentran en algunas partes de lo 
que ustedes llaman el Océano Atlántico y ya han sido reactivados por medio 
de su propia esperanza y su energía del corazón.  Es lo que ha estado 
causando toda la turbulencia de esa área y los cambios de patrones del clima 
que ha venido experimentando la Tierra.  La energía de ese poder de los 
cristales ha permanecido allí desde el primer día.  Ustedes no pueden negar 
la energía, porque ella existe de todas formas, con o sin ustedes.  Les 
pedimos que exijan su derecho de nacimiento.  Les pedimos que sostengan esa 
energía y la sientan a medida que pasa a través suyo, no porque la 
utilizarán para alumbrar sus habitaciones o calentar sus edificios, o para 
viajar o en su tecnología, sino porque la utilizarán para filtrarla a través 
de su propio corazón y crear el sueño de Tyberonn.  En este tiempo ya han 
creado un vehículo que sostendrá energéticamente toda la energía ambiental 
que necesita ser almacenada.  Es más fuerte que cualquier luna, porque ha 
sido diseñada específicamente con el propósito de almacenar energía del 
corazón.  En este vehículo especial, incluso el temor se verá trasmutado 
automáticamente en energía de amor.  Esto se logró porque ustedes lo 
diseñaron.  También fue necesario alimentar, cuidar y fortalecer este 
vehículo debido al tiempo transcurrido, y eso también se ha cumplido porque 
lo han venido haciendo durante el último año.  Este vehículo es un 
pensamiento puro de Dios que se ha manifestado.  El vehículo es la Red del 
Amor y ustedes la crearon y utilizaron para conectar los corazones de los 
seres humanos.  La Red del Amor permite que el sueño de Tyberonn continúe, 
reactivando la energía verde del corazón por medio de los cristales de la 
Atlántida.  
 
Ahora, volverán nuevamente a formar parte de su energía.  Aunque no los 
trasladarán por algún tiempo, podrán sentir y medir la energía que procede 
de esas áreas, porque ya comenzó.  Hasta ahora, han medido su fuerza en los 
huracanes y cambios del clima.  Les pedimos que comprendan esa energía, no 
la de los huracanes y tornados, sino la energía del amor.  Mézclenla con la 
suya.  Descubran sus conexiones con esa energía.  Vuelvan a crear la nueva 
familia espiritual.  Unifiquen esa energía y siéntanla en la red de su vida 
diaria.  Esta vez no derribarán la luna, porque les contamos algo más.  En 
el Segundo Planeta de Libre Albedrío, existen dos lunas.  Llegará el tiempo 
en el cual ustedes visitarán el Segundo Planeta de Libre Albedrío, pero no 
como humanos, porque se están entrenando.  Se están entrenando como Ángeles 
Humanos, porque están aprendiendo a ser Ángeles Humanos para los demás y, 
con el tiempo, evolucionarán para convertirse en ángeles del Segundo Planeta 
de Libre Albedrío.  En esos días, van a experimentar la maravillosa 
frustración que experimentamos nosotros algunas veces respecto a ustedes, y 
nos sentimos impacientes por verlo.  Llegará el tiempo cuando observen el 
cielo y vean nuevamente la segunda luna.  Cuando suceda, sientan los 
corazones de la Atlántida que vuelven a reunirse.  Esa es su senda 
evolutiva, la que pusieron en movimiento y, en este preciso instante, es 
tiempo de que sostengan esa energía.  No la teman.  Permitan que, en su 
corazón, el amor hable más fuerte que el temor, porque todo comienza con 
ustedes.  Comienza con la energía y ustedes conducirán el contrato de 
Tyberonn y Amor al siguiente nivel, porque ustedes son los que lo van a 
crear ahora, justamente en este instante, y nosotros lo vamos a ver. 
 
Nos sentimos muy honrados de estar aquí, reflejando su luz, de estar con 
ustedes en una forma sencilla, de sostener el espejo frente a ustedes para 
que puedan verse a sí mismos, no como personas perfectas, sino desde un 
punto de vista diferente.  Cuando tienen muchos puntos de vista, tienen una 
mejor perspectiva de lo que son en realidad.  Les pedimos que re-cuerden eso 
porque no está muy lejos el tiempo en el que se les pedirá que sostengan el 
mismo espejo ante otros.  Comiencen con sostenerlo frente a las personas que 
conforman su vida.  A medida que la perciben en su interior, sepan que la 
semilla del temor forma parte de ustedes y que está limitando sus vidas, 
incluso hoy en día.  Sepan que el temor se puede trasmutar en energía de 
amor.  Trabajen en ello.  Jueguen con ello.  Disfrútenlo.  Nos alejamos 
dejándoles tres recordatorios sencillos: 
 
Trátense unos a otros con el mayor respeto, porque ustedes son Dios. 
 
Cuídense unos a otros en todo momento. 
 
Y re-cuerden que esto es un Juego. Juéguenlo bien, en unión. 
 
Espavo. 
el Grupo  
 
Conectando el Corazón 
Transformación de la adversidad a la sinceridad 
Por Bárbara Rother  
 
Jamás sentí que los tiempos de la Atlántida y la Lemuria formaran parte de 
mi pasado.  Escucho a otras personas que cuentan historias de lo que 
recuerdan cuando estaban allí.  Siento que me he perdido una gran aventura, 
desde las maravillosas experiencias percibidas en lo profundo del corazón a 
las grandes dificultades por las que atravesaron esas maravillosas tierras. 
Siento que soy un alma muy joven que ha venido unas pocas veces.  Sin 
embargo, de alguna manera, en esta vida y en algunas que recuerdo de mi 
pasado, he aprendido tanto que he llegado a sentirme como un alma muy vieja. 
Quizás aprendí a comprender las historias de aquellos que llegaron antes que 
yo y valoro sus lecciones y experiencias.  Todos podemos aprender de los 
demás, si estamos abiertos a escuchar, comprender y mantener abiertos 
nuestro corazón y nuestra mente. 
 
Compartimos la unidad de conciencia.  Incluso si no llegué a vivir esos 
tiempos pasados en la forma humana, sé que mi espíritu estaba absorbiendo 
desde otro nivel lo que estaba sucediendo.  Así, cuando finalmente decidí 
ser humana, hasta cierto punto conocía aquello que mis antecesores habían 
vivido.  Forma parte de mi memoria celular.  Todos estamos conectados. 
Incluso si determinada experiencia no te está sucediendo a nivel individual, 
hasta cierto punto la sientes y la guardas en tu alma como algo de lo cual 
puedes aprender y adaptar a tu forma de pensar y sentir en el futuro. 
 
Steve y el Grupo han hablado sobre la conexión de la energía del corazón. 
Es exactamente lo que siento que está pasando con todos nosotros.  Con los 
cambios actuales de la tierra, vamos hacia atrás y adelante en nuestro 
calendario.  Cuando sucede un desastre, sin importar el momento histórico en 
el cual se presenta, todos nos vemos afectados.  He escuchado a algunas 
personas preocuparse cuando se presentan  tragedias y sentir pena aunque se 
encuentren lejos de las personas involucradas.  Parecía  tan distante de su 
realidad, que daba la sensación de ser como una historia que se contaba. 
Cuando leemos los periódicos o miramos las noticias en la televisión, todos 
podemos reaccionar de igual forma.  Es como un drama que se desarrolla y que 
parece muy surrealista, que no forma parte de nuestra existencia diaria.  Es 
lo que siento respecto a los tiempos de la Atlántida y la Lemuria.  Es una 
historia que me intriga pero que no parece formar parte de lo que soy 
realmente.  ¡Ay! Pero en realidad si lo hace.  Todo lo que le sucede a una 
persona, se vuelve parte de aquello que le sucede a todos y a cada uno de 
nosotros.  Lo podemos negar o podemos escoger abrir nuestros corazones a las 
emociones de la humanidad. 
 
Lo hermoso de los desafíos de la vida y aquello que hace que soportemos las 
dificultades es que, con la actitud correcta, nos permite abrir plenamente 
nuestros corazones para ayudar a otros.  Sí, cuando donamos a las 
organizaciones de caridad o ayudamos a los menos afortunados en alguna 
forma, somos los más beneficiados porque nos sentimos mejor.  Al abrir 
nuestros corazones nos sanamos a nosotros mismos y a las otras personas que 
han atravesado las dificultades y a todos aquellos involucrados en las 
condiciones actuales y futuras.  Nosotros, como individuos, podemos lograr 
que la vida de los que nos rodean sea diferente y esto eleva nuestra propia 
vida a un nuevo nivel de atención respecto a lo que somos. 
 
Hace unos años, Steve y yo nos encontrábamos en Bélgica cuando un incendio 
terrible devoró muchos hogares del área de San Diego.  No podíamos hacer 
nada para proteger nuestro hogar estando tan lejos.  Sabíamos que nuestra 
familia estaba a salvo y, para nosotros, era todo lo que importaba. 
Comprendimos que, aunque perdiésemos todas nuestras posesiones materiales, 
todo estaba bien.  En ese momento escogimos no sentirnos víctimas sino saber 
que eso estaba limpiando nuestra energía.  Sabíamos que empezaríamos de 
nuevo.  Fuimos de los afortunados que no perdieron nada.  Eso fue el 
comienzo de un cambio interior que nos llevó a vender ese hogar, abrir 
nuestros corazones y confiar en el Espíritu y en nosotros y tomar la 
dirección que nos condujo a Las Vegas, a una aventura totalmente nueva en 
nuestras vidas.  Comprendí entonces que tengo el poder de elegir las 
perspectivas de mi mundo.  Puedo establecer hacia dónde quiero ir partiendo 
de cualquier experiencia que desee crear. 
 
En el pasado, les conté que estaba tomando las dificultades de los demás 
como mías y permitiendo que mi corazón se hundiera en un estado de angustia. 
Siempre se presentarán cambios en esta tierra.  Pueden conducir a nuevas 
aventuras si mantenemos la actitud correcta. Estoy muy agradecida con mi 
vida.  Ahora abro mi corazón para ayudar que los demás vean el regalo que se 
encuentra en ell interior de las mayores dificultades.  Son lecciones de la 
vida.  Reflexiono ahora sobre mi propio pasado y veo que las mayores 
dificultades a las que me he visto enfrentada representan ahora mis mayores 
triunfos.  Podemos elegir entre seguir adelante y crear una maravillosa y 
nueva vida o vivir lamentándonos por lo que sucedió en el pasado. 
 
Estamos comenzando a sentir la magia del principio de una nueva temporada de 
navidad.  Qué oportunidad tan perfecta para abrir nuestros corazones a los 
que han estado atravesando por dificultades en su vida.  A nivel individual 
podemos hacer que la vida de alguien sea diferente.  Si las dificultades te 
han tocado a ti, decide ahora mismo darle un giro a tu vida y mantenerte en 
una actitud abierta.  La polaridad de la vida tiene que ver con ser capaces 
de sacarle el mayor provecho a nuestros lados negativo y positivo.  Cuando 
abrimos nuestro corazón a otra persona y a nosotros mismos,  las 
dificultades por las que estamos pasando se volverán más livianas y en 
cambio, estaremos abiertos ante las maravillosas posibilidades que se nos 
presenten.  
 
En Amor y Luz, 
Bárbara  
 
Derechos de autor 2005. Steve Rother. Esta información es dada para que 
circule y puede ser libremente distribuida, en su totalidad o en parte, 
siempre que se incluya esta nota. Este material puede ser usado con la 
condición de que todos los derechos, incluyendo los derechos de autor de las 
traducciones de este material, permanezcan junto con los derechos de autor 
del titular. Mayor información del Grupo puede encontrarse en: 
http://lightworker.com/ 
 
¡Gracias por ayudarnos a expandir la Luz! 
 
  
 
  
 
  
 
Traducción y Edición: 
 
Equipo de Traductoras de Lightworker.com 
 
Diciembre 2005  
 
  
 
  
 
-------------------------------- 
 
-~--------------------------------------------------------------------~-
 
-~--------------------------------------------------------------------~-
         Compra o vende de manera diferente en www.egrupos.net